Sie sind auf Seite 1von 2

INTRODUCCIÓN

En nuestro planeta, lo primero que observamos cuando caminamos son las piedras o
rocas, que son materiales formados por cristales o granos de uno o más minerales. Es
por esto que su estudio no debe ser ajeno y peor aún para una carrera como la que es
Ingeniería Civil. En arquitectura se considera a la piedra como material de construcción
que tradicionalmente ha venido siendo utilizado como uno de los principales
materiales empleados para la ejecución de los distintos elementos que componen las
edificaciones.
El estudio de las piedras o rocas es extenso, ya que existen distintas clasificaciones o
tipos en las que se dividen estas, de acuerdo a distintos factores, como pueden ser
dureza, trabajabilidad, belleza, etc. Pero la clasificación más común que hay es la que
nosotros conocemos como: rocas ígneas, rocas metamórficas, rocas sedimentarias.
En este informe hablaremos y detallaremos un poco sobre algunos tipos de rocas para
su mayor conocimiento y entendimiento. Nos centraremos más en las rocas que están
a nuestro alcance ya que son las que más fiable nos es su hallazgo.
PUDINGA

La pudinga es un conglomerado de elementos redondeados. Es un tipo de roca


sedimentaria. Se forma cuando algunos cantos rodados, provenientes a veces del
lecho de un río o de una playa, son cementados juntos por el sílice que hace de matriz
de unión.
La roca formada es muy dura y resistente al desgaste. Se utiliza como piedra de afilar y
para la construcción de edificios. Los cantos rodados que contiene son generalmente
de pedernal, y tanto éstos como la matriz están hechos de sílice.
Los conglomerados o pudingas son gravas de canto rodado cementadas. Estos cantos
pueden proceder de una o varias rocas.
Los cantos pueden proceder de la erosión de cualquier tipo de roca. Se dice que un
conglomerado es poligénico, cuando los cantos proceden de la erosión de distintas
rocas madres, como normalmente suele ocurrir, y monogénico, si todos proceden de
la misma roca.
Su génesis implica un intenso proceso de transporte y erosión por el agua, que
redondea los fragmentos de las rocas y su posterior acumulación (sedimentación). Los
principales medios sedimentarios donde se originan los conglomerados son: los cauces
existentes en los abanicos aluviales formados por torrentes, los cauces de ramblas y
ríos, y las proximidades de las rompientes de las olas en zonas litorales.
Los conglomerados cementados no suelen tener interés desde el punto de vista
económico, salvo que estén fuertemente cementados, carezcan de matriz limo-
arcillosa y los cantos y el cemento posean semejante resistencia a la abrasión, en cuyo
caso podrían ser utilizados como roca ornamental.