Sie sind auf Seite 1von 3

Mindfulness para la felicidad – Ruth A.

Baer
19 octubre, 2015unapajaritaparanico

Caminaba yo entre estanterías de libros, cuando Nico arrancó uno, de una de


las baldas, sin piedad ni contemplaciones. Fue tal la brusquedad, que la
dependienta del Corte Inglés se nos quedó mirando, a lo que yo no tuve más
remedio que decir, – Nico no se tocan los libros!.- Y le saqué enseguida el que
estaba zarandeando como un saco de plumas de un lado a otro.
Lo miré y leí el titulo, por deformación de lectora empedernida más que nada, y
me llamó la atención esa palabra rara, Mindfulness. Anda ya! Otro invento
para superar la ansiedad y el estrés, otro cuento chino que no vale para nada.
Pensé yo para mi… Aunque por otro lado, ya era casualidad que llevara unas
semanas atacada de los nervios por el no parar, y que mi enano me pusiera en
las manos justo ese libro no? . Volví a mirar la portada y entonces leí algo más,
algo que me hizo cuestionar uno de mis por qué no? que tan locos vuelve a los
que me rodean…Pues que narices… Por qué no? Y pagué ese libro y me lo
llevé sin demasiadas esperanzas a mi casa.
Ese libro ha sido el comienzo del cambio para mi, el comienzo del fin en
muchos aspectos y el comienzo de la esperanza. Cansada de probar mil
métodos, mil ejercicios y mil placebos para luchar contra mi ansiedad, por fin
descubro que lo que no debo hacer precisamente es luchar contra ella, si
no más bien aceptarla. Difícil de entender verdad? Eso pensé yo nada más
empezar, pero si te lo paras a pensar, es indispensable tener ansiedad, es útil
para un montón de situaciones en la vida… el problema es cuando no sabemos
gestionarla, que es lo que nos pasa a una gran mayoría de personas
actualmente, y tratamos de erradicar esa ansiedad, cuando lo que debemos
hacer es aprender a usarla en el momento que realmente hay que usarla…
Vale, ahora seguro que esto último te ha parecido obvio, pues no lo es.
Vivimos en un mundo en el que se nos exigen varias tareas a la vez. En el que
estás en la oficina, mientras piensas en coger el pan al salir, e ir corriendo a por
el niño, para llegar a casa y preparar la comida, para ponerte enseguida con los
deberes del cole, porque a eso de las seis tienes que llevarlo de nuevo a las
actividades a la otra punta de la ciudad, que encima como hoy esta lloviendo
fijo que hay atasco y no tendrás donde aparcar, y un sin fin de etc… Te
suena? Si esto te resulta familiar, entonces a ti tampoco te vendría mal
conocer el Mindfulness un poco más de cerca..
Mindfulness simplemente nos enseña a volver a sentir y percibir las
cosas del Aquí y Ahora, disfrutar plenamente del momento presente sin
irnos atrás o hacia delante. Aceptar lo que hay en este momento, sin
juicios ni reproches, y vivir la experiencia de una forma plena.
Después de que Nico pusiera ese libro en mis manos, empecé a adentrarme en
esta práctica, y me anoté a un par de cursos que me ayudaron a comenzar y a
entender un poco mejor lo que había leído en el libro.
Esta semana empiezo un seminario de 2 meses de duración, que imparte una
de las pioneras del Mindfulness en Galicia, así que os iré contando… de
entrada, si estás interesado en el Mindfulness y te apetece leer algo, te
recomiendo empezar por este libro: Mindfulness para la Felicidad, que no es el
que Nico encontró en las estanterías del Corte Inglés, pero ese, os lo
recomendaré otro día…