Sie sind auf Seite 1von 3

Ps.

Avila Claros de De la Cruz


LA IGLESIA CON VISIÓN MISIONERA
Pasaje Bíblico: Mateo 9:35 – 38; Mateo 28:19-20

Vr. 36 Y al ver las multitudes, tuvo compasión de ellos porque estaban


desamparadas y dispersas como ovejas que no tienen pastor.

INTRODUCCIÓN: La primea persona en el Nuevo Testamento que tuvo la visión


misionera fue nuestro Señor Jesucristo por su amor y compasión por los perdidos,
por eso dice la escritura, y al ver a las multitudes tuvo compasión de ellos.

Su preocupación fue en las necesidades de las personas, necesidades físicas


(enfermos) espirituales, emocionales, ayudó, sirvió Jesús tuvo un ministerio
centralizado en las personas, su interés primordial radicaba en las personas, no se
centralizó en un templo, o en algún lugar estable, el buscaba a la gente, llegó a
donde estaban junto al mar (pescadores) fue a las calles, llegó a los hogares, al
mercado, a las sinagogas, fue al campo, a las aldeas, a las ciudades. El no contó
con ningún tipo de movilidad, ni caballo, ni bicicleta, ni carro, ni avión, ni barco.
Viajaba a pie en pleno calor, en las lluvias, en las tormentas.
a multitudes, sanó a todos los enfermos, libró a los oprimidos, entregó el mensaje
de salvación a los perdidos hasta dar su vida por la humanidad en la cruz, y aun
allí consoló a las mujeres diciendo que no lloren por el sino por sus hijos pidió al
Padre que perdonara a los que le habían clavado en la cruz.

Debemos vestirnos del Espíritu de amor a las personas, porque sin ella nuestra
obra será vacía, porque solo el amor a Dios y a nuestros prójimos hará que nos
desprendamos del egoísmo del conformismo, de la mezquindad.
¿Que pasos debemos tomar para alcanzar la visión misionera?

I. LEVANTAR LOS OJOS Y MIRAR AL CAMPO


Juan 4:35 Jesús dijo: No decís vosotros, aun faltan 4 meses para que
llegue la ciega, he aquí os digo, alzad vuestros ojos y mirad los campos
porque ya están blancos para la siega. El campo es el mundo, la
humanidad hambrienta y sedienta de Dios.

II. LEVANTAR NUESTROS PIES E IR, CAMINAR, VIAJAR


Jesús dijo a sus discípulos en Marcos 16:15
Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura (de toda
clase social, raza, idioma, etc.) ellos estaban dispuesto a ir, pero como
el estaba a punto de dejarlo les dijo que esperasen hasta que reciban el
poder del Espíritu Santo.

Hechos 1:8 Recibiréis poder cuando haya venido sobre vosotros el


Espíritu Santo y me seréis testigos en Jerusalén, en Judea, en Samaria
y hasta lo último de la tierra.
Ps. Avila Claros de De la Cruz
Rom. 10:15 Cuan hermosos son los pies de los que anuncian la paz de
los que anuncian las buenas nuevas.

En Hechos Cap. 13:1-3 Un equipo de Líderes de la iglesia de Antioquía


estaban en ayuno y oración, Saulo, Bernabé, Niger, Lucio de Cirene,
Manaen, posiblemente quebrantados de corazón orando por otros
lugares entonces el Espíritu Santo, habló y llamó a Pablo y Bernabé
para la obra misionera.

Vr.3 Entonces habiendo ayunado y orado les impusieron las manos y los
despidieron.

Vr. 49 Y la Palabra de Dios se difundía por aquella provincia, luego


viajaron a Iconia, a Listra, donde fueron apedreados y así formaron
discípulos.
Hech. 14:25 y constituyeron ancianos en cada iglesia.
Luego a Filipos, Tesálonica, a Atenas, Corinto, Éfeso y otros muchos
lugares.

En Mateo 28:19-20 Por tanto, id y haced discípulos a todas las


naciones.

III. LEVANTAR NUESTRAS MANOS PARA DAR.


Y colaborar para la obra misionera.
En Filipenses 4:15 El apóstol Pablo menciona como la iglesia de Filipos
abrió su corazón para dar.
Y sabéis también vosotros o Filipenses que al principio de la predicación
del evangelio cuando partí a Macedonia, ninguna iglesia participó
conmigo en razón de dar y recibir sino vosotros solos.

Vr.16 Pues aun a Tesalónica, me enviasteis una y otra vez para mis
necesidades.

En Prov. 11:24-25
Hay quienes reparten y les es añadido más y hay quienes retienen
más de lo que es justo, pero vienen a pobreza.

El alma (iglesia) generosa será prosperada y el que saciare el también


será saciado.
Test. Iglesia La Hermosa.

IV. LEVANTAR Y DOBLAR NUESTRAS RODILLAS PARA ORAR POR


LA OBRA MISIONERA.
En Efesios 6:18, 19, 20 Orando en todo tiempo…….
Vr. 19 Y por mí, a fin de que al abrir mi boca me sea dada palabra para
dar a conocer con denuedo al misterio del evangelio.
Vr. 20 Por el cual soy embajador en cadenas que con denuedo habla de
El como debo hablar.
Ps. Avila Claros de De la Cruz
Col. 4:3 Orando también al mismo tiempo por nosotros para que el
Señor nos abra puerta para la Palabra a fin de dar a conocer el misterio
de Cristo, por el cual también estoy preso.

El Señor dijo en Mat. 9:37-38


La mies es mucha, pero los obreros pocos rogad pues al Señor de la
mies que envíe obreros a su mies.

CONCLUSION: Para que la iglesia primitiva cumpla la visión misionera, primero


tuvo que ser lleno del Espíritu Santo en el día de Pentecostés; para que el apóstol
Pablo y Bernabé fueran a la obra misionera, estaban de ayuno y llenos del
Espíritu; para que la iglesia de hoy tenga la visión misionera necesita la llenura del
Espíritu Santo.