Sie sind auf Seite 1von 2

PRONUNCIAMIENTO

Contra la homofobia del Congreso de la República.

Luego del debate que culminó en archivamiento del proyecto de ley de la Unión Civil entre personas del mismo sexo, manifestamos lo siguiente:

Rechazamos lo expresado por los congresistas Julio Rosas y Carlos Tubino, ambos de la bancada fujimorista, quienes sostuvieron que la protección legal de las parejas homosexuales es un atentado contra la "familia natural conformada por hombre y mujer", y les recordamos que, como congresistas, juramentaron defender la constitución y, su fin supremo, la dignidad de todas y cada una de las personas. Las declaraciones de estos congresistas son evidencia de cómo su función pública es usurpada por sus intereses religiosos y su necesidad de imponer un modelo de familia, de espaldas a la realidad y a las necesidades de más de la mitad de la población.

Exigimos una explicación al Partido Popular Cristiano sobre por qué el presidente de la Comisión de Justicia y Derechos Humanos, Juan Carlos Eguren, votó en contra del predictamen elaborado por su propio equipo técnico. Es totalmente atípico que el presidente de una comisión no solo no defienda su predictamen, sino que incluso vote en contra. Si esto no es explicado, asumimos que se trató de un boicot al proyecto de ley y a los derechos humanos de TLGB.

Lamentamos que la bancada de Gana Perú, el partido oficialista, haya constituido la mayoría del sector opositor a la Unión Civil (4 votos de 7). Instamos al Presidente de la República y a la presidenta del Partido Nacionalista Peruano, Nadine Heredia, a no seguir dándole la espalda al reconocimiento de los derechos de millones de personas. Nos queda claro que la bancada oficialista no es capaz de secundar la posición del poder ejecutivo de su propio gobierno.

Rechazamos tajantemente las declaraciones vertidas por el congresista Rubén Condori en las cuales, citando un libro de un conocido genocida como Adolf Hitler, justifica la creencia de que la homosexualidad es una "desviación". Estas declaraciones son inaceptables puesto que justifican el genocidio del pueblo judío constituyen una afrenta directa a la población LGBTI del Perú, y fomentan la discriminación motivada por la orientación sexual e identidad de género de millones de peruanas y peruanos.

Invalidamos categóricamente las recientes declaraciones del congresista Humberto Lay, del partido Restauración Nacional, quien sostiene que la homosexualidad es una enfermedad o desviación que puede ser curada mediante el acercamiento a la religión. Desde hace veinticinco años se reconoce que la homosexualidad no es una enfermedad; y las terapias o sesiones de curación de la homosexualidad son un delito en diversos países debido al profundo daño psicológico que generan en las personas. Las declaraciones de Lay son absolutamente irresponsables: son ideas como esta las que contribuyen a que muchos niños y adolescentes terminen con su vida víctimas de la homofobia del entorno.

Reconocemos y felicitamos la actuación de los congresistas que argumentaron y votaron a favor de la Unión Civil: Verónica Mendoza (Frente Amplio), Mauricio Mulder (Apra), Cecilia Chacón (Fuerza Popular), Pedro Spadaro (Fuerza Popular).

Nos reafirmamos en la lucha por la igualdad y por el respeto de los derechos humanos de las personas TLGBI. Defendemos y exigimos la igualdad legal en el Perú, pues es inadmisible que, en pleno siglo XXI, ciertos derechos no sean reconocidos para todas y todos sin discriminación. Defendemos y exigimos la igualdad legal pues esta implica que el Estado asuma su responsabilidad de erradicar la violencia homofóbica expresada en los crímenes de odio, en el no reconocimiento de nuestras identidades, nuestras familias y de nuestros afectos, y en las barreras para acceder a la salud, al trabajo, a la educación y a la justicia. Nos reafirmamos en la defensa y apoyo de cualquier iniciativa que contribuya a estos objetivos.

Por todo esto, convocamos a la sociedad civil a sumarse a la movilización de este sábado 14 de marzo a las 3pm en Parque Washington con la consigna de erradicar la homofobia del Congreso de la República que perjudica y profundiza la situación de vulnerabilidad de millones de personas trans, lesbianas, gays y bisexuales.

Depende de todas nosotras y nosotros que lo ocurrido el martes 10 de marzo en el Congreso deje de ser solo uno de los momentos más lamentables de nuestra historia reciente y pase a ser el hito que marque el inicio de una lucha más fuerte e incansable por la igualdad en el Perú.

Colectivo Unión Civil ¡YA!