Sie sind auf Seite 1von 5

Uso del Wejën Kajën para el estudio de la gráfica de funciones racionales por alumnos de ingeniería

Regino. Felix 1 , Mendoza. Emmanuel 2 , Rivera. Nely 3 , Pacheco. Cristóbal 4 , Torres. Alfredo 5 , Vargas. Xaab 6

1, 2, 3, 4, 5, 6 Facultad de Matemáticas Aplicadas, UNPA, Loma Bonita, Oaxaca, México

Telefono (281) 872-9230 Ext. 220

Fax (281) 872-9230 Ext. 230 ó 210

E-mail: xaabnop@gmail.com

Resumen –– Este documento presenta un avance de investigación centrado en el aprendizaje de funciones con coeficientes racionales que abordan los alumnos de Ingeniería en Mecatrónica de la Universidad del Papaloapan (UNPA) en su primer curso de cálculo diferencial. Se diseñó un material de enseñanza con base en una perspectiva surgida de las discusiones del pueblo Ayuujk de nuestro estado de Oaxaca denominado Wejën Kajën [1]. En él que se postula que el aprendizaje del humano – pueblo para un cierto concepto pasa por cuatro etapas de fortalecimiento fundamentales a través de momentos específicos. Este trabajo es un primer intento por aplicar esta perspectiva en una secuencia de enseñanza y en un proceso de investigación y esperamos que los resultados que se obtengan sirvan de base para las discusiones en torno al aprendizaje en espacios culturalmente diversos.

enseñanza, ingeniería

Palabras

Clave

funciones,

Wejën

Kajën,

secuencia

de

Abstract –– This document present a previous report focused in the apprenticeship of functions with rational coefficients that the students of University of Papaloapan must learn in their first course of calculus. An instrument of teach and learn was designed based in the perspective emerged from Mixe culture in our Oaxaca state called Wejën Kajën [1]. In that one the apprenticeship of human – town for a concept goes through in four fundamental levels with specific moments. This work is the first one in which one this perspective is used in terms of teach a concept and taking in to account for a research and we hope that the results that we will have serve for discussions around the apprenticeship in multicultural environments.

–– apprenticeship, engineer

Keywords

Functions,

Wejën

Kajën,

I.

INTRODUCCIÓN

sequence

of

En nuestra sociedad, el estudio de la matemática goza de un carácter especial, regularmente escuchamos expresiones como las siguientes: las matemáticas son difíciles, son mi terror, no me gustan o más aún sirven como justificación para dedicarse a estudios profesionales en los cuales no se tengan que abordar a profundidad los contenidos de esta ciencia. Así, en todo el mundo se han construido diversos acercamientos a fin de dar cuenta de los procesos cognitivos y cambios conceptuales que suceden en los individuos que deben aprender algunos conceptos

relacionados a la Matemática. Tenemos por ejemplo la visión constructivista de Piaget, la visión social de Vigosky, la visión cultural de D'ambrosio entre otras. De estas visiones se han tenido diversas adecuaciones para la enseñanza de varias áreas de la ciencia, en particular en el área de la Matemática tenemos las adecuaciones hechas por los esposos Van hiele y en años recientes la adaptación piagetiana realizada por Dubisky [2,3] para la enseñanza en el nivel superior. Estas aportaciones dan luz para explicar el proceso de enseñanza – aprendizaje basada en una concepción acerca del ser humano que aprende sin considerarlo en el marco de sus cultura en el sentido más amplio (idioma, filosofía, cosmogonía, historia, sistemas normativos, …). Wejën Kajën es una reflexión realizada en una comunidad Ayuujk en el estado de Oaxaca en el que en asamblea comunal se han develado la forma o la manera en la que los integrantes de esta cultura aprenden a ser lo que ellos son, que da pie a esta investigación en el que se usan estas reflexiones como marco de referencia para: 1.- Guiar el proceso de enseñanza de un contenido matemático, 2.- Explicar los procesos cognitivos y cambios conceptuales que ocurren en el alumno. 3.- Servir de base para la construcción de materiales de enseñanza. Éste último es el motivo de este artículo, centrado en la enseñanza – aprendizaje del concepto de función en particular en lo referente a su gráfica. Presentamos la construcción del material de enseñanza y los resultados de su primera aplicación.

