You are on page 1of 2

Tema 16: Educación sexual y educación para la salud.

Prevención de las
drogodependencias

La educación sexual es un proceso que comienza en los primeros años de existencia y continúa
a lo largo de toda la vida y que tiene como objetivo aumentar o mejorar la capacidad de
interrelación con otras personas, generando satisfacción con uno mismo y con los demás. Este
proceso en el que se verán implicados tanto la familia como la escuela, o la sociedad en general,
conprende un conjunto de aprendizajes anatómicos, fisiológicos psicológicos y antropológicos, que
incidirá en:
 Facilitar la adquisición de actitudes positivas respecto a la sexualidad y el propio cuerpo y
fomentar la propia autoestima y el respeto y afecto por los demás.
 Desmitificar y desculpabilizar la sexualidad liberando de sentimientos de culpa y de vergüenza
y favoreciendo la espontaneidad y la comprensión de la variedad y riqueza de la conducta
sexual humana.
 Promover comportamientos saludables en relación con la sexualidad y preparar para afrontar
adecuadamente los problemas vinculados a la experiencia sexual.
 Promover la responsabilidad, preparando para la toma de decisiones mediante el análisis de
las alternativas posibles y de sus consecuencias.

La OMS define la salud como un estado de completo bienestar físico, mental y social y no
solamente como la ausencia de la enfermedad. (O.M.S., 1948), y aconseja proporcionar los
conocimientos, las actitudes y los hábitos propios de un comportamiento saludable. En ese sentido
la legislación educativa española y en nuestro caso el Gobierno de Canarias entienden que la
escuela es una institución privilegiada para la difusión y el arraigo de estos conceptos.
Promoviendo el desarrollo de Programas de Educación para la Salud en la Escuela en todos los
centros docentes no universitarios públicos y privados de la Comunidad con el objetivo de:

 Promover una actitud y conducta positivas, respecto a la salud


 Velar para que las condiciones ambientales del centro escolar garanticen en todo momento la
seguridad y la higiene de la comunidad escolar.
 Profundizar las vinculaciones entre el centro escolar y los servicios de salud y asistencia
sanitaria
 Estimular la adquisición de hábitos saludables y capacitar a los alumnos y el resto de
miembros de la comunidad educativa para que cuiden de ellos mismos.

La educación para la salud es un proceso de formación y de responsabilizarían personal y social


para el desarrollo de gustos hábitos y conductas de un estilo de vida saludable. La educación para
la salud no es un área de conocimientos recogida como tal en los diseños curriculares, algo que
determina los principios de sus programas de intervención:

 Integración en el proyecto educativo de centro


 Introducir transversalmente los contenidos de la Educación para la Salud en las diferentes
materias
 Adaptación al contexto socio económico y cultural de cada centro
 Elaboración de propuestas partiendo de la realidad del estado de salud del centro y el entorno
 Metodología didáctica participativa, centrada en el niño / a, sus intereses, sus necesidades y
su nivel de maduración
 Trabajo en equipos multidisciplinares, incorporando maestros, profesionales socio sanitarios y
otros miembros de la comunidad

1/2
Tema 16: Educación sexual y educación para la salud. Prevención de las
drogodependencias
 Colaboración entre las escuelas, los servicios socio sanitarios y otras instituciones
comunitarias
 Interacción de los programas de educación para la salud en la escuela con otros programas y
actividades de la comunidad

Prevención de drogodependencias Las drogas son una realidad porque muchas son legales y
forman parte de nuestra manera de vivir: alcohol, café, colas, tabaco. Se trata pues de una
realidad con la que tenemos que convivir pero no por ello debemos dejar mantener una actitud
condescendiente. En el origen de las drogodependencias se puede encontrar factores personales
y socioculturales, en ese sentido los centros educativos se encuentra en una situación privilegiada
para trabajar la prevención de drogodependencias por las siguientes razones:

 La normativa obliga a que toda la población esté escolarizada hasta los 16 años
 Durante este tiempo es posible un trabajo continuado, que favorezca la consolidación de
hábitos y actitudes saludables
 Dado que es improbable que antes de los 16 años se produzca una conducta de abuso, e
incluso en muchos casos de uso de drogas, la actuación no se encuentra mediatizada por un
hábito consolidado
 Es posible seguir la evolución del proceso y detectar factores de riesgo o inicios temprana del
consumo
 El maestro / profesor conoce a fondo los alumnos, lo que le permite valorar en su justa medida
su intervención y ajustar a las de aquellos
 Es posible trabajar con los padres de los alumnos, pidiendo los una colaboración directa en
algunas de las actividades que se puedan desarrollar fuera del horario escolar (fiesta sin
alcohol)
 También es posible realizar con los padres un trabajo de mentalización y refuerzo de hábitos
saludables

Las características del individuo y su relación con el grupo de referencia son elementos claves
para entender la costumbre y el abuso de drogas. Puesto que el grupo de iguales es el marco
donde se inicia y consolida su uso se necesita potenciar tanto aquellos elementos que favorezcan
la adquisición de hábitos saludables como los de una visión crítica de las relaciones con el grupo
de iguales, aprendiendo a disentir en aquellos aspectos que puede perjudicar su bienestar.

2/2