Sie sind auf Seite 1von 1

Guía de experiencia de clase

Arcoíris de colores

Fundamentación:

Las soluciones, teniendo en cuenta la concentración de soluto, se clasifican en diluidas,


concentradas, saturadas y sobresaturadas teniendo en cuenta la relación entre la cantidad de soluto que
se disuelve en una cierta cantidad de solvente. Esta diferencia de concentración influye en la densidad de
las soluciones permitiendo que a mayor concentración de azúcar en agua, mayor sea su densidad.

Por esta razón, las soluciones sobresaturadas tienen una densidad mayor y se ubicarán por debajo
del arcoíris y, las soluciones diluidas, al tener una menor concentración se depositará por encima de todos.

Objetivos:

 Reconocer los tipos e soluciones atendiendo a la concentración de soluto.


 Aplicar su conocimiento en la elaboración de un arcoíris de colores.
 Demostrar compromiso en el desarrollo de las actividades grupales.

Materiales:

 1 botella de vidrio
 4 vasos de plásticos
 4 temperas de diferentes colores
 Azúcar
 Agua
 1 botellita de 250 ml
 1 hoja de carpeta
 1 cuchara sopera
 1 marcador

Procedimientos:

1) Enumerar los vasos de 1 a 4 con el marcador.


2) En el vaso 1 colocar ½ cucharada de azúcar, en el vaso 2 agregar 1 y ½ cucharadas de azúcar, al vaso 3
agregar 2 y ½ cucharadas de azúcar y al vaso 4 agregar 4 cucharadas de azúcar.
3) Agregar en cada uno de los vasos 250 ml de agua y agitar con la cuchara hasta lograr la disolver el
azúcar.
4) Agregar un poco de tempera a cada vaso para diferenciar cada disolución y agitar hasta homogeneizar
la mezcla. Al vaso 1 amarillo, al vaso 2 verde, al vaso 3 rojo y al vaso 4 azul.
5) Formar un embudo con la hoja de papel.
6) Agregar cada disolución a la botella con ayuda del embudo de papel. En primer lugar la solución
sobresaturada, luego la saturada, posteriormente la concentrada y por último la solución diluida. Esto
se debe realizar con mucho cuidado para evitar mezclar por completo las disoluciones.