II. METODOLOGÍA

A. Sobre el Wejën – Kajën.

En varios articulos [1, 4 y 5] se encuentran las ideas principales de esta perspectiva, que consiste en la concepión del ser humano como parte de una colectividad, haciendose éxplícito en el binomio humano – pueblo, y, es éste último el que se forma en tres dimensiones de la vida humana (biológico – psicosocial, pensamiento – mente -saber, emocional – afectivo – espiritual). La dimensión del pensamiento, mente y saber es el que nos ocupa.

B. Dimensión pensamiento – mente – conocimiento.

Esta dimensión se aborda ampliamente en [1] y, retomaremos en gran parte las ideas plasmadas en él. Ésta dimensión trata sobre la maduración del pensamiento,

mente, saber y, conocimiento del humano – pueblo en sus diversos espacios de aprendizaje. Esta maduración ocurre a través de cuatro etapas de fortalecimiento: Ser muy tierno, Ser tierno, Ser maduro, Ser macizo. Por lo que se puede hablar de un humano – pueblo muy tierno en mente, tierno en mente, maduro en mente y macizo en mente. Así, estas etapas tienen características particulares: No dependen de la edad del humano – pueblo, es decir, no están directamente relacionadas con la maduración de las etapas de la dimensión biológica. No son disjuntas. Un humano – pueblo puede encontrarse al mismo tiempo en distintas etapas de fortalecimiento para alguna situación. Desde este punto de vista se tiene una observación interesante “la generación y construcción del conocimiento pasa por cuatro etapas de fortalecimiento que contiene momentos específicos”, que se interrelaciona con las otras dimensiones. Esta observación sienta las bases para explicar los procesos cognitivos y cambios conceptuales que ocurren en el humano – pueblo y permiten realizar anotaciones necesarias para tomar en cuenta en la maduración del humano – pueblo en las tres dimensiones en las que se debe considerar que éste debe ser un buscador y generador de conocimientos para su pueblo.

C. Primera etapa de fortalecimiento: Ser muy tierno

En esta etapa el humano – pueblo es receptor de los conocimientos, valores, creencias, normas, filosofías, etc., desarrollados por sus semejantes, iniciándose con los componentes fundamentales de la comunidad, caracterizándose por la transmisión del conocimiento del pueblo al humano. Aquí el humano – pueblo realiza los primeros acercamientos hacia un tipo de conocimiento, utilizando como mentores a los que han transitado por esta etapa. El proceso de enseñanza fluye del guía al aprehendiente, en el que se le presenta información relevante acerca de lo que está aprendiendo. Por ejemplo, cuando un humano – pueblo madura el concepto de función en matemáticas, se le da toda la información posible acerca de él, sus usos, sus representaciones, sus aplicaciones, entre otros. Tomándose en cuenta la maduración del concepto que trae consigo o las relaciones que establece con situaciones vividas, a fin de madurar una definición formal de este concepto, comenzando con una informal. Asimismo, un humano – pueblo de esta etapa es receptor de los conocimientos que obtiene a través de diversos medios, puede realizar ciertas analogías pero sin reflexión profunda, aceptando argumentos vagos para dar certeza a diversos fenómenos o implicaciones de los conceptos que está madurando. Por ejemplo, en el caso del concepto de función, un humano – pueblo que se encuentre en esta etapa aceptará como argumentos válidos que todas las gráficas representan una función o que en una función un valor puede corresponder a dos valores diferentes. En general un humano – pueblo en esta etapa solo observa lo que ve y las repite sin mayor reflexión, al preguntársele sobre las causas

o razones de ciertas implicaciones, solo responderá por que así dice el guía o por que así es, o por que así está en el libro, etc. En una secuencia de enseñanza, en esta etapa se coloca información relacionada al concepto que se está madurando, utilizando momentos apropiados para las reflexiones pertinentes. Por ejemplo en la secuencia de enseñanza sobre

la graficación de las funciones de primer grado a los

aprehendientes se les proporciona información relevante sobre el concepto de funciones de primer grado, sus usos y sus aplicaciones. En esta parte se pone en juego la experiencia del guía y de su especialización dentro de la materia que esta enseñando.

En esta etapa:

La forma de enseñar es informativa. El aprendizaje es mimético. El aprehendiente es receptor de conocimientos.

D.

