Sie sind auf Seite 1von 80

AGENDA INTERNA PARA LA PRODUCTIVIDAD Y LA COMPETITIVIDAD DOCUMENTO REGIONAL BOLÍVAR

Y LA C OMPETITIVIDAD D OCUMENTO R E G I O N A L B OLÍVAR
Y LA C OMPETITIVIDAD D OCUMENTO R E G I O N A L B OLÍVAR
Y LA C OMPETITIVIDAD D OCUMENTO R E G I O N A L B OLÍVAR

VERSION PRELIMINAR*

Bogotá, D.C. Octubre de 2006

AGENDA INTERNA PARA LA PRODUCTIVIDAD Y LA COMPETITIVIDAD DOCUMENTO REGIONAL BOLÍVAR

Octubre de 2006

Tabla de contenido

Pág.

Introducción

 

4

I. Los grandes retos para consolidar la estrategia de competitividad de Bolívar

6

II. La Agenda Interna de Bolivar

9

A. Visión de competitividad Departamental

10

B. Las apuestas productivas del Departamento

10

C. Comentarios a las apuestas productivas

13

D. Síntesis de la estrategia de productividad y competitividad departamental

34

III.

Agenda Interna y Visión 2019

35

A. Primer objetivo: una economía que garantice mayor nivel de bienestar

36

B. Segundo objetivo: una sociedad más igualitaria y solidaria

42

C. Tercer objetivo: una sociedad de ciudadanos libres y responsables

50

D. Cuarto objetivo: un Estado eficiente al servicio de los ciudadanos

52

IV.

Conclusiones

53

Anexos

 

57

Anexo 1. Antecedentes, metodología y proceso de construcción de la propuesta de

Agenda Interna de

Bolívar

58

Anexo 2. Caracterización de la Productividad y Competitividad de Bolívar

63

Anexo 3. Agrupación de acciones por grandes categorías y subcategorías

78

Introducción

El país ha asumido el desafío de insertarse en las grandes corrientes comerciales que caracterizan el

nuevo orden económico mundial, consciente de que debe introducir urgentemente profundas

transformaciones en los factores productivos para lograr un posicionamiento competitivo destacado

y sustentable, que contribuya al desarrollo socioeconómico que se plantea en las metas de la propuesta “Visión Colombia II Centenario 2019”.

Con este fin y con el propósito de aprovechar las oportunidades que ofrece el Tratado de Libre Comercio (TLC) negociado con los Estados Unidos, así como los acuerdos comerciales que Colombia ha firmado en el pasado y aquellos que espera concretar en el futuro, el Gobierno Nacional a través del documento del Consejo de Política Económica y Social (Conpes) 3297 del 26 de julio de 2004, asignó al Departamento Nacional de Planeación (DNP) la responsabilidad de coordinar la construcción de la “Agenda Interna para la Productividad y la Competitividad”. Esta agenda tendría como objetivo el diseño de un plan de acción de reformas, programas y proyectos prioritarios para fomentar la productividad y competitividad del país y aumentar y consolidar su participación en los mercados. Adicionalmente, de acuerdo con la metodología establecida en el mencionado CONPES, la agenda debía trabajarse de abajo hacia arriba mediante un proceso de concertación y diálogo con regiones y sectores y en tres dimensiones: regional, sectorial y transversal.

En la dimensión regional, el DNP se dio a la tarea de involucrar al país en un proceso de construcción conjunta de estrategias de desarrollo económico regional con la participación del sector público territorial, el sector privado, los actores políticos, la academia y la sociedad civil. Estos actores adelantaron un proceso de planeación participativa para concebir una visión compartida de desarrollo económico y concertar las acciones indispensables para volverla realidad. 1 Este ejercicio buscó identificar, a la luz de unas apuestas productivas, las necesidades más urgentes en términos de productividad y competitividad y las acciones (planes, programas, proyectos y medidas) que se debían emprender en el corto, mediano y largo plazo para solucionarlas.

Este proceso permitió alcanzar unos acuerdos interinstitucionales e intersectoriales que se constituyen en un importante avance en el compromiso de la dirigencia departamental pública y privada con el desarrollo actual y futuro de sus entidades territoriales. 2 Teniendo en cuenta que la transformación productiva del país y sus regiones es un propósito que exige largos tiempos de maduración, los logros del proceso de Agenda Interna requerirán complementación y consolidación para garantizar su sostenibilidad y continuidad.

Adicionalmente, el actual Gobierno Nacional ha iniciado el debate para acordar el país deseado y posible al 2019, y las políticas y acciones que harán posible construir desde el presente los correspondientes escenarios de desarrollo económico y social. La propuesta de Visión 2019 se constituye en el marco de referencia de las políticas, planes y proyectos de mediano y largo plazo, que junto con las actuales políticas y planes de gobierno posibilitarán el aprovechamiento de las

1 Sobre el proceso institucional y técnico de las AI se presentará la información relacionada de cada uno de los departamentos, como anexo XX del documento, siguiendo la guía metodológica del documento CONPES 3297 de julio de 2004. 2 El DNP acompañó en el proceso de construcción de su propuesta de Agenda Interna a 28 departamentos y dos regiones: Bogotá-Cundinamarca y Orinoquía-Amazonía. Esta última región incluye a diez departamentos:

Amazonas, Arauca, Caquetá, Casanare, Guainía, Guaviare, Meta, Putumayo, Vaupés y Vichada.

ventajas comparativas y la creación de ventajas competitivas que se han propuesto los departamentos a través de sus Agendas Internas de Competitividad. Con respecto a cada uno de los departamentos, se ha tratado de regionalizar en esta cartilla algunos de los objetivos, líneas estratégicas y acciones de la Visión 2019 con el fin de retroalimentar y de buscar la convergencia entre las estrategias de desarrollo económico territorial y los propósitos nacionales.

El presente documento Agenda para la Productividad y la Competitividad del departamento de Bolívar” pretende constituirse como un primer paso en el proceso de articular, en el corto, mediano

y largo plazo, las políticas, planes y programas nacionales con los territoriales para construir conjuntamente un país más productivo, competitivo e incluyente.

La cartilla está estructurada de la siguiente forma: el capítulo I comenta las apuestas productivas identificadas por el departamento, presenta una síntesis de su estrategia territorial para la competitividad y expone la respuesta del Gobierno Nacional a las acciones propuestas por éste. Esta respuesta institucional gira alrededor de nueve áreas temáticas, transversales a la mayoría de apuestas productivas, lo cual permite ubicar los proyectos con respecto a las políticas, planes y programas existentes y futuros.

El Capitulo III presenta de manera general los grandes lineamientos de Visión Colombia II Centenario: 2019 para el departamento que complementan los resultados del proceso de Agenda

Interna y constituyen un instrumento de referencia para que Bolívar piense en el país, retroalimente

al

Gobierno Nacional y aproxime su propia visión de desarrollo a los grandes objetivos y metas de

la

visión nacional.

Finalmente, el cuarto y último capítulo establece las conclusiones más relevantes del ejercicio de Agenda Interna y proyecta el camino a seguir para los departamentos y la Nación tras este esfuerzo inicial. El conjunto de los esfuerzos adelantados tanto en la región como en Bogotá con los foros de Retroalimentación en la Presidencia de la República con alcaldes y gobernadores, busca madurar los acuerdos sobre las acciones de Agenda Interna para que se constituyan en componente fundamental para la consolidación de una economía que garantice un mejor bienestar, y para que se logre un modelo de desarrollo socioeconómico incluyente que responda a las condiciones derivadas de los acuerdos comerciales vigentes y futuros.

I. Los grandes retos para consolidar la estrategia de competitividad de Bolívar

El departamento de Bolívar posee una importante capacidad competitiva basada en la industria química y la refinación del petróleo, y en un paulatino desarrollo del turismo nacional e internacional. Cartagena, como gran atractivo turístico, ha alcanzado una imagen competitiva destacada que necesita consolidarse y potenciarse, articulando y jalonando otros potenciales productivos que se encuentran desaprovechados.

Las apuestas productivas del departamento pueden sintetizarse en cuatro grandes renglones económicos: el turismo en sus diferentes modalidades, con especial énfasis en el histórico y cultural

e integrado con la producción de artesanías y joyería; los servicios de logística y transporte de

mercancías basados en el puerto marítimo de Cartagena; la cadena petroquímica; y la agroindustria. Estas apuestas productivas proyectan hacia el futuro al departamento de Bolívar como una región exportadora que aprovechará óptimamente su privilegiada posición geoestratégica, al ser reconocida como punta de lanza hacia el Caribe, y como centro terminal y de enlace internacional de los corredores comerciales de Colombia, especialmente hacia la costa este de los Estados Unidos, Centroamérica y Europa.

El departamento se ha propuesto alcanzar posicionamientos competitivos destacables en los ámbitos

nacionales e internacionales, que exigirán grandes saltos cualitativos con respecto a las condiciones

y relaciones de los factores productivos, y el mejoramiento de las condiciones sociales. Para el año

2010 Cartagena será uno de los principales centros turísticos del caribe ubicándose entre los primeros centros histórico-culturales, de congresos y convenciones, con facilidades para turismo de

cruceros y veleros. Espera igualmente ampliar y modernizar la cadena petroquímica con sus diversos derivados y crear las condiciones para convertirse en uno de los principales productores nacionales del sector agroindustrial, especialmente en camarón y ganado vacuno de exportación.

El potencial económico departamental desarrollado hasta el momento ha provenido de las ventajas

comparativas de la localización costera geoestratégica de Cartagena y su zona inmediata de influencia, de los atractivos naturales de la bahía y del acervo histórico – cultural y arquitectónico. En la medida que estas ventajas comparativas no se vuelvan dinámicas y no se conserven y renueven, se corre el riesgo de deteriorar el posicionamiento competitivo alcanzado.

A raíz de la concentración poblacional y de las actividades económicas más productivas en las

zonas urbanas del litoral Atlántico del departamento es necesario que los encadenamientos productivos propicien un desarrollo territorial más equilibrado entre las áreas rurales y áreas urbanas y entre el norte y sur del departamento. La característica geográfica de la jurisdicción político – administrativa de Bolívar conformada por un territorio extenso y con un limitado desarrollo vial y de transporte para incorporar las diversas zonas del departamento a los procesos de desarrollo, colocan como uno de los grandes retos que las infraestructuras y equipamientos productivos, de responsabilidad nacional, departamental y nacional, se articulen de manera que propicien la formación de sistemas productivos territoriales, tipo encadenamientos y clusters productivos, buscando vincular los diversos potenciales y zonas del departamento a la estrategia

global de competitividad y de exportaciones.

Teniendo en cuenta la proyección nacional e internacional que procura consolidar el departamento, sobresalen las apuestas relacionadas con la logística y el transporte y con los servicios de turismo, puesto que éstos exigen una articulación moderna y ágil con la región, con el resto del país y con el

exterior, particularmente con la Cuenca del Caribe. El desarrollo de una infraestructura terrestre, marítima y aérea adecuada facilitará la inserción de los productos del departamento a los diferentes mercados.

La importancia estratégica del departamento de Bolívar en los temas de infraestructura y logística hace necesario contar con una cadena que articule eficientemente el recibo, despacho, almacenamiento y transporte de mercancías y el manejo de documentos y trámites, teniendo en cuenta que estos servicios no son solamente de apoyo, sino que también se convierten en una fuente importante de empleo e ingresos que facilita la creación de ventajas competitivas para la producción local. Ante las deficiencias encontradas en la prestación de servicios públicos, en la accesibilidad e intercomunicación del departamento con el interior del país y las fronteras internacionales, y la fragilidad de las finanzas públicas y la limitada intermediación financiera, es prioritario emprender las acciones propuestas en la Agenda Interna contando con el concurso del gobierno nacional, los gobiernos de las entidades territoriales y el sector privado.

La industria petroquímica, con la refinación de petróleo y sus derivados, constituye la mayoría de la base económica manufacturera, con reducidos eslabonamientos productivos que posibiliten la difusión del crecimiento hacia el reto de los sectores económicos del departamento. Es importante que las acciones prioritarias establecidas para consolidar este reglón productivo se implementen de manera que faciliten la formación de encadenamientos y clusters productivos.

La información socioeconómica señala un gran desbalance entre el crecimiento económico alcanzado por unos pocos sectores de actividad económica y grupos poblacionales y el amplio rezago socioeconómico que se expresa en una tasa de analfabetismo superior a la media nacional, en el elevado nivel de pobreza, en la escasa calificación del recurso humano y en la creciente necesidad de fuentes de empleo. Las estrategias de implementación de la Agenda Interna tienen el reto de lograr que los impulsos económicos abran fuentes de empleo e ingresos al alcance de los sectores tradicionalmente excluidos de los beneficios del crecimiento.

Las condiciones actuales y tendencias de la base económica, la distribución territorial del crecimiento económico y las ventajas comparativas que posee el departamento, en el marco de la creación de condiciones de competitividad que promueve la Agenda Interna de Competitividad, y las propuestas de la Visión 2019, destacan las siguientes líneas estratégicas para definir los retos compartidos entre la nación y las entidades territoriales para impulsar la productividad y competitividad del departamento de Bolívar:

i. Consolidar el turismo hacia unos segmentos de mercado que aprovechen de manera más eficiente y rentable las ventajas comparativas de Cartagena y su zona inmediata de influencia como centro histórico y cultural, con atractivos marítimos, que brinden una imagen y un posicionamiento competitivo nacional e internacional, que a la vez constituye a la ciudad como centro nacional e internacional de congresos y convenciones.

ii. Desarrollar estrategias para la implementación de las acciones de las apuestas productivas sobre la base de un modelo de estructuración de sistemas productivos tipo encadenamientos y clusters, que logren articular a través de una plataforma logística, las industrias motores del turismo y la petroquímica, y las ventajas como puerto exportador, buscando vincular además con eslabonamientos, los demás

sectores productivos del departamento, con especial énfasis en agroindustria, y de minería y joyería.

iii. Definir y desarrollar una estrategia de desarrollo económico territorial con alcance regional y vinculando a los municipios, que posibilite articular los impulsos económicos de la costa caribe departamental, a través de un sistema urbano regional más equilibrado que logre vincular el sur del departamento a la estrategia de competitividad.

iv. Incorporar de manera sustancial la ciencia, tecnología e innovaciones y la formación de talento humano, pertinentes a las apuestas productivas priorizadas, como factores clave para la estrategia de construcción de ventajas competitivas.

El planteamiento de las estrategias para elevar la productividad y competitividad territorial de Bolívar, articuladas con los elementos correspondientes de la Visión Colombia 2019, son el punto de partida para mejorar sustancialmente las condiciones de desarrollo socioeconómico del departamento a partir de las iniciativas y del liderazgo local, favoreciendo simultáneamente a la región y al país. Un reto compartido, por ende, debe ser garantizar la continuidad en la concertación público – privada, y de la nación con los diferentes actores territoriales, con el fin de madurar y ejecutar las visiones de desarrollo departamental y nacional.

II.

La Agenda Interna de Bolivar

El contexto de desarrollo para la competitividad regional, la reseña del proceso técnico y político que sustenta las propuestas de la Agenda Interna de Productividad y Competitividad departamental y el perfil económico y social de la región, el cual se encuentra como anexo, posibilitan delinear con cierta claridad los retos para la competitividad departamental y los factores prioritarios para construir ventajas competitivas, considerando las capacidades diferenciales de cada departamento.

