You are on page 1of 12

TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.


Alumnos lentos en aprender. Intervención educativa.

I. INTRODUCCIÓN. Justificación del tema y planteamiento general.


II. DIRERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE: ALUMNOS LENTOS EN APRENDER
2.1. Aproximación conceptual:
2.2. Etiología
2.3. Principales dificultades de aprendizaje a lo largo de la escolarización:
2.4. Criterios para identificar a los alumnos lentos en aprender.
III. INTERVENCIÓN EDUCATIVA:
3.1. Evaluación:
3.1.1. Concepto de evaluación
3.1.2. Informe de evaluación:
3.2. Respuesta educativa: La Atención a la Diversidad.
3.2.1. Medidas ordinarias
3.2.2. Medidas específicas
IV. CONCLUIÓN.
V. BIBLIOGRAFÍA.

I. INTRODUCCIÓN. Justificación del tema y planteamiento general.

En primer lugar explicaré la razón de mi elección de este tema. Creo las diferencias en los
ritmos de aprendizajes es un principal objeto de estudio en referencia a los problemas en el
rendimiento escolar, siendo este uno de los campos de intervención que desempeñan los
psicopedagogos, realizándolo desde la prevención, la detección y el tratamiento directo de dichas
dificultades.
Además, Ley Orgánica para la mejora de la calidad educativa, del 8/2013, de 9 de diciembre
(LOMCE), destaca en sus principios: b) la equidad, que garantice la igualdad de oportunidades para el
pleno desarrollo de la personalidad a través de la educación, la inclusión educativa, la igualdad de
derechos y oportunidades que ayuden a superar cualquier discriminación y la accesibilidad universal a
la educación, y que actúe como elemento compensador de las desigualdades personales, culturales,
económicas y sociales, con especial atención a las que se deriven de cualquier tipo de discapacidad; y
su artículo 71 que para atender adecuadamente a los AENAEs, el sistema educativo deberá disponer de
los recursos que sean precisos, permitiéndoles, de esta forma alcanzar los objetivos establecidos con
carácter general para todos los alumnos
Por otra parte, señalaré brevemente lo que será la estructura del tema, desde el acercamiento
a las dificultades de aprendizaje en general y al aprendizaje lento en particular.
Todos los alumnos son diferentes en cuanto a intereses, capacidades y motivaciones, por lo
tanto también lo serán sus necesidades educativas, entendidas estas como un continuo con múltiples
opciones, pero siempre teniendo en cuenta el principio de normalización, es decir, responder a estas
necesidades si es posible desde los recursos de tipo ordinario. Cuando estas necesidades no pueden
ser satisfechas mediante respuestas de carácter ordinario, hablamos de necesidades educativas
específicas.
A su vez, dentro de ellas nos encontramos con:
-Necesidades educativas permanentes ( físicas, psíquicas o sensoriales).
-Necesidades educativas transitorias (dificultades en el lenguaje oral, escrito o matemático y
dificultades socioafectivas).
-Otro tipo de necesidades , donde se incluirían los alumnos lentos en el aprendizaje y los
alumnos superdotados.
Los dos últimos aspectos son los que podríamos denominar DA, dificultades a las que
debemos hacer mediante la prevención, el diagnóstico y el tratamiento.

1
TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

El tema lo desarrollaré de la siguiente manera: Un primer apartado servirá para realizar una
aproximación conceptual a los ritmos de aprendizaje.. Posteriormente centraré la explicación en las
teorías sobre los retrasos madurativos. A continuación trataré la intervención educativa haciendo
referencia a la evaluación y el tratamiento.

Legislación Vigente
 Ley Orgánica para la mejora de la calidad educativa, del 8/2013, de 9 de diciembre.
 La Ley 6/2008, de 26 de diciembre, de Educación de Cantabria,
 Decreto de Atención a la diversidad 98/2005 2, de 18 de agosto
 Orden ECD/11/2014, de 11 de febrero, que regula la evaluación psicopedagógica en el sistema
educativo de la Comunidad Autónoma de Cantabria.
 Resolución de 24 de febrero de 2014, que concreta las necesidades específicas de apoyo educativo y los
modelos de informe de evaluación psicopedagógica

II. DIRERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE: ALUMNOS LENTOS EN APRENDER

2.1. Aproximación conceptual:

Este tema está muy relacionado con los temas que hacen referencia a las diferencias
individuales, a las dificultades que se dan en el aprendizaje y en concreto a la categoría dentro de
estas dificultades de “alumnos lentos en aprender”. Por ello creo conveniente comenzar el tema
haciendo una breve referencia por cada uno de estos conceptos.