Segunda etapa de fortalecimiento: Ser tierno

Esta etapa se da cuando el humano – pueblo comienza a transformar el ambiente que lo rodea de forma consciente. Aquí se da la mayor parte de la maduración del conocimiento, conociendo los procesos y mecanismos que debe seguir en la solución de diversas situaciones que se le presenten. En esta etapa se pone en juego toda la experiencia del guía así como su especialización dentro del área que está enseñando, ésta es la etapa más demandante tanto par el guía como para el humano – pueblo que aprende. El guía hace uso de diversos medios que conoce para que el aprehendiente madure los conceptos trabajados, dinámicas de trabajo, investigaciones, materiales audiovisuales, materiales bibliográficos, etc. Es aquí en donde toma relevancia el rol de ser el guía de un humano - pueblo que aprehende a fin de que termine de madurar los conceptos

que aprendió en la etapa anterior y que tenga las bases necesarias y suficientes para transitar a la siguiente etapa. En nuestro ejemplo, es aquí en donde el humano – pueblo que aprende comienza a involucrarse con el uso del concepto de función en varias actividades, descubriendo aquellas en las que se encuentra este concepto pero que no había tomado conciencia de ellas. Asimismo se le presentan las distintas representaciones del concepto de función a fin

de que tenga un panorama amplio de él y además descubrir

cual de ellas es la adecuada para cada situación que se le presente. Un humano – pueblo de esta etapa se caracteriza por realizar repeticiones sucesivas de las actividades, estableciendo nuevas relaciones que antes no conocía o que no había tomado conciencia de su existencia. Se involucra plenamente en las actividades y de este modo conoce los

mecanismos a utilizar al momento de enfrentarse a una situación en la que se debe hacer uso del concepto aprendido

y realiza algunas conjeturas. En nuestro ejemplo del

concepto de función, el humano – pueblo puede distinguir claramente entre las gráficas que representan a una función

de las que no, con argumentos reflexionados y mencionar diversas características y diversos usos que se le da a este concepto. En una secuencia de enseñanza esta etapa es quizá la que ocupa el mayor tiempo, puesto que aquí deben quedar establecidas las bases del concepto aprendido para su posterior aplicación. De este modo, en la secuencia se incluyen preguntas de reflexión, a fin de que el humano – pueblo que aprende descubra las relaciones que se establecen entre el concepto que está madurando y otros que seguramente conoce, tomando conciencia de la importancia

de concepto, sus usos y aplicaciones. Por ejemplo en nuestra

secuencia de enseñanza sobre graficación de funciones de primer grado se realizan una serie de preguntas de reflexión a fin de que el humano – pueblo que aprende descubra las relaciones que existen entre la presentación algebraica de una función y su gráfica. En esta etapa El guía toma su papel de guía de conocimiento, poniendo en juego su experiencia y especialización dentro del área que enseña. El conocimiento aún fluye del guía al humano – pueblo que aprende. El humano – pueblo que aprende se involucra directamente en su aprendizaje.

E. Tercera etapa de fortalecimiento: Ser maduro

Esta etapa consiste en la maduración de los conocimientos adquiridos en las etapas anteriores, en ella el humano –

pueblo realiza la mayor contribución a su desarrollo, como humano y como pueblo. Se dice entonces que el conocimiento que ha adquirido el humano – pueblo ha madurado y se refleja cuando los confronta en otros espacios

y en otros aspectos a fin de verificar su fiabilidad y pertinencia para la solución de ciertos problemas,

formándose una estructura estable y coherente de lo que ha aprendido.

El proceso de aprendizaje, se construye de forma conjunta

tanto con el guía como con sus compañeros que se encuentran en esta misma etapa, aquí el humano – pueblo que aprende realiza varias conjeturas y busca verificar su validez o en su defecto encontrar las condiciones en las que son verdaderas o son falsas. El guía en este momento se encuentra en igualdad de condiciones que el humano – pueblo que aprende por lo que ambos pueden desarrollar nuevas conjeturas y tratar de verificarlas, tomando en consideración las experiencias de aquellos que han pasado por esta etapa. Así, se plantean situaciones frontera dentro del campo de especialización y situación que presentan un conflicto cognitivo para los humano – pueblo que aprenden. En nuestro ejemplo, el humano – pueblo que aprende puede poner a discusión diversas graficas y expresiones y conjeturar sobre si son una función o no o qué condiciones deben cumplir para ser funciones, planteando una situación frontera que involucre este concepto. El humano – pueblo de esta etapa ha madurado de forma coherente todos los

