Sie sind auf Seite 1von 4

documento

La medición de la pobreza
Banco Mundial

ibrar de la pobreza a las personas dependerá en gran med ida see todo y, evidentemente, el nivel de pobreza es alto. Sin em-

L de un mejor conocim iento de cuántos pobres hay, dónd e


viven y, sobre todo, por qué lo son. La respuesta a cualquiera
de estas preguntas no resulta sencilla. Para empezar, se necesita
bargo, es posible tener un nivel de desigualdad mínimo (en el que
todos son iguales) tanto con pobreza nula (donde nadie es po-
bre) como co n pobreza máxima (donde todos son pobres) .
precisar mejor lo que significa "pobreza" rea lmente.

Pobreza no es lo mismo que desigualdad . Es necesario desta-


ca r esta diferencia. Pobreza se refiere al nivel de vida abso luto
Tomado de l Informe sobre el desarrollo mundial 7990. La pobreza,
de una parte de la sociedad - los pobres-, mientras que desi.-
indicadores del desarrollo mundial, Banco Mundial, Washington, 1990,
gua ldad se refiere a los niveles de vida relativos en la soc iedad pp . 29-33. Comercio Exterior hi zo a lgun os aj ustes editoriales .
en general. A un nivel máximo de desigua ldad, una flé rsona po-
324 documento

Aq uí se defin e la po bre za como la imposi bi lidad de alca nzar El umbral de pobreza


un nive l de vid a mí n1mo . Para qu e esta defini ció n resulte útil es
prec iso contestar a tres preg unta s: ¿cómo medimos el ni vel ele odos los in strum ent os de med ición desc ritos se juzga n en re-
vid a], ¿q ué querem os dec ir con nivel de vida mínimo? Y, un a vez
qu e se ha id entifica do así a los pobres, ¡cómo ex presamos la gra-
T lac ió n co n algun a norm a. Por ejemplo, con sideramos qu e la
espe ranza de vid a en algunos países es ba ja en relación con la
vedad general de la pobreza co n un so lo índ ice o medi ció n / alcanzada en otros en una fec ha dada. La se lecc ión de la norma
es parti cul arm ente importa nte en el caso de los instrum entos de
medi ció n de la po breza basados en el con sum o .

Pu ede considerarse que un umbral de pobreza basado en el


La m edición del nivel de vida consumo está integrado por dos elementos: el gasto necesario para
un ni ve l m ínimo de nutrición y para adquirir otros artículos de
o; ingre, o; y lo; ga;lo; per cáp ild de las unidddec; fam ili ares primera necesidad, y una cantid ad adi cion al qu e varía de un país
L son una vara adecuada para medir el nivel de vid a, ; iempre
qu e inc lu yan la produ cción propia , que es muy impo rta nte para
a otro y qu e refleja el costo de partic ipar en la vida cotidi ana de
la soci edad . La prim era parte es relativamente senci lla; el costo
la mayo ría de los pobres del mundo (rec uadro 1). Sin embargo, de adquirir alim entos sufi cientes para una ingestión ca lórica mí-
ninguna de las dos med idas logra captar d imensiones del bi enes- nima y otros artículos de prim era necesidad puede calcu larse exa-
tar ta les como la salud , la espe ranza de vid a al nacer, la alfabeti - minando los prec ios de los alim entos que constituyen la dieta de
zac ión y" el acceso a bi enes públicos o •ec ursos de prop iedad co- los pobres . La segunda parte es mu c ho más subjet iva; en algunos
mún . Disponer de agua potable lim pia, por ejemplo, es importante países las in stalaciones sanitarias dentro de la viv ienda son un lujo,
para el nivel de vida de uno, pero no se refleja en el con sumo mi entras que en otros son "de prim era necesiaad" .
o el in greso, de la manera en que ésto s se m iden norm almente .
Las un idades fam ili ares con acceso a serv ic ios públi cos gratuitos La perc epc ión de la pobreza ha evolu cionado a lo largo de
están en mejor situ ación q ue las que no lo ti enen, aun cuand o la hi storia y varía enormemente de un a cu ltura a otra. Los c rite-
sus in gresos y ga stos quizá s sean iguales. Debid o a estos in con- rio s par;¡ di s~ i n g uir a los pobres de los que no lo so n suelen refle-
veni entes, es necesario complementar la medición de la pobreza jar prioridades naciona les específicas y concepto s normativos del
basada en el con sum o con otros indicadores, como la nutri ción , bienestar y los derecho s ind ividu ales. En general , a medid a que
la esperanza de vid a, la mortalidad en la niñ ez (de los niñ os me- los paises se enriqu ece n, su percepción de lo qu e constituye un
nores de c inco años) y las tasas de matrícula esco lar. nivel mínimo aceptab le de consumo -e l umbral de pobreza-

