You are on page 1of 12

Comunicación

La comunicación es la actividad consciente en la que dos seres vivos intercambian


información a partir de un código compartido. Por la capacidad, propia de los seres
humanos, de desarrollar procesos más complejos para su organización como especie.
En el caso de las personas, el proceso de comunicación no se limita a las relaciones
indispensables para la realización de las tareas mínimas, sino que se han configurado
esquemas de comunicación a través de distintos canales.
Puede servirte: Ejemplos de Medios de Comunicación
Elementos
El circuito comunicativo es el modo en el que la relación de comunicación se produce. Se
le llama mensaje a la información que es transmitida en concreto, emisor a quien la
realiza y receptor a quien (o quienes, en el caso de que la transmisión sea simultánea) lo
reciben.
Los otros dos componentes del circuito comunicativo son los que tienen que ver con el
modo en el que el mensaje es transmitido: el código (el conjunto de elementos
compartidos por los miembros, simbólicos pero significativos del mensaje) y el canal (el
medio físico por el que la información viaja).
Comunicación Oral

chicos - comunicacion con latas


Cuando el mensaje es captado por medio del oído, se dice que se está en presencia de
un proceso de comunicación oral.
El canal por el que se realiza la comunicación es el aire por el que viajan las ondas del
sonido, y el receptor además de conocer el mensaje que le está llegando, obtiene algunas
otras cosas: el tono de voz que tiene el emisor, se sabe, es determinante para saber el
nivel de convencimiento que tiene el emisor de lo que está afirmando.
Vicios de la oralidad
En muchos casos, el proceso comunicativo oral se realiza en presencia de ambos
participantes, por lo que el emisor puede darse cuenta a medida que lo enuncia si lo que
él quiere decir está llegando concretamente al receptor, o bien si el circuito no se está
produciendo con éxito.
Uno de los motivos más frecuentes para que el proceso comunicativo falle es que el
emisor y el receptor no compartan del todo el código de comunicación: en el caso de que
no conozcan el mismo idioma, o bien cuando el emisor conozca una cantidad de palabras
mucho mayor que el receptor, posiblemente el medio falle.

Técnicas de oratoria
Si bien el proceso de emisión de mensajes por la vía oral se aprende desde los primeros
años, cuando alcanzan la adultez muchas personas eligen perfeccionarlo por medio de
algunas técnicas para la oratoria.
Algunas disciplinas que necesitan difundir mensajes a grandes cantidades de personas,
instalando en ellas algunos sentimientos particulares, tienen la obligación de preparar
especialmente a los oradores en su tarea.
Ejemplos de comunicación oral
Una llamada telefónica.
La lectura de los votos del matrimonio.
Una discusión política.
Una reunión de padres en una escuela.
Un programa de radio.
La presentación de un proyecto.
Conferencias
Un discurso político en una campaña.
El dictado de una clase.
Un debate legislativo.
Una entrevista de trabajo.
Una publicidad radial.
Una charla motivacional en una organización.
La narración de un cuento de un padre a un hijo.
La intermediación de un juez entre dos partes.
La presentación de un libro.
Un sermón en un templo.
El lanzamiento de un producto comercial.
La exposición de una tesis por parte de un estudiante.
La presentación de una noticia.
ilustración - comunicación oral

Comunicación Escrita
La comunicación escrita es el otro ejemplo de proceso comunicativo a través de las
palabras, en el que las personas utilizan un código común que es la exposición gráfica de
los morfemas que se utilizan para las palabras.
Ocurre en muchas ocasiones que la comunicación escrita se produce por parte de un
emisor sin conocer a la perfección quién será el receptor, por lo que las cuestiones de
códigos compartidos se reducen bastante.
Alfabetización y perfeccionamiento
En otro sentido, la comunicación escrita no se aprende por repetición ni por criarse en una
sociedad que la utiliza, sino por el contrario a través de un proceso coordinado y
organizado que es la alfabetización: primero se aprende a leer, y luego a escribir. En los
países occidentales, el sistema educativo toma como una de sus primeras prioridades la
alfabetización del niño.
Al igual que la oratoria, la escritura puede perfeccionarse en una forma mucho más
completa: el desarrollo de la escritura se orientó a diversos rubros, y las personas
capaces de elegir las palabras justas son realmente reconocidas alrededor del mundo.
Ejemplos de comunicación escrita
Un cuento.
La receta de un médico.
Una lista de compras en el supermercado.
Una carta.
Una multa.
Un FAX.
Un cartel.
Un reportaje.
La patente de un automóvil.
Un E-Mail.
Un afiche.
Un proyecto de Ley.
La mayoría de las redes sociales.
Un grafiti.
Un periódico.
Una revista.
Una credencial.
Un informe.
Un poema.
Una novela.
La diferencia entre las palabras de una persona y nuestra comprensión de lo que dice, procede de
la comunicación no verbal o lenguaje corporal, el cual, mediante el conocimiento de las señales
del cuerpo, resulta más fácil de entender, permitiéndonos comunicarnos eficazmente con otras
personas.