aspectos del concepto aprendido y puede aplicarlo a diversas situaciones. Un humano – pueblo de esta etapa es caracterizado por que muestra una maduración sólida sobre el concepto aprendido. Aplica este concepto a nuevos ejercicios y en caso de encontrarse en una situación – problema, posee los mecanismos necesarios para enfrentarse a él haciendo uso de toda su experiencia acumulada, realiza conjeturas argumentando su validez o su falsedad con argumentos coherentes. En nuestro ejemplo puede distinguir las expresiones algebraicas y las gráficas que presentan una función y puede determinar de forma correcta las condiciones que deben de cumplir para que sean una función, presenta posibles formas de representar a una función y busca sus aplicaciones inmediatas en situaciones conocidas. En una secuencia de enseñanza, esta etapa consiste en dar solidez a sus conjeturas anteriores colocando situaciones en las que fallan y en las que son ciertas a fin de encontrar sus condiciones de validez. Asimismo se toma en consideración que el concepto adquirido es aplicable a varias situaciones por lo que se le preguntan sobre situaciones de conflicto en las cuales pone en juego la maduración de su concepto. Por ejemplo en nuestra secuencia de enseñanza a los humanos – pueblo que aprenden se le colocan situaciones problemáticas que representan rectas verticales y horizontales, rectas paralelas, etc. A fin de que encuentren una ecuación que las modele, situaciones que generan confusiones y que deben resolver con toda la información dada conjeturando sobre otras situaciones. En esta etapa. El guía se convierte en un compañero en las mismas condiciones que el humano – pueblo que aprende. El conocimiento se construye entre el guía, el humano – pueblo que aprende y sus compañeros de esta misma etapa. El humano – pueblo que aprende madura su conocimiento junto con todos, involucrándose tanto en su aprendizaje como con los del guía y de sus compañeros.

F. Cuarta etapa de fortalecimiento: Ser macizo

Esta etapa se caracteriza por la aplicación de los conocimientos adquiridos en diversos espacios para la solución de problemas en los que se desenvuelve el humano – pueblo, que sirve de guía para los otros humanos – pueblo que se encuentran en momentos y etapas anteriores. El nuevo concepto aprendido por el humano – pueblo sirve de base tanto para establecer nuevas relaciones con otros conceptos previamente madurados y comenzar con otros en los que se involucra este concepto para su maduración. El proceso de aprendizaje en esta etapa es independiente del guía, el humano – pueblo de esta etapa indaga y se construye como un buscador y generador de conocimientos en este caso los relacionados al nuevo concepto madurado.

Por ejemplo en el caso del concepto de función en esta etapa el humano – pueblo busca nueva información sobre las funciones así como sus aplicaciones que desconoce y más aún puede ocurrir que también son nuevas para el guía. Un humano – pueblo de esta etapa, es capaz de aplicar el concepto aprendido en una diversidad de situaciones y de establecer muchas relaciones con otros conceptos y estructuras de forma coherente. Asimismo contribuye a que sus compañeros de etapas anteriores lleguen a madurar este concepto tal como él ha hecho. En nuestro ejemplo del concepto de función, un humano – pueblo en esta etapa puede discernir entre situaciones en los que se usa este y concepto de los que no, usar adecuadamente este concepto, conocer sus diferentes representaciones, considerar propiedades subyacentes a las funciones, etc. Reflejadas en las explicaciones a sus compañeros y a su guía. En una secuencia de enseñanza, esta etapa se ve reflejado en el hecho de que al humano – pueblo se le confronta con situaciones problemáticas y se le incita a reflexionar sobre las posibles soluciones de un problema y se le pide que realice ciertas investigaciones relacionadas al concepto tratado. Por ejemplo en nuestra secuencia de enseñanza sobre la graficación de funciones de primer grado a los humano – pueblo que aprenden se les proporciona una serie de situaciones cuya solución precisa de la participación de sus compañeros y además de que se le realizan preguntas de reflexión sobre alguna situación en la que se encuentra la graficación de funciones de primer grado. Todo lo anterior se presenta en el siguiente cuadro, el cual presenta las características fundamentales de cada etapa de fortalecimiento.

