You are on page 1of 13

Iglesia del Evangelio Completo de Yoido

Orador: Rev. YOUNHUN LEE, Pastor Principal

Website: http://spanish.fgtv.com/, Seúl - Corea


Sermón dominical: 2010. 1. 3.

Serás bendición.

Gn 12:1-4 1Pero Jehová había dicho a Abram: Vete de tu tierra y de tu parentela, y de

la casa de tu padre, a la tierra que te mostraré. 2Y haré de ti una nación grande, y te

bendeciré, y engrandeceré tu nombre, y serás bendición. 3Bendeciré a los que te

bendijeren, y a los que te maldijeren maldeciré; y serán benditas en ti todas las

familias de la tierra. 4Y se fue Abram, como Jehová le dijo; y Lot fue con él. Y era

Abram de edad de setenta y cinco años cuando salió de Harán.

En Gn 12:1-4 podemos ver lecciones importantes para el trayecto de nuestras vidas

cristianas. Tres cosas importantes que tenemos que prestar mucha atención.

(1)Sal. (2) Vete. (3) Sé bendición.

Dando la bienvenida a este año nuevo, siendo hijos de Dios recibamos su bendición y

avancemos hacia adelante con mucha fe.

1. Sal

Gn 12:1 1Pero Jehová había dicho a Abram: Vete de tu tierra y de tu parentela, y de la

casa de tu padre, a la tierra que te mostraré.

Primero dice vete de tu tierra.

Abram era de la ciudad de Ur, en la tierra de Caldea. Al lado de esta ciudad corría el

río É ufrates y la tierra era muy fértil. Desde muy temprano fue desarrollado

comercialmente y las personas tenían un nivel de vida y conocimiento muy alto. Sin

embargo, en ese lugar prevalecía la idolatría. Hasta el padre de Abram llamado Taré

adoraba ídolos.

Jo 24:2 2Y dijo Josué a todo el pueblo: Así dice Jehová, Dios de Israel: Vuestros padres

habitaron antiguamente al otro lado del río, esto es, Taré, padre de Abraham y de

Nacor; y servían a dioses extraños.


En ese tiempo, la idolatría era la forma para pedir por la abundancia y su

consecuencia era seguida por conducta y acciones obscenas.

Para Abram no era nada fácil vivir sólo una vida justa en ese lugar en donde

prevalecía todo tipo de pecado a causa de la idolatría. Abram para terminar esa vida

con costumbres pecaminosas y empezar de nuevo tuvo que salir, abandonar y

apartarse de su confortable y cómoda tierra a la que tenía mucho afecto y cariño.

Tierra donde vivían hombres pecaminosos. Nosotros nacimos en el pecado y vivimos

en el pecado. Al creer en Jesús y al ser limpios por su sangre tenemos que Salí y

apartarnos de la tierra del pecado. No pecar más sólo por costumbre. El 75% de las

personas que pecan, cometen delitos, son encarcelados y que luego son sueltos en

dos semanas vuelven a ser apresados. Es porque no pudieron despojarse, apartarse y

salir del pecado.

Apartémonos, abandonemos y dejemos atrás las costumbres pecaminosas y los

lugares y ambientes que son de tropiezo para nosotros. Apartémonos y alejémonos

drástica y radicalmente de las facilidades y disposiciones del pecado. El verdadero

arrepentimiento es darle la espalda a las malas costumbres y al pecado.

Apartémonos, abandonemos y dejemos atrás el pensamiento pecaminoso. La barrera

más grande que impide el avivamiento de la iglesia es el pensamiento negativo. El

rencor, las quejas, el no se puede, es imposible, tengo problemas, estoy en pruebas,

no tengo amor, todos los que tengan este tipo de pensamiento no podrán

experimentar el avivamiento. Apartémonos y salgamos de los pensamientos

negativos.

Para tener éxito muchas personas se esfuerzan en tener contacto con personas

importantes y vivir en torno a personas poderosas. En especial, en la era de la

sociedad antigua, los parientes eran medios importantes para garantizar la seguridad

propia y de la familia. Sin embargo, estos parientes no son el verdadero apoyo.

Solamente Dios es el verdadero apoyo y nos protege plenamente. Abram para

apoyarse en la palabra de Dios tuvo que apartarse, abandonar y salir de su parentela.