Recuadro l
¿C~ m o deben medirse lo s niveles de v ida?

1 consumo corri ente (incluido el de la producc iÓn prop ia) ses más grandes, sin embargo, las dife rencias Entre el campo
E . refleja la capac idad de las unid ades fami li ares para regu-
lar su nive l de vid a por med io de ahorros y préstamo s, a pesa r
y las ciud ades son un problema más significativo. En Ind o ne-
sia, por ej emp lo, las diferencias regio nales de los prec ios son
de las fluctu ac iones de los ingresos. En ese sent ido, el con su- grand es e influ ye n en las comparaciones de la pobreza en las
mo es un mejor in dicador del bienesta r qu e el ingreso. Sin em- di stintas regiones .
bargo, un estudio rea li zado en Sri Lanka halló que, en gene-
ral, ambos indicadores identificaban como pobres a las mismas También ¡Jertinentes son los datos sollre el tamaño y la com-
personas. Además, quizás el con sumo corriente no sea un buen posición de la unidad fami liar. Los investigadores ca lcu lan "es-
instrumento de medic ión del nivel de vida típi co de una uni- calas de eq uiva lenci as de adultos" basadas en las necesid a-
dad fam ili ar (aunqu e es probablemente mejor que el ingreso des de consumo de los in d ividuos según su edad, sexo y
co rriente). En otro estud io, en el que se investi gó un co njunto activid ad. Sin embargo, tener en cuenta la composición de las
de unidades fami liares de la lndi á a lo largo de nu eve años, unidades fam ili ares en las estim acion es de Sri Lanka dio un
se determinó que en promed io 54% era pobre tomando como cál culo de la pobreza simil ar al basado en los indica do res per
base el con sumo de un año; con siderando su consum o me- cápita; la superposición en la cl asifi cació n de las personas como
dio en los nu eve años, se est im ó pobre un a proporció n ligera- pobres fue de 90 por c iento.
mente menor, de 50 por ciento.
A l hacer tales correccion es se suele supon er qu e la di stri-
Otro prolllema es qu E diferentes Uil idades fam iJ; ares pue- bución del con su mo dentro de la unidad famil iar es equitati -
den enfrent ar preci os diferentes. En los paises en desarro ll o. va, pero ¿qué sucede si esto no es así? En un estudi o rec iente
a menudo hay variac ión de prec ios entre las zonas urbanas en Fili pinas se ll egó a la con clu sión de qu e tener en cuenta
y las ru ra les . Un estudi o rea lizado en Sri Lanka qu e tuvo en la desigualdad en la di stribu ción podría modifica r las cifras de
cu enta esta d iferenci a hall ó que la vari abilidad de los prec ios la in cidenci a ge neral de la pobreza, pero no su pauta a través
tenía escaso efecto en sus esti mac iones de la pobreza. En pa í- de grupos soc ioeconóm icos . O
comercio exterior, abril de 1992 325