a) Diferencias individuales en el aprendizaje: La diversidad en el alumnado es una característica


intrínseca a todo grupo humano en donde nos encontramos con diferentes características en este
caso del aprendizaje en lo referente a la motivación, estilo cognitivo, actitudes, aptitudes,
intereses,…Estas diferencias individuales para aprender generan necesidades educativas que obligan
al profesorado ajustarse al proceso de E/A de cada alumn@.

b) Dificultades de aprendizaje: Características que presentan ciertos alumn@s en donde existe una
clara discrepancia entre su potencial de aprendizaje y su ejecución. Sin causa aparente para esta
discrepancia se excluyen al alumnado que presenta bajo rendimiento escolar debido a deficiencias
sensoriales, deficiencia mental, trastornos emocionales graves o deprivación sociocultura, y se incluye
en esta categoría a los alumnos que presentan un nivel de ejecución lento en el aprendizaje.

c) Alumno lento en aprender: Es un concepto sumamente amplio, que abarca cualquier dificultad
notable que un alumno encuentra para seguir el ritmo de aprendizaje de sus compañeros de edad, no
especificando el factor determinante de este retraso

Como podemos ver los dos conceptos de DA y lentitud en el aprendizaje se solapan y en este
sentido existen múltiples definiciones dependiendo del enfoque teórico que se adopte pero, por lo
general, siempre están presentes cinco puntos principales, que se refieren a las características de los
alumnos de aprendizaje lento:
 Los niños con dificultades de aprendizaje (DA), presentan una capacidad intelectual normal en
pruebas estandarizadas, en comparación con niños de edad similar, aunque pueden presentar
ciertas diferencias.
 Presentan deficiencias en áreas instrumentales básica, tales como lectura, escritura, lenguaje
y cálculo.
 En la base de dichas deficiencias se detectan distintos trastornos en los procesos cognitivos.
 En la base de dichas deficiencias se detectan distintos trastornos en los procesos cognitivos y
madurativos del niño/a: Perceptivos, psicomotores, lingüísticos, atencionales, razonamiento,
memoria, conducta, etc...

2
TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

 La causa de estos trastornos es fundamentalmente una alteración en la integración del SNC,


bien por retardo madurativo, por disfunción o lesión.
 Los niños con DA pueden presentar trastornos psicoafectivos o socioambientales que impidan
un aprendizaje más exitoso y que estén correlacionando con las anteriores deficiencias
mencionadas.

Una de las mayores dificultades de los alumnos que consideramos lentos en aprender es la
posibilidad de relacionar los nuevos aprendizajes con los anteriormente adquiridos, donde juegan un
papel muy importante las estrategias puestas en juego en el momento de adquirir el conocimiento.
Dentro de las diferencias individuales que condicionan el aprendizaje, este será uno de los factores
que más tendremos que considerar a la hora de llevar a cabo la intervención educativa con estos
alumnos; unas veces, será debido a la falta de estrategias; otras, a la utilización de las no adecuadas;
otras, a la falta de significatividad de los aprendizajes adquiridos previamente.... encontrando la causa
del retraso en el aprendizaje solventaremos adecuadamente el problema para que no remita en una
dificultad de aprendizaje.

En general podemos decir que tienen una inteligencia normal pero que están escasamente
motivamos, con falta de atención en las tareas y falta de hábitos de trabajo.

2.2. Etiología

Las causas por las cuales un alumno es lento en aprender son muy diversas y en muchos casos
difíciles de especificar. Generalizando, podemos considerar dos tipos de causas:

A) Etiología orgánica, el alumno puede presentar un problema neurológico u orgánico que le impida
adquirir adecuadamente los aprendizajes, reflejando un retraso en el proceso de aprendizaje. P.e, los
alumnos con disfunción cerebral mínima (DCM). También se dado las teorías sobre los gentes o
herencia como causa de esta dificultad.

B) Etiología ambiental, como pueden ser los factores externos al propio sujeto que inciden
negativamente en su proceso de aprendizaje, creando barreras o deprivaciones que imposibilitan o
condicionan el ritmo normal de aprendizaje. Podemos destacar, entre otras:

 Ausencia de estimulación y experiencia: nos referimos a sujetos que han tenido déficit
experienciales y que no han podido desarrollar los procesos y las estructuras perceptivas que
constituyen la base neurofisiológica del aprendizaje.
 Contextos estimulares inadecuados: niños que se desarrollan en contextos aparentemente
normalizados, pero que no gozan de la suficiente riqueza estimular, lo que provoca una mayor
dificultad para la adquisición de algunos aprendizajes;
 Alteraciones emocionales: puesto que, muchos niños con problemas afectivos o emocionales
reflejan su inestabilidad psicológica en el desempeño de la tarea escolar, produciéndose
trastornos perceptivos, lingüísticos....

c) La interacción entre factores personales y ambientales: Actualmente la mayoría de las teorías se


sitúan en este apartado.

