Sie sind auf Seite 1von 2

Gustavo Edgar Quispe Brañez

12030187

SUMILLA
LA NEGACIÓN DE LA ESTÉTICA EN WITTGENSTEIN
El trabajo trata sobre los argumentos en contra de la Estética que L. Wittgenstein
explaya en sus trabajos. Para nuestro filósofo la disciplina filosófica de la Estética
(así como la Ética) son trascendentales, es decir, sobrepasan la descripción de
la realidad para entrar a un ámbito intencional-subjetivo; esta disciplina que
investiga problemas como la sensibilidad estética, el juicio estético o lo bello
entra en un ámbito puramente valorativo, esto trae como consecuencia que una
multitud de personas tengan opiniones diferentes sobre una obra de arte, hasta
contrarias. Por ello es que lo esencial de la estética no es lo que se dice (ya que
de la estética no se puede hablar), sino lo que se muestra.
En verdad ¿Los problemas de la estética son sin sentidos? Aquí entra el
problema si es posible describir la vivencia subjetiva, ya que al hablar de lo bello
o de la sensibilidad estética necesariamente nos encamina a una vivencia
individual; para nuestro filosofo no es posible describir de una manera rigurosa
una vivencia ya que trasciende el ámbito de los hechos.
Nuestra meta será investigar estas observaciones de Wittgenstein sobre la
estética y evidenciar si es correcto que los problemas y los temas que aborda la
estética (al cual se refiere en sus trabajos) son problemas metafísicos que
escapan a una investigación rigurosa, filosófica. No solo eso, si no que este
problema también implica si las ciencias humanas (lo hago mención porque creo
que para trabajos relacionados con la estética o ética se recurre al apoyo de las
ciencias humanas, como la Psicología) pueden tener un rigurosidad como las
ciencias naturales.
JUSTIFICACIÓN
La visión de la estética (así como la ética) como metafísica por parte de muchos
filósofos analíticos fue de mucha controversia para los filósofos continentales
que investigaban estos temas. Wittgenstein es uno de los grandes
representantes de esta visión negadora de la Estética. Investigar este
controvertido punto de vista en uno de sus grandes representantes nos ayudará
a clarificar si es una pérdida de tiempo tratar temas como la belleza, la
sensibilidad estética o de otra índole que filósofos continentales siguen
investigando. Por otro lado, implícitamente en este tema, también, entra a tallar
si es posible hacer una descripción rigurosa de las vivencias individuales, del
mundo subjetivo.
Al final tendremos (sea si Wittgenstein tenga razón o no) una mejor compresión
de este filósofo y una compresión, por ende, mayor del modo como los filósofos
analíticos, como Wittgenstein, se acercan a ámbitos donde no existe una la
rigurosidad exacta como las que hay en las ciencias naturales.
BIBLIOGRAFÍA
Lukács, Georg. Problemas del realismo. México D.F: Fondo y Cultura Económica
Lukács, Georg. Prolegómenos a una estética marxista. México D.F: Fondo y
Cultura Económica
Pérez Carreño, Francisca (1999). Estética Analítica. En Valeriano Bozal (Ed.),
Historia de las ideas estéticas y de las teorías artísticas contemporáneas (pp. 92-
105). Madrid: Visor.
Prades, J. (1999). L. Wittgenstein. En Valeriano Bozal (Ed.), Historia de las ideas
estéticas y de las teorías artísticas contemporáneas (pp. 26-38). Madrid: Visor.
Wittgenstein, L. (2009). Tractatus logico-philosophicus, Investigaciones
Filosóficas y Sobre la certeza. Madrid: Gredos.