Apartémonos y salgamos de este tipo de ambiente en donde todo gira en torno al ser

humano siendo éste el centro. No vayamos a lugares pecaminosos y de tropiezo para

nuestra vida cristiana. Apartémonos y abandonemos los lugares que crean

grupismos. En las iglesias, cada semana llegan nuevos convertidos pero nadie les

presta atención, no le hacen caso, pasan desapercibidos y los miembros de la iglesia

solo tienen relación y conversan con otros miembros conocidos. Dentro de la iglesia

nunca tiene que existir el grupismo. Grupismo de personas adineradas, personas

intelectuales, este tipo de grupismo no tiene que haber. Todo clan y grupo debe

desaparecer y sólo tenemos que difundir, proclamar y anunciar el amor de Jesús.

Abram tuvo el privilegio de ser el primogénito de su casa. Pudo haber recibido

mucha herencia. También tenía que sustentar a sus ancianos padres. É l tenía que

responsabilizarse de su sobrino Lot que se apoyaba en él.

Sin embargo, las responsabilidades también tienen un límite. Sólo Dios se

responsabiliza total y plenamente de su parentela y de sus padres.

Abram para empezar su vida cristiana entregó su primogenitura y todo lo

relacionado con su familia en manos de Dios y se apartó de la casa de su padre.

Se apartó del lugar en donde creció. De acuerdo a la tradición de Judá su padre Taré

se dedicaba a la venta de ídolos. De lo que tenemos que despojarnos al creer en Jesús.

De nuestro propio ambiente y entorno. “Yo en tiempo pasado nací y crecí en este tipo

de familia”. Una vida cristiana en torno a su propio yo, a su propia arrogancia. “Yo

soy el único que tiene toda la razón. Yo sólo hago grandes maravillas”.

Despojémonos de esta equivocada y errónea actitud. Solo es en Jesucristo.

Descartemos y desechemos pensamientos de que somos los mejores dentro de la

iglesia. La creación de poder especial y exclusivo dentro de la iglesia está mal. Iglesia

en donde se reúnen sólo personas privilegiadas y de ciertas zonas. Es una actitud

equivocada en la vida cristiana. Nosotros todos somos hermanos dentro de Jesús y

recibimos de su sangre. Apartémonos de “sólo en nosotros”. Tenemos que cambiar


nuestros pensamientos de que somos los dueños de la iglesia siendo Jesucristo el

único dueño. Adoremos y demos toda la gloria sólo a Jesú s.

El hecho de que Abram se apartó, se alejó y salió de su tierra, de su parentela y de la

casa de su padre era para terminar con esa vida de pecado y de incredulidad de Dios,

y dejar atrás ese ambiente y costumbre que interferían para vivir una vida santa.

Despojarse del viejo hombre y vestirse y renovarse del nuevo hombre.

Ef 4:22-24 22En cuanto a la pasada manera de vivir, despojaos del viejo hombre, que

está viciado conforme a los deseos engañosos, 23y renovaos en el espíritu de vuestra

mente, 24y vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la

verdad.

La salida de los puritanos.

Los puritanos para tener libertad de religión partieron de sus tierras, de su parentela,

de la tierra de sus padres cruzando el océano atlántico.

El 31 de octubre de 1517 la reforma protestante que inició Martín Lutero cruzó todo

el estrecho de Dover y empezó a invadir en Inglaterra. Sin embargo, en ese entonces

los británicos abandonaron el cristianismo degradado por los laicos y perdieron la

pureza de la religión hasta los cultos. Los puritanos proclamaban “Nosotros no

podemos cooperar con la religión” y empezaron un movimiento en reformar el

cristianismo.

El puritano era un nuevo cristianismo, cristianismo no degradado ni corrupto. Para

crear un nuevo cristianismo tuvieron que partir de sus tierras, de sus parentelas y de

la casa de sus padres.

Ellos llevaban el lema de “purificar, limpiar, depurar, recuperar el aspecto innato y

natural de la religión, volver a buscar la integridad y la pureza del cristianismo y del

culto” de la iglesia inglesa. Al ocurrir todo esto empezó la persecución a los

puritanos.

En 1607 empeoró la persecución del rey Famers y en 1608 una gran colectividad

escapó hacia Amsterdam y estuvieron en ese lugar por 11 años, pero tampoco en ese
lugar encontraron la satisfacción de la vida cristiana y se propusieron metas y

objetivos en encontrar una nueva tierra y volvieron a partir. Los puritanos llegaron a

América del Norte.

