Sie sind auf Seite 1von 8

Consagración Total a Jesús por María

Totus Tuus

Día 14
No soy el dueño de mi vida.

Orientación básica:
No te olvides de éstas recomendaciones:
1.- Le hemos dedicado los anteriores doce días, a vaciarnos del espíritu
del mundo, contrario al de Jesucristo.

2.- Sigamos pidiendo la intercesión y protección materna de la Santísima


Virgen rezando la oración Bajo Tu Amparo diariamente.

3.- Se elige un sacrificio, en el que se haga un trabajo personal de


renuncia durante todo el proceso y se mantiene un espíritu de
oración fiel y constante.

Oraciones iniciales días 13 al 19.


Por la señal de la santa cruz, de nuestros enemigos
líbranos Señor, Dios nuestro.
En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo.
Amén.

INVOCACIÓN AL ESPÍRITU SANTO

V. Ven, Espíritu Santo, llena los corazones de tus fieles.


R. Y enciende en ellos el fuego de tu amor.
V. Señor, envía tu Espíritu, y todo será creado.
R. Y renovarás la faz de la tierra.

Oh Dios, que iluminaste los corazones de tus hijos con la


luz del Espíritu Santo háznos dóciles a sus inspiraciones
para gustar siempre el bien y gozar de su consuelo.
Por Jesucristo nuestro Señor.
Amén.

Letanías del Espíritu Santo

Señor, ten piedad. Señor, ten piedad.


Cristo, ten piedad. Cristo, ten piedad.

Página 1
Preparación para la Consagración Total - Totus Tuus – Día 14

Señor, ten piedad. Señor, ten piedad.

Cristo, óyenos. Cristo, óyenos.


Cristo, escúchanos. Cristo, escúchanos.

Dios Padre Celestial. Ten misericordia de nosotros.


Dios, Hijo, Redentor del mundo.
Dios, Espíritu Santo.
Trinidad Santa, un solo Dios.

Espíritu que procede del Padre y del Hijo.


Ilumínanos y santifícanos.
Espíritu del Señor, que al comienzo de la creación planeando
sobre las aguas las fecundaste.
Espíritu por inspiración del cual han hablado los profetas.
Espíritu cuya unción nos enseña todas las cosas.
Espíritu que das testimonio de Cristo.
Espíritu de verdad que nos instruyes sobre todas las cosas.
Espíritu que sobreviene a María.
Espíritu del Señor que llena todo el orbe.
Espíritu de Dios que habita en nosotros.
Espíritu de sabiduría y de entendimiento.
Espíritu de consejo y de fortaleza.
Espíritu de ciencia y de piedad.
Espíritu de temor del Señor.
Espíritu de gracia y de misericordia.
Espíritu de fuerza, de dilección y de sobriedad.
Espíritu de fe, de esperanza, de amor y de paz.
Espíritu de humildad y de castidad.
Espíritu de benignidad y de mansedumbre.
Espíritu de multiforme gracia.
Espíritu que escrutas los secretos de Dios.
Espíritu que ruegas por nosotros con gemidos inenarrables.
Espíritu que descendiste sobre Cristo en forma de paloma.
Espíritu en el cual renacemos.
Espíritu por el cual se difunde la caridad en nuestros corazones.
Espíritu de adopción de los hijos de Dios.
Espíritu que en lenguas de fuego sobre los apóstoles apareciste.
Espíritu con el cual fueron los apóstoles henchidos.
Espíritu que distribuyes tus dones a cada uno como quieres.

Sednos propicio. Perdónanos, Señor.


Sednos propicio. Escúchanos, Señor.

De todo mal. Líbranos, Señor.


De todo pecado.
De tentaciones e insidias del demonio.
De la presunción y desesperación.

Página 2
Preparación para la Consagración Total - Totus Tuus – Día 14

De la resistencia a la verdad conocida.


De la obstinación y de la impenitencia.
De la impureza de la mente y del cuerpo.
Del espíritu de fornicación.
De todo espíritu del mal.

Por tu eterna procesión del Padre y del Hijo.


Te rogamos óyenos.

Por tu descenso sobre Cristo en el Jordán.


Por tu advenimiento sobre los discípulos
En el día del juicio, nosotros pecadores.
Para que así como vivimos del Espíritu, obremos también por
Él.
Para que recordando que somos templo del Espíritu Santo, no
lo profanemos.
Para que viviendo según el Espíritu, no cumplamos los deseos
de la carne.
A fin de que por el Espíritu mortifiquemos las obras de la carne.
Para que no te contristemos a Ti.
Espíritu Santo de Dios.
Para que seamos solícitos en guardar la unidad del Espíritu en
el vínculo de la paz.
Para que no creamos a todo espíritu.
Para que probemos a los espíritus si son de Dios.
Para que te dignes renovar en nosotros el espíritu de rectitud.
Para que nos confirmes por tu Espíritu soberano.

Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo.


Perdónanos, Señor.
Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo.
Escúchanos, Señor.
Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo.
Ten piedad de nosotros.

Oración:

Asístanos, te pedimos Señor, la virtud del Espíritu Santo,


que purifique clemente nuestros corazones, y nos
preserve de todo mal. Te lo pedimos por el mismo
Jesucristo Nuestro Señor.
Amén.

Letanías de Nuestra Señora


Señor, ten piedad. Señor, ten piedad.
Cristo, ten piedad. Cristo, ten piedad.
Señor, ten piedad. Señor, ten piedad.

Página 3
Preparación para la Consagración Total - Totus Tuus – Día 14

Cristo, óyenos. Cristo, óyenos.


Cristo, escúchanos. Cristo, escúchanos.

Dios Padre celestial. Ten misericordia de nosotros.


Dios Hijo Redentor del mundo.
Dios Espíritu Santo.
Trinidad Santa un solo Dios.

Santa María. Ruega por nosotros.


Santa Madre de Dios.
Santa Virgen de las vírgenes.
Madre de Cristo.
Madre de la Iglesia.
Madre de la divina gracia.
Madre purísima.
Madre castísima.
Madre inviolada.
Madre virgen.
Madre inmaculada.
Madre amable.
Madre admirable.
Madre del buen consejo.
Madre del Creador.
Madre del Salvador.
Virgen prudentísima.
Virgen digna de veneración.
Virgen digna de alabanza.
Virgen poderosa.
Virgen clemente.
Virgen fiel.
Esclava del Señor.
Espejo de justicia.
Trono de sabiduría.
Causa de nuestra alegría.
Vaso espiritual.
Vaso honorable.
Vaso insigne de devoción.
Rosa mística.
Torre de David.
Torre de marfil.
Casa de oro.
Arca de la alianza.
Puerta del cielo.
Estrella de la mañana.
Salud de los enfermos.
Refugio de los pecadores.
Consoladora de los afligidos.
Auxilio de los cristianos.

Página 4
Preparación para la Consagración Total - Totus Tuus – Día 14

Reina de los ángeles.


Reina de los patriarcas.
Reina de los profetas.
Reina de los apóstoles.
Reina de los mártires.
Reina de los confesores.
Reina de las vírgenes.
Reina de todos los santos.
Reina concebida sin mancha original.
Reina asunta a los cielos.
Reina del Santísimo Rosario.
Reina de la familia.
Reina de la paz.
Reina de los esclavos de amor.

Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo.


Perdónanos, Señor.
Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo.
Escúchanos, Señor.
Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo.
Ten misericordia de nosotros.

Ruega por nosotros, Santa Madre de Dios.


Para que nos hagamos dignos de las promesas de
Nuestro Señor Jesucristo.
Amén.

Oración:

Te pedimos, Señor, que nosotros, tus siervos, gocemos


siempre de salud de alma y cuerpo; y por la intercesión
gloriosa de Santa María, la Virgen, líbranos de las
tristezas de este mundo, y concédenos las alegrías del
cielo. Por Jesucristo Nuestro Señor.
Amén.

Ave Maris Stella (Salve estrella del mar)

Salve, Estrella del mar, Madre, que diste a luz a Dios,


quedando perpetuamente Virgen, feliz puerta del cielo.
Pues recibiste aquel Ave de labios de Gabriel,
cimiéntanos en la paz, trocando el nombre de Eva.
Suelta las prisiones a los reos; da lumbre a los ciegos,
ahuyenta nuestros males, recábanos todos los bienes.
Muestra que eres Madre, reciba por tu mediación
nuestras plegarias el que, nacido por nosotros, se dignó
ser tuyo.

Página 5
Preparación para la Consagración Total - Totus Tuus – Día 14

Virgen singular, sobre todos suave, haz que, libres de


culpas, seamos suaves y castos.
Danos una vida pura, prepara una senda segura, para
que, viendo a Jesús, eternamente nos gocemos.
Gloria sea a Dios Padre, loor a Cristo Altísimo y al Espíritu
Santo:
A los Tres un solo honor.
Amén.

