Sie sind auf Seite 1von 2

EL TIEMPO LIBRE CON LA FAMILIA

Las actividades que realizamos en el tiempo libre deben permitirnos


descansar, divertirnos y complementar nuestra formación profesional. Desde
esta perspectiva, el tiempo libre debe favorecer que la familia comparta
experiencias agradables que fortalezcan sus vínculos de afecto y confianza.
Para lograr este objetivo, los miembros de la familia deben desarrollar
intereses comunes. Esto es más fácil cuando los hijos son menores y de
edades similares, pero constituye un reto cuando llega la adolescencia, y los
gustos y preferencias de los hijos se individualizan.

¿Cómo organizar el ocio familiar?


 Es necesario gestionar el tiempo libre considerando las edades de los hijos
y sus necesidades.
 Cuando los hijos son adolescentes se debe organizar el tiempo para que
también realicen actividades con sus amistades.
 Implicar a los miembros de la familia en la preparación de las actividades
compartidas hace que se sientan más satisfechos de participar. Par ello,
los padres deberán pedir a sus hijos opiniones y asignarles tareas para
realizar lo planeado.

Darse tiempo para dar tiempo de calidad


Los especialistas recomiendan que para dar tiempo de calidad a la familia
debemos:
 Compartir por lo menos una comida diaria.
 Al llegar a casa, demostrar que sentimos alegría de ver a nuestros
familiares.
 Compartir por lo menos una actividad diaria durante el fin de semana
 Destinar un tiempo para hablar con un solo hijo a la vez, en forma
exclusiva, por lo menos un vez por semana.
 Distribuir las responsabilidades domésticas de manera que todos
contribuyan.

Los peligros en el tiempo de ocio


Debido a que el ocio es un tiempo en que los adolescentes, por lo general,
están alejados de sus padres o tutores, se convierte en un espacio en el que
no existe límites. Esta situación puede representar un riesgo cuando los
adolescentes optan por formas de ocio peligrosas como el consumo de
drogas o de alcohol o la ejecución de actos vandálicos, incluso existen otras
formas perjudiciales de vivir el ocio:
 Cuando se sobre carga con actividades que suponen una prolongación
de las tareas diarias. Esto sucede cuando se programan numerosas
actividades extraescolares que eliminan el tiempo para jugar o para
recrearse con otros adolescentes o con la propia familia.
En este caso se ha desprovisto al ocio de sus funciones de descanso y
de disfrute.
 Cuando se construye un ocio consumista. Esto sucede cuando se
depende de lo que fomenta la publicidad como la compra de
determinados productos o la realización de actividades de moda. Esto
resta a los adolescentes libertad, autonomía y la capacidad de
desarrollar la imaginación.
En este caso se ha desprovisto al ocio de su función de desarrollo
personal.
 Cuando se realiza en solitario. Esto sucede cuando el ocio se centra en
la relación del adolescente con las pantallas de la computadora o los
videojuegos. El tiempo dedicado a internet posee más protagonismo.
 El ocio centrado en el uso de las nuevas tecnologías de la Información y
la Comunicación (NTIC) o cualquier otro que se realice en solitario,
desprovee al ocio de su función socializadora, de relación e intercambio
directo con los otros y, por lo tanto, de desarrollo personal.
TRABAJO: Elabora tu perfil de uso del tiempo libre (actividades
extraescolares que realices, tiempo que le dedicas, actividades que
compartes con tu familia, uso de las NTIC, etc