Desembarcaron en América del Norte, los puritanos padecieron todo tipo de

sufrimiento y prueba pero aguantaron y toleraron esa situación y entregaron a sus

sucesores lo que hoy es EEUU, país rico y poderoso.

Desembarcaron en una tierra asolada, juntaron tablas y maderas para crear sus

residencias temporales, sin embargo, se esforzaron y se dedicaron en construir una

iglesia para adorar y alabar a Dios. Luego lo que ellos cosechaban con mucha fuerza

y sufrimiento durante un año ponían delante de Dios y le ofrecían un culto de

agradecimiento, lo que hoy en día nosotros conocemos como Culto de Acción de

Gracias.

Una persona dijo que “por m{s que los EEUU se degrade o sea corrupto pero

mientras corre dentro de sus venas la sangre puritana la historia no cambiar{”.

La historia cristiana está en apartarse y separarse. En este momento, creamos en la

promesa de Dios y comprometámonos valientemente en abandonar, partir y dejar

atrás la ciudad del pecado.

Así como Lot abandonó y partió de la tierra del pecado Sodoma (Gn 19:17 17Y cuando

los hubieron llevado fuera, dijeron: Escapa por tu vida; no mires tras ti, ni pares en

toda esta llanura; escapa al monte, no sea que perezcas.), así como Israel abandonó y

partió de la tierra de esclavitud Egipto (Ex 12:40-41 40El tiempo que los hijos de Israel

habitaron en Egipto fue cuatrocientos treinta años. 41Y pasados los cuatrocientos

treinta años, en el mismo día todas las huestes de Jehová salieron de la tierra de

Egipto), debemos apartarnos, alejarnos del lugar que será destruido a causa del

pecado.

2. Vete
Gn 12:1 1Pero Jehová había dicho a Abram: Vete de tu tierra y de tu parentela, y de la

casa de tu padre, a la tierra que te mostraré.

“Vete a la tierra que te mostraré”.

Aquí “te mostraré” significa que todavía no ha visto. Dios le dijo a Abram que se

vaya, no le dijo concretamente a cuál lugar o a qué dirección.

Significa que “Dios es quien dirige. Dios es quién protege. Dios es quien se

responsabiliza”. Por eso, solamente tenemos que creer, sujetarnos y apoyarnos en

Dios, y tenemos que avanzar con fe hacia delante.

Abram obedeció totalmente la palabra de Dios, no sabía hacia dónde dirigirse pero

partió y abandonó su tierra.

He 11:8 Por la fe Abraham, siendo llamado, obedeció para salir al lugar que había de

recibir como herencia; y salió sin saber a dónde iba.

Así como Abram, si creemos, nos sujetamos y nos apoyamos incondicionalmente

sólo en Dios, podremos realizar nuevas misiones y labores y recibiremos grandes

bendiciones.

Qué hizo Abram al recibir la palabra de Dios?

Gn 12:4 Y se fue Abram, como Jehová le dijo; y Lot fue con él. Y era Abram de edad

de setenta y cinco años cuando salió de Harán.

Abram se fue como le dijo Jehová. É l era de edad de 75 años. Una decisión de fe.

Siempre obedeció incondicionalmente a la palabra de Dios. Nosotros tenemos que

estar bajo la palabra de Dios, obedecerle y ser guiados por el E.S

Misioneros que deseaban ser enterrados y sepultados por llevar la palabra de Dios

hacia donde él les dirigía.

Los primeros misioneros que vinieron a nuestro país, abandonaron y dejaron atrás

sus tierras cómodas y seguras, sus parentelas, la casa de sus padres, obedecieron

totalmente al llamado de Dios, fueron guiados por él hasta Corea, y deseaban ser

enterrados aquí.
En julio de 1890, al ser enterrado John Heron, quien fue misionero de una iglesia

presbiteriana de los EEUU, crearon un parque cementerio para los misioneros

occidentales.

Ellos vinieron hasta esta tierra sólo por el evangelio, eran misioneros de tan solo 20

años a 70 años que entregaron toda su juventud por el evangelio. El deseo de

aquellos misioneros era ser enterrados en esta tierra.

En sus tumbas están escrito lo siguiente.

