Sie sind auf Seite 1von 26

Página1

INTERVENCIÓN DE LOS PERITOS

Al suceder un presunto hecho delictuoso las autoridades que toman conocimiento del mismo inician la investigación con un grupo interdisciplinario formado por los siguientes elementos:

Agente del Ministerio Público.

Perito en criminalística.

Médico forense.

Perito en fotografía.

Peritos en especialidades diversas, según el tipo de hecho.

Posteriormente el agente del Ministerio Público procede a formular la solicitud para la intervención de los peritos, la cual, al ser recibida en la Dirección General de Coordinación de Servicios Periciales, constará de los datos citados a continuación:

Número de llamado.

Fecha y hora.

Número de averiguación previa o acta circunstanciada.

Autoridad que hace la solicitud.

Persona que recibe el llamado.

Datos adicionales; por ejemplo, el domicilio al que deben presentarse, el tipo de delito, etc.

Una vez recibida la solicitud y formado el grupo interdisciplinario que actuará en la investigación. Este se trasladará al lugar de los hechos, a la brevedad posible, a fin de evitar la pérdida de evidencias o, en caso de existir, de procurar que ésta sea mínima. El lugar de investigación contiene la información completa para determinar la forma en que sucedieron los hechos, por lo que es necesario seguir una metodología para su estudio. La investigación criminalística consta de cinco etapas:

Página2

Protección y preservación del lugar de los hechos.

Observación.

Fijación.

Recolección y embalaje de indicios.

Cadena de custodia.

Procesamiento de indicios en el Laboratorio de Criminalística.

Una vez llevada a cabo la investigación dentro del lugar de investigación, enviado de los indicios colectados al laboratorio, análisis de los indicios en las diversas áreas del Laboratorio de Criminalística y emitido los dictámenes de las diversas áreas, el perito en Criminalística debe emitir su propio dictamen, apoyado en los dictámenes emitidos por los demás peritos aportando los elementos de convicción con respecto a las solicitudes realizadas por escrito por el agente del Ministerio Público.

PASOS DE LA METODOLOGIA DE INVESTIGACIÓN EN CRIMINALÍSTICA DE CAMPO

El Doctor Felipe Pardinas hace el siguiente comentario:

“La metodología es el sentido común que reflexiona para encontrar nuevos conocimientos o nuevas decisiones de acción”.

Enseguida añade:

“Quienes nunca hayan estudiado metodología, sí conviene que lean algú libro al respecto; pero después de haberlo leído no digan: ahora ya sé metodología y puedo dejar de lado mi sentido común”.

De ninguna manera, aún con la metodología es preciso escuchar siempre lo que dice el sentido común, el cual se refina cada vez más con la experiencia. Para su estudio y su práctica ya se indicó que la Criminalística general se divide en varias ramas, la Criminalística es indispensable con sus técnicas forenses de laboratorio.

Página3

La Criminalística de Campo estudia de manera científica el lugar de los hechos, el lugar de hallazgo y otros lugares sujetos a investigación, porque para el estudio y análisis de los mismos y de los indicios o evidencias que contenga, aplica los pasos sistemáticos de los métodos científico, inductivo, deductivo, analítico, sintético y analógico. Asimismo, aplica conocimientos universales consistentes de modo esencial en principios generales, conceptos y criterios comprobados. También aplica tecnología vigente mediante el instrumental científico adecuado y transportable. Todo ello para el examen de los lugares, registro de sus evidencias y reflexiones científicas para despejar las interrogantes que se plantean en los casos sujetos a investigación. En la criminalística de campo se aplican, como ya se dijo, cinco pasos ordenados en forma sistemática y cronológica, mismos que se conocen técnicamente como “Metodología de la investigación criminalística en el lugar de los hechos” y se constituye de la siguiente manera:

1. Protección del lugar de los hechos.

2. Observación del lugar.

3. Fijación del lugar.

4. Colección de indicios.

5. Suministro de indicios al laboratorio.

En el transcurso de estos pasos con sus técnicas, sin olvidar lo sustancial, como son los conocimientos y experiencia del criminalista, se estará en posibilidad, en el lugar de los hechos o en el lugar en que se investiga, de plantear y resolver en forma científica los problemas que se presentan conforme se descubren y examinan los indicios asociados con el hecho, se reflexionará para formular las hipótesis de lo acontecido, con el consiguiente rechazo de algunas y el énfasis en sólo una con base en la experiencia y comprobación de los indicios, para adoptar por último las decisiones preliminares sobre el hecho que se investiga. Es necesario esperar el resultado de los análisis que hagan de los indicios otros expertos forenses del laboratorio con el fin de aunarlos a las decisiones finales.

