Sie sind auf Seite 1von 6

Ensayo

LA GESTION Y LIDERAZGO EN ENFERMERIA

Integrantes:

Israel Cadena Lagunas

Hilda Cantoriano Tenexcalco

Gabriela Lizet Cadena correa

Karla Gisel García Zuñía

Lizbeth Bracamontes García

Maestra: Etelvina Bello Solís

Administración y gestión en enfermería


LA GESTION Y LIDERAZGO EN ENFERMERIA
Con el paso de los días la administracion ha logrado avanzar, mejorar sus
sistemas e incursionar en nuevos campos del saber que logra mantener un
proceso de trabajo grupal, que guía hacia el alcance de objetivos emprendidos en
una organización determinada, aprovechando al máximo y optimizando recursos
humanos, técnicos y financieros. De esta manera los profesionales de la salud nos
encontramos comprometidos con el estudio y la aplicación de la administracion.

La enfermera es de suma importancia en la administracion hospitalaria porque es


quien administra desde el momento en que llega al hospital al recibir los pacientes,
recibir un inventario de medicamentos y mobiliarios en caso de existir algún
faltante ellas se encargan de realizar vales por el material que falte. En tanto el
jefe de enfermeras es el encargado de supervisar a los demás colegas en la tarea
de prestar cuidados de enfermería a los pacientes que lo requieran.

Como profesionales de la salud estamos llamados a gerenciar servicios de salud


que brinden atención de calidad al usuario individual y colectivamente de manera
accesible y equitativa, teniendo en cuenta el balance entre beneficios, riesgos y
costos.

La Administración es una actividad sistemática, realizada por un grupo


humano que utiliza un conjunto de recursos, para lograr una finalidad de
manera eficaz y eficiente y con beneficio social para quien va dirigida y la
genera. El gremio de enfermería es un claro ejemplo de realizar administracion ya
que utilizamos recursos tanto materiales como humanos para lograr el objetivo de
curar y hacer que recuperen la salud los pacientes.

Para lograrlo tendrá que realizar una permanente toma de decisiones, comunicac
ión asertiva y efectiva, trabajo en equipo e interdisciplinario, liderazgo
transformativo, entre otros, y ello requiere de la formación desde la teoría general
como la aplicada a situaciones particulares de enfermería, que
son mediadas por las exigencias del contexto del sector salud y las
normativas institucionales, las cuales también deben conocerse y
aplicarse sin detrimento de la competencia en lo profesional; es por ello,
quizá, que se observa un importante interés de ver la a p l i c a c i ó n e n
salud, en general, y en Salud Pública, escenarios cotidianos del
desempeño profesional.
Son muchos los beneficios que derivan de la administración de enfermería porque
además de permitir un aprovechamiento mejor de los recursos con que se cuenta,
permite que la organización que de esto se obtiene, signifique una
mejora de la calidad del servicio y de la productividad, que alienta el desempeño
del profesional de enfermería manteniéndole motivado y que permite al enfermo
recibir un servicio como el que espera y merece.

El profesional de enfermería es un líder que transmite y comparte conocimientos


con sus colegas que alienta a la mejoría en su trabajo. Es importante por ello que
tengamos habilidades comunicativas para también organizar nuestro equipo de
trabajo y realizar tareas eficaces y eficientes utilizando solamente materiales
necesarios sin desperdiciar estos materiales.

La aplicación del proceso administrativo en la enfermería, se


l l e v a a c a b o e n cuatro etapas: planeación, organización, dirección y
control de los servicios de salud que se prestan a los clientes y/o usuarios.

El rol de la enfermera responsable de la gestión de los cuidados consiste en


apoyar al personal que otorga cuidados. La gestión de los cuidados va dirigida a
alcanzar el objetivo que busca la práctica de enfermería, esta gestión como
proceso recurre a la creatividad, la indagación y la transformación en este sentido
se considera heurística.

Por otro lado también es necesario que la enfermera trabaje en estrecha


colaboración con los médicos y otros profesionales a fin de asegurar el
cumplimiento de las terapéuticas. Sin embargo es necesario valorar aquellas
actividades que le son delegadas a las enfermeras, tareas nuevas o emergentes y
de todas aquellas actividades que nos alejen del centro de interés: el cuidado.
Adam (1991) dice que "las enfermeras asistenciales cada vez aceptan menos ser
secretarias, recepcionistas, ayudantes de laboratorio, o de farmacia", ya sea que
realicen funciones administrativas, o si se encuentran en el área asistencial como
enfermera general, especialista o jefe, cumple una función social contribuyendo a
la mejora de la salud y el bienestar tanto en el medio hospitalario como en el
comunitario. Los profesionales de enfermería tienen un vasto conocimiento tanto a
nivel hospitalario para desempeñar distintas tareas en el hospital como a nivel
comunitario la enfermera tiene que delegar responsabilidades para cumplir
objetivos marcados por la secretaria de salud y para ello también la enfermera
echa mano de la administracion.

