Sie sind auf Seite 1von 3

CAPITULO 4.

COSTOS INDIRECTOS

Los Costos Indirectos son todos aquellos gastos que no pueden aplicarse a una partida determinada, sino al
conjunto de la obra.
Los costos indirectos se clasifican en:
a) Gastos Generales
b) Utilidad

4.1 GASTOS GENERALES


El Art. 2do. Del D.S. 011-79-VC del 01.03.79, define los Gastos Generales como aquellos gastos que debe efectuar
el contratista durante la construcción, derivados de la propia actividad empresarial del mismo, por lo cual no
pueden ser incluidos dentro de las partidas de la obra.
Estos gastos generales se dividen a su vez en:
a) Gastos Generales no relacionados con el tiempo de ejecución de la obra o fijos, que son aquellos en que
sólo se incurre una vez, no volviendo a gastarse aunque la obra se amplíe en su plazo original.
b) Gastos Generales relacionados con el tiempo de ejecución de obra o variables, que son aquellos que dada
su naturaleza siguen existiendo o permanecen a lo largo de todo el plazo de obra incluida su eventual
ampliación.
En el cuadro que se adjunta, se presenta un Resumen de Gastos Generales siendo una relación enumerativa y no
limitativa.
I. Gastos Generales no relacionados con el tiempo de ejecución de Obra.
a) Gastos de Licitación y Contratación
o Gastos en documentos de presentación (por compra de bases de licitación, etc.).
o Gastos de visita a obra relacionada con la licitación (pasajes, viáticos, etc.).
o Gastos de elaboración de la propuesta (honorarios del personal profesional).
b) Gastos Indirectos Varios
o Gastos de licitaciones no otorgadas.
o Gastos legales y notariales de la organización en general.
o Gastos por seguros de las instalaciones de la empresa.
o Gastos por consultores y asesores.
o Obligaciones tributarias (sin incluir los impuestos que corresponden al contratista).

II. Gastos Generales relacionados con el tiempo de ejecución de obra


a) Gastos de administración de obra
o Sueldos, bonificaciones y beneficios sociales del personal técnico administrativo (Ing.
Residente, personal técnico, personal administrativo, maestro de obra).
o Jornales, bonificaciones y beneficios sociales del personal de control, vigilancia,
mantenimiento, guardianes, etc.
o Gastos por traslado de personal.
o Seguro contra accidentes del personal técnico administrativo.
o Papelería y útiles de escritorio.
o Copia de documentos, planos, etc.
o Artículos de limpieza.
o Amortización de instrumentos de ingeniería y equipo de oficina.
o Gastos de operación y depreciación de vehículos.
o Botiquín.
o Derechos de ocupación de la vía pública.
o Derecho de uso de terrenos temporales.
o Derecho de uso de canteras.
o Costo de luz, teléfono u otro servicio.
b) Gastos de administración en oficina
o Dietas de Directorio.
o Sueldos, bonificaciones y beneficios sociales del personal directivo.
o Sueldos, bonificaciones y beneficios sociales del personal administrativo.
o Alquiler de locales.
o Luz, agua, teléfono, u otro servicio.
o Papelería y útiles de escritorio.
o Copias de documentos, planos, etc.
o Artículos de limpieza.
o Inscripción y afiliación a instituciones.
o Suscripción a revistas y publicaciones.
o Amortización de equipos de oficina.
o Gastos de operación y depreciación de vehículos.
o Pasajes, viáticos de personal de inspección y control.
c) Gastos financieros relativos a la obra
o Gastos de garantía para firma de contrato y adelantos (por la tasa y comisión de la entidad
financiera que otorga y renueva las garantías).
o Intereses de sobregiros.
o Gastos en otros compromisos financieros.

4.1 UTILIDAD
El mismo Art. 2do. del D.S. 011-79-VC indica que la utilidad es el monto que percibe el contratista por ejecutar la
obra. Este monto forma parte del movimiento económico general de la empresa con objeto de dar dividendos,
capitalizar, reinvertir, pagar impuestos relativos a la misma utilidad e incluso cubrir pérdidas de otras obras.
En términos globales, la utilidad está compuesta de la siguiente forma:
Utilidad Neta
UTILIDAD BRUTA Impuestos sobre Utilidad
Margen por variación de imprevistos

En nuestro medio ha sido tradicional aplicar como porcentaje el 10% de utilidad, independientemente del tipo de
obra. Sin embargo, desde que se estableció el otorgamiento de obras a las ofertas más bajas este porcentaje de
utilidad ha tendido a disminuir.
De otra forma, el cálculo de una utilidad teórica requeriría de un minucioso análisis de obras anteriores similares, con
la estadística de sus gastos financieros, variación de ganancias por períodos, variación de costos de materiales, etc.
En forma práctica, pero siempre tratando de sustentar en un análisis técnico, la utilidad se puede estimar en función
a los siguientes parámetros:
a) El factor de riesgo e incertidumbre no previsible.
b) La competencia.
c) Conocimiento preciso del tipo de obra a ejecutar.
d) Capacidad financiera de la empresa para ejecutar esa obra y soportar eventuales brechas de
desfinanciamiento.
e) La utilidad por los servicios de las empresas.
f) La utilidad por los servicios de capital.