Sie sind auf Seite 1von 2

sdfsdfsdfsdfssdfsdf

Las evidencias fósiles y los numerosos análisis biológicos han demostrado que las aves son
dinosaurios terópodos.9 Más específicamente, son miembros de Maniraptora, un grupo de
terópodos que incluyen también, entre otros, a dromeosaurios y oviraptóridos.10 A medida que
los científicos han descubierto más terópodos no-avianos que están cercanamente relacionados
con las aves, la distinción antes clara entre no-aves y aves se ha vuelto borrosa. Los recientes
descubrimientos en la provincia de Liaoning del noreste de China demuestran que muchos
pequeños dinosaurios terópodos tenían plumas, lo que contribuye a esta ambigüedad de
límites.11
La visión del consenso en la paleontología contemporánea es que las aves son el grupo más
cercano a los deinonicosaurios, que incluyen a dromeosáuridos y troodóntidos. Juntas, estas
tres forman el grupo Paraves. El dromaeosaurio basal Microraptor tiene características que
pueden haberle permitido planear o volar. Los deinonicosaurios más basales eran muy
pequeños. Esta evidencia eleva la posibilidad de que el ancestro de todos los paravianos
pudiera haber sido arbóreo, o pudiera haber sido capaz de planear.1213Archaeopteryx, del
Jurásico Superior, es muy conocido como uno de los primeros fósiles transicionales que fueron
encontrados y aportó apoyo a la teoría de la evolución a finales del siglo XIX. Archaeopteryx
tiene caracteres claramente reptilianos: dientes, dedos de la mano con garras, y una larga cola
similar a la de lagartos, pero tiene alas finamente preservadas con plumas de vuelo idénticas a
las de las aves modernas. No se considera un ancestro directo de las aves modernas, pero sí el
más antiguo y primitivo miembro de Aves o Avialae, y está probablemente muy cercano al
ancestro real. Sin embargo, contradiciendo lo anterior, se ha sugerido por otros autores que
Archaeopteryx fue un dinosaurio que no era más cercano a Aves de lo que fueran otros grupos
de dinosaurios,14 y que Avimimus es un ancestro más plausible de todas las aves que
Archaeopteryx.15

Teorías alternativas y controversias[editar]


Han existido muchas controversias con respecto al origen de las aves. Una de las primeras se
encontraba relacionada con el posible origen de las aves a partir de arcosaurios y no de
dinosaurios (estos descienden de los primeros). Dentro de los que se decidían por los
dinosaurios existían también divergencias de criterio en cuanto a si los ancestros más probables
eran ornitisquios o saurisquios terópodos.16 Aunque los dinosaurios ornitisquios (que en griego
significa «con cadera de ave») compartían con las aves modernas la estructura de la cadera, se
piensa que las aves se originaron de dinosaurios saurisquios (gr. «con cadera de lagarto»), y por
lo tanto sus caderas evolucionaron independientemente.17 De hecho, una estructura de cadera
aviana evolucionó en una tercera ocasión entre un grupo de terópodos peculiares conocidos
como Therizinosauridae. Unos pocos científicos todavía sugieren que las aves no son
dinosaurios, sino que evolucionaron de arcosaurios primitivos como Longisquama.1819

Diversificación cretácica de aves primitivas[editar]


Las aves se diversificaron en una amplia variedad de formas durante el periodo Cretácico.20
Muchos grupos retuvieron sus características primitivas, como alas con garras, y dientes,
aunque los dientes se perdieron de forma independiente en algunos grupos de aves, incluidas
las aves modernas. Mientras las formas más primitivas, como Archaeopteryx y Jeholornis,
retuvieron la cola larga ósea de sus ancestros,20 las colas de las aves más avanzadas se
acortaron con la aparición del hueso pigóstilo en el clado Pygostylia.
El primer linaje grande y diverso de aves de cola corta que evolucionó fue Enantiornithes
(significa «aves opuestas»), llamado así porque la construcción de sus huesos del hombro
estaba invertida respecto a la de las aves modernas. Enantiornithes ocupó un amplio espectro
de nichos ecológicos, desde sondeadoras en la arena, como las limícolas, y comedoras de
pescado, hasta las formas arborícolas y comedoras de semillas.20 Linajes más avanzados se
especializaron también en comer pescado, como la subclase Ichthyornithes («aves-pez») con
apariencia de gaviota.21
Un orden de aves marinas del Mesozoico, Hesperornithiformes, se adaptó tan bien a la pesca en
ambientes marinos que perdieron la capacidad de volar y se hicieron primariamente acuáticos. A
pesar de su especialización extrema, Hesperornithiformes incluye los parientes más cercanos de
las aves modernas.20