La forma de hablar, andar o sentarnos dice algo acerca de nosotros, y de lo que estamos sintiendo,
que se puede reflejar al exterior; incluso hay momentos en los que enviamos mensajes
contradictorios: decimos una cosa, pero nuestro lenguaje corporal revela algo diferente.

Las expresiones faciales, los movimientos o los gestos pueden ser más o menos sutiles en cada
persona. Por eso es importante que estemos atentos para poder interpretarlos. La comunicación
no verbal nos dará la información que se escapa con las palabras…

El lenguaje no verbal afectará a la forma en que actuamos y reaccionamos ante los demás, y ante
nosotros mismos.

A continuación, haremos un recorrido por las principales señales de nuestro lenguaje corporal
para que cuando nos relacionemos con los demás seamos capaces de descifrar qué nos dicen con
su cuerpo.

Señales de confianza

Hombre hablando mirando a los ojos

Al observar a otras personas, se pueden identificar algunos signos y señales que delatan si se
sienten seguros o no; para ello debes de buscar los siguientes signos de confianza:

El contacto con los ojos debe de ser directo y mostrando una cara sonriente.

La postura debe de ser de pie y con los hombros hacia atrás.

Los gestos con las manos y los brazos deben de seguir a sus palabras.

El discurso debe de ser lento y claro, y el tono de voz debe de ser moderado.

“Lo más importante de la comunicación es escuchar lo que no se dice”

-Peter Drucker-

Señales de defensa

Algunos de los signos comunes de la comunicación no verbal que nos indican que la persona con la
que estamos hablando se encuentra a la defensiva o quizás un poco molesta o demasiado erguida
en su postura son:

Los ojos de tu interlocutor mantienen poco contacto contigo o están abatidos.

Apenas muestra expresiones faciales.


Los gestos de las manos o brazos gestos son pequeños y se realizan cerca de su cuerpo.

El cuerpo está físicamente lejos de ti.

Los brazos están cruzados delante del cuerpo.

Mujer a la defensiva

Si sabes recoger estas señales, se puede modificar lo que dice o cómo lo dice la otra persona. Y si
eres tú el que se siente a la defensiva, puedes tratar de controlar tu propio lenguaje corporal, para
asegurarte de que los mensajes que estás transmitiendo te muestran abierto y receptivo al tema
que se trata.

Señales de que la otra persona miente

“¿Quieren saber el tamaño de una mentira? Es muy fácil, midan el largo de la explicación por el
ancho de la excusa”

Si eres capaz de decir si una persona está mintiendo o no, te situará en una buena posición.
Algunos de los signos y señales de la comunicación no verbal que indican que una persona está
mintiendo incluyen los siguientes:

Ojos que mantienen poco o ningún contacto con tus ojos, o incluso puede haber movimientos
rápidos de los mismos.

La mano o los dedos se colocan frente de la boca al hablar.

Físicamente su cuerpo está colocado lejos de ti y pueden existir gestos inusuales.

Respiración acelerada.

Cambios del color del cutis, como cara o cuello enrojecidos.

Aumento de la transpiración.

Cambios en la voz, en el tono; puede tartamudear y carraspear.

Es importante que tengas en cuenta que los aspectos que te indicamos en este artículo son
generales y que hay muchos otros que pueden depender de la persona o del contexto en el que te
encuentres.