La gestión del cuidado incluye también la creación de instrumentos para la


recolección de datos de manera sistemática, sobre su experiencia en salud y su
entorno (individual, familiar, comunitario). Incluye el análisis reflexivo de los datos
y su elaboración junto con el paciente y la familia de los objetivos de salud. La
enfermera debe realizar el diagnóstico de enfermería que resuma la respuesta de
la persona a su experiencia en salud y la causa de esta respuesta. La planificación
de las intervenciones requiere de la ciencia y el arte de enfermería, que pueden
variar según la concepción de la disciplina, pero que son generalmente guiadas
por los principios inherentes al cuidado.

Los gestores de enfermería por su parte desempeñan en la institución sanitaria


actual varios papeles de forma simultánea: subordinados, superiores
representantes del servicio o de la empresa que van de acuerdo a sus
capacidades y aptitudes para gestionar es preciso mencionar que entre mas
capacitado este el personal será un carga mayor el que este desempeñara por ello
es preciso ser competitivo porque hoy en día el campo laboral de enfermería esta
muy demandado aunque sector salud cuenta con pocos espacios para
desempeño de enfermería aunando a esto una mala administracion de los
superiores de la secretaria de salud que han mal gastado los recursos.

Coincido en la idea de que para cumplir objetivos es preciso que las enfermeras
dispongan de habilidades en tres campos concretados:

 Habilidades técnicas
 Habilidades humanas
 Habilidades conceptuales
La enfermera que gestiona debe afrontar su tarea en los siguientes campos:

 La organización o la empresa
 El personal a su cargo
 Los usuarios

EL PERFIL DEL GESTOR ACTUAL

Los actuales gestores deben poseer un perfil profesional que capacite para llevar
adelante su actividad en los campos que se han señalado antes así se podrían
enumerar los requisitos que se precisan en habilidades y aptitudes de la siguiente
manera:

 Conocimiento de los resultados esperados de los puestos de trabajo a su


cargo y del suyo en particular.
 Distribución del tiempo y sus energías.
 Habilidades específicas de gestión y administración.
 Manejo de la información.
 Dotes de liderazgo en grupo.
 Contacto con otros grupos o personas de interés.
 Fomentar la investigación.
Las habilidades y aptitudes anteriormente mencionadas son las que nos dan
competitividad a los enfermeros gestores para desempeñar el trabajo de gestor
de enfermería.

Los conocimientos básicos que le darán estás capacidades se enmarcan en tres


áreas

 La enfermería
 Principios de gestión
 Relaciones personales y principios y aplicaciones de liderazgo
El liderazgo y la administración en enfermería afrontan grandes desafíos. Antes el
eje principal estaba en el personal directivo y los líderes podían concentrarse en
su propia unidad de trabajo y participar en la práctica clínica como una parte de
sus actividades. Los que gestionan, gestionan, en gran parte, por su saber hacer
clínico y el prestigio que esto trae. Se pensaba que una enfermera buena debía
ser una líder buena. Ahora esto no basta. La administración de los cuidados de
enfermería es una profesión que se apoya en la base del liderazgo y la
administración y que requiere una formación adecuada. Es una opción de carrera
para los profesionales enfermeros; un área en la que la gente debería ser capaz
de conseguir una formación, ser capaz de desarrollarse y ser capaz de continuar
hacia posiciones aún más desafiantes

En numerosos eventos de carácter nacional e internacional es frecuente escuchar


que sin las enfermeras los sistemas de salud no operarían. Por ello es importante
el reconocimiento a las enfermeras que realizan posgrados de administracion para
que ellas desempeñen el trabajo de administrar un hospital pero siempre bajo el
fundamento de tener conocimientos que avalen la capacidad de esta para dirigirlo.
Porque Las enfermeras tienen el mismo o mayor conocimiento que un médico
para la tarea de dirigir una organización sanitario asistencial.
Bibliografía
Zarate (2004).scielo.Granada recuperado de
http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1132-12962004000100009

Mmpart,M(2009),administración y gestión de servicios de enfermería, Barcelona


España.

Balderas P.M,(2012),administración de los servicios de enfermería 6ta edición, México, Graw-


Hill, interamericana.