Este panorama le permite al gobierno nacional disponer de una percepción más clara sobre las potencialidades regionales y la forma de articularlas alrededor de la Agenda Interna Nacional de Productividad y Competitividad, reconociendo la diversidad y heterogeneidad regional. Por lo anterior y a partir del entendimiento integral de las propuestas hechas por cada departamento, se presentan un análisis de las apuestas productivas, así como los resultados iniciales de la alineación de las políticas, planes, programas y medidas que el Gobierno Nacional dispone en el corto y mediano plazo, como apoyo o complemento para las acciones de la agenda. Así mismo, se relacionan aquellas estrategias que desde la propuesta de 2019: Visión Colombia II Centenario se perfilan como claves para su implementación.

Esta identificación de iniciativas coincidentes con los intereses departamentales y las recomendaciones complementarias, desde la perspectiva nacional, serán puestas a consideración de los gobiernos y actores departamentales para llegar al acuerdo final de la Agenda Interna Nacional de Productividad y Competitividad la cual, en articulación con las agendas internas departamentales, se constituirá en el plan estratégico de corto, mediano y largo que permita alcanzar una inserción exitosa del país y sus regiones en nuevo el orden económico internacional.

El departamento de Bolívar definió trece (13) apuestas productivas. Con fines expositivos se han agrupado en tres grandes áreas que se describen en el numeral 2 de éste capítulo.

Sector

Apuesta productiva

 

Ampliar la producción de frutas y hortalizas y convertirse en un proveedor principal de pulpa y jugos.

Conformar la cadena productiva piscícola para ser el principal exportador en Colombia en filetes frescos de tilapia.

Generar las condiciones técnicas y empresariales para incrementar la calidad competitividad de las hojas de tabaco negro.

Encadenamientos

Ampliar el complejo de producción, desmonte y comercialización de fibra y semilla de algodón a 10.000 hectáreas al año 2010.

agroindustriales

tradicionales

y

Conformar una cadena biotecnológica sanitaria bovina para potenciar la exportación de productos de la industria cárnicos y lácteos.

nuevos

Convertir al departamento en un gran productor de aceite de palma con una siembra de 20.000 has.

Incrementar la siembra de cacao en 10.000 has. y aumentar su producción por medio de la instalación de un complejo agroindustrial de procesamiento y comercialización.

Ampliar en 50.000 hectáreas los bosques comerciales para convertirse en la principal industria de tableros y muebles del Caribe Colombiano.

Sector

Apuesta productiva

Servicios

Consolidar la gama de productos turísticos en las siguiente modalidades: histórico-

empresariales

y

personales

(excepto salud)

cultural; sol-playa y ecoturismo; turismo de veleros y crucero; y congresos, convenciones y eventos.

Aumentar el flujo comercial por medio de servicios logísticos eficientes de comercio portuario.

Artesanías

Exportar artesanías mediante el fortalecimiento de la cadena productiva de los tejidos y hamacas de San Jacinto

Minería y carbón

Fortalecer, articular y consolidar la cadena productiva aurífera para posicionar los productos de joyería internacionalmente.

Petroquímica

Impulsar la cadena petroquímica-plástica a un nivel de competitividad internacional en cuanto a la producción de sustancias químicas y plásticos de consumo.

A. Visión de competitividad Departamental

La Agenda interna del departamento de Bolívar relaciona sus componentes productivos y físicos, con un uso eficiente de su potencial natural y humano, a partir de los sectores y actividades productivas actuales de mayor potencial tanto para el mercado internacional como para el nacional. Dentro de tal contexto, la Agenda enfatiza la importancia de Cartagena como plataforma logística para el comercio exterior; de la cadena petroquímica, orientada a garantizar hacia el año 2012 la disponibilidad de materias primas nacionales de manera competitiva y desarrollada; un cluster de turismo diferenciado y posicionado en los ámbitos regional, nacional e internacional con énfasis en el patrimonio cultural; un sector agrícola y minero desarrollado en cárnicos, oleaginosas, maderas, lácteos, cacao y derivados, camarones, tabaco, algodón, acuicultura industrial, explotación aurífera y orfebre, y sal marina.

El departamento de Bolívar integra en su agenda productiva la idea de que el impulso a la productividad, la competitividad y el desarrollo sostenible son factores fundamentales para la solución de los problemas de empleo, pobreza, deterioro ambiental y propiciar dignidad social con seguridad personal y colectiva. Un elemento distintivo es que muestra como este proceso debe estar acompañado por las ventajas competitivas que, no solo el departamento de Bolívar posee, sino la costa caribe entera tiene por ofrecer al mundo.

B. Las apuestas productivas del Departamento

Para definir las apuestas productivas que se constituirán en los ejes de desarrollo del departamento, los actores regionales acudieron a un análisis de su economía actual tanto en lo que tiene que ver con la producción y con la productividad, como con el comercio nacional e internacional y las tendencias globales en los mismos aspectos.

Este análisis permitió establecer los siguientes criterios para determinar las apuestas: a) el impacto que cada uno de los sectores productivos analizados tiene en el PIB regional actual y en el valor agregado industrial; b) el empleo actual y el potencial para la generación de nuevos empleos, c) la viabilidad o factibilidad de las apuestas productivas, d) el impacto social, e) articulación con otros proyectos, f) el impacto sobre el territorio y la posibilidad de llegar a todo el departamento, g) la sostenibilidad ambiental y h) el potencial exportador y su nivel de competitividad.

De igual manera se evidenció una preocupación por detectar las oportunidades y efectos de un TLC para sus sectores productivos; impacto económico y de bienestar de la población, la sostenibilidad

ambiental, el fortalecimiento de la infraestructura para generar economías de escala para la reducción de costos de los medios de transporte, la generación de servicios con alto valor agregado

y el desarrollo turístico y cultural. Este ejercicio enfoca principal atención en las acciones para

potencializar la ventaja comparativa que tiene el departamento en términos de ubicación estratégica

para el comercio nacional e internacional, el reconocimiento histórico y cultural de Cartagena para

la promoción del turismo, y la necesidad de vincular al desarrollo económico importantes recursos

de zonas del departamento que se encuentran desvinculadas o con dificultades de accesibilidad a los centros de mayor desarrollo relativo.

La economía territorial del Departamento de Bolívar, exceptuando a Cartagena, se sustenta principalmente en los sectores agropecuario, minero, servicios y otras actividades económicas correspondientes a los sectores artesanal y turístico. De acuerdo con los criterios esbozados Bolívar

le apostó en amplios términos a tres grandes áreas:

1. Encadenamientos agroindustriales tradicionales y nuevos.

Esta agrupación de apuestas tiene en común el interés por abrir las posibilidades de contar con productos competitivos que aprovechen todo el territorio departamental incluyendo sus mares. Se espera que las apuestas productivas incluidas lleven al departamento a constituirse en un polo de desarrollo alrededor de la agregación de valor incorporando a la producción primaria la transformación manufacturera.

Bolívar es un departamento con ventajas competitivas para el desarrollo de proyectos

agroindustriales en acuicultura y pesca, cárnico y lácteos, frutas y hortalizas, palma de aceite, cacao,

la cadena forestal, la cadena de tabaco, y la producción de algodón.

El departamento presenta deficiencias en infraestructuras, especialmente en lo que se refiere a acueducto y alcantarillado y vías de comunicación. Estos hechos dificultan la formación de encadenamientos productivos y la penetración de los productos y servicios a los centros con mayor demanda. La gobernación ha venido desarrollando esfuerzos para mejorar estos aspectos; a través de la Agenda Interna regional de Bolívar se busca desarrollar las infraestructuras, equipamientos, servicios y condiciones empresariales, de formación de capital humano y de desarrollo institucional, que son indispensables para crear ventajas competitivas sostenibles.

A continuación se muestran los principales cultivos que se desarrollan en el departamento, donde se

destaca una mayor participación de los cultivos transitorios.

Fuente: Tomado de Pérez Gerson. Documento de trabajo No 58 sobre economía regional Bolívar: Industrial,

Fuente: Tomado de Pérez Gerson. Documento de trabajo No 58 sobre economía regional Bolívar: Industrial, agropecuario, y turístico julio 2005

El departamento tiene un gran potencial agropecuario y de recursos marítimos, desarrollando y modernizando actividades como la camaronicultura, la producción de tabaco, de algodón, palma

africana y caucho, se podrán colocar en el mercado agregado.

productos de calidad con importante valor

En cuanto a la minería, existen importantes posibilidades en la extracción de oro y de sal marina. Estas actividades junto con un adecuado acompañamiento del gobierno central y los gobiernos locales, podrían contribuir al desarrollo del departamento.

2. Servicios empresariales y personales (excepto salud).

Como apoyo a todas las apuestas pero también a las del resto del país, especialmente a aquellas con potencial exportador y para suplir también las necesidades complementarias de importación y manejo de carga, se presenta la consolidación de la región como plataforma logística cuyo punto nodal es el puerto de Cartagena apoyado en la infraestructura de transporte del departamento y en la tradición de manejo de carga y comercio exterior de la región.

El departamento de Bolívar le apuesta prioritariamente a mejorar la infraestructura marítima, fluvial y terrestre, a la gestión empresarial y la investigación, innovación y desarrollo tecnológico para mejorar su competitividad y productividad, entre muchas otras necesidades, para convertirse en plataforma logística fortaleciendo el ingreso y la salida de bienes y mercancías frente a competidores nacionales e internacionales.

La consolidación de la región como plataforma logística es de vital importancia no solo para el departamento, sino para el desarrollo en general del país, pues allí se encuentra un polo de desarrollo en la prestación de una mayor cantidad de servicios para la industria con alto valor

agregado, mejores ingresos al gobierno y la mejor estrategia para la inserción del país a los mercados internacionales.

En cuanto a los servicios a las personas, la apuesta turística busca convertir al departamento en un destino preferencial, nacional e internacional. Turismo diferenciado y posicionado en los ámbitos regional, nacional e internacional con énfasis en el patrimonio cultural. Su oportunidad, entre muchos otros factores esta ligada a la profesionalización en la prestación de los servicios de la cadena (agencias de viaje, hoteles, restaurantes, etc.) y desarrollo de variedad de tipos y rutas turísticas combinando actividades Histórico-Culturales, Sol-Playa y Ecoturismo, turismo de Veleros y Crucero; y Congresos, Convenciones y Eventos.

3. Manufacturas de la cadena de Artesanías, minería y Petroquímica.

El uso de técnicas y saberes ancestrales en la tejeduría y el manejo del telar vertical, son algunas de las ventajas que el departamento de Bolívar desea aprovechar en la fabricación de artesanías. Sin embargo, es necesario aumentar su participación en los mercados internacionales basada en la elaboración de productos que cumplan con los estándares de calidad, diseño y normas técnicas exigidas en estos mercados.

Adicionalmente, propone consolidar y fortalecer la comercialización de estos productos a partir de una efectiva articulación con el Cluster de Turístico de Cartagena y en general con el Corredor Turístico del Caribe Colombiano.

La cadena de producción minera comprende la exploración, la explotación, el beneficio, la transformación, el transporte desde la mina al sitio de beneficio y acopio y la distribución y comercialización. La actividad minera responde, en gran medida, a la coyuntura económica en la cual los precios internacionales juegan un papel fundamental. Bolívar desea consolidar la cadena productiva de artículos de joyería y bisutería

El departamento de Bolívar pretende con la apuesta petroquímica, plásticos, cauchos, tintas y fibras consolidar el desarrollo empresarial hacia fuera del sector. Se busca aumentar la producción de esta cadena sosteniendo y aumentando la exportación de sus productos que llega al 72% en el 2004.

De manera exitosa Colombia ha logrado penetrar los mercados internacionales con la manufactura en textiles, algodón, fibra y confecciones, gracias a la oferta de productos de excelente calidad, mano de obra calificada y cercanía al mercado norteamericano. Se persigue con esta apuesta aprovechar y fortalecer el complejo algodonero como principal insumo de producción y comercializar productos diferenciados como lo son las hamacas de San Jacinto.

C. Comentarios a las apuestas productivas

Como parte de los cuatro grandes sectores productivos establecidos arriba, el departamento de Bolívar ha definido trece (13) apuestas productivas. En este aparte se harán unos comentarios, sobre cada una de ellas, con el fin de proporcionar elementos adicionales de juicio para el análisis final que deben adelantar tanto las entidades públicas como las privadas y los mismos empresarios. Las definiciones de la apuesta productiva y de las ventajas comparativas y competitivas que figuran en los respectivos cuadros iniciales se ciñen a los textos preparados por cada uno de los departamentos en el registro de la correspondiente apuesta.

1.

Encadenamientos agroindustriales tradicionales y nuevos.

a. Cadena de productos cárnicos y lácteos.

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

El departamento busca fomentar, incluyendo a pequeños, medianos y grandes ganaderos, llegar a los dos millones de reses en el año 2020, estimulando la cría para obtención de machos de levante destinados a la ceba de exportación. Se desarrollan los mecanismo para adoptar nuevas tecnologías para incrementar no solo el número de reses por hectárea, sino también la calidad genética del ganado para obtener mayor precocidad y carne de mejor calidad, reforzando la producción de toneladas de carne libres de toda clase de enfermedades, certificadas mediante un programa de bio-tecnología sanitaria De igual manera se busca impulsar procesos agroindustriales para agregación de valor de los productos y subproductos ganaderos.

Recursos abundantes, cercanía al puerto y aeropuerto de Cartagena , tierras fértiles , mano de obra barata, abundantes recursos hídricos , tradición agropecuaria y ganadera, razas de ganado bovino adaptadas al trópico.

Amplio numero de puertos privados, bajos costos operativos de puertos, amplia capacidad de almacenamiento y movilización, centros académicos con formación exportadora, conocimiento y difusión del sistema, materia prima suficiente para implementar explotaciones tecnificadas en estabulación, zonas declaradas libre de aftosa con vacunación, gremio fuerte y consolidado organizativamente.

Necesidades Prioritarias

Infraestructura de Transporte terrestre

Normatividad y marco regulatorio

Investigación, desarrollo tecnológico e innovación

Gestión empresarial

Investigación, desarrollo tecnológico e innovación

Comentario a la propuesta

La producción de la cadena de la carne bovina comprende una etapa agropecuaria y una agroindustrial. En la primera se incluyen la cría y engorde del ganado. Su transporte, sacrificio, corte, congelación y comercialización son actividades de la segunda etapa. Los sectores industriales que se derivan directamente de la actividad ganadera son: la matanza de ganado y la preparación de carnes y embutidos, el consumo de cueros y la producción industrial a través de los mismos.

Colombia se ubica como el onceavo país con mayor población bovina en el mundo, y en el continente americano es superado solo por Brasil, Argentina y México. El hato ganadero colombiano está compuesto por 25 millones de cabezas de ganado y ocupa 42 millones de hectáreas de pastos. A partir de esta relación se cataloga la colombiana como una ganadería de tipo extensivo.

El 57 por ciento de la población bovina en Colombia se destina a la producción de carne, el 3 por ciento a la producción de leche, y el 40 por ciento se explota como ganadería de doble propósito.