Pero, además si quieres mejorar tu manera de comunicarte con los demás y sobre todo su aspecto
emocional, puede interesarte el curso “Mejora tu comunicación” de Javier Cebreros, a través del
cual descubrirás el maravilloso universo de la comunicación y las diferentes estrategias que te
permitirán mostrar y contagiar tus emociones a los demás.
Técnicas y redacción
Coherencia

El desarrollo y la disposición lógica de un tema se logra considerando primero el tema


desde el comienzo hasta el fin y ordenar sus partes en orden lógico y que guarden
armonía entre sí, que permite su comprensión y razonamiento.
Además, la coherencia es una propiedad de los textos bien formados que permite
concebirlos como entidades unitarias, de manera que las diversas ideas secundarias
aporten relevante para llegar a la idea principal, o tema, de tal forma que el lector pueda
encontrar el significado global del texto. Así, del mismo modo que los diversos capítulos
de un libro, que vistos por separado tienen significados unitarios, se relacionan entre si,
también las diversas secciones o párrafos se interrelacionan para formar capítulos, y las
oraciones y frases para formar párrafos. La coherencia está estrechamente relacionada
con la cohesión; con la diferencia de que la coherencia es un procedimiento macro textual
y la cohesión es un procedimiento micro textual.
Concordancia
Es un medio gramatical de relación interna entre palabras. En español existen dos clases
de concordancia:
-. Concordancia entre el sustantivo y adjetivo que consiste en la igualdad del género y el
número de estas dos categorías gramaticales.
-. Concordancia entre el verbo de una oración y el sustantivo, núcleo del sintagma
nominal. En este caso la igualdad debe ser de número y persona.
CASOS ESPECIALES:
-. Si el adjetivo modifica a varios sustantivos singulares, concuerda con ellos en plural y
tiene género masculino.
-. Si los sustantivos nombran seres animados de diferentes géneros, el adjetivo se usa en
plural y en masculino.
-. Si el adjetivo modifica sustantivos sinónimos o que van unidos por conjunciones,
concuerda en genero con el ultimo sustantivo y se usa en singular.
-. Cuando el adjetivo precede a dos o más sustantivos, se usa en número singular y tiene
el género del sustantivo más próximo.

-. En el caso de los adjetivos compuestos, sólo el segundo elemento concuerda con el


sustantivo.

Cohesión
La cohesión en la investigación se refiere a los textos bien formados; esta cohesión
responde a los procedimientos formales o de expresión que deben estar presentes en el
texto, sean éstos los recursos lingüísticos o los gramaticales dentro del discurso. Se
refiere al modo n que las diferentes palabras se van relacionando entre ellas, el cómo se
entrelazan para ir originando oraciones y a su vez éstas van causando una serie de ideas
que se conectan con otras y le dan una unidad conceptual al texto.
Para lograr la cohesión en un discurso, es necesario tener en consideración una serie de
elementos, que son llamados "mecanismos de cohesión", los que permiten establecer
conexiones entre las muchas ideas que se entregan en un texto- Estos factores se unen
unos con otros, cumpliendo la función de dar unidad a la estructura textual. La cohesión
obedece a la unión, enlace, afinidad.
Párrafo
Parte de un escrito que se considera con unidad suficiente para poder separarlo mediante
una pausa que se indica con el punto aparte. Es una unidad del texto escrito en la cual se
desarrolla determinada idea que presenta una información de manera organizada y
coherente.
Un párrafo es una unidad de discurso en texto escrito que expresa una ida o un
argumento, o reproduce las palabras de un orador. Está integrado por un conjunto de
oraciones que tienen cierta unidad temática o que, sin tenerla, se enuncian juntas. Es un
componente del texto que en su aspecto externo inicia con una mayúscula y termina en
un punto y aparte. Comprende varias oraciones relacionadas sobre el mismo subtema;
una de las expresa la idea principal.
CARACTERÍSTICAS.
-. Oración principal
El párrafo está constituido por una oración principal que puede ser distinguida fácilmente,
ya que enuncia la parte esencial de la cual dependen los demás. Es posible decir
entonces que la oración principal posee un sentido esencial del párrafo. La oración
principal puede aparecer en el texto de forma implícita o explícita. Cuando la oración
principal está implícita, esta no aparece por escrito en el párrafo y es necesario deducirla.
En cambio, la explícita sí la encontramos escrita y se puede encontrar al principio, en el
medio o al final del párrafo.