Persona Ambiente

Tªs sobre déficits TªS sobre retrasos Tªs centradas en el Tªs centrada en la tarea
neurológicos. madurativos entorno socioeducativo

3
TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

2.3. Principales dificultades de aprendizaje a lo largo de la escolarización:


Primero veremos de forma general las dificultades de aprendizaje en distintas áreas del sujeto
y a continuación de forma secuenciada las dificultades que se pueden dar en las diferentes etapas

A) Áreas deficitarias y síntomas característicos:

En las áreas en las que se pueden apreciar con mayor frecuencia estos déficits son el área cognitiva, el
área lingüística y el área motivacional. Veamos los déficit más representativos de estas áreas,
siguiendo la propuesta de NUÑEZ, GONZÁLEZ - PIENDA Y CARBONERO (1998):

a.1.) Déficit en procesos psicológicos básicos. Nos referimos a disfunciones de tipo perceptivo,
atencional y de memoria.
 Déficit perceptivos: pueden dificultar la adquisición de los aprendizajes básicos e
instrumentales. Las principales alteraciones serían la discriminación auditiva y visual, la
integración perceptiva, las alteraciones visomotoras, la rapidez perceptiva, las alteraciones en
la perseveración, etc.
 Déficit atencionales: pueden afectar a todo el proceso de aprendizaje, ya que la atención es el
mecanismo responsable de la activación, coordinación y control de todos los procesos
cognitivos. Las principales disfunciones se refieren a la selección de la información relevante
(atención selectiva), a la capacidad para atender a varios estímulos a la vez y a la realización
de tareas conjuntas (atención dividida) y a la capacidad de mantenimiento de la atención en
una tarea determinada (atención sostenida).
 Disfunciones de la memoria: Al tener problemas para recordar estímulos auditivos y/o
visuales, el sujeto tiene dificultades evidentes a la hora de adquirir los principales aprendizajes
escolares (lectura, escritura, matemáticas).

a.2.) Déficit meta-cognitivos: Se refiere a la conciencia de las habilidades, estrategias y recursos que
necesitan los sujetos para desarrollar una tarea con efectividad; así como a la habilidad para utilizar
mecanismos de autorregulación de los aprendizajes.

a.3) Déficit lingüísticos: Parece evidente la relación entre la descodificación fonológica y los déficits en
la lectura. Los niños con dificultades de aprendizaje (DA) también presentan problemas en el
desarrollo de la capacidad sintáctica, en la aplicación de las reglas morfológicas, sintácticas y
semánticas; además de presentar dificultades para organizar la información. Respecto a la escritura,
se ha observado que los niños con dificultades de aprendizaje usan estrategias inmaduras e ineficaces
para revisar sus composiciones.

a.4.) Déficits psicomotrices (hiperactividad, hipoactividad y discoordinación).

a.5.) Déficits comportamentales (pasividad, falta de interés en relación con las tareas escolares y
sentimientos de incompetencia, dependencia, conductas agresivas y/o depresivas).

a.6.)Déficit emocionales y motivacionales (autoconcepto negativo, escasa autoconfianza, estilos


atribucionales inmaduros, falta de persistencia, baja autoestima, bajas expectativas de logro, etc.).

B) Dificultades de aprendizaje en las diferentes etapas:

b.1.) Infantil. las principales dificultades de aprendizaje que pueden darse se organizan en relación a
las siguientes variables:

4
TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

 Con la percepción e interacción con las personas y el medio físico: alteraciones sensoriales o
motoras, o por problemas de exceso de actividad que hacen que los niños se manifiesten más
distraídos y con comportamientos disruptivos.
 Con el desarrollo emocional y socioafectivo: los problemas de conducta, por un lado, y los
comportamientos y sentimientos de aislamiento, temor e incluso, miedo, por otro, pueden
generar una importante problemática.
 Con la adquisición y el desarrollo del lenguaje y de la comunicación: El proceso de adquisición
y desarrollo se puede ver afectado fácilmente por un retardo respecto a la edad habitual o
por una pobreza tanto en el vocabulario como en las construcciones sintácticas.

b.2.) Primaria. Se toma como referente, para señalar las posibles dificultades de aprendizaje, las áreas
de conocimiento que integran el currículo de esta etapa, así hablamos de:

 Dificultades en el área de Lengua: Dislalias, el retraso simple del lenguaje, dificultades en el


dominio de la técnica lecto-escritora, problemas comunicativos....
 Dificultades en el área de Matemáticas: falta de comprensión de determinados conceptos y
procedimientos matemáticos o imposibilidad de conseguir el paso del pensamiento concreto
al pensamiento abstracto, el lograr la
 Dificultades en el área de Ciencias de la naturaleza, Geografía e historia: dificultades en el
desarrollo de la autonomía personal, la conversación y el respeto a los demás, los
desplazamientos autónomos, las dificultades en la identificación con grupos sociales de
pertenencia, dificultades en la capacidad de indagación, etc...

b.3) Secundaria.Las dificultades de aprendizaje se manifiestan en torno al:

 Desarrollo personal y emocional como puede ser el retraso en los cambios físicos.
 Desarrollo intelectual como el retraso en el desarrollo de la lógica del pensamiento.
 A la interacción entre iguales, pueden darse unas escasas habilidades sociales.

2.4. Criterios para identificar a los alumnos lentos en aprender.

Los siguientes indicadores propuestos por HALLAHAN Y KAHFFMAN nos sirven para identificar a los
alumnos lentos en aprender:

1º) Discrepancias entre aptitud y rendimiento, es decir, entre lo que son capaces de hacer y lo que,
en realidad, llevan a cabo;
2º) Rendimiento escolar muy bajo, que incide en el aprendizaje instruccional en varios aspectos:

- Comprensión oral
- Expresión oral
- Comprensión escrita
- Comprensión lectora
- Habilidad lectora
- Razonamiento matemático
- Cálculo operatorio

Y que hace, que en el peor de los casos, se etiquete al alumno con alguna discapacidad o patología
que no tiene;

3º) Esta lentitud en el aprendizaje, por tanto, no está asociada a discapacidad;


4º) Presentan pautas desiguales en su desarrollo.

5
TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

Estos alumnos no tienen por qué tener sus capacidades intelectuales limitadas. Existen numerosos
factores que condicionan la aparición de un alumno lento. Los alumnos con estas circunstancias y con
un desenvolvimiento intelectual normal, hacen más conscientes sus dificultades escolares,
requiriendo, por consiguiente, en muchos casos, además del apoyo académico, refuerzo y motivación
respecto de su autoconcepto.

BROW, considera que el desarrollo de la personalidad de estos sujetos es más difícil de tratar que en
los que no presentan estos problemas. El desarrollo lento y sus capacidades limitadas aumentan la
posibilidad del fracaso escolar en ellos.

Entre los factores que condicionan negativamente al alumno se encuentran la fatigabilidad y el


aburrimiento, aspectos hacia los que son más proclives los alumnos de más lento aprendizaje. Por ello,
la motivación, como estrategia pedagógica inherente a cualquier proceso de E/A, cobra mayor
relevancia en la actuación con este grupo de alumnos.

En resumen, no todos los alumnos evolucionan de la misma forma de su lentitud. Así, en algunos
alumnos, se produce un ajuste de las estructuras cognitivas a la estimulación que le es facilitada, por
lo que algunos síntomas de dificultades de aprendizaje desaparecen a lo largo de la dinámica del
proceso de E/A. Otros, sin embargo, no logran dicho ajuste a las exigencias educativas y de un modo
progresivo y continuado, van consolidando los problemas en la adquisición de aprendizajes,
retrasándose el ritmo de adquisición de los mismos y provocando, si no es detectado, en etapas
posteriores, las verdaderas dificultades de aprendizaje.

Por tanto, se deduce que para poder identificar a estos alumnos lentos en el aprendizaje será
fundamental contar con distintas informaciones, tanto del maestro a través de la observación directa
e indirecta de los alumnos, como de las familias. La importancia de estas informaciones se entiende si
consideramos que los alumnos lentos en aprender son alumnos que deben ser detectados lo antes
posible.

III. INTERVENCIÓN EDUCATIVA:

Los alumnos lentos en su aprendizaje presentan dificultades en la realización con éxito del
trabajo habitual que requiere su nivel académico y deben recibir ayuda en algún momento del
proceso de aprendizaje o en varios.
Estos alumnos no tienen por qué tener sus capacidades intelectuales limitadas. Existen
numerosos factores que condicionan la aparición de un alumno lento. Los alumnos con estas
circunstancias y con un desenvolvimiento intelectual normal, hacen más conscientes sus dificultades
escolares, requiriendo por consiguiente, en muchos casos, además de apoyo académico, refuerzo y
motivación respecto a su auto-concepto.
Una vez efectuado el oportuno diagnóstico, nuestra actuación debería ir encaminada a
desarrollar de manera global todas las capacidades del alumno/a, si bien haciendo hincapié en
aquellos aspectos más deficitarios. Resaltamos de nuevo la influencia de los estímulos socio-familiares
en el desarrollo del niño, pudiendo incidir de forma positiva o negativa en muchos casos. Entre los
factores que condicionan negativamente el alumno se encuentran la fatigabilidad y el aburrimiento,
aspectos hacia los que son más proclives los alumnos de aprendizaje más lento. Por ello, la
motivación, como estrategia pedagógica inherente a cualquier proceso de e-a, cobra mayor relevancia
en la actuación con este grupo de alumnos. Pero es quizá la atención a la diversidad la principal vía de
intervención, por este motivo, para desarrollar este apartado haré una primera referencia a la
evaluación desde donde partimos y posteriormente pasaré a concretar la intervención desde la
atención a la diversidad.

