Sie sind auf Seite 1von 4

RECONOCIMIENTO DE ROCAS

INTRODUCCION
Es fundamental para el ingeniero civil saber reconocer los distintos tipos de rocas que existen
en el planeta. Las rocas son materiales solidificados de la superficie terrestre, compuesto de
uno o varios minerales y también de sustancias amorfas no cristalinas, que forman masas de
notables dimensiones y geológicamente independientes.

Se clasifican en Magmáticas, Metamórficas, y Sedimentarias en función de su proceso de


génesis. Todas las rocas están sometidas a un ciclo petrogenético más o menos completo. Las
rocas pueden ser utilizados en la construcción, como agregados, materiales ornamentales,
para acabados, etc. Para tener un mayor conocimiento sobre esto se hizo un estudio en el
laboratorio para reconocer algunas rocas, saber su estructura, sus diferentes reacciones con el
ácido clorhídrico, y poder distinguir las diferentes rocas que se encuentran en los suelos por
medio de los minerales que contienen o su composición química. Cabe mencionar que existen
de manera general tres métodos para investigar las rocas: Método macroscópico, método
microscópico y el método geoquímico. Pero en el método que vamos a tomar en cuenta en
este apartado es el microscópico.

OBJETIVOS
Identificar, estudiar y analizar los diferentes procesos de formación, composición, propiedades
físicas, propiedades químicas y estructura de las rocas existentes en el mundo y en nuestra
región.

OBJETIVOS ESPECÍFICOS
Identificar los diferentes tipos de rocas en el laboratorio

Identificar la estructura de los tipos de rocas

MARCO TEÓRICO: ROCAS


Se le denomina roca a la asociación de uno o varios minerales como resultado de un proceso
geológico definido. Las rocas están sometidas a continuos cambios por las acciones de los
agentes geológicos, según un ciclo cerrado, llamado ciclo litológico o ciclo de las rocas, en el
cual intervienen incluso los seres vivos. Las rocas están constituidas, en general, por mezclas
heterogéneas de diversos materiales homogéneos y cristalinos, es decir, minerales. Las rocas
poliminerálicas están formadas por granos o cristales de varias especies mineralógicas y las
rocas monominerálicas están constituidas por granos o cristales de un mismo mineral. Las
rocas suelen ser materiales duros, pero también pueden ser blandas, como ocurre en el caso
de las rocas arcillosas o arenosas.

TIPOS DE ROCAS
Las rocas se pueden clasificar atendiendo a sus propiedades, como la composición química, la
textura, la permeabilidad, entre otras. En cualquier caso, el criterio más usado es el origen, es
decir, el mecanismo de su formación. De acuerdo con este criterio se clasifican en ígneas (o
magmáticas), sedimentarias y metamórficas, aunque puede considerarse aparte una clase de
rocas de alteración, que se estudian a veces entre las sedimentarias.
ROCAS ÍGNEAS O MAGMÁTICAS
Las rocas ígneas son rocas que se crean a partir del enfriamiento y la solidificación del magma.
Esta sustancia, formada por rocas fundidas y otros elementos, se encuentra en el interior del
planeta. Esto quiere decir que las rocas ígneas tienen su origen en la masa en fusión que se
halla en el seno de la Tierra. Cuando se produce el enfriamiento del magma y éste se solidifica,
surgen las rocas ígneas. Cuando el enfriamiento se desarrolla debajo de la superficie, de
manera lenta, se generan rocas ígneas intrusivas. En cambio, si el enfriamiento tiene lugar de
manera superficial y con rapidez, se producen rocas ígneas extrusivas. Las rocas ígneas
intrusivas, como el pórfido y el granito, también se conocen como rocas plutónicas. Estas rocas
se pueden ver cuando la erosión hace que se produzca el afloramiento y la corteza terrestre
ascienda. Por otra parte, las rocas ígneas extrusivas o rocas volcánicas, entre las cuales se
encuentran la obsidiana y el basalto, suelen aparecer después de la erupción de un volcán, ya
que la lava expulsada se solidifica.

EJEMPLO DE ROCAS ÍGNEAS VOLCÁNICAS

Basalto (con minerales de grano fino, y


colores que van desde verde a negro. Es el
principal constituyente de las placas
tectónicas oceánicas.

Obsidiana (de textura vítrea, originada al


enfriarse rápidamente la lava rica en sílice)

Pumita o Piedra Pómez (Originada cuando grandes


cantidades de gases escapan a través de la lava
para genera una masa gris y porosa)

Los granitos: Son las rocas plutónicas más


comunes. Están compuestos por una mezcla de los
minerales cuarzo, feldespatos y micas.

Diorita: Roca volcánica de aspecto granuloso


constituida esencialmente de feldespato, anfibolita
y mica.

