You are on page 1of 1

1) La anemia por carencia de hierro, suele presentar un curso lento, porque

pueden pasar muchos meses hasta que las reservas del organismo se
consuman. Como las reservas de hierro están decreciendo, la médula ósea
produce gradualmente menos glóbulos rojos. Cuando las reservas se agotan,
los glóbulos rojos no solo son pocos en número, sino que también son más
pequeños de lo normal.
La carencia de hierro suele indicar hemorragia en el tracto digestivo. La
carencia de hierro también puede ser resultado de una dieta con poco hierro,
en los lactantes, los niños pequeños, las adolescentes y las mujeres
embarazadas.
2) VITAMINAS:
 B12: La vitamina B12 es un nutriente que ayuda a mantener sanas las
neuronas y los glóbulos sanguíneos; contribuye a la elaboración del
ADN, el material genético presente en todas las células. Además al no
consumir alimentos con esta vitamina, nos provoca cansancio y
debilidad en las personas.
 C: La vitamina C es un nutriente esencial y necesario para la formación
y mantenimiento saludable del material intercelular que es como un
cemento que une células y tejidos, con la falta de vitamina así como
podemos sufrir anemia a causa hemorragias e incluso, debilitamiento
muscular y de cartílagos lo cual puede ocasionar mucho dolor.
 Folato o vitamina B9: El ácido fólico (vitamina B9) colabora con la
vitamina B12 y la vitamina C para ayudar al cuerpo a descomponer,
usar y crear proteínas nuevas. La vitamina ayuda a formar glóbulos
rojos y blancos. Además ayuda a producir el ADN, el pilar fundamental
del cuerpo humano, que porta la información genética.
3) En algunos casos, un medicamento puede hacer que el sistema inmunitario
crea erróneamente que los glóbulos rojos son sustancias extrañas y peligrosas.
El cuerpo responde creando anticuerpos para atacar a sus propios glóbulos
rojos. Dichos anticuerpos se adhieren a estos glóbulos rojos y hacen que se
descompongan demasiado temprano.
Entre estos medicamentos tenemos:
 Levodopa: (TRATAMIENTO CONTRA EL PARKINSON) Los efectos
adversos son sangrado gastrointestinal, úlcera péptica, problemas
circulatorios en las extremidades, anemia, alteración de los análisis de
sangre.
 Metildopa (Antihipertensivo): Como efecto secundario, en algunos
casos produce anemia hemolítica.
 Dapsona (agente anti leproso): Produce anomalías en la formación
de glóbulos blancos.
 Penicilinas (combatir bacterias): La penicilina puede estimular la
producción de anticuerpos, los cuales causan lesiones en las células
sanguíneas, ocasionando estos trastornos hematológicos.