6
TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

3.1. Evaluación:

3.1.1. Concepto de evaluación


Se entiende por evaluación psicopedagógica lo dispuesto en el artículo 7.1 del Decreto
98/2005, de 18 de agosto. como un “proceso de recogida, análisis y valoración de la información
relevante sobre los distintos elementos que intervienen en el proceso de enseñanza-aprendizaje, tanto
para identificar las necesidades educativas de determinados alumnos y alumnas que presentan o
pueden presentar desajustes en su desarrollo personal y/o académico, como para fundamentar y
concretar las decisiones curriculares, organizativas y de coordinación, así como el tipo de ayudas que
aquéllos puedan precisar para progresar en el desarrollo de las distintas capacidades”.

De acuerdo con lo establecido en el artículo 7.2 del Decreto 98/2005, de 18 de agosto, la


evaluación psicopedagógica será necesaria para:
a) Determinar si un alumno tiene necesidad específica de apoyo educativo, tanto al inicio como
durante su escolarización. La necesidad específica de apoyo educativo vendrá determinada,
fundamentalmente, por las dificultades que el alumno manifieste tanto en su desarrollo como
en el aprendizaje, con independencia de las condiciones personales de discapacidad o
trastorno que pueda presentar.

En la evaluación de los retrasos madurativos es preciso distinguir entre la detección y la


evaluación específica del trastorno.
En el primer caso los objetivos fundamentales son la prevención de futuras DA cuando se hace
a edades tempranas y la identificación de alumnos con DA en los primeros cursos de primaria. En el
segundo caso, los objetivos son el diagnóstico de las habilidades y aptitudes del niño, de sus
conocimientos y de sus niveles de ejecución, para, a partir de ello, elaborar la planificación de las
necesidades educativas y los criterios de evaluación de los programas de seguimiento, tanto del
alumno, como de la propia planificación de necesidades.
El proceso de evaluación debe atender a diferentes aspectos, orgánicos y psicopedagógicos
entre los que estaría:
 El nivel intelectual.
 La Situación socioafectiva.
 Reacciones de la personalidad ante el fracaso escolar.
 Posibles DA concretas.
 Las lagunas en conocimientos fundamentales y los puntos focales deficitarios de las áreas
escolares que son la clave para los procesos de E/A.
 El Estudio de sus motivaciones y expectativas.
 El Estilo de aprendizaje.

Así, La evaluación psicopedagógica deberá recoger información de los siguientes ámbitos:


a) Del alumno: Características de su desarrollo personal y social y, en su caso, aspectos médicos y
psicológicos relevantes; historia escolar y educativa, competencia curricular, estilo de
aprendizaje y necesidades educativas. En el caso del alumnado con altas capacidades
intelectuales, resulta especialmente relevante la información sobre las condiciones personales
en relación con las capacidades que desarrolla el currículo y los posibles desajustes entre los
aspectos intelectual, afectivo, psicomotor, de lenguaje, de relación con el entorno u otros
factores de la personalidad del alumno.
b) Del contexto escolar: Análisis de los aspectos de la organización y de la intervención educativa
que favorecen o dificultan el desarrollo del alumno, de las características de las relaciones que
establece con los profesionales que lo atienden, con sus compañeros en el contexto del aula y
del centro escolar.

