You are on page 1of 2

JUSTIFICACIÓN

Intercambiador de calor I: La desaladora para tener mayor eficiencia en la eliminación


de sales necesita un petróleo crudo con una temperatura mayor a la temperatura
ambiente, es por ello que este intercambiador de tubos y carcasa tiene por finalidad
calentar el petróleo crudo desde una temperatura ambiente hasta 270-290°F. Para
asegurar que la temperatura a la salida del intercambiador se encuentre dentro de este
rango, creemos que es necesario tener un lazo de control de temperatura. Este lazo se
inicia con la medición de la variable controlada (temperatura del petróleo crudo a la
salida del intercambiador), la medición está a cargo de un transmisor de temperatura
(TT 102), el cual tiene dos funciones; medir la variable controlada y llevar el valor medido
por medio de una señal eléctrica hacía el controlador indicador de temperatura (TIC
102). Para medir la temperatura el transmisor (TT 102) cuenta con un sensor de
temperatura del tipo termopar, el cual nos asegura una rápida medición.

El controlador indicador de temperatura (TIC 102) se encuentra en panel y cuenta con


un sistema DCS, dicho controlador compara el valor de la variable medida con el valor
esperado (set point). Luego emite una señal eléctrica, la misma que va hacia el
convertidor de temperatura (TY 102) para convertirla en una señal neumática antes de
llegar al elemento final de control (TV 102). Este elemento opera sobre la variable
manipulada (flujo del fluido caliente que pasa por la carcasa del intercambiador) y de
acuerdo al resultado que obtenga el controlador (TIC 102), este le ordenara que cierre
o abra la válvula de compuerta.

Intercambiador de calor II: Para la destilación primaria de petróleo crudo es necesario


alcanzar temperaturas aún más elevadas, como el costo de operación de un
intercambiador es mucho menor que el de un horno, en esta etapa se usa otro
intercambiador de calor para elevar la temperatura del petróleo hasta 470-500°F. Al
igual que en el primer intercambiador de calor es necesario asegurarnos que la
temperatura del petróleo a la salida intercambiador se encuentre dentro de rango antes
mencionado. Es por eso que consideramos necesario tener un lazo de control de
temperatura en esta etapa de proceso. Este lazo se inicia con la medición de la variable
controlada (temperatura del petróleo crudo a la salida del intercambiador), la medición
está a cargo de un transmisor de temperatura (TT 103), el cual tiene dos funciones;
medir la variable controlada y a su vez llevar el valor medido por medio de una señal
eléctrica hasta el controlador indicador de temperatura (TIC 103). Para medir la
temperatura el transmisor (TT 103) tiene un sensor de temperatura del tipo RTD, el cual
nos asegura que el tiempo de respuesta sea muy rápido (del orden de fracción de un
segundo) y tengamos una mayor exactitud en la medición.

El controlador indicador de temperatura (TIC 103) se encuentra ubicado en panel y


cuenta con un sistema DCS, dicho controlador compara el valor de la variable medida
con el valor esperado (set point). Luego emite una señal eléctrica, la misma que va hacia
el convertidor de temperatura (TY 103) para convertirla en una señal neumática antes
de llegar al elemento final de control (TV 103). Este elemento opera sobre la variable
manipulada (flujo del fluido caliente que pasa por la carcasa del intercambiador) y de
acuerdo al resultado que obtenga en el controlador (TIC 103) la válvula se abrirá o
cerrara. Se eligió una válvula tipo globo ya que permite una mayor flexibilidad como
actuador.

Horno: La destilación permite la separación de los componentes de una mezcla de


hidrocarburos, como lo es el petróleo, en función de sus temperaturas de ebullición.
Para que se produzca la "separación o fraccionamiento" de los cortes, se debe alcanzar
el equilibrio entre las fases líquido-vapor. La vaporización o fase vapor se produce en el
horno y zona de carga de la columna fraccionadora. Para llevar a cabo la vaporización
del petróleo crudo en el horno es necesario que la temperatura alcance un rango entre
640-670°F a la salida del horno. Y tal como se hizo anteriormente en necesario hacer uso
de un lazo de control de temperatura para controlar que se cumplan las condiciones
antes mencionadas. Este lazo de control comienza con la medición de la variable
controlada (temperatura del petróleo en el horno o a la salida de él), tal medición está
a cargo del transmisor de temperatura (TT 104), el cual tiene dos funciones; medir la
variable controlada y a su vez llevar el valor medido por medio de una señal eléctrica
hasta el convertidor de temperatura (TY 104). Para medir la temperatura el transmisor
(TT 104) tiene un sensor de temperatura del tipo RTD, el cual nos asegura que el tiempo
de respuesta sea muy rápido (del orden de fracción de un segundo), tengamos una
mayor exactitud en la medición y además que este tipo de sensor nos permite medir
temperaturas muy elevadas.

El convertidor (TY 104) que está montado en montado en panel y tiene un sistema en
PLC cambia la señal de eléctrica a una digital y lo lleva hasta el controlador de
temperatura (TC 104), el cual se encuentra montado en panel y cuenta con un sistema
en PLC, dicho controlador compara el valor de la variable medida con el valor esperado
(set point). Luego emite una señal digital, la misma que va hacia el convertidor de
temperatura (TY 104) para convertirla en una señal neumática antes de llegar al
elemento final de control (TV 104). Este elemento opera sobre la variable manipulada
(flujo del combustible que ingresa al horno) y de acuerdo al resultado que obtenga en el
controlador (TC 104) la válvula se abrirá o cerrara. Se eligió una válvula tipo compuerta
ya que permite una mayor flexibilidad como actuador.