M agnitud de la po breza en los países en desa rro ll o. La situ ación en 1985

Pobres
Extremada mente pobres (in cluidos los extremadamente pobres) Indicadores socia les
Ín d ice de Índice de Morta lidad Esperanza de Ta;a neta de matricula en
N úmero rec uento Brecha Núm ero recuento Brecha en la niñez vida al nacer la educación primaria
Regiones (millones) (%) de p obreza (millon es) (%) de pobreza (por mi/) (años) ( %)

Áfri ca al Sur
del Sáhara 120 30 4. 0 180 47 11 .0 196 so 56
As ia O riental 120 9 0.4 280 20 1.0 96 67 96
China 80 8 l. O 210 20 3.0 58 69 93
Asia M erid ional 300 29 3.0 520 51 10.0 172 56 74
India 250 33 4. 0 4'Z O 55 12.0 I<J9 57 81
Europa O riental 3 4 0.2 6 8 0 .5 23 71 90
M edio O rienre y
Norte de Áfri ca 40 21 1.0 60 31 2. 0 148 61 75
Améri ca Latin a
y el Caribe so 12 1.0 70 19 l. O 75 66 92
Países en desarro llo 63 3 18 1.0 1 11 6 33 3. 0 121 62 83
Nota: El umbral de pobreza en térm inos de parid ad de poder adq uisitivo en dólares de 1985 e de 275 per cáp ita al año para los ext remad amente
pobres y de 370 para los pobres. El ín d ice de recuento d la pobreza se define como el porce ntaje de la población que está por dE>bajo del umbra l
de pobreza. Los intervalos de confianza de 95% en to rn o ..t las estim aciones po r puntos correspond ien tes a los ínrlices de recuen to so n : Áfri ca
al Sur de Sáhara, 19.76; Asia O riental, 21. 22; As ia M erid io nal, 50.53; Europa Orienta l, 7.10; M ed io O ri ente y Norte de África, 13.51; Am érica
Latina y el Caribe, 14.30, y tod os los países en desa rrollo, 28.39 . La brech a de pobreza se define como la in su ficiencia agrega da de los pobres
como p11rce nta je del cn nsumo agregado . Las tasas de· mo rtalid ad en la niñez (menos de cinco años) co rrespo nrlen a 1980-1985, exce pto en el
caso de China y Asia M erid ional, en cuyo caso se ha considerado el periodo de 1975- 1980.

varía . En la gráfica se t razan los um bra les de pobreza específico s Pobreza y niveles d e vida medios, en países desarrollados
correspond ientes· a 34 países en desarro llo e ind ustriales frente y en desarro llo
a su consumo per cápita (am bos en términos de paridad de po- (PPA en d ólares de 7985 p er cáp ila al año)
der adqui sitivo, PPA, en dó lares de 1985) . El um b ral de pobreza
se eleva lentamente a niveles bajos de co nsumo medi o, pero de
forma más pronun ciada a niveles más altos . UmlJ rdl el» ¡;obr"'Za
Antpl i .:~rt ón
(Ooi.Jrt>c} -
""Ü.-----------.,
4 800
Al exa mi nar la pobreza de ntro de los países, se util izan um -
brales de po brez a específicos de los mismos. A hora bi en, es pre-
ciso establecer un umbral de pobreza universal q ue permi ta com- 1600

parac ion es entre países y agregaciones . Este umb ral de pobreza 3 [j()()
mun dial es in evi tablemente algo arb itrari o . En luga r de con fm-
marse con un a so la cifra, se emplea n dos: 275 y 370 dó lares por
persona al año (l os montos se expresa n en prec ios constantes,
PPA, en dó lares de 1985) . Se ha escogido esta esca la a fin de abar-
ca r umbrales de pob reza estimados en estud ios recientes sobre
un a serie de países con in gresos bajos en promedio, a saber: Ba n- """
gladesh, Egipto, la Indi a, Indon esia, Kcnya, M arruEcos y Tanz -
J 2()(' _l 400 ::! f_,IJ(} 4 IJOU 6 ()('1¡ 7 200 6 41)"\ q b()') 10 800
nía (véase el rec uadro de la gráfica). El extremo inferior de la es-
ca la coincide con un umbral de pobreza usado comúnm ente para
la Ind ia. N ota: PP.'\, pMidad Clt' po lt>r udq uis1tiv11.

