Sie sind auf Seite 1von 9

LA PANDILLA MALDITA

OB RA E N UN ACT O

PERSONAJES

O RALlA

BEATRIZ

ELENA '

UN JOVEN

Una nueva colonia en Culhuacán,

Un tendajón donde venden abarrotes, quesos, dulces, escobas, cuerdas, etcétera. Hay hielera con refrescos y cervezas. Mostrador, estantes, vitrinas. Puerta a la calle y puerta al interior.

D. F, 1980.

000

Oscurece. Elena está viendo hacia la calle; su madre tras el mostrador.

ELENA:Están vendiendo la Extra. ORALlA:¿Y para qué la quieres? ELENA:Con suerte y sale algo de Saúl. ORALlA:Mucho van a decir. ¿Quién se ocupa de esta colonia? ELENA:Voy a comprarla. (Sale.)

Pausa. Entra Beatriz.

3EATRIZ¿Q: ué le pasa a Elenita 7 La vi muy alterada. ORALlA(suspira): Cosas. Nervios. Buenas tardes, señora Beatriz.

3EATRlZ:Buenas tardes

(Se queda.viendo penetrantemente

hacia la calle.)

L a pandilla m a ldi t a

343

-

Quémele un poco de sándalo en su cuar t o , de s pués d e que se duerma y póngal e un as ramit a s d e a lbahaca d e baj o de la funda de la alm o hada. Se l as cam b ia diariam e nt e . OR A L l A:Muchas gracias .

BE A TRIZN:o lo cr e er á usted , pero v engo por otr o f oco. V erá que b aja la fuerz a de la luz has t a qued a r c omo de quinqu é . Y d e r epente l l ega e l corrient a -

z o y el foc o resplandece , deslumbra . Lu e g o se fund e . O RALlASí: . Así suce d e a c ad a r a to .

BE A T R I ZMiedo: tengo un día de c arbonizarme a l con e ct a r la plancha. ¡Se fun - dió mi tele v i sión y no h ay d ó nde me la arr e glen! ¿Qui é n no los v e , tan -

t í simos edific i os q ue pa r ecen bie n acabados? ¿Tantas c al l es tr azadas tan

d e r ech itas, con faroles y sus ár b oles? .

O RA L lA:Ho y o s en e l s u e l o, faro l es a p aga d os, árbo l es secos po r q u e n o l os r egó

y l as casas 'agr i eta d as, con todo d es-

nadi e . Osc urid a d p o r l as noc h e s

com pu esto y l as p aredes co m o d e p ape l .

BEATRIZTe: n ía yo más de treinta años v i v i endo en mi departamento tan pre-

Lo tiraron par a

hacer más anchala call e . M il es de familias, que nos e ch a ron como rata s . O R A Ll AAq: u í nos trajo la necesidad .

BE A TR I Z:¿Qué otra casal Le dir é que l l egar entre llanos y basureros , para ver

c i oso , d e l os de antes. T e chos a l tos , paredes fuert e s

estos edifici os , de r e p e nt e

La p ri mera que p a s é aqu í : el s il e ncio tan dist i n t o

g r i t os que se o y en de repente

D i ce uno : " Qué b i e n e st án " . Per o l a no c h e

y lo s ruid o s

Ye so s

ORA L l AHa: y tantas moscas , con esos basureros BE A TR I Z:Más edificios como é stos.

Siquiera y a v an a construir .

Entra Elena.

E LENAYa: mur ió, ma m á.

O RA L lAJ:e sús. Pobr ec i t o .

EL ENA(casi gritando): Má s va li ó . Cómo l o habí a n d e j a do

¡Ib a a perd er u n

o j a l ¡ Y tod avía lo qu e m aro n co n ci g arr os, esta b a cu bi e rt o d e q ue m adas!

Sale tirando el periódico. Oralia lo toma, busca y halla la noticia. Lee. Cierra el diario con horror y pena.

