Sie sind auf Seite 1von 1

Volviendo al redil del Buen Pastor

(Juan 10:16). Tambin tengo otras ovejas que no son de este redil; aqullas
tambin debo traer, y oirn mi voz; y habr un rebao, y un pastor.
A. No todos son ovejas.- (Efesios 2:12) Recuerden que en ese entonces
ustedes estaban separados de Cristo, excluidos de la ciudadana de Israel
y ajenos a los pactos de la promesa, sin esperanza y sin Dios en el mundo.
B. Ovejas, por gracia.- (Lucas 15:1-7). 1 Muchos recaudadores de impuestos
y pecadores se acercaban a Jess para orlo, 2 de modo que los fariseos y los
maestros de la ley se pusieron a murmurar: Este hombre recibe a los
pecadores y come con ellos.
(Efesios 2: 6-9) 6 Y en unin con Cristo Jess, Dios nos resucit y nos hizo
sentar con l en las regiones celestiales, 7 para mostrar en los tiempos
venideros la incomparable riqueza de su gracia, que por su bondad derram
sobre nosotros en Cristo Jess. 8 Porque por gracia ustedes han sido
salvados mediante la fe; esto no procede de ustedes, sino que es el regalo
de Dios, 9 no por obras, para que nadie se jacte.
C. Ovejas para un solo rebao.- (Efesios 4:11-13) 11 Y l mismo constituy
a unos, apstoles; a otros, profetas; a otros, evangelistas; a otros, pastores y
maestros, 12 a fin de perfeccionar a los santos para la obra del ministerio, para
la edificacin del cuerpo de Cristo, 13 hasta que todos lleguemos a la
unidad de la fe y del conocimiento del Hijo de Dios, a un varn perfecto, a la
medida de la estatura de la plenitud de Cristo.
(2 Timoteo 2:22) Huye tambin de las pasiones juveniles, y sigue la justicia, la
fe, el amor y la paz, con los que de corazn limpio invocan al Seor.
(Hechos 20:26-33).
D. Ovejas para un solo Pastor.- (2 Corintios 11: 2-4 TLA).
2 Lo que quiero es que ustedes sean siempre fieles a Cristo, es decir, que
sean como una novia ya comprometida para casarse, que le es fiel a su novio y
se mantiene pura para l.
3 Pero tengo miedo de que les pase lo mismo que a Eva, que fue engaada
por la astuta serpiente. Tambin ustedes pueden ser engaados y dejar de
pensar con sinceridad y pureza acerca de Cristo.
4 Y es que ustedes aceptan con gusto a todo el que viene y les habla de un
Jess distinto del que nosotros les hemos anunciado. Aceptan un espritu
diferente del Espritu Santo que recibieron, y un mensaje distinto del que
aceptaron.