Sie sind auf Seite 1von 5

ENTRE LA PROMESA Y EL CUMPLIMIENTO

Y así, después de esperar con paciencia, recibió lo que Dios le había prometido. Hebreos 6:15

Romanos 4:17-21

¿Alguna vez has tenido prisa cuándo Dios no la tenía?

Hebreos 11:2 dice, “Nuestros antepasados fueron aprobados porque tuvieron fe”. (DHH). Y cada
una de esas personas habían esperado.

 Recuerdas a Ana, quien estuvo esperando años para tener el bebé por el cual ella estaba
orando y esperando en Dios que se lo diera.

 Isaac tuvo que esperar que Dios le proveyera su esposa a través del trato que hizo su padre
con su siervo, y no apresurarse a buscarse una por su propia cuenta.
 Jacob, tuvo que esperar mucho tiempo hasta poder tener a su amada Raquel.
 José tuvo que esperar mucho tiempo hasta ver cumplido sus sueños.
 El pueblo de Israel tuvo que esperar bastante tiempo hasta tomar posesión de la tierra
prometida.
 David tuvo que esperar bastante tiempo después de haber sido ungido como rey para
finalmente verse reinando.
 Job tuvo que esperar todo el tiempo que duro su terrible prueba para escuchar a Dios y
conocerlo cara a cara y obtener respuesta a su situación.
 Jeremías tuvo que esperar durante gran parte de su ministerio hasta poder ver cumplida la
profecía que Dios le había dado de la cautividad de Israel.
 Daniel tuvo que esperar bastante tiempo hasta que Dios le respondiera sus oraciones para
que le revelara el futuro profético.
 El pueblo de Israel duró mucho tiempo esperando la venida del Mesías prometido.
 Martha y maría tuvieron que esperar a Jesús para que resucitara a lázaro.
 Los discípulos tuvieron que esperar en Jerusalén hasta el cumplimiento de la venida del
espíritu santo.
 Al señor Jesús también le toco esperar 30 años para que se cumpliera el propósito de Dios
en Él y se desarrollara su ministerio, y durante todo ese tiempo, tuvo que esperar
pacientemente el tiempo de Dios, el momento adecuado.
 Contrario a lo que podríamos pensar, esperar es duro, es desgastante, esperar es una batalla
constante, esperar en Dios no es fácil, pero esperar en Dios no es quedarnos quietos
sentados sin hacer nada, esperar en Dios es resistir al diablo, y tener dominio propio, buscar
a Dios contantemente para no tomar las cosas de nuestra propia rienda y buscar nuestras
propias soluciones.

Créele a Dios por milagros que se obtienen en un instante pero también te fe para ser
capaz de mantenerlos y no perder lo que te dio. Cuando Jesús llamó a Pedro a caminar
hasta Él sobre las aguas, empezó a hundirse porque su fe era de un momento, no para
todo el proceso

QUE HACER MIENTRAS ESPERAS

I. RECUERDA LO QUE PUEDE HACER DIOS.


 La situación puede estar fuera de tu control pero no está fuera del control de Dios.

 Así qué no enfocas en lo que tú no puedes hacer. Enfocas en lo que puede Dios.

 ¿Qué puedes hacer? Romanos 4:17 “Abraham creyó en Dios quien da vida a los muertos y
quien crea algo de la nada.”

 Ese versículo que está ahí es una definición de un milagro. Aquí está lo que pasa en un
milagro. O Dios da vida a algo que estaba muerto o Dios crea algo de la nada. De eso se
trata. Eso es lo que Dios puede hacer. Puede dar vida a una profesión muerta, a un
matrimonio muerto, a sueños muertos, a finanzas muertas, y puede sacar algo de la nada.
Jesús dijo, “Cualquier cosa es posible si tienes fe.”

 Date cuenta de algo muy importante. ¿En que puso Abraham su fe? ¿En qué creía?¿Creía
en sí mismo? No. ¿Creía en sus sentimientos? No. ¿Puso su fe en la fe? No. ¿Practicó el
pensamiento positivo? No. Él creía en Dios.

2. EVITA LAS DISTRACCIONES

• Siempre corremos peligro al escuchar las voces equivocadas.

• Como consecuencia de su impaciencia y de no esperar en Dios, Sara obtuvo un hijo por


medio de Agar, pero también recibió muchos días de conflictos, dolores, penas y
dificultades.