En el año 2000, la actividad ganadera (carne y leche) representó el 30% del valor de la producción agropecuaria nacional y el 67% del sector pecuario. En términos de valor es el principal producto de la actividad pecuaria nacional y es tres veces el valor de la avicultura (carnes y huevos).

Las actividades industriales derivadas de la ganadería (carne y leche): matanza de ganado, preparación y conservación de carnes, producción y desarrollo de industrias relacionadas con el

cuero, calzado y prendas de vestir, representan el 2.23 por ciento de la producción bruta de la industria manufacturera del país y el 2.16 por ciento del valor agregado creado por la industria nacional, generando aproximadamente 21.000 empleos directos.

La región norte del país es la de mayor participación en la producción ganadera (28 por ciento), seguida de la región oriental (27 por ciento). Los departamentos con mayor población ganadera son en su orden Córdoba, Antioquia, Casanare, Caquetá, Cesar, Santander, Meta y Cundinamarca, que concentran más del 60 por ciento del ganado del país. No obstante, en todos los departamentos se evidencia producción ganadera.

Una revisión de las apuestas de las regiones del sector muestra como elementos comunes las necesidades de apoyo del Estado en la construcción de infraestructura para el desarrollo del sector. Así mismo, aunque con menor frecuencia, se insiste en la necesidad de involucrar elementos tecnológicos a la producción, y en adaptar sus productos a lo requerido por las normas internacionales en la materia.

No obstante, las preocupaciones de las regiones en el tema de carne y leche se orientaron principalmente a resolver los problemas de los primeros momentos productivos, es decir de la cría y transporte de ganado, mucho menos a fortalecer los procesos industriales derivados de la actividad.

Después de la carne, la leche es el principal producto extraído del ganado bovino. La cadena de la leche comprende la producción de leche cruda, el proceso de pasteurización y la producción de leches ácidas y quesos.

La producción lechera colombiana tiene asiento en cuatro regiones principales: Región Atlántica (40 por ciento) conformada en orden de importancia por los departamentos de Cesar, Magdalena, Córdoba, Atlántico, Guajira, Sucre y Bolivar; Región Occidental (17 por ciento) conformada por los departamentos de Antioquia, Caquetá, Huila, Quindio, Caldas, y Risaralda; Región Central (34 por ciento) conformada por los departamentos de Cundinamarca (Sabana de Bogotá), Boyacá, Meta y Santanderes; Región Pacífica (9 por ciento) conformada por los departamentos del Valle del cauca, Nariño, Cauca, y alto Putumayo.

El total de la producción para el año 2003 fue, según cifras del Ministerio de Agricultura, de 6.500 millones de litros, de los cuales cerca de un 88% fue consumido por la industria láctea y el restante 12% destinado al sostenimiento de novillos en sistemas de producción de doble propósito (carne y leche) o para comercialización en la modalidad de cantinas en zonas rurales, poblaciones de menor tamaño o en los estratos 1 y 2 de las principales ciudades del país.

Según información de la encuesta anual manufacturera a cuatro dígitos del año 2003, el valor de la producción de la industria láctea de Colombia ascendió a 3,1 billones de pesos 3 , distribuidos en un 65% (2,03 billones de pesos) en compras de materias primas y un 35% (1,09 billones de pesos) en generación de valor agregado. El 12% de la producción de leche, según estimativos del Observatorio Agrocadenas, fue aproximadamente 0,37 billones de pesos. De esta manera, para ese mismo año se registra un valor total de la producción para la Cadena de 3,5 billones de pesos.

Debido a que la leche fresca es un producto perecedero con altos costos de transporte, su comercialización se realiza fundamentalmente a nivel interno para suplir la demanda de los procesadores del producto y consumo en fresco por parte de la población. Esto explica que los

3 Lo cual equivale a una participación del 4.1% de la producción Industrial.

niveles de producción y consumo aparente sean similares y que existan bajos flujos de comercio internacional, que se restringen a un intercambio fronterizo.

La cadena cárnica y láctea le apuesta a aumentar la producción con estándares de calidad libre de

enfermedades con razas mejoradas, adaptadas al trópico y aptas para el abastecimiento del mercado interno y externo. Dentro de los principales destinos internacionales se encuentra EEUU, CAN Centro América, las Antillas y Rusia.

Aunque la ganadería es una actividad extensiva que se caracteriza por el bajo rendimiento y el poco impacto en la generación de empleo, el departamento de Bolívar apuesta a que los acuerdos de Libre comercio y la reducción de barreras arancelarias permitan aumentar las exportaciones de la cadena. En busca de una mayor competitividad y productividad, la agenda interna prevé desarrollar acciones a suplir las necesidades prioritarias con la modernizando de infraestructura para la reducción de costos y mejorar la calidad del producto, aplicando investigación, innovación y desarrollo tecnológico en la reducción de aftosa y brucelosis, transferencia de tecnología, capacitación y formación del recurso humano y cumplimiento de requisitos fitosanitarios para abrir mercados de exportación

El sector de las actividades pecuarias en Bolívar se concentra en la producción de ganado bovino,

pesca y acuicultura. El tipo de producción que más sobresale en el departamento es el de ganadería doble propósito, con razas como la Cebú, Criollo, Pardo y Holstein. El segundo tipo de ganadería es la porcina, la cual representa cerca del 15% del total del departamento. El inventario de este tipo de ganado se encentra alrededor de las 190.000 cabezas.

Con estas apuestas se busca el impulso a la modernización de la ganadería (sector cárnico y lácteo) para que hacia el 2020 el departamento sea el principal proveedor de ganado en pie para ceba con fines de exportación en la región del Caribe Colombiano, utilizando fincas certificadas por el ICA.

Para el 2015, Bolívar tendrá una industria de lácteos procesados (leche pasteurizada y derivados lácteos) con altos estándares de calidad y en permanente innovación, estando entre los cinco primeros lugares en ventas en este segmento del mercado

El sector ganadero estará en capacidad de exportar en corto plazo 40 mil toneladas de carne bovina.

Probablemente la tarea más importante es culminar el gran esfuerzo de mejoramiento sanitario de

los últimos años, con la certificación internacional de libre de aftosa para todo el territorio colombiano.

Por causa de la violencia, en la mayor parte de los municipios del departamento se redujo el inventario ganadero, especialmente en los Montes de María, por lo que se hace necesario implementar el Programa de Repoblamiento Bovino destinado a los pequeños productores y un Programa de Fomento en todo el departamento, incluyendo a pequeños, medianos y grandes ganaderos para llegar a los dos millones de reses en el año 2010.

A futuro hay que esperar la respuesta de los ganaderos a los cambios en las condiciones de

seguridad del país, para observar el crecimiento en la producción bovina departamental, al tiempo que será necesario impulsar la demanda y fortalecer los planes de reposición de la ganadería, particularmente con los esquemas de financiación para la retención de vientres, quizás en función proporcional a los inventarios, para asegurar que supere el simple mantenimiento del tamaño de la ganadería actual, sobre todo si se quiere no solo recuperar la demanda interna sino alcanzar una oferta exportable adecuada a los requerimientos que demandaran el eventual acceso a los mercados

internacionales y nacionales. Al fomentar la cría, se incrementa la producción de leche que se procesará en las pasteurizadoras y productoras de leche en polvo, con destino al mercado nacional e internacional.

En Bolívar, de acuerdo con el PIB departamental de 2002, el 50% del PIB agropecuario sin silvicultura, pesca y forestal, corresponde al sector precuario, evidenciando la gran importancia de este sector 4 . En efecto, el departamento cuenta con una experiencia que ha facilitado formular una apuesta pertinente y con acciones claramente enfocadas para lograr consolidar al departamento como un líder en la producción y exportación de carne, lácteos y sus derivados. Es importante tener presente que el potencial de crecimiento de este mercado, depende del comportamiento de la demanda interna y de los países andinos, y de las condiciones del acuerdo comercial con Estados Unidos, particularmente en el segmento objetivo de la apuesta de carne industrial y de corte fino.

El departamento registra que existen ventajas comparativas para potencializar este tipo de producción como es el hecho de contar con un amplio numero de puertos privados, bajos costos operativos de puertos, capacidad de almacenamiento y movilización, centros académicos con formación exportadora, conocimiento y difusión del sistema, suficientes tierras aptas para la ganadería, materia prima suficiente para implementar explotaciones tecnificadas en estabulación, zonas declaradas libre de aftosa con vacunación, gremio fuerte y consolidado organizativamente

b. Cadena productiva Palma de aceite.

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

Conversión del departamento de Bolívar en un gran productor de aceite de palma, mediante la siembra de 20.000 hectáreas, para la instalación de un complejo agroindustrial (producción de palma africana de aceite, procesamiento industrial de aceite de palma y palmiste, y su comercialización nacional.

Condiciones biofísicas y ambientales óptimas, al igual que una localización geográfica y red vial nacional próxima a mercados y puertos de exportación. Calidad de los suelos con áreas de cultivo superiores a las 50.000 has aptas para el cultivo de palma. Los rendimientos de los cultivos en Bolívar, superan ampliamente el rendimiento promedio nacional.

Uso

de

tecnología

agronómica

y

de

procesamiento

industrial

de

punta.

Disponibilidad

local

de

mano

de

obra

calificada.

 

Necesidades Prioritarias

Infraestructura de Transporte terrestre

Infraestructura productiva

Educación para la productividad y la competitividad

Desarrollo corporativo

Investigación, desarrollo tecnológico e innovación

Normatividad y marco regulatorio

Comentario a la Propuesta

Comentario a la propuesta

La cadena productiva de la palma se inicia con el proceso de siembra, cultivo y cosecha de las semillas oleaginosas. La fase industrial comprende la extracción de los aceites crudos y otros subproductos y la refinación, mezcla e hidrogenación de los aceites crudos obtenidos en la etapa anterior. El proceso de producción de aceite comprende dos etapas fundamentales: la primera, la

4 Cuentas departamentales - DANE

extracción de aceite crudo de diferentes productos oleaginosos, semillas y frutos, la segunda es la obtención de aceites refinados a partir de estos aceites crudos.

La palma de aceite es el cultivo que reviste la mayor importancia en términos de área cultivada, producción y rendimiento. La producción de aceites en el país en 2003 se explicó fundamentalmente por los aceites extraídos a partir del fruto de la palma (aceite crudo de aceite de palma con 22.65% de la producción total, aceite refinado de palma con 6.47%, aceites mezclados con 6.07%), de la almendra de palma (aceite crudo de palmiste con el 2.87% y aceite refinado de palmiste con 0.47%) y del fríjol soya (aceite refinado de soya con 8.82%, producido a partir de aceites crudos importados)

Uno de los problemas fundamentales de la industria es la baja capacidad de las plantas de beneficio (procesamiento del fruto de palma) y la baja utilización de la capacidad instalada. Del mismo modo, hay deficiencias en el sector de la refinación, debido a la carencia de economías de escala en comparación con otros países, hecho que incrementa los costos de producción.

Las exportaciones colombianas de grasas y aceites han aumentado en los últimos diez años a una tasa anual de 20%. Este crecimiento es resultado de la dinámica experimentada por el sector de la agroindustria palmera (el aceite crudo de palma participó en las exportaciones con 64% y el aceite crudo de palmiste participó con 12%). Sin embargo, la cadena es deficitaria en aceites y grasas (US$ 104 millones de exportaciones vs. US$ 304 millones de importaciones) y su orientación es fundamentalmente hacia el mercado interno (en 2002 la cadena exportó solo 12% de su producción, según cálculos de Agrocadenas).

La localización geográfica de los cultivos de oleaginosas en el país ha cambiado considerablemente durante los años noventa. El país cuenta con cuatro zonas de producción de palma de aceite: el norte del país (Córdoba, Magdalena, el norte de Cesar y parte del departamento de Antioquia); la zona oriental (el piedemonte llanero, en parte de los departamentos de Caquetá, Meta, Casanare y Cundinamarca); la zona central (sur del Cesar (San Alberto), Santander (Puerto Wilches) y Norte de Santander (Zulia)); y la zona occidental (departamentos de Nariño y Valle del Cauca).

Los departamentos de Cesar con 24.78%, Magdalena con 20.97%, Meta 19.74% y Nariño con 15.52% muestran las participaciones más elevadas en la producción total del eslabón de aceite crudo de palma africana.

El cultivo de palma de aceite es relativamente nuevo en Bolívar, por lo que el establecimiento de nuevas áreas agrícolas requiere de la aplicación de un paquete tecnológico adecuado a sus características agroecológicas, buscando una mayor productividad y competitividad en todos los eslabones de la cadena, para que alcance condiciones competitivas no solo respecto a otras regiones del país, sino también ante otros países productores.

El departamento posee ventajas comparativas naturales para la producción de palma, cacao y caucho, relacionadas con su ubicación geográfica, la calidad de sus suelos, las condiciones biofísicas y climáticas apropiadas. Las acciones tendientes a mejorar la Innovación y desarrollo tecnológico, equipamiento, ampliación de la oferta productiva, financiamiento de la actividad reforestadora, la adecuación de normas y trámites a la realidad del sector permitirán convertir al departamento de Bolívar en un gran productor de aceite de palma, llegando a las 20.000 hectáreas en producción en el 2.020, mediante la instalación de un complejo agroindustrial, que comprenda producción de palma africana de aceite, procesamiento industrial de aceite de palma y palmiste, y su comercialización nacional e internacional.

El bajo nivel de desarrollo empresarial de los productores de palma de aceite ha sido la principal

debilidad del sector en esta zona, lo que ha impedido hacer más competitivo la actividad, por lo que

se

requiere implementar un programa de desarrollo empresarial continuo y consistente, acorde con

la

evolución de la actividad de palmicultura. Es indispensable que las acciones previstas en la

apuesta productiva se dirijan hacia la superación de las deficiencias en aspectos como la innovación

y desarrollo tecnológico –los procesos productivos, las variedades, la fertilización de suelos, la producción limpia, procesos industriales y comercialización-.

c. Cadena productiva de Cacao

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

Adicionalmente convertir al departamento de Bolívar en un gran productor de cacao, mediante la siembra de 10.000 has, para la instalación de un complejo agroindustrial (producción de cacao, procesamiento industrial de cacao, y su comercialización nacional y exportación) Convertir al departamento de Bolívar en un gran productor de cacao, mediante la siembra de 10.000 has al año 2019, para la instalación de un complejo agroindustrial (producción de cacao, procesamiento industrial , y su comercialización nacional e internacional).

Condiciones biofísicas y ambientales óptimas, al igual que una localización geográfica y red vial nacional próxima a mercados y puertos de exportación. Calidad de los suelos con áreas de cultivo superiores a las 60.000 has aptas para cultivo de cacao. Los rendimientos de los cultivos en Bolívar, superan ampliamente el rendimiento promedio nacional.

Uso de tecnología agronómica y de procesamiento industrial y la disponibilidad local de mano de obra calificada.

Necesidades Prioritarias

Infraestructura de Transporte terrestre

Infraestructura productiva

Educación para la productividad y la competitividad

Desarrollo corporativo

Investigación, desarrollo tecnológico e innovación

Normatividad y marco regulatorio

Comentario a la Propuesta

Comentario a la propuesta

El cacao en grano es la materia prima para las industrias confitera, productora de

cosméticos y farmacéuticos. La cadena comprende tres tipos de

grano; 2. Intermedios: Manteca, polvo y pasta de confites.

chocolate, de

bienes: 1. Primarios: Cacao en

cacao; y 3. Finales: Chocolate para mesa y

A nivel mundial, es producido en un gran número de países pero se concentra en los países

tropicales, principalmente en los continentes de África, Asia y América. En contraste, la producción de bienes intermedios y finales se centra en los países desarrollados como los de Europa y América del Norte.