1.- PROTECCIÓN DEL LUGAR DE INVESTIGACIÓN

Página4

Como se ha mencionado, para poder determinar lo que ha sucedido y reconstruir el hecho, es imprescindible estudiar el lugar del hecho así como la recolección de todos los indicios, lo cual es materialmente imposible cuando el lugar de investigación no ha sido protegida y conservada adecuadamente. Para poder proteger y preservar correctamente el lugar, es necesario que la primera corporación policiaca que tenga conocimiento de un presunto hecho delictivo cuide que nadie toque o mueva nada en del lugar, teniendo en cuenta dos posibilidades: que el presunto delito se haya llevado a cabo en un espacio abierto o en un espacio cerrado. En la primera posibilidad deberá acordonarse el área en un radio de por lo menos 50 metros a la redonda, y en la segunda deberá mantenerse vigiladas todas las vías de acceso y los alrededores del lugar, evitando con esto que nadie, incluso ellos mismos, modifiquen, extraigan o coloquen algún objeto que pueda alterar el lugar de investigación. Es importante mencionar que la primera autoridad policiaca que llega al lugar de un presunto hecho delictivo es la policía preventiva, y que de ellos depende no sólo la protección del lugar, sino también prestar auxilio a la víctima o víctimas cuando esté dentro de sus posibilidades; además, deben mantenerse alerta previniendo que el autor del crimen regrese o aún permanezca cerca. Una vez protegido y conservado el lugar, se esperará el arribo de las autoridades judiciales y de los peritos de campo, los cuales realizarán un reconocimiento inicial en donde no se modificará nada hasta que no se haya realizado la correspondiente fijación. Al terminar este reconocimiento preliminar y retirar a los testigos o directos involucrados en el hecho, se procederá a la observación y fijación del lugar así como al levantamiento y embalaje de los indicios, que deberán estudiarse cuidadosamente en los diferentes laboratorios forenses.

2.- OBSERVACIÓN DEL LUGAR

La observación consiste en el examen completo, metódico y meticuloso del lugar, con el fin de encontrar todos los indicios y evidencias posibles para poder determinar su relación con el hecho.

Página5

Para poder tener éxito en la investigación criminalística es importante tener en cuenta las siguientes consideraciones:

a) Programar las actividades que puedan llevarse a cabo en el lugar.

b) Especificar cuáles son las funciones y responsabilidades del personal.

c) El plan de trabajo dependerá de las características generales del lugar, o cuando se trate de un espacio abierto o cerrado.

d) Actuar con calma, seriedad y profesionalismo.

e) No existe nada tan insignificante que no se considere importante.

f) Establecer métodos de observación, como los que se describen a continuación:

Por zonas.- Se utiliza en espacios cerrados; la observación se llevará a cabo inicialmente en el piso, posteriormente en las paredes y se terminará en el techo de la habitación.

En espiral.- Puede utilizarse tanto en espacios abiertos como en espacios cerrados; se inicia la observación desde el centro a la periferia o desde la periferia hacia el centro, siempre en forma circular.

De enlace.- Este método es secuencial y se utiliza cuando se van a examinar varias habitaciones o edificios.

De criba.- Se emplea en espacios abiertos en los que se delimitará el área mediante puntos de referencia para obtener una forma geométrica del lugar y poder recorrerlo en forma paralela, cubriendo la superficie de un extremo a otro en sentido vertical y horizontal.

En franjas.- Es un método que se usa en espacios abiertos y de grandes dimensiones, principalmente en el mar, en donde se limita el área mediante coordenadas, recorriendo el sitio en forma paralela para cubrir la superficie de un extremo a otro en sentido vertical.