• Nos privamos de lo mejor de Dios

• Retrasamos el propósito de Dios en nuestra vida.

• Padecemos discordia.

• nuestra atención se ha desviado de Dios a nuestras circunstancias


• comenzamos a tomar decisiones basadas en nuestro razonamiento humano y no en nuestra
fe en Dios

 La tercera cosa que haces cuando esperas por Dios es…

3. AFERRATE A LAS PROMESAS DE DIOS.


 La Biblia dice en Romanos 4:18 “Cuando la esperanza murió en él, Abran siguió esperando
con fe. Confiaba en la palabra de Dios. Circula “cuando la esperanza murió en él.”

 ¿Te has sentido así alguna vez? ¿Qué la esperanza estaba muriendo dentro de ti?

 ¿Cómo sabes que la esperanza está muriendo dentro de ti? Empiezas a usar la
palabra “nunca.” “Nunca me voy a casar.. Nunca vamos a tener un bebe... Nunca volveré
a ser feliz... No cambiare nunca… Nuca vamos a salir de deudas..” La esperanza muere
dentro de ti. ¿Qué haces cuando la esperanza empieza a morir dentro de ti? ¡Te vas de
vacaciones! No.

 Date cuenta de lo que haces, “Cuando murió la esperanza en él, Abraham continuó
esperando con fe.” Circula “esperando con fe”. Esto no es sencillamente hacerse ilusiones,
no es simplemente pensamiento positivo. Es esperar con fe. Fe en Dios. Sigues creyendo.

 ¿Cómo sigues creyendo cuando te sientes como para dudar? ¿Cuándo te sientes como
para dejarlo? Lo dice aquí “Él confió en la palabra de Dios

 Si vas a ser un hombre / mujer de fe tienes que apropiarte de las promesas de Dios en tu
vida. Incluso aquí otra vez–confía en lo que Dios ha prometido. Él confió en la palabra de
Dios y esto fue lo que le mantuvo cuando la esperanza quiso dejarle.

 Romanos 4:18 “Aunque parecía que la esperanza de Abraham no podía realizarse, fue el
padre de muchas naciones exactamente como Dios había prometido.” Fíjate en la palabra
“parecía”.

 Las cosas nunca son tan sombrías como parecen si las miras desde el punto de vista de Dios.
Los discípulos siguieron a Jesús por tres años. Pensaron que iba a establecer su reino y que
ellos iban a ser dirigentes y un día miran hacia arriba y ven a Jesús colgado de una cruz y
está muerto. Hablando de un callejón sin salida. Estaban hechos polvo. Ahí está el Mesías.
Es el Hijo de Dios. ¿Cómo es posible que esté colgando de una cruz? No sabían que faltaban
sólo un par de días para la Pascua. Dios se especializa en dar la vuelta a situaciones muertas
y en resucitar situaciones que parecen no tener esperanza cuando confiamos en las
promesas de Dios.

 Circula “exactamente”. “Fue el padre de muchas naciones exactamente como Dios había
prometido.” Una promesa sólo es tan válida como la integridad del que promete. Y Dios no
puede mentir.
La cuarta cosa que haces cuando estás esperando en Dios…

4. AFRONTA TU REALIDAD CON FE.


 Enfréntate con ellos. Pero enfréntalos con fe. Reconoce los hechos de tu vida con fe.
Romanos 4:19-20 dice, “Sin debilitarse en su fe, reconoció el hecho de que su cuerpo estaba
como muerto… y que también estaba muerta la matriz de Sara. (Esta siendo muy directo
aquí.) Pero él no flaqueo con incredulidad...” la traducción de la palabra de Dios dice, “A
través de la fe reconoció el hecho de que...”

 Abraham reconoce que él y su mujer han pasado los días de tener hijos. Tiene 99 y su mujer
89 y es médicamente imposible que vallan a tener hijos. No deniega los hechos. Se enfrenta
con ellos con fe.

 Esto es muy importante, entiéndelo: la fe no ignora la realidad. La fe no pretende que no


tienen problemas La fe no actúa como si no hubiera ninguna dificultad. La fe no deniega.
¡Favor de oír esto! Mucha gente piensa que lo es. Fe es enfrentarte con los hechos de tu
vida sin que te desanimes con ellos. Eso es fe. No es negar que tienes problemas. No es
negar que estás enfrentándote con un callejón sin salida o una situación sin esperanza desde
el punto de vista humano. Es enfrentarte con los hechos problemáticos en tu vida sin
desanimarte con ellos. Eso es la fe verdadera.