3 44

E mili o Car ba l l i do

BEA T RIZ¿Quién:

O RA U AEs: e po br e m uchac ho S aúl qu e as alta r o n anoc h e . Lo hi c i ero n pe d azos.

m ur ió?

Con go l pes y pata d as y

dos cuadras de aquí . L a gen t e o ía lo s gr it os: na di e m ovió u n de d o. E sa

pan d i ll a q ue l e s d i ce n "Los M ald it o s " . N i q ui e n se l es acercara . S i ac a so, les gr i t aban de a l gú n ba l cón: "Ya d é jen l o , perros" . Le rompieron cost i-

llas y huesos y

lo q ue dij o E l e nita. A l as si et e de la n o che, a

sus ó r ganos vi ril es

y

un o j o , y

B EATRIZ:¡ N o m e diga más, p or favo r ! (Silencio.) Pobrec i t o joven.

ORA Ll AN: i veinte años tenía. (Baja la voz') E l e ni ta f u e nov i a de é l . P or eso est á

así l a inocent e .

B EATRIZ¡ S: U novio!

ORA Ll ANo: , y a ha c e t i empo que

p asó algo, se p elearo n . Creo que é l se fu e

con ot r a o algo a s í . No sé, cosas de jó v e n es Pero a E l ena bien qu e l e

impor t aba . Pobrec it o Saú l . P i da u sted m u c h o por él .

BE A T RIZSí:. Vaya pe di r po r é l y p or l os o t r os inf e l ices q u e han m atado desd e que v i v o aq u í . C uan do llegué v eía por mi ventana e n las noc h es y no

e n te n d í a que las ge n tes ba j aran de l c am i ó n y se e ch a r a n t o das a correr . o R A LL APues : c l aro

B E A TRIZ:Por no q uedarse so l as

(Se enciende la luz de la pieza contigua.)

Ora li a , dé r ne mi foco. Ya se está h ac i endo d e noc h e .

Va a dárselo: entra un joven de camiseta oscura y pelo largo. Algo incoherente, se detiene, mira en torno. Va y se recarga en el mostrador, viendo a las mujeres. Oralia prueba el foco, lo da a Beatriz.

O

R A LI A¿Qué:

se l e ofrece?

JO VEN: U n a Tres Equis si es t an am a b le.

Oralia lo observa con renuencia, se la da.

JO VE N : ¿L i moncito no tiene? ¿Y sal?

Beatriz lo observa con disimulo.

O RALl ANo: es ca n t i na , jo ve n . Y si lo v e n be bi e nd o a quí , v a n a m ult arme.

J OVEN : ¿C u á nd o h a v i st o q u e ll eg u e n · acá los in spe ct ores?

L a pand i lla maldi t a

345

O RA Ll A¿Cuán: do h a v i s t o a l g ún la do a l qu e n o ll egue n ? Po li c í a s no hab rá pero i n sp e ctores , ¿qué ta l ?

J O V EN : Vé nd ame, pues, un l imón .

B E ATRIZ:Ce r v e z a co n lim ón, qu é i d e a s .

J O V E N : ¿Gust a u ste d un a'

B EA TRIZ(seca): No , jo ve n . M u chas grac i as .

J O V E N : Con co n f i a nz a . No s e r e prim a. BEATRIZLe: he d ic ho que no y q u e m uc has gr a c ia s.

J O V E N : C o n s t e que l a i n v i té. ¿Q u é pa só ' P r este a l go para par t irlo

Descubre en la vitrina el mango del cuchillo de partir queso. Lo toma. Con

mano ve a las dos, les ve las caras. Sonrie. Lo deja en el mostrador después de par-

tir el limón. Se sienta en un rollo de cuerdas y bebe, callado.

él en la

O R A Ll ASe: ñ o r a B e atriz , por fav or e n c iend a la luz.

Beatriz lo hace mientras pregunta con el gesto.

BE ATRIZ:¿Qu é le p as a'

Oralia hace gesto

de fumar mariguana. Beatriz entiende y asiente.

BE A T R IZC:la ro , co n raz ó n .