Página6

En cuadrantes.-

cuadros y, posteriormente, podrá utilizarse cualesquiera métodos.

Con éste método, el espacio abierto se dividirá en

de los otros

Por otra parte, también debe hacerse lo siguiente:

a) Localizar los indicios en función de cuáles pueden ser útiles para la investigación y cuáles tienen prioridad para su levantamiento y envío al laboratorio correspondiente.

b) Iniciar y establecer medidas estrictas en la cadena de custodia.

c) Fijar el lugar de investigación.

correspondiente. b) Iniciar y establecer medidas estrictas en la cadena de custodia. c) Fijar el lugar
correspondiente. b) Iniciar y establecer medidas estrictas en la cadena de custodia. c) Fijar el lugar
Página7
Página7
Página7
Página7
Página7

Página8

3.- FIJACIÓN DEL LUGAR

Es el aseguramiento de todos los indicios que se hallaron en el lugar del hecho, y del mismo lugar; se hace con el objetivo de contar con un registro que pueda ser utilizado en cualquier momento e incluso estar integrado en la averiguación previa. Existen diferentes tipos de fijaciones, pero las más frecuentemente utilizadas son la fijación fotográfica, la escrita o narrativa, la planimétrica y por moldeo.

Fijación fotográfica La fotografía realiza un papel importante en la investigación, ya que con ella puede contarse con un registro exacto y permanente del lugar del hecho. Por tanto, deberán tomarse, lo más pronto posible todas las fotografías que se consideren pertinentes de los indicios en su aspecto general, acercamientos y grandes acercamientos. Se tendrá siempre un marco de referencia o una regla indicadora, así como los datos generales, como son:

número de averiguación previa, dependencia, fotógrafo, fecha, lugar, etc., de igual forma, se recomienda tomar fotos a la altura de los ojos para representar la escena acerca de cómo podría ser observada de manera normal y fotografiar toda el área antes de entrar a ella y, por último, tomar fotografías nuevamente al término de la investigación.

Fijación escrita Descripción de cada uno de los detalles que se encuentran en el lugar del hecho. Puede realizarse mediante una narración escrita, visual-sonora o exclusivamente visual; estos tres métodos los emplea el FBI, quedando incluidos en los que esta policía denomina como descripción narrativa. En nuestro medio se utiliza más la narración escrita, por eso el término de fijación escrita. Este reporte debe contener una descripción de lo general a lo específico de manera precisa y objetiva; lo que el investigador encuentra en el lugar del delito debe redactarse de una manera clara, lógica, consisa y precisa, conteniendo: la ubicación del hecho en tiempo y lugar, nombres y datos identificatorios de la víctima y testigos, descripción de los vienes

Página9

afectados, cuales son las lesiones y, en caso de que se encontrara un cadáver, deberá describirse su posición y orientación, así como sus características generales.

Fijación planimétrica Es la representación del lugar del hecho mediante un diagrama para establecer un registro permanente de los objetos, condiciones y relaciones de distancia y tamaño; es complementario de la fijación fotográfica. Se lleva a cabo mediante un croquis donde se muestre la ubicación de todos los aspectos importantes del lugar de investigación, particularmente la localización de los indicios. Debe contener:

a) La descripción de cada objeto.

b) La orientación, según la dirección de la brújula, orientando el croquis hacia el norte.

c) La escala utilizada para su realización.

d) Ubicación de los lugares en donde se realizó la fijación fotográfica.

e) Localización de los objetos adyacentes (edificios, habitaciones, muebles, etc.).

f) Condiciones meteorológicas y de iluminación.

g) Nombre de quien realizó la fijación, así como la fecha, hora y número de averiguación previa.

En espacios cerrados puede elaborarse diferentes tipos de croquis, pero los que más se utilizan son el croquis simple y el de abatimiento, en el cual las paredes y el techo se dibujan como si estuvieran en el mismo plano del piso, método que Kenyers perfeccionó posteriormente. Cuando el lugar a examinar es de los llamados espacios abiertos tendrá que recurrirse a la elaboración de planos con técnicas especiales de ingeniería y topografía, así como realizar la medición por coordenadas o utilizando signos convencionales (árboles, carreteras, prados, puentes, etc.) para lograr una mejor ubicación del lugar.