-. Oraciones secundarias o modificadoras

Pueden ser de dos tipos:


a) De coordinación.
b) De subordinación
-. Unidad y coherencia
Consiste en la referencia común de cada una de sus partes, es decir, que la oración
principal como las secundarias se refieren a un solo hecho. La coherencia es la
organización apropiada de las oraciones de tal forma que el contenido del párrafo sea
lógico y claro.

Claridad
Un texto es claro cuando es de fácil comprensión; es decir, cuando el mensaje penetra sin
dificultad en la mente del destinatario.
La claridad puede lograrse:
-. Expresándose mediante frases cortas
-. Estar pendiente, a medida que escribe, del comienzo de la frase para continuarla con la
correspondiente concordancia, especialmente con el uso de los tiempos verbales.
-. Evitar vocablos ambiguos
-. No abusar del pronombre
-. Desterrar los gerundios
-. Evitar el exceso de adjetivos
-. Pensar despacio para escribir de prisa.
-. Evitar el empleo de circunloquios o rodeos de palabras.
Sencillez
Significa brevedad. Algunas veces es mejor acortar un texto para así mejorarlo. Pero
tampoco hay que exagerar, porque puede ser contraproducente, pues para nosotros algo
puede ser muy claro, pero para otros no lo es. En concreto un texto bien escrito debe de
contener "todo lo necesario y nada más que lo necesario". Una comunicación eficaz no
está privada de sentimientos y de emociones, y para transmitirlos puede ser necesaria
una palabra más.
Precisión
El texto debe focalizarse en lo que interesa sin rodeos ni añadidos; es decir, usa las
palabras que comunican exactamente lo que se quiere decir, lo que se tiene que escribir
para el lector.
La redacción no debe de tener hechos erróneos, ni otras equivocaciones. Debe presentar
solo hechos esenciales y exactos, sin ninguna desviación o exageración. El uso correcto
de la gramática, de la puntuación y ortografía, también contribuyen a que la redacción sea
clara y fácil de comprender.
La coherencia:
Las oraciones coherentes son todos aquellos actos de habla que están bien
formados y cuyos elementos constitutivos guardan una relación lógica y
consecuente por lo que forman un todo. Este tipo de oraciones producen un
mensaje claro y conciso que puede ser considerado como la unidad mínima de un
texto. Esto quiere decir que estas oraciones se interrelacionan entre sí para formar
párrafos que, a su vez, formarán capítulos.
Ejemplos:
El perro de mi hermano es muy bravo, por eso me mordió ayer en la pierna.
Muchas bebidas alcohólicas son resultado de la fermentación. La cerveza sufre
este proceso durante 10 días.
Todos los nombres propios se deben de iniciar con mayúscula: Pedro, Juan,
Rodrigo y María por eso se escriben así.
Los gritos me dan miedo. Es mejor que no lo hagas.
La Cohesión
La cohesión es una propiedad del texto que consiste en que todos sus elementos
están relacionados por mecanismos que favorecen la trabazón lógica entre ellos.
La cohesión es el reflejo lingüístico de la coherencia.
Los elementos que garantizan la cohesión de un texto son:
Las repeticiones de palabras o la sustitución de las mismas y la utilización de
sinónimos o hiperónimos.
Ej.: Dame el pañuelo; dame el pañuelo de seda, por favor.
La elipsis o eliminación de algún elemento del texto.
Ej.: Juan estudia ingeniería; yo, física.
La tematización o tropicalización, que consiste en colocar inicialmente un
elemento del que luego se va a hablar.
Ej.: Furor, eso es lo que causó la aparición de su nuevo disco.
La deixis: fenómeno gramatical que consiste en que ciertos elementos
gramaticales señalan a sus referentes en el contexto mediante demostrativos y
posesivos, adverbios y pronombres personales.
Ej.: El novelista ha de ser siempre un visionario, alguien que sepa mirar más allá.
Marcadores textuales, como conjunciones, grupos preposicionales, etc.
Ej.: Durante la Edad Media las relaciones se basaban en la fidelidad. Por el
contrario, la sociedad moderna está fundada en el contrato.