 Algunos de ustedes se están enfrentando al cáncer. Algunos tienen a alguien que aman
enfrentándose con el cáncer ahora. No puedes negar el diagnostico pero puedes revelarte
en contra del veredicto. Gran diferencia. No puedes negar el diagnóstico “No tengo cáncer.”
Si, lo tienes. “No tiene cáncer.” Si lo tiene. No puedes denegar la diagnosis. Eso es fantasía.
Es denegarlo. Pero puedes desafiar el veredicto.” Puedes desafiarlo y decir, “vamos a
trabajar con esto y vamos a trabajar con esto y vamos a hacer todo lo que podamos para
vencerlo y desafiar el veredicto.

 Algunos de ustedes tienen que pasar por profundos sufrimientos legítimos. Las cosas no
salieron como planearon. Lo que soñabas para tu vida no va a suceder.

 Pero no te tienes lastima a tí mismo. Crees que Dios sabe más y dices, “Sí, no salió como
planeaba pero Dios tiene mejor plan.” Eso es fe. “Si, las cosas no salieron como pensaba
pero creo que Dios no ha terminado con mi vida y que está trabajando en mi vida y Dios me
tiene guardadas cosas buenas todavía.” Eso es fe.

 No tengas miedo de contemplar las circunstancias, así como Abraham contempló su propio
cuerpo y no dejó de creer. Si vas al médico y el resultado de un examen dice que tienes un
tumor canceroso, di con fe: “no importa, por Su herida fui curado, le creeré a Dios”.
Contempla la crisis sin debilitarte. Si te llaman a la oficina del jefe y existe una alta
probabilidad de que te despidan por la crisis económica, dale la cara al problema y di: “no
importa, cuando Dios cierra una puerta, siempre abre otra, saldré adelante”.

 Y finalmente...

5. CELEBRAS POR ANTICIPADO


 Tienes expectación – esperas con alegría que Dios va a actuar en tu vida y va a hacer las
cosas buenas incluso cuando no es la manera en que lo planeaste. Va a hacer cosas buenas.
Esperas que el actúe. Romanos 4:20-21 “Abraham nunca dudó. Creyó a Dios por fe y la
confianza creció más fuerte y él alabó a Dios por sus bendiciones antes de que pasaran.
Estaba seguro de que Dios era capaz de hacer cualquier cosa que prometiera.”

 Un día Jesús fue a la tumba y alguna gente le pidió que resucitara a Lázaro de los muertos y
él fue y oro, ”Padre, Te doy las gracias porque ya me has escuchado.” ¿Qué estaba
haciendo? Dando gracias a Dios por adelantado.

 Porque cuando Dios libera hay 2 tipos de liberación...

1. Liberación circunstancial. En ese tipo de liberación Dios cambia la situación.


Milagrosamente da la vuelta a la situación. Dios va a hacer eso muchas, muchas veces en
tu vida. Pero no lo va a hacer siempre. Va a hacer muchos milagros en tu vida pero no
siempre va a cambiar la situación.

2. Algunas veces hace liberación personal y te cambia a tí. Y tú obtienes una


perspectiva más amplia, obtienes una fe más profunda. Obtienes más carácter. Una
actitud mejor. Y Dios te cambia y deja la situación. Liberación personal.

 Dios no ha prometido quitarte todo tu dolor. Dios no ha prometido que todas las personas
que amas van a vivir todo lo que tú quieras que vivan. Dios no ha prometido que no vas a
tener dificultades, que nunca vas a tener callejones sin salida, que nunca vas a tener
retrasos. No ha prometido quitarte todo el dolor. Ha prometido darte la fuerza para
aguantarlo. Y ha prometido que un día en última instancia te va a liberar con el cielo donde
no hay pena, sufrimiento, tristeza y dolor.

Oración:
¿Estás en un callejón sin salida esta mañana? Jesucristo puede cambiar tu callejón sin salida
sin esperanza en una esperanza sin fin. Así que cualquier problema que parezca sin
esperanza para ti, te urjo a darlo y a dar tu vida a Jesucristo ahora mismo. Di, “Jesucristo, te
doy mi problema y te doy mi vida ahora mismo.” El callejón sin salida en el que se
encuentran tal vez no sea infertilidad pero es muy doloroso. Dáselo a Jesucristo y pídele que
te libere.

Verwandte Interessen