You are on page 1of 2

LA SALUD COMO PROCESO SOCIAL.

- LA SALUD-ENFERMEDAD COMO PROCESO SOCIAL


A finales de los sesenta surge una crisis social, política y económica, así como
también en la medicina, un corriente pensamiento medico critico que se centra en
el carácter puramente biológico de la enfermedad, de como surge esta misma, y de
la practica medica “dominante” y propone que el proceso salud enfermedad puede
ser analizado como un hecho social con éxito. Primero se tiene que definir el
proceso de salud enfermedad con precisión el objeto de estudio y definir propuesta
para darle fin al problema.
Los cambios que se dan a través del tiempo en el ámbito del perfil epidemiológico
en el proceso salud-enfermedad y que aún no se explican los cambios biológicos
ocurridos en la población ni en la práctica médica. Sin embargo el proceso social se
da a nivel de la sociedad, no en sí mismo de cada individuo, ya que esta se
establece en sus características sociales ya definidas. El auge de esta polémica
encuentra su explicación externa en la medicina en la creciente crisis política y
social que se entrelazan con la crisis económica y que a partir de esta se enfrenta
una nueva lucha de clases sociales, con perspectivas de muy variante alcance para
resolver la satisfacción de masas de trabajadores. Y el principal motor de la
medicina se ha detenido, no encuentra respuestas, lo cual hace que no pueda
generar un nuevo conocimiento que permita la comprensión de los problemas de
salud que existen; no ofrece una mejora o una solución satisfactoria para estos
padecimientos, y es así como se sostiene que la enfermedad tiene que ser
analizada profundamente desde sus inicios así como la sociedad tiene la obligación
de comprobar su planteamiento y su utilidad en la práctica.

- EL CARÁCTER HISTORICO DEL PROCESO SALUD-ENFERMEDAD


La mejor forma de comprobar el carácter histórico de la enfermedad está en el
proceso que se da en la colectividad humana, es decir en la naturaleza social de la
enfermedad, de como es el inicio de esta en su entorno social y cómo evoluciona
de enfermar al individuo, hasta que este muere. Y comparando datos de los perfiles
patológicos a lo largo del tiempo como resultado de los cambios que surgen en la
sociedad. En las sociedades que se distinguen en su desarrollo y de organización
social deben exhibir una patología colectiva diferente y al final dentro de esa misma
sociedad de clases mostraran condiciones de salud distintas.
México y Cuba países que su distinción está en sus relaciones sociales, esto hace
que el desarrollo de cualquier patología sea distinto en estos países por ejemplo la
tasa de mortalidad por enfermedades infecto-contagiosas es mayor en México
debido a sus relaciones sociales, por el contrario de Cuba.
Otra interpretación seria denominar a esta como una “enfermedad residual”, esta
concepción aunque reconoce que hay una historia de la enfermedad
paradójicamente se le adscribe un carácter histórico y social al proceso de salud-
enfermedad ya que no alcanza a comprender que cada sociedad crea su propia
concepción de su perfil patológico y de como la misma sociedad tiene la capacidad
de eliminar ciertas enfermedades.
Los estudios latinoamericanos comprueban que la probabilidad diferencial de morir
a temprana edad, son diferentes según la clase social, y esta depende directamente
del oficio del padre o sea de como este se inserta en la producción, también influye
en el tipo de patología que sufren los distintos grupos sociales que también es
variable, y se debe a las diferentes condiciones de vida y salud.

- ¿OBJETO EMPIRICO Y OBJETO CONSTRUIDO?


Algunos estudios intentan demostrar como el factor social constituye un factor de
riesgo de determinada enfermedad, asumen que lo social actua como cualquier
factor biológico. Uno de ellos es el concepto médico clínica, que entiende la
enfermedad como un proceso biológico del individuo y el otro es el concepto
ecológico, que ve a la enfermedad como el resultado del desequilibrio en la
interacción del huésped y su ambiente. La necesidad de crear el objeto de estudio
se refiere a la posibilidad de verificar empíricamente el carácter social del proceso
salud-enfermedad.