Sie sind auf Seite 1von 1

BIOLOGÍA CELULAR Y MICROBIOLOGÍA

ORGANISMOS GENÉTICAMENTE MODIFICADOS (OMG)


HISTORIA
Desde hace más de 10.000 años atrás, el ser humano ha modificado de manera indirecta las
características de plantas y animales, un proceso de domesticación por el cual tanto por selección
natural como por selección artificial, los seres vivos adaptan su genoma lo cual se manifiesta en ciertos
caracteres morfológicos y fisiológicos.
Los métodos más utilizados entonces para lograr los cambios hereditarios eran los siguientes:
· En plantas, guardar las semillas de una planta en particular que diese el rendimiento óptimo o
tuviese la mejor combinación de características deseadas.
· En animales, controlar la reproducción para desarrollar al máximo y reforzar los caracteres
deseables.
Con el tiempo, el control sobre la reproducción de plantas, animales y microbios se ha vuelto más
complejo, incluyendo procesos para desarrollar híbridos.
La posibilidad de manipular directamente los genes de los organismos vivos se dio en la década de
1950 cuando James Watson y Francis Crick descubren la estructura del ADN, un polímero de
nucleótidos que forma una doble cadena y contiene la información hereditaria. Así, se planteó una
nueva teoría de la genética en la cual al alterar la estructura del código de ADN se pueden generar o
reforzar en los organismos características que no son posibles a través de evolución, selección natural
o artificial e hibridación; según esta teoría, estas características son heredadas debido a que los genes
que las producen quedan integradas al código de ADN. En la década de 1970 fue posible aislar,
modificar y copiar los genes dentro de las células. Se reconoció la importancia económica de dicho
proceso e inició su desarrollo en empresas e instituciones académicas; así, en 1994 aparecen los
primeros alimentos genéticamente modificados. (Young, 2003)
Algunos sucesos que marcaron la historia de desarrollo de OMG son:
1. A comienzos de la década de 1970, el bioquímico Paul Berg crea la primera molécula de ADN
recombinante; para aquella época, los biólogos moleculares habían aprendido a alterar genes
individuales, cortar y pegar pedazos de ADN de diferentes organismos y moverlos de uno a otro.
(Young, 2003)
2. Pioneros de esta tecnología fueron Stanley Cohen, un genetista estadounidense, y Herbert
Boyer, un bioquímico de la misma nacionalidad. Cohen estaba interesado en aprender cómo los
genes de plásmidos otorgan resistencia a las bacterias y Boyer trabajaba con enzimas de
restricción, por lo que decidieron trabajar juntos en la combinación de dos plásmidos resistentes a
antibióticos diferentes para crear una bacteria resistente a ambos.
3. En 1975 Daniel Nathans y Hamilton O. Smith descubrieron un tipo de proteínas llamadas
enzimas endonucleasas o enzimas de restricción, que actúan como "tijeras moleculares", cortando
la doble cadena de ADN a través del esqueleto de fosfatos sin dañar las bases. El descubrimiento
de estas enzimas condujo a dichos microbiólogos al Nobel en 1978 y dio origen a la ingeniería
genética.
4. En 1981, Frank Ruddle, Frank Constantini y Elizabeth Lacy inyectaron ADN purificado en un
embrión unicelular de ratón y demostraron que se producía la transmisión del material genético a
las generaciones siguientes.
5. En 1983 se creó la primera planta transgénica de tabaco. Fue desarrollada por Michael W.
Bevan, Richard B. Flavell y Mary-Dell Chilton mediante la creación de un gen quimérico que
combinaba un gen de resistencia a un antibiótico con el plásmido T1 de la bacteria Agrobacterium.
El tabaco fue infectado por la bacteria modificada con este plásmido, teniendo como resultado la
inserción del gen quimérico en la planta. Mediante técnicas de cultivo de tejidos, se seleccionó una
célula de tabaco conteniendo el gen y, a partir de esta, se desarrolló en una nueva planta.