Horace Grant Underwood

“Yo quiero ser enterrado en la tierra de Corea”.

H. G. Appenzeller

“Nosotros llegamos un domingo de pascuas. Es el día que el Señor venció toda

potestad y toda muerte, desata toda atadura de este pueblo y que reciban la luz y la

libertad del pecado como hijos de Dios”

Homer Bezaleel Hulbert

“Antes de ser enterrado en la Catedral de Westminster quisiera ser enterrado en la

tierra de Corea”.

Mary Ann Widdowson

“Yo no quiero volver a mi tierra. Desde Corea quiero ir al reino de Dios”.

Ruby Rachel Kendrik

“Si a mí me volvieran a dar la vida todo lo entregaría evangelizando en tierra

coreana”.

Son misioneros que partieron, abandonaron sus tierras y optaron por Corea hasta ir

al cielo.

Porque hubo misioneros que deseaban ser enterrados en un “Hogar lejos de su hogar”

hoy existe la iglesia coreana.

Si vemos sus vidas de obediencia al llamado y a la misión, nosotros nos preguntamos

qué llamado tenemos? Qué tipo de vida estamos viviendo?. Ahora es tiempo que
nosotros vayamos. Nosotros también al igual que Abram debemos obedecer la

palabra e ir al lugar donde nos indica y dirige Dios.

Al obedecer la palabra de Dios seremos bienaventurados.

Sal 1:1-3 1Bienaventurado el varón que no anduvo en consejo de malos, Ni estuvo en

camino de pecadores, Ni en silla de escarnecedores se ha sentado; Sino que en la ley

de Jehová está su delicia, Y en su ley medita de día y de noche. 3Será como árbol

plantado junto a corrientes de aguas, Que da su fruto en su tiempo, Y su hoja no cae;

Y todo lo que hace, prosperará.

Este año basemos nuestras vidas en la plenitud de la palabra de Dios. Que sea un año

que podamos vivir bajo la guía de la palabra de Dios. Que sea un año que confiemos

solamente en Jesús.

Recibamos en todo tiempo la guía de Jesucristo. Aferrémonos solamente en la cruz

de Jesú s marchemos y avancemos hacia adelante. Que Jesú s sea nuestra única gloria.

Glorifiquemos solamente a Jesús. Vivamos por la gracia de la cruz de victoria en

victoria.

Tomémonos fuertemente de la cruz y avancemos. Aunque no sepamos hacia donde

nos dirigimos, confiemos en Dios y avancemos. Dios nos guía hacia un camino de

bendición y de milagros.

Dice el himno

Tomado fuertemente de la cruz, día a día venciendo marcharé

Puestos las coronas delante del Señor lo alabaremos

El Señor nos santifica

Por su sangre somos más blanco que la nieve.

Dios ha preparado nuestro camino y nos guía. Dios encamina a cada familia a la

tierra de bendición. Mientras vaya pasando este año nuevo, por más que lleguen

situaciones difíciles a nuestras vidas no nos desanimemos.

Is 41:10 No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que

te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia.


El jugador de baloncesto Park Sung Il que lucha contra la enfermedad esclerosis

lateral amiotrófica. “Yo vivo”

El 27 de diciembre a las 11:20 de la noche el canal SBS transmitió un especial sobre el

jugador de baloncesto Park Sung Il y su lucha contra la enfermedad esclerosis lateral

amiotófica o generalmente llamada Lou Gehrig con el titulo La historia de Sung Il, yo

vivo.

El jugador Sung Il en el año 90 llegó a ser la estrella de oro en baloncesto de su

universidad.

En ese entonces el entrenador Choi Hee Am estaba guiando al equipo de baloncesto

de la universidad de Yonsei que se encontraba en su apogeo. Sin embargo, en el año

2002 al terminar su vida de estudiante en los Estados Unidos, sin tener una noción,

el entrenador Choi Youn So lo nombró como jugador profesional, al mismo tiempo

que su sueño se estaba cumpliendo también adquirió la enfermedad incurable Lou

Gehrig.

No se conocen las causas de la enfermedad Lou Gehrig, es más frecuente en los

varones que en las mujeres, después del inicio de la enfermedad, como el transcurso

de la enfermedad es rápida y desbastadora el paciente muere en un lapso de 2 a 5

años.