Etapa

de

Característica fundamental

fortalecimiento

Ser muy tierno

Inicio de la maduración del concepto en la mente del humano – pueblo. Maduración muy tierna del concepto.

Ser tierno

Mayor parte de la maduración del concepto en la mente del humano – pueblo. Maduración tierna del concepto.

Ser maduro

Maduración del concepto en la mente del humano - pueblo. Maduración del concepto.

Ser Macizo

Aplicación del concepto para la solución de diversos problemas. Maduración maciza del concepto

Tabla 1. Etapas de fortalecimiento

III. DISEÑO DE UN MATERIAL DE UNA SECUENCIA DE ENSEÑANZA BASADO EN EL WEJËN KAJËN.

El diseño de una secuencia de enseñanza para la graficación de funciones se hizo en el marco del curso de cálculo diferencial que tomaron los alumnos de ingeniería en mecatrónica en la Universidad del Papaloapan en el segundo

semestre del año de 2009. En ella se tomaron en cuenta las dimensiones postuladas por nuestro acercamiento. Es decir la emocional -afectiva, la biológica psicosocial y la del pensamiento. En la primera parte se plasmó en el material aspectos relacionados al gusto por la graficación y la reflexión sobre sus diversos usos en ambientes propios de los alumnos, en la segunda parte se tomó en cuenta que el ambiente fuera propicio para el trabajo en equipo por lo que se realizaron actividades de cohesión en el grupo. En la tercera parte se trabajó directamente con el material en cuatro etapas. La primera etapa consistió en dar información acerca de las diversas gráficas existentes así como la definición formal de la gráfica de una función racional. La segunda etapa consistió en que los alumnos descubriesen los efectos de las funciones en sus gráficas, de este modo relacionaron la representación algebraica de una función con su representación gráfica. En la tercera etapa los alumnos realizaron generalización de los aspectos observados verificándolos en otros espacios de números y con preguntas que les condujeran a la demostración de sus conjeturas. La cuarta etapa fue acerca de la aplicación y explicación de los conceptos aprendidos para con sus compañeros del equipo y de clase.

IV. DISCUSION

En este artículo solo se ha hablado de la dimensión pensamiento – mente – saber y no debe entenderse de ninguna manera que se encuentra desligado de las otras dimensiones, puesto que al momento de actuar y de explicar la maduración del humano – pueblo éstas se relacionan entre sí en una infinidad de relaciones indisolubles. Se encontró que este acercamiento es útil para lograr que los alumnos que asisten a las aulas de la Universidad del Papaloapan en la carrera de ingeniería en mecatrónica sean capaces de: 1.- Identificar las funciones que modelan a una gráfica; es decir, deducir de una gráfica la posible función que la modela. 2.- Bosquejar las gráficas de funciones racionales. Los resultados arrojaron que la secuencia de enseñanza debe modificarse. Se espera que este estudio sea una contribución importante para el desarrollo de Wejën Kajën como acercamiento teórico dentro de la enseñanza de las ciencias, en particular de matemáticas.

REFERENCIAS

[1] V. V. Xaab, “Wejën Kajën: Las dimensiones del pensamiento y generación del conocimiento comunal,” Tlahuitoltepec, Mixe, Oaxaca, México, 2008, pp. 50 – 60. [2] Asiala, “A framework for research and curriculum development in undergraduate mathematics education”. In J. Kaput, A. H.

[3]

Schoenfeld, E. Dubinsky (Ed.s) Research in Collegiate Mathematics Education. Vol. 2. Providence, RI: American Mathematical Society. p. 1-32, 1996. Dubinsky, Ed, “Aplicación de la perspectiva piagetiana a la educación matemática universitaria”, Educación Matemática. 8(3), 25 – 41,

1996.

[4]

Vargas Vásquez, Xaab Nop, Wejën - Kajën: Las dimensiones del pensamiento y generación del conocimiento comunal, México, 2009a, Memorias del I Congreso

Estatal de Investigación de las Escuelas Normales, Estado de México. [5] ---------- Wejën Kajën: Las dimensiones del pensamiento comunal. Knol, unidades de conocimiento. 2009b. http://knol.google.com consultado el 23 de noviembre de 2009