¿Cuánta pobreza hay? da útil, aunq ue a men 1Jd o es obj .to c1e cr íticas porq uP ignora en
qu é med ida los pobres están por deba¡o cfp: um bral de pob reza.
na vez hec ha la distinción entre los q ue sún pobres y lús Co nsid erando la in suficiEncia de i ngrc ~· OS , o brecha d e pobreza,
U qu e no lo son , la forma más sencil la de medir la pobreza
es expresar el núm ero de personas pob res como propo rción de
se evita este incon veniente; co n ella 5(~ n1id e la transferencia que
elevaría el ingreso d e cada pe rsona pobre exactamente hasta el
la población. Este índice de recuento de la pob reza es una medí- nivel del umbral de pobreza, eli mina ndo ésta co mo resultado .
326 docun ento

Recuadro 2
¿Importa realmente cómo se mide la pobreza?

L a brech a de pobreza y el índi ce de rec uento de la pobre-


za son insensibles al grado de desigua ldad ex istente entre
los pobres . Si se transfi eren ingresos de una person a pobre a
Consideremos seguidamente la formul ación de un plan para
transferir ingresos a los pobres . Si el éxito se ju zga só lo me-
diante el índice de recuento de la pobreza, es ev idente qu e
otra qu e lo es más, nin gu na de esas med idas cambia . Para re - el dinero deberá transferirse primero a los menos pobres, ya
flejar esos efecto s se usa n med idas se nsibles a la distribución . qu e una transferenc ia dada hará qu e un mayor número de ellos
sobrepase n el umbral de pobr.eza . La tran fere ncias pequ e-
Supóngase que se qu iere saber el efecto que tiene en lapo- ñas a los más pobres de los pobres no tendrán abso lutamente
breza un aum en to del prec io de los alim entos básicos. En un nin gú n efecto en el índice de rec uento de la pobreza. Un pro-
estudio reciente se exa minó esta cuestión en j a·va (Indon es ia), bl ema similar surge al formul ar lo; programas de emp leo pú-
usando datos de 1981. Se halló que las unidades fam iliares pró- bl ico. Con un presupuesto dado, un programa pued e aspirar
xim as al um bra l de pobreza eran, en promedio, productoras a una ampl 1a cobertura con sa larios bajos, que dejará a mu-
netas de arro z, el principal al imento bás ico. Así pu es, el índi- chos participantes todavía en la pobreza (si bi en en una situa-
ce de recu ento bajará cuando suba el prec io de arroz, supo- ción algo mejor), o puede racionar la partic ipación establec ien-
niendo que esta varia ción de l precio se traspase a los produc- do un a tasa salarial sufici ente para perm it ir que un mayor
tores. Sin embargo, el estudio halló tambi én que los más pobres número de ¡Jersonas sobrepasen el u,nbra l de pobreza.
-muc hos de ellos campesinos sin tierras o agri cu ltores con
pocas tierras pero con alguna otra fuente de ingresos- son
consumidores neos de arroz. Al menos a corto plazo, esas per- Por tanto, si bien los instrum entos senc illos de med ición
sonas están en peor situac ión económ ica cuando el precio del de la pobreza con frec uencia oirecen un a indi cac ión buena
arroz sube . El estud io demostró que los in strumentos de me- de cómo ha evo lucionado ésta con el ti empo, para otros mu -
d ida que toman en cuenta la gra·vedad de la pobreza sue len chos fin es - inclu idas las eva luaciones de los efectos de las po-
mostrar un aumento de ésta cuando sube el prec io del arroz, lítica s en la pobreza- es necesa rio exa minar cui dadosamen-
es decir, exactamente la conclusión opuesta que se deriva de l te cuál es la distribu ción del ingreso por debajo del umbral
índ ice de rec uento . de pobreza . O