En Colombia, el cacao es uno de los productos que cuentan con ventajas comparativas derivadas de las condiciones naturales para su producción, esto es, las características agroecológicas en términos

de clima y humedad, y su carácter de sistema agroforestal conservacionista del medio ambiente.

Además, una porción no despreciable de la producción de cacao se cataloga como cacao fino y de aroma que la hace deseable para la producción de chocolates finos.

Este cultivo se enmarca en un sistema agroforestal, se cultiva conjuntamente con otras especies vegetales, principalmente café, plátano, frutales y maderables, los cuales al mismo tiempo que le producen sombra al cacao, le permiten al agricultor tener otras alternativas de ingresos. Los sistemas de este tipo se caracterizan por conservar el suelo y el ambiente, en la medida en que son grandes generadores de biomasa, capturadores de CO2 y eficientes liberadores de oxigeno.

De acuerdo con la información del Ministerio de Agricultura, en el año 2004, el cultivo de cacao en Colombia participó con el 0.2% de la producción agropecuaria nacional con 50.735 toneladas. En este mismo año, la cadena transformó 36.356 toneladas de cacao, para producir cacao en polvo, cobertura de chocolate, chocolate de mesa, manteca de cacao y confites con chocolate. En total la cadena obtuvo una producción bruta de 511.127 millones de pesos, de los cuales el 44% correspondió al valor agregado por las industrias.

La cadena de cacao en Colombia ha perdido competitividad en el eslabón primario y ha ganado en

el industrial, en especial, en productos como los chocolates y confites. Su nivel de productividad es bajo debido a que las plantaciones se caracterizan por ser viejas, explotadas de forma tradicional

y por el uso de bajos niveles de tecnología en las plantaciones sembradas a partir de semilla híbrida. Además las densidades de siembra son bajas y las especies de sombreamiento son de poco interés económico.

Bolívar dispone de 50.000 hectáreas de tierra aptas para el cultivo de cacao, además cuenta con las condiciones biofísicas y ambientales adecuadas para su desarrollo y con la cercanía a puertos y centros de consumo.

Para aprovechar adecuadamente estas ventajas, el departamento debe implementar mejoras

relacionadas con la definición, diseño e implantación de un esquema empresarial mixto que vincule

a pequeños y medianos productores y que apoye los requerimientos de capacitación empresarial, y de incorporación de tecnología a través de cooperativas y asociaciones de productores y procesadores.

d. Cadena productiva de Hortofrutícola.

Apuesta

Ventaja comparativa

 

Ventaja competitiva

En el año 2015, el departamento de Bolívar será un importante proveedor de pulpa y jugos de frutas y hortalizas, tales como mango, papaya, guayaba, maracuya, plátano y el ñame respectivamente, con fines de exportación y consumo local.

Potencialmente se cuenta con una diversidad de frutas en el departamento y se desarrollan en áreas con unas buenas condiciones agroecologicas que le facilitan el buen desarrollo de las plantaciones, con suficiente y óptimos recursos de agua y suelos, ubicadas en la ribera del Canal del Dique.

La zona norte o del dique del departamento de Bolívar, es una de las regiones con mayor seguridad para la actividad hortofrutícola a nivel nacional, además de

contar con una buena red vial y acuática de fácil acceso

a

las zonas de producción. Se cuenta con un puerto aéreo

y

marítimo eficiente para las exportaciones y están muy

cercanos al área productiva, con mejor oportunidad que otros departamentos que le compiten en producción.

 

Existe una Zona Franca, con una empresa dotada tecnológicamente y procesando plátano y ñame y se está exportando a los Estados Unidos.

Necesidades Prioritarias

Desarrollo corporativo

Infraestructura de Transporte terrestre

Comentario a la propuesta

La cadena hortofrutícola comprende desde la producción de bienes de origen agropecuario como frutas frescas, vegetales y granos 5 , hasta la transformación industrial de bienes como jugos, enlatados, mermeladas, compotas, pulpas y salsas.

La producción del componente agroindustrial de la cadena en 2003 alcanzó los $871 mil millones de pesos, lo que significó una participación del 5.1% dentro de la producción industrial nacional. Los productos más representativos fueron la elaboración de jugos de frutas y legumbres y la fabricación de sopas secas.

La actividad industrial de la cadena se concentra principalmente en la región de Bogotá- Cundinamarca y los departamentos de Antioquia y Valle del Cauca. Sólo estos tres departamentos representan poco más del 80% de la producción total de la cadena para el año 2003.

En promedio entre 2002 y 2004 la cadena presentó una balanza comercial positiva registrando exportaciones por US$512 millones e importaciones por US$169 millones. La cadena exporta principalmente frutas y vegetales frescos además de alimentos preparados envasados y frutas en conserva. Las frutas frescas son igualmente el principal producto de importación, seguidas de granos, frutas pasas y deshidratadas, vegetales congelados, salsas y pastas. Los principales mercados de exportación son la Unión Europea, Estados Unidos y la Comunidad Andina, mientras que Chile, Canadá, Ecuador y Estados Unidos son el principal origen de las importaciones.

Aunque es innegable el potencial que Colombia tiene en la producción y exportación de productos en fresco y procesados, existen dificultades relacionadas con el cumplimiento de normas sanitarias y de calidad indispensables para el acceso efectivo a los mercados internacionales. Así mismo, los bajos volúmenes de producción limitan el desarrollo de una oferta permanente de productos exportables con altos niveles calidad y valor agregado. La cadena debe superar problemas adicionales como el mejoramiento técnicas de producción (PML, BPA 6 etc.), el fortalecimiento tecnológico y la disminución del consumo interno.

El departamento de Bolívar cuenta con condiciones agroecológicas aptas que facilitan el buen desarrollo de las plantaciones. Posee suficientes recursos hídricos y suelos óptimos ubicados en la ribera del Canal del Dique. Así mismo, el distrito de riego de María la Baja dispone de tierras aptas para la siembra de frutas y hortalizas durante todo el año, con posibilidad de transporte directo al puerto de Cartagena desde el canal del Dique.

Para el desarrollo y fortalecimiento de la cadena de frutales y hortalizas es necesario que el departamento realice previamente una selección de los productos en que posee posibilidades reales de construir ventajas competitivas, buscando la especialización. Con base en dicha priorización podrá precisar los requerimientos específicos en investigación, infraestructura de cadena y en los aspectos relacionados con el cumplimiento de los estándares sanitarios y de calidad, de modo que se pueda garantizar en el mediano y largo plazo una oferta exportable de calidad.

Con respecto a la producción de pulpa y jugos se requiere una oferta importante de producto de calidad que cumpla con los requerimientos que exige la industria, por ello se debe orientar la

5 Los granos en esta cadena se refieren a las legumbres como arveja, frijoles, lentejas, garbanzos, entre otras. 6 PML: Producción Más Limpia BPA: Buenas Prácticas Agrícolas

investigación a mejorar la calidad de la producción de fruta e igualmente mejorar los procesos de comercialización del producto.

Teniendo en cuenta las condiciones actuales de los factores de producción para la formación y consolidación de la cadena frutícola es recomendable que las acciones de esta apuesta otorguen especial atención al mejoramiento de las condiciones técnicas y sanitarias de los cultivos y a la provisión de infraestructura de comunicaciones y transportes.

e. Cadena de productos acuícola y pesca.

 

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

En el año 2010 el departamento de Bolívar será el principal exportador en Colombia en filetes frescos de tilapia roja a los mercados de los estados unidos y Canadá al conformar la cadena productiva piscícola y establecer cultivos de esta especie en estanques naturales

Excelentes condiciones ambientales (agua, clima, topografía). Privilegiada ubicación geográfica, que cuenta con cercanía a puertos y aeropuertos de Barranquilla y Cartagena.

Especies de cultivo de corto plazo, alto rendimiento, tecnología avanzada. El producto cuenta con alta aceptación en el mercado y fácil reproducción. La Tilapia por sus características físicas, (sabor, carne blanca, cabeza pequeña, cuerpo alto) compite eficientemente en el mercado nacional e internacional. Por otro lado, la ubicación estratégica del proyecto facilita el transporte de materiales, productos e insumos, la cercanía a los proveedores de insumos para la alimentación, las excelentes características de calidad de agua, los rendimientos en cultivo de la especie a cultivar.

y

artificiales en el complejo

acuícola comprendido entre el río magdalena y el canal del dique en

el

departamento de Bolívar.

 

Necesidades Prioritarias

Gestión empresarial

Infraestructura energética y/o gas

Infraestructura de Transporte terrestre

Comentario a la propuesta

La producción por acuicultura en el país ocupa un bajo porcentaje en la producción nacional, teniendo en cuenta la enorme cantidad de recursos hídricos, en especial en la región de Bolívar, en donde existe la tercera parte de las reservas de agua dulce del país, en un complejo de mas de 1900 ciénagas que representan 451.419 hectáreas, propicias en su gran mayoría para el desarrollo de proyectos piscícolas. El departamento se ha propuesto ser el primer complejo camaronero exportador del país, integrando la cadena productiva (maduración, arvicultura, cultivo, procesamiento, producción de alimentos, insumos e equipos). Para el año 2010 gracias al desarrollo del complejo acuícola del Dique, como principal núcleo de producción de tilapia roja

El departamento de Bolívar posee grandes ventajas para el desarrollo de la actividad piscícola:

excelentes condiciones geográficas, ambientales y climáticas y la cercanía con los principales puertos del país. Adicionalmente, las especies de cultivo de corto plazo, alto rendimiento y tecnología avanzada compiten eficientemente en el mercado nacional e internacional

Este sector tiene gran potencial en el departamento considerando la demanda en los mercados internacionales de productos acuícola de alto valor. Para desarrollar el cluster de pesca y acuicultura de Bolívar, se requiere de un proceso de gestión empresarial e infraestructura de transporte terrestre. La cadena piscícola se iniciara en el Municipio de San Cristóbal, para lo cual es necesaria en primera instancia la adecuación de las vías de acceso. Es indispensable también la conformación de las asociaciones y su fortalecimiento para el correcto manejo de los recursos y el mejoramiento de

los canales de comercialización, dirección de proyectos, por lo que una débil organización detendría todo proceso.

Con el fin de vincular las diversas zonas del departamento a la estrategia de competitividad es necesario que se desarrollen, en las diferentes poblaciones que poseen ventajas comparativas para la explotación piscícola, modelos productivos a escala empresarial que aprovechen de manera racional los recursos hídricos de la región contribuyendo a su desarrollo social y económico. Adicionalmente, se deben llevar a cabo proyectos de capacitación técnico ambiental a los productores que incluya entrenamiento en el manejo y explotación de las especies a cultivar, así como la construcción y montaje de las instalaciones necesarias para llevar a cabo el proceso de cultivo adecuadamente.

f. Cadena Forestal, madera y muebles.

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

En el año 2020, el departamento de bolívar será el mayor proveedor de madera para la industria de tableros y muebles del caribe colombiano, con la ampliación a 50.000 hectáreas de bosques comerciales de melina y otras especies del núcleo forestal de los Montes de María (municipios de Zambrano, córdoba, Carmen de Bolívar, san jacinto, san Juan Nepomuceno, el Guamo y Maria la Baja).

Cercanía a los centros industriales (Barranquilla); vía fluvial (río Magdalena); condiciones agroecológicas que potencializan el rendimiento de la especie; disponibilidad de tierras aptas para el cultivo.

Conocimiento tecnológico de la especie; disponibilidad de semillas e insumos; incentivos a la reforestación (Certificado de Incentivo Forestal C.I.F. y beneficios tributarios); red vial, comunicaciones y electrificación; mano de obra capacitada.

Necesidades Prioritarias

Normatividad y marco regulatorio

Instituciones de apoyo sectorial y al desarrollo económico

Créditos e incentivos financieros

Seguridad

Comentario a la propuesta

La cadena forestal, madera y muebles comprende la producción de madera en bosques naturales o plantaciones forestales, las actividades de explotación de la madera, aserrado, y fabricación de muebles y accesorios cuyo principal insumo sea la madera. En 2003 la producción total del componente industrial de la cadena fue de 617 mil millones de pesos, lo que significó una participación de 1,5% dentro de la producción industrial nacional. Los subproductos con mayor participación en la producción son muebles para el hogar, tableros aglomerados y contrachapados, y madera aserrada. No se cuenta con cifras precisas de producción de madera debido al desconocimiento sobre las áreas de explotación forestal así como a la tala ilegal e indiscriminada de bosques.

Entre 2002 y 2004, la cadena registró en promedio exportaciones por 66 millones de dólares e importaciones por 42 millones de dólares, para una balanza comercial positiva. Tanto las exportaciones como importaciones están altamente concentradas en muebles para el hogar, artículos diversos, y tableros aglomerados y contrachapados. Los principales mercados de exportación son Estados Unidos, Venezuela, República Dominicana y Perú, mientras que Ecuador, Venezuela, Chile y China son el principal origen de las importaciones.

El área ocupada por bosques naturales se concentra en la Amazonía (70%), la Zona Andina (12.8%), la Orinoquía (10.3%), la Zona Pacífico-Atrato (6.5%) y el Caribe (0.6%). Sin embargo, el

uso económico de los bosques naturales está limitado por la necesidad de su conservación. La producción del componente industrial de la cadena se concentra en Bogotá que cuenta con una participación de 32.45%, Atlántico con 24.17%, Antioquia con 13.48% y Valle con 11.08%.

Uno de los principales problemas que enfrenta esta cadena en Colombia es la explotación insostenible y desordenada de los bosques naturales y los escasos planes de reforestación y promoción de las plantaciones forestales, resultando en bajos niveles de rendimiento, calidad y abastecimiento de madera a las plantas procesadoras. Adicionalmente, se presentan problemas de gestión empresarial y desarrollo tecnológico insuficiente. A pesar de esta situación, la cadena ha logrado mejorar sus niveles de productividad, la calidad de los productos terminados y aumentar sus exportaciones.

El departamento de Bolívar cuenta con condiciones agroecológicas aptas que potencializan el rendimiento de especies tales como la Teca, Melina, Ceiba Roja, Roble, Eucalipto y otras. Además, dispone de tierras aptas para el cultivo, conocimiento tecnológico de las especies y mano de obra calificada para el desarrollo de esta actividad. Sin embargo, para aprovechar mejor estas ventajas el sector requiere de mayor estabilidad jurídica y normativa, así como mejoramiento de los procesos productivos, capacitación del talento humano y fortalecimiento tecnológico.

g. Cadena de tabaco

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

Crear las condiciones técnicas y empresariales necesarias para la obtención de mejores calidades de las hojas de tabaco para hacer mas competitivo el producto en los mercados internacionales.