Página10

Página 10
Página 10
Página 10

Página11

Página 11 Fijación mediante moldeo En Criminalística se utiliza el modelo para obtener la reproducción en

Fijación mediante moldeo En Criminalística se utiliza el modelo para obtener la reproducción en tres dimensiones de las huellas de vehículos u otros, con el propósito de

Página12

obtener una réplica de indicios que pueden ser destruidos por las condiciones ambientales, o poder tener la oportunidad de llevar a cabo una posterior comparación con los objetos sospechosos.

4.- COLECCIÓN DE INDICIOS

Deben realizarse de manera meticulosa y con el instrumental adecuado después de haber fijado todos los indicios con las técnicas establecidas para tal fin. En primer lugar, conforme al criterio del perito, se seleccionan todos aquellos indicios relacionados con el hecho, siendo posible en ocasiones tomar algunos objetos adicionales, sin llegar a un a recolección indiscriminada. Levantarlos con las manos debidamente protegidas con guantes y utilizando el instrumental apropiado; evitará todo tipo de contaminación y/o alteración. Es indispensable manipularlos lo menos posible y manejarlos siempre por separado, identificándolos por su tipo, características y ubicación.

Material y equipo El material común para la recolección y el embalaje de los indicios en la investigación criminalística consiste en:

Hisopos de algodón.

Pinzas de diferentes dimensiones con protección de plástico en sus extremos.

Fragmentos de tela blanca de algodón libre de apresto.

Escalpelo.

Aplicadores de madera.

Cordeles.

Cinta adherible.

Reactivos químicos para revelado de huellas dactilares y material biológico.

Tijeras.

Bisturí.

Envases de plástico.

Página13

Tubos de ensaye.

Brochas con pelo de camello de distintas medidas.

Bolsas de plástico.

Bolsas de papel.

Cajas de cartón de diversos tamaños.

Pipetas.

Solución salina.

Espátulas.

Material para moldeado.

Lupas.

Lámparas.

Cinta métrica.

Brújula.

Etiquetas adheribles.

Los indicios deben ser embalados por separado en contenedores adecuados; se marcan con todos los datos necesarios para su identificación. Generalmente se emplean etiquetas con sello institucional provista con información necesaria.

5.- SUMINISTRO DE INDICIOS AL LABORATORIO

Se hace de acuerdo con las evidencias materiales aseguradas y que se hayan coleccionado en el lugar de los hechos o en el lugar sujeto a investigación, según las circunstancias del suceso que se investiga. En la investigación ministerial auxiliada con sus unidades de apoyo, sólo los funcionarios abocados al caso pueden suministrar evidencias al laboratorio o unidad pericial especializada para su estudio y análisis, acompañadas por un oficio o pliego petitorio y con la firma respectiva, y en términos generales son el agente del Ministerio Público, quien asegura y custodia de inmediato los indicios o evidencias asociativas, el agente de la policía y el perito del área correspondientes, quienes darán aviso y las entregarán de modo expedito a la representación social para su fe, aseguramiento y formulación del oficio respectivo con objeto de su estudio pericial. Todo ello (una vez consignados los indicios con detalle y descritas sus particularidades en la inspección ministerial), con objeto de no viciar su

Página14

manejo y evitar contaminaciones, alteraciones, sustituciones y destrucciones. En el suministro de indicios al laboratorio o a la unidad pericial especializada, siempre deberá acompañarse el oficio petitorio debidamente requisitado y que describa en detalle los aspectos que se quieren tratar y que se deseen conocer en relación con los hechos que se investigan, con el fin de que se apliquen los métodos y las técnicas idóneas para contestar las interrogantes útiles y verdaderas que se plantean.