Ve el cuchillo, lo jala lejos del muchacho, sin mucha discreción. Queda en el centro del mostrador Hablarán ahora en voz más baja.

O RA LI AMe: a l eg ro ta n to qu e v in o

Yo ya p e n saba desde a ye r p er dirl e u n a

c onsulta para Ele n ita . A ve r s i le puede hacer un tratam ie nto .

BE A TRIZ:Y a s abe que y o e s toy para ser v ir , pero

No va a pod e r ser pron t o .

; Salí de una t e r c ia t riple

ños

Esta s e mana descans o y preparo u nos b a-

La que v iene , entr a un a s eñora , también a t e rcia . Y y o q u edo mu y

a gota da. Se rá

M i re , h a st a e l fin de mes puedo r e cibir a Elenit a .

O RA L IAAy,: se fl o r a Be atr iz , veo t a n m a l a e sta muchach a

B EA TRI ZEs: un dolor m o r a l ter r ibl e . P e ro vay a ponerla e n ve lación desde ah or a .

Ve r á q ue e mpieza a ca lmars e . Ya fin de mes en t ra e n t r atamiento .

Señala el ramo de yerbas que, en un florero, está puesto en lo más alto de la tienda.

BEATRIZ: Grac i as a D i os , n o a m í. Yo só l o so y su humilde sier v a.

Entra Elena. No ve al Joven que bebe, el mostrador lo cubre.

LLENA: N ad i e va a denunci a r los . Los vieron todos, pero l es tienen mi e d o . BEATRIZ: ¿Den u nc i ar?

ORALIA: Habla d e l a " Pan dil la Ma l dita " . Son como quince . Los conoce n , pero ni qu i en diga pío . 3EATRIZ: Yo no l os conozco . ORALIA: Y o t a mpoco . ELENA: Y o sí, a to d os. Y al jefe d e todos. ORALIA: ¿Qu i én es?

ELENA: 0 e da asco decir su n omb r e

Pero va y a deci r lo . Mamá , v aya ir a

d eclarar.

ORALIA: Ay, Elena, estás l oca . Si las patr ul las les corre n. N i caso v an a h a c er -

t e. Na d a más t e los v a s a ech ar d e e n emigos .

de no c h e y c u a nd o los ven e n bola , p e r o yo

v ay a dar s u s n ombres y d i reccio n es . Q u e l os encue n t r en so l os y d e día ,

ELENA: Las patrul las l es corre n

a ve r si son tan malditos. Ya v erás cóm o Teresa v a a qu e rer ir c o n m igo . También ls a bel i ta , y a ve r quién má s . o RA L lAN: o v a a ir nadie. No e s t án loca s .

E

L E N A:Pues v o y sola .

B

EATRlZEl: e nit a , yo n o con f ío e n que l a po l icía h ag a nada. Están de acu e rdo

co n l as pandillas . Si les agarran y l o s su e ltan d e s pu és, ¿ qué

v a s a h ac er

entonces ? ELE NA:Señora B e atriz: n o m e im po rta lo q ue m e pa se. S i l o s padr e s d e S aú l tienen m ie d o d e den u n cia r a q ui e n es l es matar on a s u hi jo , yo no .

El Joven se

levanta, la ve. Ella lo ve y se demuda. Grita.

J O V E N :Así que te da asco decir mi no m bre .

Elena retrocede.

BE A T RI Z:E spíritu Santísimo .

J OVEN:Anda , s igu e. ¿ Para qu é so y b u e n o ' ¿Q u é t r a e s co n m i go' Me gusta qu e hab l en de m í , aunqu e sea p a ra ma l .

Oralia abraza a su hija.

EL ENA:Vete . ¿Qué h a ce s aq uí ?

J OV E N :Pe r o no llores , E l enita. M ira , me tom o una cer ve za . L a pagu é . Va y a cerrar , no sea que v engan l os inspector e s.

Cierra la entrada de la calle, bajando con estrépito la cortina de acero.

