Sie sind auf Seite 1von 6

PROPIEDADES DE ALGUNOS ELEMENTOS Y SUS ÓXIDOS

Resumen:
En la práctica “Propiedades de los elementos y sus óxidos” solicitamos los siguientes
reactivos: Li, Na, K, Mg, Ca, P, S, Zn, Fe, Al, Ni, C, Cu. Posteriormente los oxidamos en
una cucharilla y con la flama del mechero, observamos los cambios provocados por la
oxidación, así como el color de la flama, sin embargo hubo óxidos que no se formaron,
como los de AL, Zn, Cu, Ni, y Fe, esto por su alto punto de fusión el cual nunca se
alcanzaría con el mechero de bunsen. Posteriormente, sumergimos los óxidos
resultantes en agua destilada para determinar su PH, colocando indicador universal,
notando que cambiaban de color, y comparando el color con la tabla de PH y anotando
los resultados en una tabla.
Después medimos la conductividad de los elementos señalados anteriormente, para
ello utilizamos el conductímetro, colocando una pequeña cantidad de cada elemento
en un mortero de porcelana y otros en un vidrio de reloj; desconectando y limpiando
los cables del conductímetro después de cada medición, anotando que era conductor
si el foco del conductímetro encendía.
En la segunda parte de esta práctica, solicitamos ZnO, CuO, Fe2O3, NiO y Al2O3, estos
fueron los óxidos que no se formaron fácilmente al quemar los elementos; para
conocer su comportamiento acido-base, colocamos cada elemento en un tubo de
ensaye por duplicado, a los primeros 5 de le añadió 3ml de ácido clorhídrico (1:1) y a
los otros cinco, sosa a 6 molar, para con ello observar su reacción.
Con estos procedimientos, obtuvimos diversos resultados dependiendo de
propiedades periódicas de los elementos, esto es, conocer su carácter ácido-base, así
como su conductividad; observamos que los metales son conductores, sin embargo
existen otras cualidades de cada elemento que le permite ser conductor o no, como lo
veremos en el desarrollo de la presente práctica. Algo más que se obtuvo fue
identificar que los metales tiene carácter básico y los no metales un carácter acido,
aunado al hecho de que existen óxidos que reaccionan tanto con una disolución básico
como con una ácida, llamados anfóteros.
Predicción:
Cuando un elemento pasa de su estado basal a excitado y regresa, nuevamente, emite
luz.
Los no metales (P, S y C) harán reaccionar la flama hacia los colores fríos, como el
verde, en el primer caso, el azul para el segundo y los Metales (Fe, Na, Mg, Cu, K, Al, Ni,
Ca, Li) tenderán a cambiar la coloración de la flama hacia los colores cálidos, de
amarillos a rojos.
Debido a su energía de ionización y el espectro electromagnético, los reactivos con
mayor energía emitirán coloraciones azules (tendencia a las UV) y los de menor
energía (metales) coloraciones rojas (tendencia a los IR).
Los Metales presentarán un carácter alcalino y los No Metales uno ácido.
Por último, los Metales conducirán la electricidad y harán encender la bombilla, a
diferencia de los No Metales.
Diagrama de flujo:
Resultados:

Elemento
Conductor
Óxido
Color de flama
Óxido + Agua
Comportamiento Ácido - Base
K

Lila

Base
Na

Naranja

Base
Li

Rojo

Base
Mg

Blanco

Base
Ca

Rojo

Base
Zn
Verde/
Azul

Neutro
Fe

Amarillo

Neutro
Al

Base
Ni

Blanca

Neutro
Cu

Verde/
Azul

Neutro
S

Morado

Ácido
P
Blanco

Ácido
C

Ácido

Óxido
Óxido + HCl
Observaciones
ZnO

Hay vapor, ebulle la solución, no cambia de color.


CuO

Vapor, cambia de color, ahora es verde.


Fe2O3

Vapor, cambia de color, ahora es amarillo.


NiO

Desprende vapor, cambia de color, ahora es verde.


Al2O3

Hay vapor, no cambia de color.

Óxido
Óxido + NaOH
Observaciones
ZnO

Desprende vapor, no cambia de color.


CuO

Se observa que la sosa se sublima, mantiene su color obscuro.


Fe2O3

Desprende vapor, mantiene su color rojizo, no cambia a otro color.


NiO

Hay vapor, cambia de color, ahora es verde.


Al2O3

Hay vapor, ebulle, se disuelve totalmente, no cambia de color.