7
TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

c) Del contexto familiar y social: Características de la familia y de su entorno; expectativas de los


padres; descripción de la cooperación y comunicación con el centro educativo; análisis de las
relaciones familiares y de las pautas educativas que se establecen en el ámbito familiar,
inclusión social y recursos socioculturales que pueden complementar el desarrollo del alumno,
especificando aquellos en los que participa

3.1.2. Informe de evaluación:

Las conclusiones derivadas de la información obtenida a que se ha hecho referencia


anteriormente se debe recoger en un informe psicopedagógico.
El informe psicopedagógico (artículo 9, dela Orden ECD/11/2014) es el documento oficial en el
que, de forma clara y completa, se refleja la situación evolutiva y educativa actual del alumno en los
diferentes contextos de desarrollo y enseñanza, se concreta su necesidad específica de apoyo
educativo si la tuviera y, por último, se orienta la propuesta organizativa y curricular del centro para el
alumno y se determina el tipo de apoyo que pueda necesitar durante su escolarización para facilitar y
estimular su progreso
Este documento posee una doble naturaleza por un lado administrativa, en cuanto que es la
propia Administración Educativa la que regula y prescribe en determinadas circunstancias y exige
señalar la autoría y confidencialidad. Por otro lado posee una naturaleza técnica ya que ha de servir de
base a las decisiones que eventualmente puedan tomarse para el ajuste de la ayuda pedagógica a las
necesidades educativas del alumno, por tanto, esta naturaleza exige que los datos y conclusiones sean
rigurosos y contrastados.
El informe psicopedagógico constituye un documento para la comunicación de los resultados
de la e.p. Por lo tanto, el informe ha de ser eminentemente descriptivo y comprensible por sus
destinatarios, y su lenguaje, extensión y contenido han de estar adaptados a ellos. De esto se deduce
que, de hecho, puedan existir distintas “versiones” de un mismo informe psicopedagógico, según
sean sus destinatarios y el objeto del mismo.
En cualquier caso, la finalidad última del informe psicopedagógico es el de orientarse a la
concreción de las necesidades educativas de los alumnos en términos de la propuesta curricular y del
tipo de ayuda que se les debe prestar.

3.2. Respuesta educativa: La Atención a la Diversidad.

Un vez realizada la evaluación, debemos concretar las posibles respuestas que se pueden
ofrecer a alumnos con ritmo lento en el aprendizaje.
La principal línea de intervención educativa que vamos a ofrecer a estos alumnos está
enmarcada en la atención a la diversidad, principio clave que implica ofrecer a cada alumno aquello
que necesita en función de sus posibilidades. La premisa básica es que el éxito del aprendizaje se
maximiza cuando se les proporcionan experiencias que se construyen a partir de su competencia
inicial y que responden a las necesidades de su aprendizaje.
La atención a la diversidad se articula en distintos niveles referidos tanto al propio centro
como a los alumnos considerados individualmente. Los documentos curriculares han de constituir en
la atención a la diversidad planteamientos sucesivos de adaptación, considerando en los distintos
niveles de concreción las capacidades de los sujetos y sus características. A este respecto se recoge en
El Decreto 98/2005, de 18 de agosto, de ordenación de la atención a la diversidad en las enseñanzas
escolares y la educación preescolar en Cantabria que el tipo medidas llevadas a cabo se dividen en tres
tipos: medidas ordinarias, específicas y extraordinarias
Con carácter general, la propuesta de una respuesta educativa para un alumno/a concreto ( en
este caso con ritmo lento de aprendizaje) debe ser realizada en el seno del equipo educativo, con el
asesoramiento del orientador/a o, en su caso, del departamento de orientación y se debe contar con
la opinión de la familia. No obstante, a medida que la opción avance en especificidad, esto es, que la

8
TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

propuesta suponga un mayor alejamiento de la organización o del currículo ordinario, el


procedimiento a seguir será más específico y quedará convenientemente regulado.
A la hora de tomar decisiones sobre la respuesta educativa a la diversidad del alumnado, se
darán prioridad a las medidas ordinarias sobre las medidas específicas y extraordinarias que sólo se
utilizarán cuando, estando agotadas las vías anteriores, no existan otras alternativas o cuando la
evaluación psicopedagógica así lo determine. Por su parte, la implantación de las medidas de
carácter específico o extraordinario deberá contar con la aprobación de las instancias oportunas y, en
todo caso, la administración regulará el procedimiento a seguir respecto a la adopción de una medida
considerada extraordinaria. En nuestro caso, la respuesta educativa para alumnos con diferentes
ritmos de aprendizajes y en especial para alumnos con ritmo lento, serán desde las medidas ordinarias
y específicas. Veamos en qué consiste este tipo de medidas.