Los Montes de Maria bolivarenses, son una región privilegiada en cuanto a condiciones óptimas para el desarrollo del cultivo del tabaco, como la alta luminosidad, suelos fértiles, clima, precipitación pluviométrica, que le dan a la hoja de tabaco un color "acanelado" y buen aroma, característico del buen tabaco. La región se encuentra a 2 horas de los puertos internacionales marítimos y aéreos. Poseen más de 22.000 hectáreas aptas para el cultivo. Los productores y empresarios poseen la cultura del tabaco. Los tabacos negros de la región tienen contenido bajos en nitrosamidas que son sustancias nocivas para la salud en comparación con otros competidores como Brasil. Vocación exportadora por mas de 100 años

Las empresas comercializadoras de la región, Espinosa Tabaco, C.I. Tairona y Casa Adfa, tienen alianzas estratégicas con empresas multinacionales para posicionarse en los mercados externos cmo Philips Morris y la British American Tobaco. Los empresarios poseen conocimiento de los mercados externos. Se cuenta con la infraestructura adecuada para la actividad empresarial. Se dispone de mano de obra calificada.

Necesidades Prioritarias

Investigación, desarrollo tecnológico e innovación

Gestión empresarial

Infraestructura productiva

Infraestructura de Transporte terrestre

Comentario a la propuesta

La cadena productiva de tabaco comprende desde el cultivo de la hoja de tabaco hasta la fabricación de cigarrillos y otros productos como las aromas y esencias de tabaco.

En 2003 la producción del componente agroindustrial de la cadena alcanzó los $576 mil millones de pesos, lo que equivale a una participación de 3.4 por ciento dentro de la producción industrial

nacional. Dentro de la cadena, los eslabones de mayor producción fueron el de elaboración de cigarros y cigarrillos y el de preparación de la hoja de tabaco desvenada.

La condición de oligopolio y la presencia de las grandes tabacaleras internacionales en el país, son factores que tienden a modificar el escenario donde se desenvuelve dicha industria.

En el período 2002-2004 la cadena presentó una balanza comercial positiva de US $21 millones. En promedio, se realizaron exportaciones por 68 millones de dólares e importaciones por 47 millones de dólares. El componente de mayor participación en las exportaciones fue el de elaboración de cigarros y cigarrillos con 82 por ciento del total de la cadena. Los principales destinos de exportación son los Estados Unidos, Antillas Holandesas y Aruba. Por su parte, los principales proveedores al mercado nacional de productos de la cadena son Venezuela, Brasil e Italia.

En Colombia los indicadores de competitividad señalan que en el eslabón primario, es decir, el cultivo del tabaco, el país presentaba algunos niveles de competitividad pero estos han disminuido progresivamente, perdiendo su condición de exportador neto.

En los últimos años se observan diferentes factores que van en contra de la rentabilidad del cultivo de tabaco. El promedio de rendimientos aún se encuentra lejos del techo tecnológico nacional y mundial, las exportaciones de hoja de tabaco han disminuido y hay una menor participación de la producción nacional en el consumo aparente. La competencia en el mercado internacional se encuentra afectada por diferentes factores que tienen que ver por un lado, con la disminución en el consumo derivado de las campañas en contra del consumo y el estancamiento en los precios, y por otro lado, con las ayudas internas, las subvenciones y las barreras a la importación que utilizan muchos países productores para proteger un cultivo tradicionalmente rentable.

Algunos de los principales problemas que afronta el eslabón primario, y por lo tanto la cadena de tabaco en general están relacionados con violencia rural, ausencia de apoyos gubernamentales, altos costos de producción, y condiciones macroeconómicas desfavorables como revaluación, altas tasas de interés y recesión económica. Estas condiciones afectan la competitividad del tabaco nacional, - que ha registrado una disminución en la producción de 30 por ciento frente a lo registrado a comienzos de los 90’s -, y disminuyen la rentabilidad del cultivo y de la industria.

El 60 por ciento de la producción de tabaco rubio se ubica en los departamentos de Santander, Norte de Santander y Boyacá. El 36 por ciento, en Huila y Tolima, y el 4 por ciento se distribuye en Risaralda, Quindío, Valle, Cesar y Cauca. Por su parte, la producción de tabaco negro se localiza en Santander, Boyacá y Sucre.

Los sistemas de producción utilizados por los tabacaleros de Bolívar son los mismos utilizados hace varias décadas; no han evolucionado de acuerdo a las exigencias del mercado, esto ha hecho que los productos pierdan competitividad. Los mayores porcentajes obtenidos en los puestos de venta son de calidades inferiores y por consiguiente alcanzan precios más bajos. Por eso se hace necesario incorporar innovaciones técnicas que permitan al agricultor obtener mínimo un porcentaje del 70% de calidades de primera y extra.

Las prácticas agrícolas tradicionales no garantizan al agricultor la seguridad y rentabilidad de sus cultivos: un alto porcentajes de los cultivos se pierden por falta de agua. Cualidades claves exigidas por los consumidores como el aroma y el sabor de las hojas de tabaco, se deterioran por sequías prolongadas. El riego es un factor importante en el cultivo, por lo tanto se debe proveer de sistemas apropiados para mejorar la calida y productividad.

El tabacalero de los Montes de Maria, está aferrado a las practicas de cultivo que ha recibido de sus antepasados; poco le ha interesado hacer modificaciones, lo que le ha conducido a una situación de atraso y pobreza. Se necesita romper ese esquema e insertarlo en las nuevas tecnologías y capacitarlo en aspectos organizativos y empresariales.

Si bien existe una relación comercial entre el productor y comercializador, a través de un intermediario comercial, esta relación indirecta no garantiza la transparencia o racionalidad en las negociaciones, ya que este intermediario abusa en muchos casos de la inferioridad en que se encuentra el agricultor frente a la demanda, pagándole el agricultor precios muy por debajo del que le vende a las casas comerciales. Se requiere de una relación directa entre productor, comercializador y los demás actores de la cadena.

La amplia experiencia que tiene el departamento de Bolívar en la producción de hoja de tabaco hace de esta una apuesta productiva con gran potencial. La reactivación del complejo tabacalero pretende convertir a los montes de Maria, hacia el año 2010 en el núcleo agro exportador líder a nivel nacional mediante la innovación y desarrollo tecnológico.

La región de los Montes de María cuenta con una amplia tradición en el cultivo y exportación de hoja de tabaco. La gran extensión de suelos aptos y las condiciones geográficas y climáticas apropiadas, permiten la producción de tabaco de gran calidad.

El departamento debe mejorar los sistemas de producción utilizados en la actualidad y que no han evolucionado de acuerdo a las exigencias del mercado, situación que ha hecho que el producto no sea competitivo. Adicionalmente, se requiere la consolidación de una relación directa entre productor, comercializador y los demás actores de la cadena para reducir los costos generados por la intermediación. Esto implica construir la cadena productiva integrando los diversos eslabones de manera eficiente.

2. Servicios empresariales y personales

a. Plataforma Logística

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

Cartagena es una ciudad con amplia tradición en logística portuaria y comercial, por tanto, con las nuevas tendencias mundiales del comercio se espera que el flujo comercial en la ciudad aumenté en una mayor proporción. Para ello se debe apoyar al desarrollo empresarial en la región, generando empleo formal y encadenamientos productivos al interior de esta cadena, simplificar trámites para el comercio exterior, crear y formalizar nuevas empresas, definir una política nacional portuaria, entre otros aspectos.

Ubicación geográfica privilegiada sobre el Caribe que sirve de puerta de comunicación a las rutas comerciales globales, capacidad de recibir buques de mas de 5000Teus, cercanía al canal de Panamá, interconexiones para ser un eficiente centro multimodal, cuenta con infraestructura portuaria moderna, especialmente en el caso de movimiento portuario de contenedores.

Amplia tradición de comercio exterior en la ciudad, recurso humano capacitado en temas de administración de comercio exterior, tarifas competitivas, y tecnología de punta.

Necesidades Prioritarias

Eficiencia del estado (reducción de tramites, control de la corrupción)

Infraestructura de transporte marítimo y fluvial

Normatividad y marco regulatorio

Desarrollo Corporativo

Créditos e incentivos financieros

Investigación, desarrollo tecnológico e innovación

Comentario a la propuesta

La globalización de las economías es hoy una realidad por lo cual los países y las regiones orientan cada vez más sus políticas hacia la estructuración de la capacidad de movilización y acceso a mercados de sus diversos productos. La capacidad logística y de transporte es esencial para colocar en el mercado en tiempo oportuno y con las calidades exigidas los productos requeridos por el mercado.

En Colombia, la cadena está determinada básicamente por la localización de las actividades económicas, y sobre todo por las condiciones geográficas, aunque también existen aspectos que determinan el desarrollo de la actividad como el comportamiento económico y comercial internacional y la posición geográfica del país en relación con sus socios comerciales y con las rutas comerciales.

La cadena se puede analizar a partir de dos grandes ramas. De un lado, la actividad logística entendida como el ciclo completo de movimiento de los materiales, desde su adquisición hasta su entrega final al consumidor, buscando la máxima satisfacción del mismo y con el mínimo coste. El costo total de la logística en Colombia –incluyendo al sector servicios– equivale al 18% de las ventas de las empresas. De otro lado, está la actividad de transporte (carretero, ferroviario, aéreo, marítimo y fluvial) que involucra a los remitentes y destinatarios de las mercancías, las empresas de transporte y los dueños y conductores de los vehículos de carga. La participación de este sector dentro del PIB colombiano -precios constantes de 1994-, ha representado alrededor del 5,5% durante el período 1994-2003.

La mayor apertura del comercio exterior ha generado una creciente expansión de las cadenas de abastecimiento y con esto el aumento de la demanda de los servicios de logística y transporte. El transporte de mercancías al exterior se realiza principalmente por modo marítimo, a nivel interno se hace por vía terrestre, haciendo uso de los cinco principales corredores viales del país, que concentran el 83% del transporte de carga: Bogotá – Pacífico; Bogotá – Atlántico; Medellín – Pacífico, Medellín – Atlántico; y Cali – Pacífico.

En términos generales la actividad de logística y transporte presenta serias dificultades -altos costos de transacción y limitada calidad del servicio-, que pueden asociarse a elementos como inseguridad, obstáculos geográficos y de infraestructura; un esquema de operación fragmentado (modalidades de comercialización y operación poco eficientes) y una deficiente articulación entre los diversos modos de transporte (marítimo, fluvial, terrestre por carretera y férreo).

El departamento de Bolívar expresa en su apuesta productiva de logística y transporte la el propósito de aprovechar la moderna infraestructura portuaria así como la tradición con que cuenta en esta actividad, buscando del apoyo a la creación de nuevas empresas y la consolidación de las ya existentes

b. Cluster turístico.

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

Posicionar regional, nacional, e internacionalmente a Cartagena como

La ubicación geográfica permite un clima ideal para

Compromiso empresarial y cluster de Turismo. Alianzas de cooperación público-privada. de planeación estratégica, materializado en el Plan Sectorial de Turismo 2004- 2007, mano de obra cualificada

sitio turístico diferenciado y competitivo para el año 2011.

actividades turísticas, sus atractivos son amplios y atraen a un diverso tipo de turistas, la naturaleza que

rodea al departamento (31 islas muy cercanas,), Facilidades turísticas de alto nivel (Puerto. Aeropuerto internacional, vías terrestres al interior del país, hoteles, agencias de viajes, restaurantes, etc.) 6Convenciones, etc.) Zonas de reserva ecológica, 21 kilómetros de playas, y 18.000 hectáreas de parques naturales marinos y submarinos apropiados para los deportes náuticos) Riqueza monumental y patrimonial. La Ciudad dispone del más importante sistema de fortificaciones de

América Latina.

Facilidad para garantizar la seguridad

 

de personalidades y grandes delegaciones de alto nivel, por la configuración urbanística de la Ciudad.

Necesidades Prioritarias

Infraestructura de transporte terrestre

Gestión empresarial

Infraestructura productiva

Desarrollo corporativo

Infraestructura de transporte aéreo

Infraestructura de telecomunicaciones

Investigación, desarrollo tecnológico e innovación

Comentario a la propuesta

El sector turístico comprende agencias de viajes y turismo, empresas dedicadas a la operación de actividades turísticas, hoteles, restaurantes, parques naturales, parques temáticos, empresas de transporte aéreo, marítimo, fluvial y terrestre, entre otros. Para el año 2011, Cartagena de Indias, Patrimonio Cultural de la Humanidad, será uno de los principales destinos turísticos del Caribe, resultado de un esfuerzo colectivo del Gobierno, los empresarios y los ciudadanos, que ofrece productos turísticos sostenibles y competitivos a los turistas nacionales y extranjeros, articuladas a los municipios de Santa Catalina, Turbaco y Mompóx, principalmente en las siguientes modalidades: Histórico-Cultural; Sol-Playa y Ecoturismo; Turismo de Veleros y Crucero; y Congresos, Convenciones y Eventos.

En Colombia, la actividad turística 7 contribuyó en promedio entre 1999-2004 con 2,3% del PIB. No obstante las ventajas que posee Colombia en diversidad de destinos y ofertas turísticas muchas regiones aún no se encuentran preparadas para explotar las ventajas del turismo y esto se observa en la concentración de los prestadores de servicios turísticos en algunas regiones del país. En cuatro departamentos se encuentra cerca del 50% de las empresas de turismo del país (Cundinamarca, Antioquia, Valle y Bolívar)

Los principales destinos competidores de Cartagena de Indias son aquellos que se encuentran en la Gran Cuenca del Caribe, entre los que destacan internacionalmente, Cuba, Panamá, republica Dominicana, Isla Margarita, Jamaica, entre otros. A nivel nacional, Santa Marta, San Andrés, Eje cafetero, Bogotá y Medellín.

7 Incluye las actividades de restaurantes, hoteles y agencias de viaje.

Bolívar tiene gran potencial turístico y tiene como objetivo desarrollar y ampliar la oferta turística para el año 2011, principalmente en las modalidades Histórico-Cultural; Sol-Playa y Ecoturismo; Turismo de Veleros y Crucero; y Congresos, Convenciones y Eventos.

El departamento de Bolívar posee gran tradición y amplias ventajas para el desarrollo de la actividad turística. Cuenta con abundantes atractivos históricos, culturales y paisajísticos y con la infraestructura portuaria, aeroportuaria y vial adecuada para el arribo de turistas. Adicionalmente, Cartagena se ha proyectado como un destino muy atractivo a nivel nacional e internacional y ha sido declarada patrimonio histórico y cultural de la humanidad.

Para lograr mejorar la posición competitiva del sector la apuesta productiva busca liderar proyectos de infraestructura de transporte terrestre, aéreo, productiva y telecomunicaciones, gestión empresarial y desarrollo corporativo, e investigación, innovación y desarrollo tecnológico. Es necesario además posicionar a la ciudad como un destino de calidad, diferenciado y competitivo en los mercados turísticos, mejorar la infraestructura urbana turística y consolidar la imagen en los mercados nacionales e internacionales

3. Manufacturas de la cadena de Artesanías, minería y Petroquímica.

a. Cadena de Artesanías

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

Exportar artesanías mediante el fortalecimiento de la cadena productiva de los tejidos y hamacas de San Jacinto. La cadena de los tejidos y hamacas de San Jacinto, será en el año 2.015 un sector con un alto componente social orientado a la exportación del 80% de su producción, cumpliendo con los estándares de calidad, diseño, demanda y normas técnicas exigidas en mercados internacionales, aprovechando su mano de obra calificada, capacidad de innovación y diversificación de productos que le generen mayor rentabilidad a los integrantes de la cadena productiva.