Análisis de resultados
Conductividad:
De los resultados obtuvimos que todos los metales son conductores, sin embargo se
observó que el aluminio en polvo no fue conductor, debido a que las partículas de este
están más separadas lo que propicia que se haga resistivo, además éste se oxida
fácilmente provocando que no sea un buen conductor, sin embargo al probar su
conductividad como lamina de aluminio (papel de aluminio de cocina) fue buen
conductor, ya que sus partículas se encuentran más unidas.
Por otro lado tenemos al carbono, el cual siendo un no metal fue conductor al probarlo
con el conductímetro, observamos esto ya que se puede intuir que lo que se nos
proporcionó no fue carbono, sino grafito, el cual es un alótropo del carbono que
cuanta con una diferente conformación electrónica, esto es, tiene electrones
deslocalizados, lo que lo convierte en un conductor.
Estas características responden a sus propiedades periódicas, según su ubicación en la
misma, es decir, se relaciona con la electronegatividad y la energía de ionización, las
cuales aumentan de abajo hacia arriba y de izquierda a derecha, mientras más
electronegativo sea un elemento, más fácilmente se oxidará.
Comportamiento ácido-base.
De la primera observación al quemar los elementos, obtenemos que los que las flamas
al quemarlos varías según el reactivo, esto lo relacionaos con la energía de ionización,
esto es, de acuerdo con el espectro electromagnético, elementos como el Li, Na y el Ca,
de menor energía, tendrán una flama de coloraciones rojas (tendencia a los rayos
infrarrojos); los elementos como el K y el Mg, flamas de colores violetas a azules,
debido a que tienen mayor energía (tendencia a los rayos UV). La energía de la llama
posibilita la excitación energética de algunos átomos (en estado normal se hallan en
estado fundamental). Cuando estos átomos excitados regresan al estado fundamental
emiten radiación de longitudes de onda características para cada elemento.

Posteriormente al sumergir los óxidos en agua y agregar indicador universal para


establecer la acidez y basicidad del medio, se obtuvo que dependiendo del color que
tome la disolución será acido, base o neutra según sea el caso, por ejemplo en el caso
de la primera tabla de resultados, del agua fue verde el indicador, por lo que es neutra,
respondiendo a las propiedades del agua; para la disolución de NaOH, el indicador
cambio a morado, por lo tanto es una base fuerte, tiene carácter de base, y para la
disolución de HCl, cambio a rosa, por lo que resulto un ácido fuerte.
En la segunda tabla de resultados y respecto a su parte relacionada con los óxidos y su
comportamiento ácido-base, tenemos que los óxidos de litio, sodio, magnesio, calcio,
cobre, níquel, aluminio, zinc, hierro, se comportan como bases –a causa de su carácter
metálico-, y que el óxido de azufre y el óxido de potasio se comportaron como ácidos,
esto debido a su carácter no metálico.
Ahora bien, como se mencionó al principio de esta práctica, hubo óxidos que no se
formaron fácilmente (ZnO, CuO, Fe2O3, NiO y Al2O3), y al hacerlos reaccionar con
disolución de HCl, se transformaron en ácidos, y al reaccionarlos con sosa, se
transformaron en soluciones básicas, según sea el caso. Como se pudo observar el
CuO, el Fe2O3, y el NiO, cambiaron de color con el HCl, indicándonos que tienen un
carácter básico. El NiO también cambió de color en la disolución de sosa,
mostrándonos que es un afótero, es decir, reacciona tanto con disoluciones ácidas
como con bases.
En su mayoría los metales producen bases, y algunos no metales como el fosforo, el
hidrógeno y el azufre, producen bases al estar en contacto con oxígeno, es decir en los
óxidos. También se obtiene al analizar los resultados que mientras menos
electronegativo sea el elemento, es más básico el compuesto que se forme, y mientras
más electronegativo sea, será más ácido. Y esto en relación con la tabla periódica,
tenemos que a lo largo de un grupo de izquierda a derecha, son más ácidos al revés
son más bases y por periodos de arriba abajo son basa y viceversa son ácidos

Conclusiones:
Los elementos reaccionaran de acuerdo a sus propiedades periódicas.
Las propiedades periódicas son un patrón de repetición.
Los elementos de la tabla periódica están ordenados de tal forma que la
electronegatividad está relacionada con la acides y la basicidad, siendo básico y menos
electronegativo de derecha a izquierda y de arriba hacia abajo; ácidos y más
electronegativos de izquierda a derecha y de abajo hacia arriba.

Bibliografía:
CHANG, Raymon. Química, Mc Graw Hill, México, 1992.
MARTERON, Willian, et al. Química General Superior, 5ta. Edición, Nueva Editorial
Interamericana, México, 1986.