LABORATORIO DE CRIMINALÍSTICA

El laboratorio de criminalística es una organización científica ue tiene una misión altamente delicada: La de ayudar al proceso de justicia criminal. Proporciona dicha ayuda respondiendo, o ayudando a responder las preguntas vitales sobre si un crimen ha sido cometido, cómo y cuándo fue cometido, quién lo cometió y lo que es igualmente importante, quién no puede haberlo cometido. El laboratorio de criminalística busca soluciones por medio del análisis científico de los materiales de pruebas físicas reunidas principalmente del lugar de la investigación o del sospechoso. No todos los laboratorios de criminalística poseen las mismas capacidades. Algunos tienen mayores capacidades que otros. Los laboratorios tienden también a adquirir mayor experiencia en áreas particulares. La forma de reunir algunos materiales de pruebas físicas, residuos de polvos de las manos de sospechosos, por ejemplo, variará según el tipo de procedimientos de pruebas aplicado por el laboratorio. Por lo tanto, es importante que los investigadores se familiaricen con las capacidades de los laboratorios de Criminalística que apoyan sus jurisdicciones, como así también con los requerimientos de los laboratorios forenses federales. La idoneidad necesaria puede obtenerse sin estudios extensivos o sin emplear mucho tiempo. Debe recordarse, que es la Criminalística de Campo la que investiga de manera científica los lugares de hechos y la que suministra o alimenta de indicios o evidencias físicas a las diversas secciones de la criminalística de laboratorio y a otras unidades periciales especializadas.

Página15

Entonces, el análisis de los indicios se desarrolla directamente en las diferentes áreas del Laboratorio de Criminalística, según su naturaleza, como son:

Balística.

Química.

Grafoscopía.

Dactiloscopía.

Análisis de voz.

Genética.

Fotografía.

Valuación.

DIFERENCIAR LOS TIPOS DE ESCENARIO DE UN DELITO

El lugar del hecho es el sitio o espacio donde se ha cometido un acto ilícito, y en donde se encuentran los indicios y evidencias. También se le conoce como el lugar del delito, el lugar de la investigación o la zona crítica. El propósito fundamental de su estudio es el de lograr tanto la reconstrucción del hecho como su verdad histórica. Los diferentes tipos de lugar en los cuales se lleva a cabo la investigación pueden clasificarse como:

Lugar de los hechos.- También conocido como el lugar crítico. Es el sitio físico donde ocurre la totalidad de eventos a investigar, como: vía pública, oficinas, inmuebles, vehículos, etc. Lugar de hallazgo.- Sitio físico donde se localiza el elemento indiciario de mayor relevancia y donde se da el desarrollo principal de los hechos, como: lugares abiertos (terrenos baldíos, caminos, carreteras, etcétera) y/o cerrados (vehículos, inmuebles, etc.). Lugar de enlace.- En los casos de secuestro es el lugar o los lugares físicos utilizados para el traslado de la víctima a un sitio distinto de donde se le privó de la libertad, o bien, donde permaneció cautiva: caminos, carreteras, vehículos, oficinas, casas, etc. Elementos de apoyo.- Como pueden ser carretillas, bicicletas, motocicletas, etcétera.

Página16

Así también, el lugar de hecho se puede determinar a partir de la observación, fijación rastreo, señalización y reconocimiento, en dos tipos:

abierto y cerrado. El lugar abierto puede ser cualquier espacio público en el que no hay una delimitación, por ejemplo en un parque, una plaza, calles, todo ello, obliga

a que los investigadores inicien su investigación desde el foco u origen del

hecho, hacia fuera, hacia los contomos, en círculos concéntricos y equidistantes. El lugar cerrado es aquél que tiene límites claramente demarcados, como puede ser una casa, una sala de cine, un salón de clase y la investigación debe realizarse desde afuera hasta el centro u origen de los hechos.

METODOLOGÍA PARA PROTEGER, LOCALIZAR Y ENVIAR LOS INDICIOS AL LABORATORIO PARA SU ESTUDIO

Cuando el experto llega al lugar del delito, debe estar preparado para manejar y reconocer la evidencia. Debe procurar hacer acto de presencia

a la mayor brevedad posible, ya que conforme pasan las horas la evidencia

(indicios) se destruye, altera o, en el peor de los casos, desaparece. Nunca será excesiva la atención que se preste a las primeras indagaciones realizadas en el lugar de investigación. El doctor Locard lo observó al expresar: “las primeras horas de la investigación son inapreciables y, en estas cosas, el tiempo que pasa representa la verdad que huye”. Proceder con método, sin precipitaciones y sin prejuicios es la regla. Debido a que no se puede observar todo detenidamente, debemos discriminar e intentar seleccionar sólo lo significativo. La mayoría del conocimiento y mucho del genio del criminalista se basa en la habilidad que posea para seleccionar aquello que merece ser observado. Es esta una selección crucial, la cual a menudo determina el éxito o el fracaso de la investigación. Ahora bien, para cuidar y preservar la evidencia, los investigadores norteamericanos Anthony L. Califana y Jerome S. Leokov recomiendan proceder de la siguiente manera:

I. Asegurar la escena del crimen, “no tocar nada”.

II.