La concordancia
La concordancia es la conformidad de accidentes gramaticales, la lógica entre los
distintos elementos que debe regir para que un texto pueda interpretarse
adecuadamente.
El sujeto y el predicado deben concordar en número y persona.
Como recordarás el número es el accidente gramatical que clasifica a los seres de
acuerdo a la cantidad (uno o varios), y que se llama singular si se trata de un solo
ser y plural si se trata de dos o más.
La persona es el pronombre que se puede asignar a cada verbo conjugado.
Párrafo:
El párrafo es una unidad de puntuación. Un conjunto de oraciones o un período
oracional que comienza con letra mayúscula y termina en un punto y aparte. Pero
es también una unidad del texto y una unidad de información.
TIPOS DE PÁRRAFOS
Podemos clasificar el párrafo del modo siguiente:
El Párrafo Introductorio:
Se utiliza para plantear la tesis o el problema que se va a tratar y para anunciar el
desarrollo posterior.
El Párrafo de Desarrollo:
Por lo general dedicamos varios párrafos para el desarrollo del tema que vamos a
tratar. Estos párrafos pueden construirse mediante el comentario de un hecho, la
enumeración de los diversos aspectos de un problema o bien mediante la
ejemplificación, la demostración, la argumentación o la explicación de un
procedimiento, etc.
El Párrafo de Conclusión:
La conclusión o párrafo final de un escrito, se emplea para resumir las ideas
principales o bien para hacer el comentario final de un escrito.
Conectores:
Los conectores son palabras o grupos de palabras que sirven para unir ideas
expresando claramente el modo en que se relacionan entre sí. Un buen uso de los
conectores le da una mayor coherencia a nuestro discurso y lo hace más
inteligible para el receptor.
ADICIÓN
Y, también, además, más, aún, por otra parte, sobre todo, otro aspecto.
OPOSICIÓN
Pero, sin embargo, por el contrario, aunque, no obstante.
CAUSA EFECTO
Porque, por consiguiente, por esta razón, puesto que, por lo tanto, de modo que,
por eso, en consecuencia, esto indica.
TIEMPO
Después, más tarde, antes, seguidamente entre tanto, posteriormente, ahora,
luego.
AMPLIACIÓN
Por ejemplo, en otras palabras, es decir.
COMPARACIÓN
Tanto como, del mismo modo, igualmente, de la misma manera, así mismo, de
igual modo.
ÉNFASIS
Sobre todo, ciertamente, lo que es peor.
RESUMEN O FINALIZACIÓN
Finalmente, en suma, en conclusión, par terminar, para conclusión, etc.
ORDEN
Primero, segundo, siguiente, luego, a continuación, seguidamente, en primer
lugar, por último, aún, al final, al principio, al inicio, pronto.
REAFIRMACIÓN
Con todo, decididamente, en efecto, en realidad, decisivamente, a pesar de todo,
de todos modos, justamente.
CONTRASTE
Por otra parte, en cambio, por el contrario, de otra manera, por otro lado.

CONDICIÓN
Si, supongamos, supuesto que, siempre que, dado que.
Sencillez
La redacción moderna, en general, se caracteriza por la llaneza o ausencia de
afectación. Esto implica un acercamiento lógico a la naturalidad propia de la
conversación, aunque con las limitaciones inherentes al lenguaje escrito.

La claridad
Redactar un texto con claridad es organizar adecuadamente el material lingüístico
–palabras, oraciones– para que el lector acceda a los contenidos sin mayores
percances, a través de una lectura fluida y perceptible. Cualidad que nos permite
comprender la enunciación de una idea, su consecuente desarrollo y relación
frente a otras ideas, sin que el lector tenga que hacer un esfuerzo para
desentrañar el sentido de lo escrito y la intención del autor.

La precisión
La precisión léxica se basa en el uso adecuado de las palabras con su correcto
significado, para que pueda ser comprendida por la persona que recibe el mensaje
que se está comunicando. Además, las palabras deben usarse sin intención de
doble sentido o ambigüedad, ya que existe gran cantidad de palabras que pueden
tener significados distintos dependiendo del contexto en el que sean utilizados