Union of Concerned Scientists

Acuerdo de Autoridad de Energía Eléctrica Es Pésimo Para Puerto Rico

Jose Jimenez Tirado / Getty Images file

Read in English >

Un nuevo acuerdo sobre la deuda de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) de Puerto Rico representa un gran retroceso para el futuro de la isla.

No es nueva la noticia que la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) se encuentra en bancarrota y que la prioridad para la administración del gobernador Roselló es su privatización. Tampoco es nueva la preocupación de los puertorriqueños sobre este proceso debido a las nefastas implicaciones que puede tener.

Estas incluyen el aumento desmedido en las tarifas de electricidad y la exacerbación de problemas para la salud pública y el medioambiente por el manejo indebido de cenizas, la contaminación del aire y las emisiones causantes de la crisis climática.

Estas preocupaciones están siendo confirmadas con el reciente anuncio del acuerdo entre la Junta de Control Fiscal (JCF), la mayoría de tenedores de bonos de la AEE, una aseguradora de bonos de la AEE y el gobierno de Rosselló sobre la reestructuración de la deuda de la AEE.

Para explorar las implicaciones de este acuerdo hablé con el Dr. Agustín Irizarry, catedrático del Departamento de Ingeniería Eléctrica de la Universidad de Puerto Rico en Mayagüez.

¿En qué consiste el acuerdo?

Por medio de este acuerdo se pondrá un cobro llamado “cargo de la deuda” para cubrir el déficit heredado de la AEE. Todos los usuarios de la AEE tendrán que pagar este cargo a partir de este verano y hasta el año 2067.

Adicionalmente, el cargo de la deuda aplicará a quienes actualmente cuenten con ó quienes instalen en el futuro sus propios sistemas de generación eléctrica.

¿Porqué es preocupante el acuerdo de la AEE?

Por múltiples causas:

  • Los puertorriqueños pagarán más del doble del valor de la deuda de la AEE. El acuerdo establece que por 47 años los puertorriqueños deberán pagar el cargo de la deuda para cubrir un déficit de cerca de $9.000 millones. La tarifa actual de 22 centavos por kilovatio hora (kWh) subirá 2,8 centavos/kWh en el año 2020 (antes de las elecciones); a partir del año 2043 subirá 4,55 centavos/kWh y permanecerá así por más de 20 años. Esto quiere decir que por una deuda de cerca de $9.000 millones, los puertorriqueños pagarán más de $23.000 millones sin incluir entre $100 millones y $200 millones para cubrir gastos administrativos.
  • Los usuarios de generación autónoma también deberán pagar el cargo de la deuda. Este es un momento en el que la gente está buscando alternativas para no volver a quedar meses y meses sin energía como les pasó a tantos luego del huracán María. Por eso es que después del huracán todo el mundo quiere en su casa un sistema solar con batería para almacenar la energía. El sistema eléctrico centralizado ha demostrado tener una enorme vulnerabilidad y por lo mismo se deberían promover sistemas de generación autónomas. Por el contrario, el acuerdo establece que el cargo de la deuda aplicará también a quienes cuenten con ó instalen sus propios sistemas de generación. Quienes generen su propia energía con paneles solares a partir del 30 de septiembre del 2020 deberán empezar a pagar el cargo de inmediato. Y quienes hayan instalado su propia generación antes de esta fecha y estén conectados a la red, deberán empezar a pagar el cargo de la deuda por la energía que produzcan a partir del año 2040.
Imágenes satelitales de Puerto Rico por la noche antes y después del huracán María.

Puerto Rico a oscuras después de María.

¿Qué alternativas hay?

El acuerdo como está concebido garantiza el pago de la deuda, pero no ofrece ninguna alternativa para:

  • incrementar la confiabilidad de la red eléctrica,
  • reducir la contaminación del aire mejorando la salud de los puertorriqueños y
  • reducir las emisiones que generan la crisis climática.

Desde el año 1989 las tarifas de electricidad no han subido y esto en parte ha contribuido a la falta de inversión en la infraestructura eléctrica, con su correspondiente impacto en la calidad del servicio.

Lo que debe suceder es que no se debe firmar un acuerdo que solo beneficia a los bonistas. En lugar de firmar este acuerdo, un aumento planificado de tarifas debe servir para saldar la deuda antes de 15 años, mejorar la confiabilidad de la red eléctrica y ayudar a los puertorriqueños en su transición a un sistema descentralizado que brinde un óptimo servicio y que responda a los retos de nuestro tiempo. Esto será un paso clave para aumentar la resiliencia del sistema en caso de desastres naturales como María.

¿Cómo evitar que el acuerdo de la AEE avance?

El acuerdo debe pasar primero por la legislatura, la comisión de energía y el tribunal de quiebra antes de ser aprobado. Debemos alertar a la ciudadanía para que sepa lo que se está proponiendo y actúe para prevenir la aprobación de este acuerdo. Solo así podremos proteger nuestro futuro energético.

Jose Jimenez Tirado / Getty Images file

More from Union of Concerned Scientists

Union of Concerned Scientists2 min read
Offshore Wind in the US: Scale, Jobs and Innovation
When I visited Block Island’s offshore wind farm 2 years ago I knew I was seeing history in the making. This project, the first one in operation in the US, has 5 powerful wind turbines and an installed capacity of 30 megawatts (MW). I just attended t
Union of Concerned Scientists3 min readScience
ExxonMobil Execs Care More About Dodging Responsibility for Climate Damages Than Preventing More Harm
I had the privilege of attending the ExxonMobil annual shareholders’ meeting on May 29th in Dallas, Texas. As a scientist focused on urban ecology and biodiversity in the context of the sustainability of urban greenspaces in my home state of Texas, I
Union of Concerned Scientists4 min read
Trump Administration Wrongfully Brands Chinese Scientists as Spies, Hindering Scientific Progress
I once thought that international scientific collaboration – of talking to your colleagues from around the world and sharing scientific information that could lead to real breakthroughs in the field – was a topic that was so non-controversial, it was