3.2.1. Medidas ordinarias


Son medidas ordinarias aquellas actuaciones y programas dirigidos a prevenir, compensar y
facilitar la superación de dificultades leves mediante la adecuación del currículo ordinario, sin alterar
ninguno de los elementos esenciales, con el fin de que la totalidad del alumnado alcance las
capacidades establecidas en los objetivos generales de curso, etapa y/o nivel. Pueden ser generales o
singulares

a) Medidas ordinarias generales: actuaciones y programas dirigidos a prevenir, compensar y facilitar


la superación de dificultades mediante propuestas organizativas, propuestas de adecuación de alguno
de los elementos curriculares, sin modificar su naturaleza, que se llevan a cabo desde niveles iniciales
de planificación, y propuestas de coordinación.
a.1) Organizativas:

 Organizar los grupos adecuando la composición y el número de alumnos y alumnas a


sus características y necesidades.
 Crear aulas-materia, como fuente de recursos diversificados y adaptados a las
necesidades del alumnado.
 Organizar grupos de refuerzo.
 Reducir el número de profesores y profesoras que atienden a alumnos y alumnas o a
grupos con características específicas.
 Coordinar la actuación de los diferentes profesionales.
 Organizar y optimizar el uso de los espacios, la distribución de los tiempos, así como
los recursos humanos y materiales.
 Docencia compartida, que estará en función de las características y de las necesidades
del alumnado y de los grupos, posibilitando la intervención simultánea de varios
profesionales.

a.2). Curriculares.

 Adecuar objetivos: Priorizando objetivos y seleccionando los contenidos mínimos/


Variando la temporalización de los mismos/ Incluyendo objetivos relativos a aspectos
relevantes bien para el alumno o para el entorno dicho alumno/a/ Enriqueciendo el
currículo de las áreas con referencias y aportaciones de diferentes culturas/
Fomentando el desarrollo de capacidades tipo afectivo para la seguridad y autoestima
del alumnado. / Vincular los objetivos de cada área, asignatura, ámbito o módulo con
las capacidades de nivel y de etapa.
 Organizar los contenidos en ámbitos integradores.
 Adecuar la distribución de contenidos conceptuales, procedimentales y actitudinales a
las características del alumnado.

9
TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

 Utilizar estrategias metodológicas que favorezcan la participación de todo el


alumnado y la autonomía en el aprendizaje (aprendizaje cooperativo, desarrollo de
estrategias de aprendizaje, combinación de tipo de actividades, elaboración de
materiales por parte del alumnado,…).
 Seleccionar y utilizar materiales curriculares diversos, adecuándolos a las
características del alumnado y aprovechando su potencialidad motivadora.
 Diversificar los procedimientos de evaluación, para una mejor adaptación al
alumnado.

a.3). De coordinación:
 Propuesta y desarrollo del PAT que incidan en los siguientes aspectos: Seguimiento
individual y grupal del alumnado, favoreciendo el desarrollo integral, colaboración
periódica con las familias, coordinación con el conjunto de profesorado de cada grupo.
 Propuesta y desarrollo de Planes de Orientación Académica y Profesional, que
incluyan actuaciones de diverso tipo: formativas, informativas, preparatorias para la
incorporación al mundo laboral y otras.

b) Medidas ordinarias singulares

Son medidas ordinarias singulares las actuaciones y programas dirigidos a prevenir,


compensar y facilitar la superación de dificultades mediante modificaciones organizativas o
curriculares, sin alterar ninguno de los elementos esenciales. Pueden ser las siguientes:

 Actividades de recuperación ( con la planificación de las medidas organizativas oportunas) .


 Refuerzo en determinadas áreas, asignaturas, ámbitos o módulos. A cargo de los tutores o de
los profesores/as especialistas en dichas áreas, asignaturas, ámbitos o módulos.
 Medidas de apoyo (para el alumnado con dificultades en competencias básicas).
 Adaptaciones individuales o grupales no significativas del currículo (modificación no esencial
de objetivos, contenidos, criterios de evaluación, así como de la temporalización y otros
aspectos organizativos).
 Agrupamientos flexibles, en función del nivel de competencia curricular del alumnado.
 Permanencia de un año más. La decisión de permanencia como, en su caso, la de promoción
deberán tomarse teniendo en cuenta la madurez del alumnado, sus circunstancias personales
y familiares, sus posibilidades de recuperación y progreso en cursos posteriores, y los
beneficios que puedan derivarse para su integración y socialización.
 Seguimiento individualizado de aquellos alumnos y alumnas cuya situación académica,
personal o social así lo aconseje.
 Selección de materias optativas. Los equipos docentes podrán recomendar a los alumnos y
alumnas la elección de aquellas materias optativas que mejor respondan a sus necesidades.

3.2.2. Medidas específicas


Son medidas específicas aquellas actuaciones y programas dirigidos a dar respuesta a las
necesidades específicas del alumnado mediante la compensación o adecuación del currículo ordinario,
que conllevan cambios organizativos, modificaciones en alguno de los elementos curriculares
considerados esenciales o modificación de los elementos de acceso al currículo. Si las medidas
ordinarias no han tenido un resultado positivo con alumnos/as lentos en su aprendizaje, otras
medidas específicas pueden ser las siguientes.