ROCAS METAMÓRFICAS Podemos decir, por lo


tanto, que las rocas metamórficas son rocas
creadas a partir del metamorfismo. Para
comprender el alcance de la noción, debemos
saber en qué consiste este proceso.

El metamorfismo implica la transformación de la


composición de un material, sin que se produzca
un cambio de estado. El proceso se produce cuando el material en cuestión se enfrenta a
condiciones de presión o de temperatura diferentes de aquellas que permitieron su
desarrollo. El metamorfismo también puede desencadenarse por la inyección de un fluido. Una
roca, cuando se modifican estas condiciones, pierde su equilibrio termodinámico. De este
modo, buscará aprovechar la energía para realizar una evolución que le permita recuperar el
equilibrio en las nuevas condiciones. La roca resultante de este proceso recibirá la calificación
de roca metamórfica. Existen procesos similares al metamorfismo, aunque con ciertas
características diferentes, que dan lugar a otros tipos de rocas. Las rocas sedimentarias son
aquellas que surgen tras un proceso de diagénesis, mientras que las rocas magmáticas se
forman a través de la fusión con magma. Las rocas mixtas, por último, son el resultado de una
fusión parcial con sectores metamórficos. Cuando la roca se halla a temperaturas y presiones
más elevadas que las originales, la roca metamórfica surge del metamorfismo progresivo. Por
otro lado, si cambia a condiciones de energía inferior, se trata de un metamorfismo regresivo

ROCAS SEDIMENTARIAS

Se conoce como roca sedimentaria a la roca que se formó a partir del acopio de sedimentos.
Estos sedimentos son movilizados por el viento o el agua y, después de un proceso
denominado diagénesis, forman un material con una cierta consolidación. La disposición de las
rocas sedimentarias en capas sucesivas forma distintos estratos. Los sedimentos pueden ser
partículas que proceden de otras rocas que, tras ser sometidas a un proceso de meteorización,
se descomponen. Los sedimentos son transportados por el viento o el agua, se acumulan y,
gracias a la diagénesis, comienzan a formarse las rocas sedimentarias, que pueden encontrarse
en la corteza terrestre en una profundidad de hace diez kilómetros. Para la formación de las
rocas sedimentarias, en definitiva, deben desarrollarse diversos procesos geológicos. A la
meteorización y la erosión le sigue el transporte de los sedimentos y el proceso de
sedimentación, para luego dar lugar a la diagénesis. Las rocas sedimentarias, de acuerdo a su
composición y a su génesis, se pueden clasificar de distintos modos

TIPOS DE ROCAS SEDIMENTARIAS Las rocas sedimentarias pueden ser de distintos tipos: Rocas
detríticas Son rocas formadas por fragmentos que provienen de la erosión de otras rocas. En
muchas ocasiones podemos observarlos a simple vista e identificar la roca originaria. Estos
fragmentos se denominan clastos. Ejemplos de estas rocas son las areniscas, las arcillas, las
pudingas o las brechas

Rocas calizas Formadas por carbonato cálcico, pueden tener distintos orígenes: Biológico:
debido al depósito de fragmentos de seres vivos, como conchas o caparazones. Químico:
debido a la precipitación de sales de carbonato disueltas en agua. Detrítico: debido a la
compactación de antiguas rocas calizas.
Rocas evaporíticas Provienen de la precipitación de sales al evaporarse el agua. Ejemplos son la
halita (sal común) o los yesos. Este tipo de rocas forma sedimentos horizontales al precipitar,
como aparece en los yesos de la imagen.

Rocas orgánicas Son rocas formadas por restos vegetales o animales, transformados en
ambientes anaeróbicos (sin mucho oxígeno). Ejemplos son el carbón y el petróleo.

PROCEDIMIENTO:
1. En el laboratorio nosotros los estudiantes procedemos a observar cada uno de las
muestras traídas por el Ingeniero todas la rocas mencionadas como las porosas cenizas
de carbón, etc.
2. También aprendemos a reconocer los diferentes tipos de rocas y entre algunos
minerales

3.

CONCLUSIONES:
Después de haber analizado los diferentes tipos de rocas que se han mostrado en el
laboratorio. Además de emplear el HCl para reconocer las rocas mediante efervescencia que
produce sobre ciertas rocas. Se concluye lo siguiente: Por una parte podemos decir que las
rocas son clasificados en tres grandes grupos los cuales son: ígneas, metamórficas y
sedimentarias. Por otra parte, las rocas puestas a prueba presentan una granulometría que
puede observarme mediante el microscopio. La práctica fue de gran ayuda para poder conocer
más a fondo sobre las rocas, su estructura, su simbología y la composición química que
presenta. Hemos logrado aprender el manejo adecuado del microscopio. El HCl hace efervecer
a las rocas carbonatas y nos ayuda a reconocerlas mejor.