Fotografiar toda la escena desde diferentes ángulos y, así mismo, hacer un bosquejo de la misma, siendo preciso en las dimensiones.

Página17

III.

Buscar detenidamente la evidencia, es decir, lo que resulte significativo, obteniéndose mejores resultados cuando el experto y el policía trabajan en equipo, o sea, en forma conjunta.

IV.

Tomar grandes acercamientos de la evidencia, a fin de que las fotografías muestren su posición exacta, antes de ser levantadas.

V.

Levantar y marcar la evidencia lo más pronto posible, momento que inicia la “cadena de custodia”.

VI.

Embalar la evidencia.

VII.

Registrar por escrito todos los detalles de la escena del crimen.

VIII.

Entregar la evidencia al laboratorio de criminalística, procurando en su traslado y recepción seguir guardando la “cadena de custodia”.

IX.

Resguardar la evidencia en un lugar seguro y apropiado, una vez terminado su examen.

Nos damos cuenta al leer estas directrices, que hacen referencia a un panorama general, sin embargo, lo importante de este apartado consiste en el estudio preciso de los indicios hallados en el lugar de investigación, por eso ahondemos un poco más en ese aspecto. Una vez que se realiza la inspección preliminar se procede a la búsqueda de indicios en el lugar de la investigación, para lo cual se utiliza cualesquiera de los métodos ya descritos para la técnica de observación (por zonas, en espiral, criba, etc.); al ser localizados los objetos que se consideren de importancia para descubrir la verdad histórica del hecho, debe fotografiarse antes de su recolección y marcar en los croquis los lugares en donde se encontraron. Posteriormente se llevará a cabo el levantamiento de los indicios de manera ordenada para que no exista posibilidad de alterar el lugar; utilizando las diferentes técnicas de levantamiento y embalaje según los tipos de evidencias, evitando manipularlas demasiado con el fin de no dañarlas, destruirlas o modificarlas, para lo cual se recolectan y se empaquetan cada una con su respectiva etiqueta que las identifique, además de un registro de recuperación de evidencias.

Como se mencionó anteriormente, para el levantamiento y el embalaje se requiere del empleo de técnicas bien establecidas, según sea el tipo de indicios que se encuentren en el lugar. En cuanto al levantamiento, se recomienda:

a) Observar detenidamente las evidencias en el lugar donde se encuentren antes de levantarlas.

b) Fijarlas fotográficamente antes de levantarlas.

c) Marcar en los croquis los lugares donde se encontraron.

d) Utilizar equipo limpio y adecuado.

e) Planear la técnica que va a utilizarse.

f) Llevar un registro de la recolección.

g) Utilizar guantes quirúrgicos o de plástico.

h) No manipular en exceso las evidencias.

Con respecto al embalaje, cabe mencionar lo siguiente:

a) Utilizar recipientes adecuados.

b) Guardar las evidencias de manera individual.

c) Rotularlas claramente, anotando fecha, hora, número de averiguación, tipo de evidencia, localización, nombre de quien las recolectó y número del artículo.

Etiqueta simple para identificar evidencias. Página18
Etiqueta simple para identificar evidencias.
Página18

Mencionar todas las posibilidades de recolección de objetos que pueden relacionarse con el hecho es materialmente imposible, por lo que a continuación se describirán sólo aquellos que con mayor frecuencia se utilizan como elementos de prueba en la investigación criminal.

sólo aquellos que con mayor frecuencia se utilizan como elementos de prueba en la investigación criminal.
Página19
Página19
Página20
Página20
Página21
Página21
Página22
Página22
Página23
Página23
Página24
Página24
Página25
Página25

Página26

Página 26