Aquí se utiliza n tanto el índ ice de recuento como la brecha de ciso ins1stir en que las cifras son só lo estim ac ion es. La ca li dad de
pobreza. En el recuadro 2 se exam inan algun os otros in strum en- los datos de base varía. En todos los casos en que estaba n d ispo-
to s de medida . nibles, se han usado encL estas co nfiab les de ingresos y gastos de
las un idades famili ares; esas encuestas abarca n a 2 500 mi ll ones
de person as, es decir, casi 75% del tota l. Para otros pdíses, in-
El uso del umbra l de pobreza más alto -370 dó lares- nos da
c luidos la mayoría el e los de África al Sur de l Sáhara, se han he-
una cifra estim ada de 1 115 mil lones de personas viviendo en c'o n-
cho extrapol acion es basadas en indicadores que ti enel1 un a fu er-
diciones de pobreza en los países en desarro ll o en 1985, lo que
te corre lación co n las medicion es de la pobreza derivadas de las
equivale aproximadamente a un te rcio de la población tota l de l
encuestas de un idades fam ili ares. En las notag del c uadro se ofre-
mundo en desarro llo. De -esta cifra, G30 mill ones de personas
cen cá lcu los de la posible falta de prec isión de ias estim ac iones
- 18% de la pob lac ión total del mundo en desarrollo- eran ex-
debida a defici encias de los dato s.
tremadamente pobres; su co nsumo anua l era de menos de 275
dólares, es decir, el um bral de pobreza más bajo . A pesar de la
Cerca de la mitad de los pobres de l mundo en desarrol lo, y
enormidad de estas cifras, la brecha de pobreza agregada -es
casi la mitad de los q ue se encuentra n en cond icion es de pobre-
dec ir, la transfe rencia necesa ria para que toda s esas personas so-
za extrema, ·viven en Asia Meridion al. Las personas pobres de Áfri -
brepasen el .umbral de pobreza- era de só lo 3% del consumo ·
ca al Sur de l Sáh ara son alrededor de una tercera parte de ese
tota l de los pafses en desarrol lo . Natura lmente, la transferenci a
núm ero, aunque respecto a la pob lac ión globa l de la reg ión su
necesaria para sacar. a todos de la pobreza extrema era aún me-
pobreza es aproximadamente de la misma magnitud. El cu adro
nor, tan só lo 1% del consumo de los países en desarro ll o. La mor-
muestra también que tanto Asia Meridional como África al Sur
talidad en la ni ñez (n iños menores de cinco años) era co mo pro-
de Sáhara registran niveles bajos en otros varios indicadores so-
medio de 121 por mi l para todos los países en desarrollo, la
cia les; en ésta, en particul ar, la espe;·anza de vid a al nacer y las
espera nza de vida agregada era de 62 años y la tasa neta globa l
tasas de matrícu la en la educac ión pr imaria son alarmantemente
de matrícu la en la ed ucación primaria era de 83%. Estas cifras
bajas, y las tasas de mortalidad en la niñez son preocupantemen -
ocu ltan considerables variaciones entre países y dentro de cad
te altas . A continu ac ión, según todos los indi cadores, v1 enen los
uno de el los. En el cuadro se hace un desglose regiona l detall ado
pafses de l Med io Oriente y el Norte de África, seguidos de los
de estas estimaciones.
de Amér ica Latina y el Caribe y los de Asia Oriental. Los res ulta-
dos genera les de Chin a son notab les, aunque el tamaño de su
Aunque se ha procurado qu·e el cuad ro sea lo más exacto po- población sign ifica que un índice de recuento re lativamente bajo
sible, los márgenes de error son inevitab lemente amplios, y es pre- se tradu ce, a pesa r de todo, en un gran número de pobres . O