Sie sind auf Seite 1von 2

Acceso a medicamentos:

54 COMUNAS DEL PAÍS NO CUENTAN CON FARMACIAS

Ultimo catastro de Salud indica que se mantiene la brecha: el 48% de los locales está ubicado en la Región Metropolitana.

Por Oriana Fernández y María José Jarpa - 26/12/2014 - 02:24

Oriana Fernández y María José Jarpa - 26/12/2014 - 02:24 Si en la Isla Guaitecas, en

Si en la Isla Guaitecas, en la Región de Aysén, un vecino quiere comprar un medicamento para una enfermedad compleja o algún dispositivo ortopédico, debe viajar doce horas por mar hasta Puerto Aysén y luego esperar un bus que lo lleve, luego de un trayecto de una hora, a Coyhaique.

Según el Ministerio de Salud, Guaitecas es una de las 54 comunas del país que no poseen farmacias ni almacenes autorizados donde se vendan medicamentos, lo que preocupa a la cartera, debido a que estos productos son clave a la hora de que los usuarios accedan a tratamientos.

De acuerdo al más reciente catastro de Salud, hay además 23 comunas que tienen sólo almacen farmacéuticos o locales que pueden expender remedios de uso común, pero no los que requieren receta médica. Tampoco cuentan con químico farmacéutico ni pueden expender productos sicotrópicos.

El resto de las 268 comunas poseen farmacias -que totalizan 2.924 en Chile-, y la mayor concentración se da en la Región Metropolitana, donde existen 1.428 locales de este tipo (el 48% del total). Y sólo en Santiago Centro, donde transita un millón de personas diariamente, hay 195 farmacias; en Las Condes hay 116 recintos y Maipú, que donde vive medio millón de habitantes, tiene 88 establecimientos.

La situación contrasta con la Región de Aysén. Allí solo hay diez farmacias. El gobernador de Coyhaique, Cristián López, dice que en la región hay una farmacia por cada 11 mil personas. “Pese a esto, hay que aclarar que no hay desabastecimiento: los centros de salud, poseen los remedios requeridos. El tema es cuando hay enfermedades más complejas o no hay un determinado producto específico, el usuario debe viajar horas e incluso días”.

REGLAMENTO

Las cifras muestran una leve mejoría en comparación a 2013 cuando -según el catastro del Ministerio de Economía, elaborado en el marco de la tramitación de la Ley de Fármacos-, cifró en 2.659 el total defarmacias y 69 las comunas sin expendio de medicamentos.

Sin embargo, para mejorar el acceso a los medicamentos, el Ministerio de Salud apoya la instalación de locales pequeños en zonas aisladas, por lo que el reglamento de la Ley de Fármacos incluye una flexibilización de las exigencias y requisitos. Al respecto, la ministra de Salud, Helia Molina, sostiene que “como las farmacias son negocio, donde las comunas son pobres y no hay mucha compra de medicamentos, no se instalan. El 47% son de dueño único y el 53% son de grandes cadenas. Esa es una de las razones por las que, atendiendo que la ley no obliga, pusimos como optativo, por este tiempo, el tema del fraccionamiento y de la instalación de góndolas. De lo contrario, matamos a las pocas que se quieren instalar en los barrios pobres”.

El subsecretario de Salud Pública, Jaime Burrows, se ha reunido con las farmacias pequeñas, que agrupan a 1.374 locales, con el fin de de mejorar sus instalaciones. La autoridad dice que “se evalúa en 2015 enviar un proyecto de ley con el fin de que la Central de Abastecimiento (Cenabast) pueda vender insumos a precio bajo a farmacias independientes, con el fin de incentivar de que funcionen en lugares donde no existen”.

Tatiana Tobar, jefa de políticas farmacéuticas del Ministerio de Salud, señala que se requiere colaborar con las condiciones que deben cumplir los locales, porque el 65% de las unidades que se comercializan en Chile son con receta “y precisamente, los almacenes farmacéuticos no pueden vender”.

Christian Vittori, vicepresidente de la Asociación Chilena de Municipalidades, afirma que “esto debe solucionarse: hay personas vulnerables que, si no encuentran remedios en la posta, sacan plata de su bolsillo para la farmacia y pagan también el pasaje en la micro”. Por ello, dijo que el Fondo de Fármacos -que asegura insumos a enfermos crónicos- debe ser “difundido para que los alcaldes lo usen. Hay poca información aún”.