Es una enfermedad degenerativa de tipo neuromuscular por la cual las

motoneuronas disminuyen gradualmente su funcionamiento y mueren, provocando

una parálisis muscular progresiva de pronóstico mortal, pues en sus etapas

avanzadas los pacientes sufren parálisis total. Pierde la fuerza de los brazos y pies y

llega hasta el punto que el paciente no puede ni tragar los alimentos.

La enfermedad avanzó rápidamente en Park Sung Il que en un año él se encontraba

en una silla de ruedas, y luego de 20 meses acostado en una cama. É l por sí mismo no

puede controlar su propio cuerpo, sin embargo, él se encuentra luchando contra la

enfermedad Lou Gehrig ya hace 8 años. Su estatura pasa los 2 m. En el momento que

él fue aislado en el hospital, los espectadores se acercaron y empezaron a dar


aplausos y grito de entusiasmo, pero lo único que él podía escuchar era el sonido de

la máquina de respiración. Debido a la enfermedad, lo único que podía mover con

sus propias fuerzas eran los ojos desplazándose dentro de una radio de 40 grados.

Más que nadie él de deseaba comunicarse con el mundo. Aunque trató de expresarse

con los ojos al doctor era imposible. Su novia Kim Jung Hyong es el vínculo con el

mundo. Park Sung Il al mirar fijamente el tablero de letras, letra por letra le indicaba

parpadeando a su novia formando palabras y de esta forma podían entender y

comprender al paciente. Este fue el lazo que unió a Park Sung Il con el mundo. Park

Sung il expresó su voluntad que no renunciaría a la vida.

Estando entre la vida y la muerte, en medio de precauciones, con la ayuda de su

novia en octubre pudieron publicar el libro “Escribir con ojos de esperanza”. A través

de las donaciones, Park Sung Il vive y sueña con su novia el de establecer un hogar

para ancianos con médicos profesionales con la especialidad de tratar la enfermedad

de Lou Gehrig. Aunque Park Sung Il tiene la muerte enfrente de sus ojos, vive y

sueña sin cesar.

“Solo mueve los ojos y con el parpado hace un clic tratando de dejar esperanza”. Sin

embargo, muchas personas creen que han perdido la vida porque han perdido la

salud, Park Sung Il se encuentra entre la vida y la muerte, siendo cuadripléjico solo

teniendo movimiento en sus ojos, se encuentra animado y fortaleciendo a muchas

personas.

É l ahora es entrenador, entrenador de la vida.

¿Nos encontramos en alguna situación difícil? Jamás debemos desanimarnos. No nos

desesperemos. El Señor nos guía.

Dice el coro del himno Jesús me dice que me acerque a él

Voy a seguir la guía del Señor, voy a seguir la guía del Señor

Iré con él a donde sea, con el Señor caminare junto.

Marchemos hacia la tierra prometida, a la tierra de bendición, a la tierra de gracia

que Dios ha preparado para nosotros.


Cambiemos nuestra mentalidad en el Señor. Sonemos sueños santos. Marchemos y

conquistemos con fe.

En este momento, ¿estamos sumergidos en algú n problema? Familiar, matrimonial,

de vida, Ú nicamente avancemos con fe. Dios esta con nosotros. Apartémonos de lo

que debemos apartarnos, porque Dios tiene grandes bendiciones para nosotros.

3. Sé de Bendición

Gn 12:2-3 2Y haré de ti una nación grande, y te bendeciré, y engrandeceré tu nombre,

y serás bendición. 3Bendeciré a los que te bendijeren, y a los que te maldijeren

maldeciré; y serán benditas en ti todas las familias de la tierra.

Apartémonos de lo que debemos apartarnos. Cuando avanzamos y luchamos en pos

de nuestras metas, esto llega a ser de bendición para nosotros. Todo esto es porque

confiamos y creemos en Jesucristo. Ahora nosotros somo gran trozo de bendición.

Específicamente Abram ¿Qué tipo de bendición recibió de parte de Dios al

obedecerlo?

Y haré de ti una gran nación.

Abram recibió la bendición de tener una gran nación.

En ese momento Abram no tenía ni un hijo y no solo eso era un viejo de 75 años.

Viendo la realidad de esta situación todo era imposible. Sin embargo, para el creador

del universo, para Dios no hay cosa imposible.

Mr 9:23 Jesús le dijo: Si puedes creer, al que cree todo le es posible.