Oraciones Día 14:


No soy el dueño de mi vida.
La Biblia:
Buscar, leer y meditar:

Rom 7, 1 - 13

V. Palabra de Dios
R. Te alabamos Señor.

Lectura complementaria:

De la obediencia del súbdito humilde a ejemplo de


Jesucristo
(Imitación de Cristo, libro III, cap. 13)

Hijo, el que procura sustraerse de la obediencia, él mismo se


aparta de la gracia; y el que quiere tener cosas propias
pierde las comunes.
El que no se sujeta de buena gana a su superior, señal es que
su carne aún no le obedece perfectamente, sino que muchas
veces se resiste y murmura.
Aprende, pues, a sujetarte prontamente a tu superior, si
deseas tener tu carne sujeta.
Porque tanto más presto se vence al enemigo exterior, cuanto
no estuviere debilitado el hombre interior.
No hay enemigo peor ni más dañoso para el alma que tú
mismo, si no estás bien avenido con el espíritu.
Necesario es que tengas verdadero desprecio de ti mismo, si
quieres vencer la carne y la sangre.
Porque aún te amas muy desordenadamente, por eso temes
sujetarte del todo a la voluntad de otros.
Pero ¿qué mucho es que tú, polvo y nada, te sujetes al hombre
por Dios, cuando Yo, Omnipotente y Altísimo, que críe todas

Página 6
Preparación para la Consagración Total - Totus Tuus – Día 14

las cosas de la nada, me sujeté al hombre humildemente


por ti?
Me hice el más humilde y abatido de todos, para que
vencieses tu soberbia con mi humildad.
Aprende, polvo, a obedecer; aprende, tierra y lodo, a
humillarte y postrarte a los pies de todos.
Aprende a quebrantar tus inclinaciones y rendirte a toda
sujeción.

San Luis María:


(Verdadera Devoción # 68)

De lo que Jesucristo es para nosotros, debemos concluir, con


el Apóstol (1Cor 3, 23; 6, 19-20; 12, 27), que ya no nos
pertenecemos a nosotros mismos, sino que somos
totalmente suyos, como sus miembros y esclavos
comprados con el precio infinito de toda su sangre (1Pe
1, 19).
Efectivamente, antes del bautismo pertenecíamos al demonio
como esclavos suyos. El bautismo nos ha convertido en
verdaderos esclavos de Jesucristo, que no debemos ya
vivir, trabajar ni morir sino a fin de fructificar para este Dios-
Hombre (Rm 7, 4), glorificarlo en nuestro cuerpo y hacerlo
reinar en nuestra alma, porque somos su conquista, su
pueblo adquirido y su propia herencia (1Pe 2, 9).

Pregunta personal:

Es una cosa decir que pertenecemos a Cristo y otra someter


nuestra voluntad y nuestros deseos a Él.

¿Mis pecados todavía me dominan?

¿Tengo afección por un pecado particular que no quiero


dejar?

ORACIONES FINALES

OH JESÚS, QUE VIVES EN MARÍA:

Oh Jesús, que vives en María, ven a vivir en nosotros, tus


siervos, con tu Espíritu de santidad, con la plenitud de
tus dones, con la perfección de tus caminos, con la
realidad de tus virtudes, con la comunión de tus
misterios.

Página 7
Preparación para la Consagración Total - Totus Tuus – Día 14

Domina en nosotros sobre todo poder enemigo, por tu


Espíritu Santo, para gloria del Padre.
Amén.

ORACIÓN DE LA NOCHE: ACORDAOS

Acordaos, Oh piadosísima Virgen María, que jamás se ha


oído decir que ninguno de los que han acudido a tu
protección,
implorando tu asistencia y reclamando tu socorro, haya
sido abandonado de ti.
Animado con esta confianza, a ti también acudo, oh
Madre,
Virgen de las vírgenes, y aunque gimiendo bajo el peso
de mis pecados, me atrevo a comparecer ante tu
presencia soberana.
No deseches mis humildes súplicas, oh Madre del Verbo
divino, antes bien, escúchalas y acógelas benignamente.
Amén.

ORACIÓN A SAN JOSE:


Glorioso San José, esposo de la Virgen Inmaculada,
obtén para mí y para todos los miembros de mi familia y
seres queridos, un corazón confiado, sin mancha,
generoso y paciente, y una resignación perfecta a la
Voluntad Divina.

Sé nuestro guía, padre y modelo durante toda la vida,


para que podamos merecer una muerte como la tuya, en
los brazos de Jesús y de María.

Ayúdanos San José en nuestra lucha terrena, para


cumplir nuestras responsabilidades y siempre llevar una
vida pura e inmaculada.
Amén.

En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo.


Amén.

Página 8