Conocimiento y manejo de técnicas y saberes ancestrales, artesanos y artesanas que conservan la tradición en la tejeduría y en el manejo del telar vertical. Articulación con el Cluster Turístico de Cartagena y en general con el Corredor Turístico del Caribe Colombiano

Fortalecimiento de los diferentes eslabones de la cadena, mediante la concurrencia de diferentes entidades como Artesanías de Colombia S. A.; Ministerio de Comercio, Industria y Turismo; Ministerio de Cultura; SENA; PROEXPORT; ONUDI; COLCIENCIAS; Gobernación de Bolívar; Alcaldías Municipales de Bolívar; Fundación Red de Desarrollo y Paz de los Montes de María; Fondo Mixto de Cultura de Bolívar, Cámara de Comercio de Cartagena.

Necesidades Prioritarias

Investigación, desarrollo tecnológico e innovación

Desarrollo corporativo Infraestructura productiva

Gestión empresarial

Normatividad y marco regulatorio

Infraestructura productiva

crédito e incentivos financieros

Educación para la productividad y la competitividad

Infraestructura de Transporte terrestre

Comentario a la propuesta

La producción no industrial de objetos mediante la transformación de materias primas naturales básicas, en la que predomina la energía humana de trabajo, física y mental, se conoce como artesanía.

En Colombia la artesanía está considerada como un subsector del sector manufacturero, y de acuerdo con el Censo Artesanal, los artesanos representan alrededor del 15 por ciento de la población ocupada en la industria manufacturera.

De acuerdo con el Censo, existen en Colombia 260.000 artesanos y 1.200.000 personas vinculadas al sector de manera indirecta, ya sea como artesanos de dedicación temporal, como agentes comerciales, o como prestadores de servicios de desarrollo.

Departamentalmente el país tiene zonas especializadas en producción artesanal bien definidas. Al sur, el departamento de Nariño es el núcleo principal, con un 14 por ciento de participación en el número de artesanos del país. En el centro, Boyacá y Tolima representan respectivamente el ocho y

el cinco por ciento del total nacional. El resto corresponde a cuatro de los departamentos de la costa atlántica, Sucre con el diez por ciento, Córdoba con el nueve, Cesar con el siete y Atlántico con el

16.

De acuerdo con información estadística del DANE para las principales partidas arancelarias correspondientes al sector, las exportaciones promedio de artesanías, durante el período 2002-2004, alcanzaron los US $152 millones, y estuvieron destinadas principalmente al mercado de Estados Unidos. Este país es el mayor comprador de artesanías colombianas con una participación del 53 por ciento, y demanda, entre otros, joyas de metales preciosos, manufacturas de cuero, artículos de tejeduría, vajillas de cerámica, y manufacturas de madera. Por su parte, Venezuela, con 8 por ciento del total exportado, compra principalmente productos artesanales de materias textiles, vajillas de cerámica y artículos para fiestas y carnavales.

No obstante el comportamiento descrito, la experiencia comercializadora en el ámbito internacional de las artesanías colombianas es relativamente incipiente, lo que se explica entre otros, por que maneja pequeñas escalas de producción e incorpora poca tecnología y no ha desarrollado suficientemente el mercadeo.

Una revisión de las apuestas de las regiones en materia artesanal muestra coherencia con la estrategia de agenda interna construida por los representantes del sector. Los elementos de fortalecimiento empresarial e incorporación de tecnología son comunes, así como el interés por posicionarse y alcanzar reconocimiento en los mercados internacionales.

El uso de técnicas y saberes ancestrales en la tejeduría y el manejo del telar vertical, son algunas de las ventajas que el departamento de Bolívar desea aprovechar en la fabricación de artesanías. Sin embargo, es necesario aumentar su participación en los mercados internacionales basada en la elaboración de productos que cumplan con los estándares de calidad, diseño y normas técnicas exigidas en estos mercados.

Adicionalmente, propone consolidar y fortalecer la comercialización de estos productos a partir de una efectiva articulación con el Cluster de Turístico de Cartagena y en general con el Corredor Turístico del Caribe Colombiano.

b. Cadena de la Minería

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

El departamento de Bolívar, contará en el 2010 con una cadena productiva aurífera articulada y consolidada (serranía de san Lucas) con productos de joyería (filigrana momposina) posicionada en el 2019 en el mercado nacional e internacional con marca de origen.

Contar con todos los eslabones de la cadena dentro del territorio con centros de producción, transformación y comercialización muy cercanos entre si y bajo un esquema de planes desarrollo departamental comunes.

La filigrana como elemento diferencial y la vocación tanto minera como orfebre de la población alrededor de los municipios del programa.

Necesidades Prioritarias

Gestión empresarial

Investigación, desarrollo tecnológico e innovación

Desarrollo corporativo

Educación para la productividad y la competitividad

Manejo sostenible del Medio Ambiente

Comentario a la propuesta

La cadena de producción minera comprende la exploración, la explotación, el beneficio, la transformación, el transporte desde la mina al sitio de beneficio y acopio y la distribución y comercialización.

Existen tres esquemas de explotación, con diversas características según el grado de tecnificación:

primero, la minería a gran escala que presenta altos niveles de inversión que se traducen en una infraestructura tecnológica adecuada para las actividades de exploración, explotación, transporte, embarque y control ambiental; segundo, la actividad minera de mediano grado de tecnificación involucra tecnología y control del impacto ambiental con inversiones tecnológicas de menor proporción. Finalmente, existen esquemas de explotación artesanal que se caracterizan por la explotación por arranque manual, con efectos nocivos sobre el medio ambiente como contaminación, erosión y desestabilización del terreno.

La producción minera en el país no aprovecha óptimamente el potencial geológico del país, debido al escaso conocimiento exploratorio. Como consecuencia, no se tienen buenas estimaciones de las reservas minerales y la cantidad y calidad de la actividad geológico-minera es deficiente. Se observa igualmente incipientes sistemas de información y bases de datos y mecanismos de difusión atrasados.

Las exportaciones mineras promedio para el periodo 2002-2004 corresponden a US $1.290 millones para el carbón y US $405 millones para el níquel. Las exportaciones de otros minerales fueron, en promedio, de US $7 millones.

La cadena productiva de artículos de joyería y bisutería comprende tres actividades: explotación minera, industrias básicas de metales preciosos y fabricación de artículos de joyería y bisutería. La actividad minera comprende la extracción y beneficio (trituración y molienda) de metales preciosos:

oro, plata y platino, y la extracción de esmeraldas y otras piedras preciosas y semipreciosas (diamante, rubí, zafiro, aguamarina, entre otras); la industria básica de metales preciosos abarca la fabricación de productos primarios de metales preciosos y su refinación mediante procesos químicos. La producción de artículos de joyería comprende tres segmentos: joyería artística, de diseño y joyería tradicional.

De acuerdo con la Encuesta Anual Manufactura de 2003 la producción de artículos de joyería y bisutería en el país alcanza los $48 mil millones, contribuyendo la joyería con el 15.36% y la bisutería con el 84.63% restante. Esta composición de la producción se explica tanto por las dificultades de abastecimiento de metales y piedras preciosos para la actividad de la joyería como

por las tendencias del consumo hacia artículos de bisutería que involucran mayor diseño y diversos y nuevos materiales.

Las exportaciones e importaciones de la cadena pueden analizarse para cuatro grandes segmentos:

piedras preciosas, metales preciosos, artículos de joyería y artículos de bisutería. En conjunto, las exportaciones mostraron un crecimiento superior al 200% entre 2002 y 2003 que se explica por el crecimiento de las exportaciones de metales preciosos que pasaron de US$107 millones a US$605 millones; entre 2003 y 2004 las exportaciones totales cayeron levemente. Estas exportaciones se dirigen principalmente a algunos países de Europa y los Estados Unidos.

La producción de joyas en Colombia enfrenta múltiples dificultades, entre ellas el limitado abastecimiento de materias primas de calidad. Los procesos de fabricación de joyas se caracterizan por un escaso grado de tecnificación y una baja calificación de la mano de obra, por lo cual no se obtiene una elevada calidad y diseño de los productos. Adicionalmente, las mipymes de la cadena presentan baja productividad, asociada a deficiencias en los procesos e transformación y las funciones administrativas.

En el departamento de Bolívar están presentes todos los eslabones de la cadena aurífera, centros de producción, transformación y comercialización muy cercanos entre sí. No obstante, el fortalecimiento y consolidación de la actividad requiere de esfuerzos con respecto al mejoramiento

de procesos asociativos y empresariales de las Mipymes, y capacitación técnica y tecnológica en

explotación y beneficio del oro y la plata. Para la consolidación de la economía aurífera es necesario también la aplicación de criterios de sostenibilidad ambiental, y el mejoramiento de las

condiciones sociales.

c. Cadena Petroquímica.

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

La fabricación de sustancias químicas industriales, bienes intermedios, petróleo y la industria del plástico, conforman aproximadamente el 80% de toda la producción. La especialización productiva marca la importancia de integrar la cadena petroquímica y el cluster del plástico en la ciudad.

La cercanía y facilidad del comercio internacional por la Infraestructura portuaria, accesibilidad al interior del país y experiencia en el mercado.

Tecnología de punta y producción intensiva en el factor capital, diversidad de grados y la refinería de Ecopetrol.

Necesidades Prioritarias

Infraestructura energética y/o gas

Comentario a la propuesta

La industria petroquímica comprende la producción de compuestos a partir de materias primas básicas –olefinas y aromáticos– derivadas del petróleo y el gas natural. Con la transformación de las materias primas básicas se inicia una fase de producción de gran variedad de bienes intermedios (cloruro de vinilo, estireno, caprolactama, polímeros, polietilenos, PVC, caucho sintético, fibras poliestéricas como poliéster, nylon y fibras acrílicas etc.), parte fundamental en la producción de bienes finales de la industria. La última fase de la cadena, comprende los productos finales o transformados como manufacturas plásticas, de caucho y de fibra textil, con encadenamientos en otros sectores de la economía.

A nivel agregado, la producción de las tres actividades de la cadena en su conjunto –plásticos,

cauchos y pinturas– asciende a 7 billones de pesos, es decir, 11.5% de la producción industrial

nacional para 2003, siendo la cadena de plástico la que aporta mayor valor a la producción (75,53%). Las exportaciones para el promedio 2002-2004 sumaron 713 mil millones de pesos y las importaciones 7,5 billones de pesos, siendo nuevamente la cadena de plástico la que muestra la mayor participación, 84,53% y 74.86%, respectivamente.

La producción de la cadena petroquímica-plástico se concentra en los departamentos de Bolívar (32.99%), Bogotá (23.61%), Antioquia (14.06%), Cundinamarca (8.07%) y Valle (6.64%). Para el caso de la cadena petroquímica-pinturas, la producción se localiza en Antioquia, que muestra la participación más elevada en la producción de la cadena con 51.09%, Bogotá con 15.69%, Valle con 6.63% y Cundinamarca con 6.12%. Finalmente, la producción de la cadena petroquímica- caucho muestra a los departamentos de Valle (40.67%), Bolívar (20.41%), Cundinamarca (15.36%) y Bogotá (13.48%) como aquellos con las participaciones más significativas en el total de la producción.

Esta apuesta productiva está relacionada concretamente con el proyecto de ampliación de la refinería de Cartagena que adelanta actualmente ECOPETROL, el cual permitirá el avance de la propuesta del montaje de la planta de Olefinas y la articulación del Clúster de la Petroquímica en esta región del país. Estas propuestas cuentan con el interés y apoyo de las autoridades gubernamentales, empeñadas en liderar estos procesos que representan una reconversión económica e industrial para la zona.

d. Cadena de textil, algodón, fibras y confecciones

Apuesta

Ventaja comparativa

Ventaja competitiva

Ampliar el complejo de producción, desmonte y comercialización de fibra y semilla de algodón a 10.000 hectáreas al año 2010.

El departamento cuenta con las condiciones biofísicas y ambientales óptimas., cuenta con plantas desmontadoras en la zona de producción, disponibilidad de áreas mecanizables aptas para la siembra, y una localización geográfica y red vial primaria próxima a las plantas de desmonte y puertos de exportación.

Se cuenta con disponibilidad de mano de obra local, conocimientos de los agricultores del manejo agronómico del cultivo, disponibilidad de insumos, bajo costo de producción, y el uso de tecnología agronómica de punta.

Necesidades Prioritarias

Investigación, desarrollo tecnológico e innovación

Desarrollo corporativo Infraestructura productiva

Gestión empresarial

Normatividad y marco regulatorio

Infraestructura productiva

crédito e incentivos financieros

Educación para la productividad y la competitividad

Infraestructura de Transporte terrestre

Comentario de la propuesta

Esta cadena está compuesta por productores de algodón y otras fibras naturales y sintéticas, textileros y confeccionistas. La producción en 2003 alcanzó 5.3 billones de pesos y una participación de 8,6% dentro de la producción industrial nacional. Más de la mitad de la producción de la cadena se concentra en la elaboración de ropa de algodón en tejidos planos (27,5%), tejidos planos de fibra artificial y/o sintética (11,7%) y confecciones de fibra artificial y/o sintética

(10,2%).

Entre 2002 y 2004 la cadena presentó una balanza comercial positiva registrando exportaciones por 710 millones de dólares e importaciones por 620 millones de pesos. Los eslabones de mayor participación en las exportaciones son ropa de algodón en tejidos planos, confecciones de fibra artificial y/o sintética y ropa de algodón en tejido de punto. La cadena importa principalmente

materias primas como algodón, hilados de fibras sintéticas, tejidos planos de algodón y sus mezclas

y tejidos planos de fibra artificial y/o sintética, para utilizarlos en la elaboración de prendas de vestir. Estados Unidos es el principal mercado de exportación, seguido por Venezuela, Ecuador y México, mientras que las importaciones se hacen principalmente de Estados Unidos, Brasil y China.

Excluyendo algodón, la producción de bienes de esta cadena está altamente concentrada en Antioquia y Bogotá con una participación de 53,2% y 32,2% respectivamente. Otros departamentos con producción importante son Valle del Cauca, Atlántico, Risaralda, Tolima y Caldas.

En Colombia se obtienen dos cosechas anuales de algodón, una en el interior (Valle del Cauca, Tolima, Huila, Cundinamarca) y la otra en la Costa y Llanos (Atlántico, Bolívar, Antioquia, Cesar, Córdoba, Magdalena, Sucre, La Guajira, Meta, Casanare y Vichada). La producción de la cosecha del interior en 2005 fue de 18.436 Tm. y en Costa y Llanos de 37.160 Tm.

La cadena en Colombia tiene una larga trayectoria y ha logrado penetrar de manera exitosa los mercados internacionales, gracias a la oferta de productos de excelente calidad, la mano de obra calificada y cercanía al mercado norteamericano. Sin embargo, actualmente enfrenta una fuerte competencia de los países asiáticos en los mercados interno y externo, por lo que debe superar sus problemas en materia de atraso tecnológico, altos costos de producción y contrabando.

Bolívar cuenta con las condiciones biofísicas y ambientales óptimas y la infraestructura y tecnología necesaria para la producción, desmote y comercialización de semilla de algodón. Sin embargo, se hace necesaria la creación y consolidación de organizaciones de productores de algodón y la reparación y puesta en uso de las plantas desmotadoras existentes.