JO V E N :A h ora sí . Con co n fianza. ¿Q ué de c ías d e mí? ¿Que te quité tu no vio ' ¿Y qu e t ú y él pe n sab a n ver me la cara de p e nd e j o?

Elena toma una botella como arma. Está temblorosa. La mamá no puede moverse.

ELE N A:Tú solo no te atre v es a nada .

J OV E N :¿Qué pasó' Toda ví a ni hablamos y y a estás am e nazando . Hi j a d e la chingada , putita barata

348 Emilio Carbal lido

Le arroja la cerveza, ella la esquiva. Alza la tapa del mostrador, para ir hacia la muchacha. Beatriz tira el Joco al suelo, estalla, detonando. El Joven se sobresalta.

BEATRIZ ( glita y alza los brazos): ¡Esp í ritu Santís i mo de Dios , Dios ve rdadero de Di o s v erd a d ero : Manto sacratísi m o de Jesús , env u él v enos. Apa r ta d e nosot r os l as tinieb l as y e l ma l .

. BEATRIZ (avanza un paso): Tú que rendist e y humillast e, Señor , a l os tiranos , no abando n es hoya t u sie r va e n su t r ibulaci ó n . Hund e a l a b e stia en el

J

OV E N : ¿Qu é le pas a a e s ta v ieja?

a bi s m o , l í bran os d e l m a l . (Traza cruces contra el Joven') Co rd e r o d e D i o s que qu i tas los pecados d el mu nd o , ten pi e da d de nosotros.

J O V E N : ¡N o mames!

Va a ella, que lanza un alarido estridente, retrocede y apaga la luz. Llega el

reflejo

de la

otra pieza. Tres gritos de las mujeres. Un silencio. En

silueta, vemos que el

Joven se dobla. Se queja.

ORALIA G/orando): ¿Qué pasó? Enc i en d a usted, por fa v or . Enci e n d a uste d .

Beatriz enciende, grita de nuevo: el muchacho tiene el cuchillo

sacárselo. Está doblado sobre el mostrador, se retuerce, babea sangre. Estertores.

clavado y trata de

BEATRIZ: Yo n o to qu é e l cu c h i ll o. No f ui yo. Fu e l a Di vin a P rovi d e n cia . ¡ Y o n o toqué el cu ch il l o!

Llora a gritos, con ataque de nervios.

ORALIA: El ena

¿Fuiste tú ?

qué

tengo esta sangre 7 ELENA : V áyase us t ed . Sa l ga po r la casa. Ve n g a . L áv ese las manos. BEATRIZ: No me to q ues. Va y a m a nch ar t e . No sé lo qu e pa só . ELENA : V enga. Por a c á. BEATRIZ: Señ o r , no permitas que ha y a y o tocado esa arma . Señor, no f u i y o.

BEATRIZ: ¡La v a , Señor , mis mano s de e s ta sangre ! ¡ Yo no lo toqué! ¿Por

Elena la toma, la conduce al Jondo. El Joven

cae al suelo.

L a pan d il l a m al d ita

349

ELE NA : A bre y pide auxilio , mamá.

O RA L l A : ¡Nol ¡No! ¡No! ELE NA : ¡Abre! ¡ Y g r ita en l a calle I Grita que v ino la " Pand illa d e l os M a l di to s "

y qu e aqu í mism o mat a r o n

a e st a b a sura

Empuja fuera a Beatliz, que no cesa de sollozar a gritos. Salen. El Joven gime y se

retuerce. Estertores. Queda quieto. Oralia, horrorizada, va a él, se inclina a verle

El Joven brama de pronto y la toma por el tobillo. Almido de Oralia, que

se debate y empieza a patearlo hasta que la suelta. Retrocede gritando. Él tiene una convulsión más. Queda inmóviL Oralia levanta la cortina de acero y sale gniando:

el rostro.

ORAL lA : ¡Socorro! ¡Socorr o ! ¡M a t aron a un m u chacho

P a ndilla M aldit a! " ¡S o c o rr o !

Se alejan sus gritos.

3 50

Emil io Carb allid o

TELÓN

en mi tienda! " ¡L a