Dios le había dado la promesa a Abraham que de él haría una gran nación siendo

que él no tenía ni un hijo.

En ingles gran nación es great nation. Significa una nación con gran número de

personas y también una nación poderosa.

Abraham tuvo a Isaac a los 100 años. Dios por su fidelidad cuidó y guió a los

descendientes de Abraham y permitió que fructificaran y se multiplicaran en gran

manera y no solo eso, Abraham creyó en la promesa de la palabra, llegando a ser


padre de fe ante una gran descendencia espiritual que se va levantando. Dios no se

olvida de sus promesas, y con fidelidad va cumpliendo.

Dios nos llama y nos dice: y haré de ti una gran nación. Dios siendo inescrutable

derrama sobre cada uno de nosotros su gran esperanza. Dios a través de nosotros

desea levantar una gran nación que lo adore en espíritu y en verdad.

“Y engrandeceré tu nombre, y ser{s bendición”

El nombre de Abram tiene la bendición de ser engrandecido.

El significado engrandecer es hacerlo famoso.

Abram era una persona común y corriente como nosotros. Lo único que hizo Abram,

fue salir de su tierra y de su parentela y dirigirse a la tierra prometida a la tierra de

Canaán. Sin embargo, Abraham es respetado y amado en todo el mundo.

En la Biblia encontramos las razones porque Abraham fue famoso: padre de

muchedumbre de gentes (Gn 17:4-5), profeta (Gn 20:7), el líder que Dios levanto (Gn

23:6), amigo de Dios (Stg 2:23), siervo de Jehová (Sal 105:5-6), padre de fe (Ro 4:16).

La fidelidad de Dios convirtió el nombre de Abraham en el nombre más respetado en

la historia de la humanidad.

Lo más importante para nosotros es que nuestros nombres se encuentren escritos en

el libro de vida de Dios y que al final de nuestras vidas, lleguemos a ser elogiados

por el Señor y nos diga: buen siervo y fiel. Esto será posible porque nuestros nombres

estarán eternamente en el reino de Dios.

“Ser{s de bendición”

Abraham recibió la bendición de ser fuente de bendición.

Dios lo convirtió en canal de bendición y en una persona que bendice.

Gn 12.3 Bendeciré a los que te bendijeren, y a los que te maldijeren maldeciré; y serán

benditas en ti todas las familias de la tierra.

Dios en Cristo Jesús derrama sobre nosotros grandes bendiciones espirituales.

Ef 1:3 Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, que nos bendijo con

toda bendición espiritual en los lugares celestiales en Cristo,


Nosotros por causa del pecado debíamos ser juzgados por Dios, sin embargo, por

medio de Jesús recibimos la salvación y la vida eterna, llegando a obtener así la

bendición de ser hijos de Dios.

Por medio de Abraham muchas personas pueden recibir la bendición de Dios.

Ga 3:9 De modo que los de la fe son bendecidos con el creyente Abraham.

Así como la maldición de la humanidad llegó por causa de un hombre, Adán, así

también la bendición y la salvación llegaron por medio de un hombre, Abram. Por lo

tanto, Dios cumplió la promesa de que el libertador de la humanidad, del pecado y

de la muerte llegaría a través de la descendencia de Abram, el cual es Jesucristo.

Por medio de Jesucristo somos hijos de Dios, por lo cual, junto con Abraham

recibimos las promesas de Dios.

Todas las naciones recibieron la bendición de Dios a través de Jesucristo, siendo

Jesucristo descendiente de Abram. Desde el momento que Abraham llegó a ser el

canal de bendición para muchas personas, recibió sorprendente bendiciones de parte

de Dios.

Así como Dios llamó a Abraham y le dio promesas, así también a cada uno de

nosotros nos bendecirá de tal manera, hará de nosotros una nación grande,

engrandecerá nuestros nombres y seremos de bendición.

Hoy Dios nos da de su esperanza y nos habla de esta manera.

Gn 12:1-2 1Pero Jehová había dicho a Abram: Vete de tu tierra y de tu parentela, y de

la casa de tu padre, a la tierra que te mostraré. 2Y haré de ti una nación grande, y te

bendeciré, y engrandeceré tu nombre, y serás bendición. Amén

Comencemos este año teniendo este versículo como lema en nuestras vidas, y

vivamos bendiciendo al mundo entero.