D. Síntesis de la estrategia de productividad y competitividad departamental

Los criterios del departamento de Bolívar para definir sus apuestas productivas fueron parte de una reflexión que integra el potencial desarrollo de sus actividades productivas con las ventajas competitivas que brinda la Costa Caribe. Su preocupación por referenciar su posición frente a la costa caribe lo llevo a consolidar estudios sobre indicadores de estructura productiva, ingreso percápita, pobreza, desempleo, competitividad y comercio exterior.

De igual manera se preocupó por detectar las oportunidades y efectos de un TLC para sus sectores

productivos; el impacto económico y sobre el bienestar de la población, la sostenibilidad ambiental,

el fortalecimiento de la infraestructura para generar economías de escala para la reducción de costos

de los medios de transporte, la generación de servicios con alto valor agregado y el desarrollo turístico y cultural. Este ejercicio enfoca principal atención en las acciones para potencializar la ventaja comparativa que tiene el departamento en términos de ubicación estratégica para el comercio nacional e internacional, y el reconocimiento de Cartagena como patrimonio histórico, cultural, y como atractivo turístico.

La economía territorial del Departamento de Bolívar, exceptuando a Cartagena, se sustenta principalmente en los sectores agropecuario, minero, servicios y otras actividades económicas correspondientes a los sectores artesanal y turístico.

La apuesta productiva busca desarrollar cadenas productivas integradas a la creación de Mipymes a través de mecanismos como incubadoras empresariales. La región de Los Montes de Maria se convierte en centro estratégica para el desarrollo productivo del tabaco, de nuevos núcleos hortofrutícolas, de la ampliación de los cultivos de cacao y de la consolidación de una cadena forestal, entre otros más.

La generación de los cluster de aceite de palma, piscícola y tilapia, junto al complejo agroindustrial de cacao, algodón, la minicadena aurífera, la producción pesquera y nuevas ofertas de turismo, representan el grueso de la gran variedad de proyectos. EL departamento espera además crear las condiciones para ser reconocido, el año 2010, como uno de los principales productores de Colombia de ganado vacuno para ceba de exportación.

Finalmente, el departamento durante los últimos años ha avanzado hacia el mejoramiento de sus factores productivos, sin embargo es necesario que focalice y aumente los esfuerzos de inversión alrededor de las acciones contempladas en la Agenda Interna de Competitividad, desarrollando

proyectos que integren los sectores público y privado. Esto se logra, a través de un manejo eficiente

y transparente de los recursos, con la implementación de los proyectos estratégicos que actúen sobre las causas de las deficiencias en los factores de competitividad, y procurando simultáneamente una mayor inclusión social, que vincule al desarrollo los diversos sectores poblacionales del departamento, haciendo un uso sostenible de los recursos naturales.

III. Agenda Interna y Visión 2019

A través del proyecto Visión Colombia II Centenario: 2019, el Gobierno Nacional ha propuesto al

país una discusión sobre cómo deberá ser Colombia cuando se conmemoren dos siglos de vida política independiente. La dimensión regional es, por supuesto, un aspecto fundamental de dicha

discusión.

Lo que aquí se plantea es entonces un intento por establecer acuerdos en torno a unas metas nacionales y regionales relevantes y unas políticas para lograrlas. Se trata de un punto de partida y no de llegada; un punto de referencia y un instrumento útil para ordenar una discusión que mueva a los colombianos a plantear propuestas y soluciones para construir un mejor país hacia el futuro.

La propuesta parte de dos principios rectores: a) Consolidar un modelo político profundamente democrático, sustentado en los principios de libertad, tolerancia y fraternidad; b) Afianzar un modelo socioeconómico sin exclusiones, basado en la igualdad de oportunidades y con un Estado garante de la equidad social.

Estos dos principios se desarrollan, a su vez, en cuatro grandes objetivos:

1. Una economía que garantice mayor nivel de bienestar.

2. Una sociedad más igualitaria y solidaria.

3. Una sociedad de ciudadanos libres y responsables.

4. Un Estado eficiente al servicio de los ciudadanos.

Para el logro de estos objetivos se han propuesto estrategias con metas y acciones específicas que tienen en cuenta la situación actual, las perspectivas, los recursos necesarios para lograrlas y las restricciones fiscales y financieras. De esta forma se llegó a una propuesta que puede ser considerada ambiciosa, pero que es realizable bajo un escenario de crecimiento que el país en su conjunto debe y puede lograr.

El propósito de este documento es contribuir al esfuerzo participativo de las regiones por vincularse al proceso que se ha llevado a cabo a través de Visión Colombia 2019, mediante el planteamiento de algunas metas específicas para Bolívar, en el contexto de otras metas más amplias que deberán guiar los esfuerzos de la nación en el futuro. Así pues, lo que aquí se presenta es un insumo que debe servir de base para la construcción futura de una visión integral para el departamento.

A. Primer objetivo: una economía que garantice mayor nivel de bienestar

Este objetivo tiene como propósito generar una base material que haga posible el cumplimiento de las demás metas propuestas, al incrementar el ingreso por habitante y poner a disposición del sector público los recursos necesarios para contribuir al logro de una distribución equitativa de los frutos del crecimiento.

Para 2019 Colombia deberá contar con una estructura productiva que incorpore y aproveche ple- namente –además del capital y el trabajo– recursos como la tierra, los mares, la biodiversidad, el paisaje y la localización geográfica. Para hacer esto posible, el país deberá estar integrado al mundo, deberá tener un sector productivo capaz de aprovechar sus ventajas comparativas y convertirlas en ventajas competitivas y deberá hacer de la ciencia, la tecnología y la innovación un factor determinante.

El planteamiento de estas metas se realizó, para el ámbito nacional, a través de ocho estrategias: a) consolidar una estrategia de crecimiento; b) aanzar la consistencia macroeconómica; c) desarrollar un modelo empresarial competitivo; d) aprovechar las potencialidades del campo; e) aprovechar los recursos marítimos; f) generar una infraestructura adecuada para el desarrollo; g) asegurar una estrategia de desarrollo sostenible; y h) fundamentar el crecimiento en el desarrollo científico y tecnológico.

Si bien todas las metas propuestas de manera general para la Nación afectan a los distintos departamentos, a continuación se presentan aquellas más representativas para el caso particular del Bolívar y se proponen algunas metas específicas para la región.

Metas nacionales y departamentales. Mucho antes de 2019 se habrá resuelto el problema scal y este tema ya no deberá ocupar energía y tiempo de la agenda pública. Hacia 2010 la economía debe estar creciendo a 5% por año y, a partir de 2014, lo hará de manera sostenida a 6%. Con este crecimiento el ingreso per cápita del país deberá elevarse a US$3.811 y la economía será, en 2019, 2,1 veces más grande y tendrá una estructura diferente a la actual. Parte de esta expansión podrá hacerse con base en las empresas, los sectores y los inversionistas que existen hoy en día; sin embargo, será imprescindible atraer empresas e inversionistas a nuevos sectores y regiones que hoy no están incorporados a la economía nacional.

Para atraer estos nuevos actores es necesario garantizar la apropiación de los retornos esperados de la inversión. La literatura reciente sobre desarrollo económico destaca la necesidad de que cada país identifique los cuellos de botella que impiden un crecimiento elevado y sostenido. Para Colombia, se han identificado los siguientes: violencia e inseguridad; carga tributaria excesiva; bajo nivel de ahorro, desequilibrio fiscal; bajo nivel educativo y de innovación; infraestructura incipiente y deficiencias en el cumplimiento de contratos, derechos de propiedad y regulación. Si bien se han logrado avances importantes en los últimos años, sobre todo en materia de seguridad y ajuste fiscal, es indispensable avanzar simultáneamente en las otras áreas para asegurar un entorno favorable al crecimiento y el empleo.

Adicionalmente, el país requiere políticas orientadas a transformar la estructura productiva tanto por el lado de la oferta como de la demanda. En relación con la oferta, Visión 2019 se plantea consolidar aquellos sectores productivos con ventajas comparativas y desarrollar ventajas competitivas, así como también apoyar los procesos de agregación de valor a través de estímulos a la ciencia la tecnología y la innovación. Por el lado de la demanda, el crecimiento deberá estar ja- lonado por la inversión, que deberá aumentar hasta llegar a 25% del PIB en 2019 (hoy se encuentra en 17,1%), y por las exportaciones, que deberán llegar a representar 25% del PIB (hoy son el 17%). La capacidad del país para atraer inversión extranjera juega también un papel fundamental. La inversión extranjera directa (IED) es una fuente importante de recursos productivos y un dinamizador del desarrollo económico, porque induce una mayor acumulación, transfiere tecnología, genera empleo y, además, le permite al gobierno obtener mayores recaudos. La meta es por tanto que el porcentaje de participación de la IED (acervo) en el PIB sea de 30%.

Si bien las estrategias y metas propuestas en Visión 2019 son de alcance nacional, es en el ámbito local donde estas se concretan, lo cual implica grandes retos para los departamentos. En particular, para el cumplimiento de este primer objetivo, muchas de las metas propuestas en Visión 2019 hacen parte de la Agenda Interna para la Productividad y la Competitividad. Es en este contexto en donde Bolívar debe identificar los cuellos de botella que requieren solución y los planes y proyectos que jalonarán el desarrollo productivo del departamento en el futuro. No obstante, este esfuerzo deber ser complementado con otros en el contexto nacional que permitan la confluencia de los intereses nacionales y regionales en pro del objetivo común de mejorar las condiciones económicas y sociales en toda la nación. A continuación se resumen aquellas metas propuestas de Visión 2019 que son relevantes para las perspectivas de desarrollo del departamento del Bolívar.

1.

Infraestructura

En 2019 los sectores de infraestructura responderán de manera eficiente a los requerimientos del crecimiento económico y del desarrollo social y sostenible del país.

Esta visión se alcanzará bajo la aplicación de cinco principios básicos de acción:

Cobertura universal: prestando eficientemente los servicios de infraestructura para que estén al alcance de toda la población y de los sectores productivos y desarrollando esquemas alternativos para las regiones apartadas del país. Globalización: creando las condiciones para que la población y las empresas aprovechen las oportunidades que surgirán a partir de la creciente globalización de la economía.

Eficiencia: consolidando esquemas empresariales que permitan el suministro de servicios de

infraestructura en condiciones óptimas y obteniendo los mayores beneficios sociales y económicos.

Participación privada: aumentando su participación activa en la prestación de los servicios de infraestructura en el país.

Marco institucional adecuado: desarrollando un marco institucional y normativo integral para

todos los sectores de infraestructura que fomente la inversión, la competencia –donde ésta sea

posible y eficiente y la innovación.

Para el desarrollo de cada meta se definieron líneas de base -situación actual- de cada variable con la información disponible más reciente. Además se tuvieron en cuenta las condiciones sectoriales, las proyecciones de necesidades futuras de recursos para cada estrategia y las restricciones generales fiscales, de balanza de pagos y financieras del país.

Transporte:

En cuanto a la propuesta sobre el modo vial, la meta Consolidar la red vial arterial y vascular, se basó en las siguientes premisas:

a. Conectar en forma eficiente los centros de producción y consumo con los puertos de exportación a través de la red arterial.

b. Articular el territorio nacional para asegurar la conectividad de la población

c. Desarrollar redes integradas y en condiciones de operación óptimas.

d. Llevar a un nivel adecuado de operación y nivel de servicio la red nacional de carreteras con problemas de congestión.

e. Incentivar el desarrollo de operaciones de transporte multimodales.

f. Reducir los costos de transporte.

En este sentido, la meta del modo vial está diseñada principalmente para el desarrollo de la red

existente.

Respecto al modo aéreo la meta consiste en modernizar e integrar la infraestructura aeroportuaria, y se basó en los siguientes principios:

a. Respuesta adecuada a los requerimientos de la demanda y estándares internacionales.

b. Descentralización aeroportuaria mediante la vinculación de capital privado en la operación y mantenimiento de aeropuertos.

c. Seguridad para todos los pasajeros

d. Seguridad y control del espacio aéreo nacional

Esta meta se aplica a toda la infraestructura del sistema aéreo y aplica a los aeropuertos localizados en el departamento Bolívar.

Para el modo férreo, la meta “aumentar la competitividad del transporte férreo esta dirigida a lo siguiente”:

a. Diversificación de la carga transportada (mayor carga con vocación férrea).

b. Consolidación de las concesiones existentes.

En el modo portuario, la meta diseñada con el fin de consolidar la infraestructura portuaria y fomentar la ampliación de la capacidad instalada, se enmarcó dentro de las siguientes consideraciones:

a. Suplir las necesidades de comercio externo del país.

b. Aumentar la competitividad del sector productivo.

Así mismo, para el sector fluvial, los principios asociados a la meta para fortalecer la red fluvial están orientados hacia:

a. Contar con un modo alternativo de transporte.

b. Integrar regiones apartadas.

c. Desarrollar proyectos multimodales que incentiven la integración regional.

Telecomunicaciones: La mayor integración dependerá también del desarrollo del sector telecomunicaciones. Éste representa un soporte fundamental para el desarrollo económico, al ser el motor de crecimiento de otros sectores y servir de base para la construcción de la sociedad de la información. A través de las telecomunicaciones es posible reducir costos de transacción, de transporte y de insumos, incrementar la productividad y generar mayores posibilidades de competir a nivel regional y global.

En este contexto, resulta necesario consolidar en el departamento esquemas de expansión de las coberturas de los servicios de telecomunicaciones, y fortalecer los programas de acceso universal. Si bien el departamento de Bolívar presenta una cobertura en conectividad en escuelas públicas por encima de la media nacional, también presenta niveles muy bajos de cobertura en el servicio de telefonía fija y penetración casi nula de banda ancha. Las metas específicas planteadas para Bolívar en estos temas son las siguientes:

Tabla 1. Metas en Telecomunicaciones

 

Situación

Meta

Dpto

Actual

2010

2019

Aumentar coberturas en servicios de telefonía fija(1). (Teledensidad, Número de líneas por 100 hab)

Bolívar

8

8

8

Nación

17,4

18,5

20

Aumentar coberturas en servicios de telefonía móvil* (Penetración móvil, Número de usuarios por 100 hab)

Bolívar

No se puede determinar(*)

Nación

47,5

65

75

Aumentar coberturas en servicios de Internet de banda

Bolívar

0,4

30

60

ancha(2).

(Penetración banda ancha, Numero de usuarios por 100 hab)

Nación

3,4

30

60

Garantizar el acceso universal a servicios de telefonía (Cobertura telefonía comunitaria, % localidades cubiertas)

Bolívar

74

89

100

Nación

83

89

100

Garantizar el acceso universal a servicios de Internet,

Bolívar

12

65

100

Situación

Meta

Dpto

Actual

2010

2019

conectividad en escuelas públicas. (Cobertura conectividad en escuelas, % escuelas con conectividad) Garantizar el acceso universal a servicios de Internet, conectividad en hospitales públicos. (Cobertura conectividad en hospitales, % hospitales con

Nación

Bolívar

Nación

9,2

15

10

64

65

67

conectividad) (*) No se puede determinar el número de usuarios por departamento debido a las características de este servicio Fuente línea de base: Ministerio de Comunicaciones.