 Programas específicos de aprendizaje para determinados grupos de alumnos y alumnas:


programas de inmersión lingüística, programas de compensación educativa y otros programas
de características similares.

10
TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

 Adaptaciones grupales del currículo. Medida destinada a grupos de alumnos y alumnas, que
supone una modificación esencial de objetivos, contenidos, criterios de evaluación, así como
de la temporalización y otros aspectos organizativos.
 Adaptaciones de acceso al currículo. Son ayudas, recursos materiales y medios técnicos que
compensan las dificultades o incapacidades de los alumnos y alumnas con discapacidades
físicas o sensoriales para poder acceder al currículo.
 Planes individuales de actuación. Son adaptaciones curriculares individuales significativas que
suponen una modificación esencial de objetivos, contenidos, criterios de evaluación, así como
de la temporalización y otros aspectos organizativos.

IV. CONCLUIÓN.
Una idea importante para cerrar el tema es que el trabajo con alumnos/as de DA en general, y
con alumnos/as lentos en aprender en particular no es un trabajo que nos competa únicamente a
nosotros como psicopedagogos/as. Es enormemente importante que tanto profesores como familia
asuman su parte de responsabilidad en el trabajo con estos alumnos.
Abarcando las diferentes etapas, la labor en el campo de las dificultades de aprendizaje debe
ser en la mayoría de las veces de prevención (siendo fundamental en el asesoramiento del Plan de
Atención a la Diversidad, participando como elemento activo en la CESPAD) , si bien en ciertos
momentos se deberá intervenir a través de las evaluaciones e intervenciones educativas, dando
siempre una respuesta lo más ajustada a las necesidades de cada alumno o alumna.
Para realizar dichas tareas contamos con la ayuda de diferentes profesionales: Trabajadores
sociales y logopedas en infantil y primaria, profesorado de apoyo a los ámbitos, pedagogos
terapéuticos y logopedia en secundaria, en los que tendremos que apoyarnos y coordinarnos ya que
nuestra labor no puede ser aislada del resto de profesionales.

V. BIBLIOGRAFÍA.

 ÁLVAREZ, L.; SOLER, E. (1996): La diversidad en la práctica educativa. Modelos de orientación y


tutoría. Ed. CCS, Madrid.
 BARCA, A. y PORTO, A. (1998). Dificultades de aprendizaje: categorías y clasificación, factores,
evaluación y proceso de intervención psicopedagógica. En SANTIUSTE, V. y BELTRÁN, J, (Coords.),
Dificultades de aprendizaje. (pp.47-72). Madrid: Síntesis.
 BELTRÁN J y OTROS: Psicología de la Educación. Eudema. Madrid 1997. Cap 7.
 DEL CAMPO, Mª E. (1997): Casos prácticos de dificultades de aprendizaje y Necesidades
Educativas Especiales: diagnóstico e intervención psicoeducativa. Ed. CEURA, Madrid.
 GARCÍA SÁNCHEZ, J. (1998). Manual de dificultades de aprendizaje. Lenguaje, lecto-escritura y
Matemáticas. Madrid- Narcea.
 GARCÍA SÁNCHEZ, J. (1998). Historia y concepto de las dificultades de aprendizaje. En SANTIUESTE,
V. y BELTRÁN, J. (Coords.), Dificultades de aprendizaje. (pp. 17-46). Madrid: Síntesis.
 MARCHESI; COLL y PALACIOS: Desarrollo Psicológico y Educación. III: Trastornos del desarrollo y
NEEs. Cap 3: Retrasos madurativos y Dificultades de aprendizaje. Alianza. Madrid 2001.
 MOLINA GARCÍA S: Bases psicopedagógicas de la EE: Marfil. Alcoy.1995.CAP 6.
 NUÑEZ, J. C.; GONZÁLEZ-PIENDA, J. A. y CARBONERO, M. A. (1998). Dificultades de aprendizaje
escolar. En GONZÁLEZ-PIENDA, J. A. y NUÑEZ, J. C. (Coords.), Dificultades del aprendizaje escolar
(pp. 45-66). Madrid- Pirámide.
 NUÑEZ, J. C. y GONZÁLEZ-PUMARIEGA, S. (1998). Modelos generales de intervención en las
dificultades de aprendizaje. En GONZÁLEZ-PIENDA, J. A. y NUÑEZ, J. C. (Coords.), Dificultades del
aprendizaje escolar. Madrid: Pirámide.

DIFICULTADES DEL APRENDIZAJE ESCOLAR (En papel)


GONZALEZ-PIENDA, JULIO ANTONIO

11
TEMA 59: DIFERENTES RITMOS DE APRENDIZAJE.

12