100

100

100

a. Ciencia, tecnología e innovación:

Para poder transformar las ventajas comparativas del país en ventajas competitivas, la ciencia, la tecnología y la innovación serán claves. Pese al avance de los últimos años, existen aún impedimentos al desarrollo de estas actividades, incluyendo la escasez de las fuentes de financiación pública, el insuficiente apoyo y apropiación del sector privado y la escasa relación entre universidad y empresa. Por estas razones, hacia el 2019 la economía deberá estar fundamentada en la producción, difusión y uso del conocimiento para el pleno aprovechamiento de los recursos humanos y naturales del país. En 2019, Colombia deberá haber elevado la inversión en ciencia y tecnología a 2,0% del PIB, con una participación privada de cercana al 75%. Asimismo, el número de personas dedicadas a actividades de CyT e innovación llegará a 55000, equivalente al 0,1% de la población, como lo recomiendan los expertos internacionales.

Tabla 2 . Metas Nacionales en Ciencia Tecnología e innovación

 

Situación

   

Meta Nacional

Actual

2010

2019

Aumentar la inversión publica y privada en CyT e innovación (% del PIB)

0,53

1,0

2,0

Aumentar el número de personas dedicadas a actividades de CyT e innovación

21.000

30.000

55.000

Fuente:

Cálculos Colciencias y DNP-DDE

b. Recursos marítimos:

Pese a que cerca de la mitad del territorio nacional corresponde a superficie marítima, Colombia le ha dado por muchas décadas la espalda al mar y como tal, no ha aprovechado de manera sostenible estos cuantiosos recursos. Esto ha limitado las posibilidades de desarrollo de los 12 departamentos costeros del país, algunos de cuyos municipios presentan las peores condiciones sociales y económicas. En Visión 2019 se prevé incorporar este territorio al desarrollo del país para que contribuya al crecimiento económico y al bienestar de la población.

Específicamente en relación con el Caribe colombiano se propone fortalecer la producción pesquera y revisar e implementar el Plan Maestro de Turismo formulado para el Litoral Caribe Colombiano. De esta manera se espera que la zona del Caribe contribuya a alcanzar las metas nacionales de duplicar la producción pesquera anual y multiplicar por 8 el número de turistas extranjeros que visitan el país.

Tabla 3. Metas en recursos marítimos y turismo

Meta Nacional

Situación Actual

2019

Aumentar la producción pesquera anual (toneladas)

89.567

185.000

Incrementar el número de turistas extranjeros en el país

780.000

6.350.000

Fuente y cálculos: Min- Agricultura, Min-Comercio Industria y Turismo y DNP-DDT

c. Desarrollo sostenible:

El crecimiento económico, necesario para mejorar las condiciones de vida de todos los colombianos, no debe lograrse a costa de deteriorar o agotar la base de recursos naturales del país. Estos constituyen su mayor riqueza y deben ser fundamento de este crecimiento pero en consonancia con los principios universales de desarrollo sostenible.

El departamento del Bolívar, al igual que la mayoría de las regiones del país, enfrenta importantes desafíos ambientales que deben ser atendidos para asegurar su sostenibilidad. Entre las objetivos relevantes para el país a 2019, se destacan los siguientes: i) mantener la cobertura de bosque, ii) garantizar la conservación de la biodiversidad y los ecosistemas a través del fortalecimiento del Sistema Nacional de Áreas Protegidas - SINAP; iii) reducir la vulnerabilidad de la oferta hídrica y garantizar la oferta de agua para todas las poblaciones del departamento; iv) mejorar la gestión de riesgo y los sistemas de información y alerta temprana para la prevención de desastres; v) alcanzar concentraciones de partículas de PST y PM10 que cumplan los estándares y normas en todas las ciudades y corredores industriales del país; y vi) fortalecer las instituciones del SINA, en particular solucionar los conflictos de competencias y jurisdicción de las CAR y autoridades ambientales urbanas - AAU.

Tabla 4. Metas en medio ambiente

Metas Nacionales

Meta para el Departamento

2010

2019

Alcanzar 1.500.000 ha de bosque natural bajo manejo sostenible y 500.000 de ellas con certificación forestal voluntaria.

Implementar planes para el manejo sostenible del bosque natural y esquemas de certificación forestal voluntaria en las áreas prioritarias definidas por CSB Y CARDIQUE.

El 30% de las áreas bajo bosque natural son manejadas sosteniblemente y el 30% de éstas cuentan con certificación voluntaria.

El 100 % de las áreas bajo bosque natural son manejadas sosteniblemente y el 30% de éstas cuentan con certificación voluntaria.

Formular e implementar Planes de Manejo (PM) socialmente concertados para todas las áreas del SPNN.

Formular e implementar los Planes de Manejo para las 3 áreas del SPNN del Departamento: PNN Corales del Rosario, SFF El Corchal “El Mono Hernández” y SFF Los Colorados.

de las áreas cuentan con planes de manejo concertados y en implementación.

2

Las 3 áreas cuentan con planes de manejo concertados y en implementación.

Planes de manejo y ordenamiento de cuencas, páramos y ecosistemas que abastecen a poblaciones de más de 50.000 habitantes.

Formular e implementar los planes de manejo para las cuencas y ecosistemas que abastecen el acueducto de los municipios de: Cartagena, Magangué, Turbaco, Arjona y El Carmen de Bolívar.

de estos Planes de Manejo están en implementación.

3

Los 5 planes de manejo están en implementación.

Planes de contingencia para los acueductos de todos los municipios.

Planes de contingencia para los acueductos de los 45 municipios del departamento.

15 de los municipios cuentan con planes de contingencia.

Los 45 municipios cuentan con planes de contingencia.

Inventarios, control y

Inventarios, control y

Se observan

Tanto en la Ciudad de

Metas Nacionales

Meta para el Departamento

2010

2019

seguimiento de emisiones, acciones de prevención y control para fuentes fijas y móviles y calidad de aire.

seguimiento de emisiones, acciones de prevención y control para fuentes fijas y móviles y calidad de aire que garanticen el cumplimiento de los estándares de calidad de aire en la ciudad de Cartagena y su corredor industrial.

descensos en los niveles de contaminación en Cartagena y su corredor industrial.

Cartagena como en su corredor industrial se cumplen las normas y estándares.

Implementar planes municipales de gestión del riesgo y planes de contingencia en infraestructura indispensable.

Implementar planes de gestión del riesgo en los 45 municipios del departamento y planes de contingencia en infraestructura indispensable del departamento.

20 municipios con planes de gestión del riesgo. Planes de contingencia para el 60% de la infraestructura indispensable.

45 municipios con planes de gestión del riesgo. Planes de contingencia para el 100% de la infraestructura indispensable.

Solución de los conflictos de competencias y jurisdicción de las CAR y AAU.

Solución de los conflictos de competencias y jurisdicción de la CSB, Cardique y el Establecimiento Público Ambiental (EPA) de la ciudad de Cartagena.

Competencias y

Competencias y

jurisdicción

jurisdicción

claramente definidas.

claramente definidas.

B. Segundo objetivo: una sociedad más igualitaria y solidaria

Este objetivo, junto con el de ciudadanos libres y responsables, propone maximizar dos valores fundamentales de la Constitución Política: la igualdad y la libertad. Estos dos valores son igualmente deseables y no se puede ni se debe sacrificar uno a costa del otro: la libertad llevada al extremo es la del zorro en el gallinero; es la del fuerte a costa de los débiles. Por su parte, la igualdad llevada al extremo –particularmente la de resultados, no la de oportunidades– lleva necesariamente a sacrificar la libertad, incluyendo la libertad de empresa, de creación y de expresión.

El objetivo “Una sociedad más igualitaria y solidaria” plantea que, en 2019, Colombia deberá haber logrado una drástica reducción de la pobreza y un avance decisivo en términos de equidad, entendida ésta fundamentalmente como igualdad de oportunidades. Se parte del principio de que, para lograr este objetivo, el Estado debe actuar; el mercado no sólo no opera en muchas áreas, sino que en otras donde lo hace tiene fallas. Se supone además que, bajo la dirección del Estado, la sociedad debe ser activamente solidaria con los más pobres y con quienes son víctimas de diferentes tipos de discriminación.

Al pensar en políticas que permitan mejorar la productividad y competitividad global de las regiones, se debe tener en cuenta la necesidad de articular estas mejoras con los objetivos que en materia de desarrollo social tiene el país. Cualquier ejercicio que busque mejorar la competitividad de las regiones en el contexto internacional, debe trabajar al unísono en temas de acceso y calidad de los servicios sociales. Esto implica una inversión en capital humano que, a mediano plazo, provoca efectos positivos sobre la productividad, dado que de la provisión de servicios sociales de calidad se deriva una población más educada y saludable, una mano de obra mejor calificada y unos empresarios mejor preparados y más innovadores.

El planteamiento de las metas referentes a este objetivo se realizó, para el ámbito nacional, a través de tres estrategias: a) cerrar las brechas sociales y regionales; b) construir ciudades amables; y c) forjar una cultura para la convivencia.

a. Cerrar las brechas sociales y regionales:

Para 2019 todos los colombianos deberán tener igualdad de oportunidades en el acceso y en la calidad a un conjunto básico de servicios: educación, salud y asistencia social. Esto pretende asegurar que todo colombiano pueda generar y proteger los activos necesarios para su desarrollo personal y social.

Demografía

El departamento de Bolívar deberá comprometerse con el logro de metas específicas en los diferentes campos acción de la política social. En particular, y dada la relación que existe entre el desempeño de los diferentes sectores y el compartimiento y el comportamiento demográfico, es fundamental formular una política explícita de población que oriente la transición demográfica hacia la eliminación de brechas sociales.

Tabla 5. Reducir la tasa de crecimiento poblacional

   

Situación

   

Meta

Depto.

Actual(1)

2010

2019

 

Bolívar

2,17

1,87

0,24

Reducir la tasa de crecimiento poblacional en 34%

Nación

1,70

1,40

1,11

 

Bolívar

4,88

4,76

4,48

Reducir la tasa bruta de mortalidad en 10%

Nación

5,48

5,30

5,00

 

Bolívar

5,52

4,59

3,66

Reducir en 2.2 años el diferencial de la esperanza de vida por sexo

Nación

6,15

4,97

4,02

 

Bolívar

73,76

74,63

76,89

Aumentar en cuatro años la esperanza de vida al nacer

Nación

72,17

74,00

76,50

 

Bolívar

3,05

2,64

2,16

Reducir la fecundidad total en 27%

Nación

2,62

2,30

1,90

 

Bolívar

25,54

22,13

18,09

Reducir tasa de natalidad en 28%

Nación

22,31

19,60

16,10

(1) Linea de base 2004.

Salud En lo que se refiere al Sistema General de Seguridad Social en Salud – SGSSS-, se han planteado dos metas fundamentales: a) incrementar la afiliación al régimen subsidiado a 100% y b) igualar el plan de beneficios del régimen subsidiado al contributivo

Tabla 6. Lograr la cobertura universal en el Sistema General de Salud y Seguridad Social

Meta

Depto.

Situación

Actual

2010

2019

Incrementar la afiliación en el régimen subsidiado a 100% (1)

Nación

66,00%

100,00%

100,00%

Igualar el plan de beneficios del régimen subsidiado al del contributivo (2)

Nación

56,00%

100,00%

100,00%

(1) Fuente: Línea de Base MPS (2) Fuente: Ministerio de la Protección Social. Cálculos DNP-DDS-SS.

De acuerdo con las estrategias planteadas para el logro de la cobertura universal del SGSSS, vale la pena resaltar la importancia de la focalización, como instrumento de garantía de equidad hacia los más pobres. Así, la ampliación de cobertura prioriza a los departamentos de acuerdo con sus niveles de pobreza, de forma tal que paulatinamente se cierren las brechas regionales.

Tabla 7. Mejorar indicadores de salud pública

   

Situación

   

Meta

Depto.

Actual

2010

2019

 

Bolívar

83,60%

95,00%

95,00%

Aumentar la cobertura de vacunación a 95% (Todas las vacunas)(1)

Nación

93,00%

95,00%

95,00%

Reducir la mortalidad infantil (muertes de niños menores de un año por mil nacidos vivos)(2)

Bolívar

38,10

24,79

19,08

Nación

21,20

16,50

12,70

Reducir la mortalidad de la niñez en 56% (muertes de niños por mil niños menores de cinco años)(2)

Bolívar

35,86

27,30

20,42

Nación

24,56

18,72

 

14

Reducir la mortalidad materna en 70% (muertes maternas por 100.000 nacidos

Bolívar

79,83

56,59

16,72

vivos)(3)

Nación

100,10

63,00

28,80

Incrementar la prevalencia de uso de métodos modernos de anticoncepción en la población sexualmente activa a 78%(2)

Bolívar

Información no disponible regionalizada

Nación

64,00%

71,14%

77,97%

Incrementar la prevalencia de uso de métodos de anticoncepción entre la población femenina no unida y sexualmente activa (de 15 a 19 años) a 69%(2)

Bolívar

Información no disponible regionalizada

Nación

49,60%

59,40%

68,59%

Deterner el crecimiento del porcentaje de adolescentes que han sido madres o están en emabrazo, manteniendo esta cifra por debajo de 15%(2)

Bolívar

Información no disponible regionalizada

Nación

19,10%

<

15%

<

15%

Reducir la tasa de mortalidad por cáncer de cuello uterino a 4.5 por 100.000

Bolívar

Información no disponible regionalizada

mujeres(4)

Nación

10,94

7,06

4,50

Reducir desnutrición global de niños menores de 5 años a 4.5%(2)

Bolívar

Información no disponible regionalizada

Nación

6,70%

5,71%

4,50%

Mantener prevalencia geenral de infección por VIH, por debajo de 1.2%(1)

Bolívar

Información no disponible regionalizada

Nación

0,70%

<

1,2%

<

1,2%

 

Bolívar

0

 

0

 

0

Reducir en 85% las muertes por malaria(5)

Nación

227

 

117

 

34

 

Bolívar

5

 

2

 

0

Reducir en 93% las muertes por dengue(5)

Nación

229

 

108

 

17

(1) Fuente: Ministerio de la Protección Social e Instituto Nacional de Salud. Linea de base 2003. (2) Fuente: Encuesta Nacional de Demografía y Salud (2000). Línea de base 2004

(3) Fuente: DANE. Línea de base 1998 (4) Instituto Nacional de Cancerología. Línea de base 2003 (5) Ministerio de la Protección Social. Línea de base 1998

Educación

Dada la importancia que reviste la educación para el desarrollo económico y social de un país, se han configurado una serie de metas y estrategias a nivel nacional y departamental, en términos de cobertura y calidad.

Tabla 8. Promover la Educación Inicial y lograr la universalización de la educación básica y media

   

Situación

   

Meta

Depto.

Actual

2010

2019

Lograr que el 100% de los niños menores de cinco años que asisten a programas de atención infantil reciban formación de aprestamiento y preparación para la educación

Nación

27,70%

56,62%

100,00%

primaria(1)

(1) Fuente línea de base: DANE-ECV (2003) cálculos SE-DDS-DNP

Tabla 9. Lograr universalización de la educación básica y media

   

Situación

   

Meta

Depto.

Actual

2010

2019

Alcanzar y mantener la tasa de cobertura bruta de 100% para educación básica (preescolar, básica primaria y básica secundaria) (2)

Bolívar

90,6%

95,7%

103,0%

Nación

88,1%

94,1%

103,0%