Sie sind auf Seite 1von 11

INFORMACIÓN SOBRE PUEBLOS ORIGINARIOS AMERICANOS

Conceptos:

Los pueblos originarios americanos en el siglo XV.

 Mayas, aztecas e incas y sus modos de transformar la naturaleza para producir alimentos
 Semejanzas y diferencias con relación a tributos, trabajos, trabajadores, herramientas y técnicas
utilizadas.
 Características de la estratificación social, distribución de tareas y funciones en campesinos,
esclavos y nobles.
 Diversidad cultural de los pueblos originarios en el pasado y en el presente.

Colón descubre América en 1492

Tanto los aztecas, como los incas y los mayas fueron tres de las grandes civilizaciones prehispánicas que a
día de hoy nos sorprende saber de ellas puesto que son muchos los conocimientos que a lo largo de la
historia hemos obtenidos.

Aztecas

El Imperio Azteca tuvo su origen en el siglo VIII (año 701 comienza este siglo)

Fue una civilización mesoamericana (comprende México y gran parte de América Central) ubicada en
la zona central y sur del actual México entre las costas del Atlántico y Pacífico de los siglos XIV y XVI d.C.

El Imperio azteca (o el también conocido Imperio mexica) surgió como una serie de alianzas de diversos
pueblos pertenecientes a América central, éste era un pueblo nómada, que fue de un lado para otro
siendo siempre desterrado por los pueblos colindantes (pueblos seguidos). Se cree que llegaron del norte
de México y que bajando llegaron al valle donde se asentaron en un emplazamiento vacío que nadie
quería, una isla dentro del lago Texcoco. Allí crearían su ciudad Tenochtitlán y desde ahí comenzaron a
realizar una serie de alianzas para poder beneficiarse, hasta que acabaron absorbiendo a los pueblos de
ésta, para luego entrar en contacto con otras culturas cercanas. Una vez dominados a estos dos grupos,
se les impuso un sistema de tributación anual, además de imponer su lengua, el náhuatl.

Más adelante se promovió una serie de actuaciones militares para acabar con todas las lenguas diferentes
que existieran en el interior de Mesoamérica (lugar de dominio del Imperio), por ello encontraremos una
expansión que llegaría a los lugares conocidos actualmente como: México, Veracruz, Puebla, Oaxaca,
Guerrero, Chiapas, Estado de Hidalgo y gran parte de Guatemala.

A pesar de dicha expansión, debemos saber que hubo gran resistencia al abandono de las demás lenguas
existentes y, aunque el náhuatl fue utilizada como lengua franca (propio de la tribu), no fue adoptada para
más usos.

Por otro lado, debemos hablar de su periodo de vida, el cual va desde el año 1325 hasta la conquista por
Hernán Cortes en 1521, acabando así una forma de gobierno bastante autoritaria que había casi acabado
con gran parte de las poblaciones que desde antes de la llegada de los mexicas habitaban en dichas tierras.

El personaje principal era el Tlatoani, similar a la figura del emperador.

Este era el que tomaba todas las decisiones concernientes al Imperio, aunque por norma general se dejaba
aconsejar por una corte. Dicho personaje era elegido de entre una élite, es decir, que no era hereditario.
Tras este, los personajes más importantes eran:

 Cihuacóatl: era el encargado de la administración de la tributación, la religión y de la justicia. Por


tanto estamos ante el hombre más fuerte tras el Tlatoani.

 Tlacochcálcatl/Tlacatécatl: era el jefe del ejército.

 Huitzncahuatlailótlac: el juez principal.

 Tlatoque: era el jefe de una provincia o distrito.

 Tecutli: juez y recaudador de los tributos en las provincias.

Tras la anexión de un nuevo territorio al Imperio, este era dividido en provincias, las cuales solían realizarse
de una manera que rompieran la cultura que allí habitara para que de esa manera el control fuera mucho
más efectivo. A cada una de ellas era enviado un gobernador, para que se encargara de supervisar que
todo fuera correctamente.

Organización social

La civilización estaba dividida en veinte clanes, a los cuales se les llamaba calpullis, esto lo podemos
asimilar si queremos a los clanes que había en Roma. Dentro de cada clan encontraremos a su vez una
serie de subdivisiones según su estrato:

Nobles
Era la élite y por tanto los únicos que podían acceder a dirigir el gobierno o a tener cargos dentro de la
religión. La única diferencia al respecto con otras civilizaciones es que estos también debían de pagar
tributos.

 Sacerdotes – Tenían gran autoridad y poder, más que el resto, ya que los aztecas se caracterizaron
por ser un pueblo fundamentado en la religión y la milicia.

 Jefes militares – Disfrutaban de ser parte de la élite militar y religiosa de la región. A los altos
funcionarios se les denominaba tecuhtli, y representaban cargos administrativos y militares.

 Tlatoani – Soberano azteca, quien era elegido de entre los jefes militares para encargarse de la
región. Gobernador.

Macehualtin

O también conocidos como la gente normal, a este grupo pertenecían los campesinos, comerciantes y
artesanos. Todos ellos eran personas libres y no tenían tierras propias (eso solo quedaba reservado a los
nobles), además debían de pagar una serie de impuestos.

 Comerciantes (denominados pochtecas) – Se les reconocía un alto grado de prestigio por gozar de
muchas posesiones debido a su actividad comercial. Los artesanos eran patrocinados por alguno
de los altos funcionarios y gozaban de cierta libertad laboral, porque no se les obligaba a realizar
trabajo colectivo ni forzado.

 Hombres libres – Llevaban una vida muy parecida a cualquier ciudadano de hoy, generalmente
eran aquellos que tenían un cierto poder adquisitivo aunque no suficientes privilegios ni bienes
como un comerciante.

Tlatlacotin

Eran los esclavos, que solían ser prisioneros de guerra, personas que habían cometido algún delito o
aquellas que habían obtenido una serie de deudas y no podían pagarlas. En este último caso eran
esclavizados durante un periodo de tiempo y luego volvían a la libertad.

Prisioneros de guerra – Eran una especie de esclavos pero con la oportunidad de llegar a ser libres y tener
posesiones como cualquier hombre libre. Esto dependía de su patrón en cuestión.

La economía del Imperio azteca


El comercio que poseían estaba basado en el trueque, siendo en su mayoría objetos artesanos, alimentos
y algunos elementos de lujo que tenían mucha relación con indumentarias realizadas con adornos de
plumas y tejidos de algodón. Otra de las fuentes de comercio importante serían los esclavos, pues los
nobles tendrían una gran cantidad de ellos, al igual que el Estado.

La industria la podemos dividir en minera, muy relacionada con la obtención de la obsidiana, la cual se
obtenía de la sierra madre sur y occidental. Con dicho material se realizaban las armas, vasos, collares, Y
por otro lado encontraremos la industria textil que tenía una gran importancia dentro de la población.
Aquí encontraremos el algodón y las plumas de los pájaros como elementos principales de esta, siendo de
gran valor para los aztecas.

Se trataba de un imperio absoluto dividido y organizado en provincias tributarias al mando de un solo


emperador. Por lo que respecta a la sociedad, esta estaba dividida por tres grupos sociales, los nobles,
plebeyos y esclavos.

Los nobles solo eran aquellos de nacimiento, los guerreros y los sacerdotes, los plebeyos eran los
artesanos, agricultores y constructores, algunos de ellos tenían el derecho a tener una vivienda propia,
mientras que otros tan solo tenían derecho a arrendarla; y los esclavos que para distinguirlos del resto de
la sociedad estos llevaban colgado un collar de madera con anillas en las espaldas para que no resultase
tan fácil una posible huida por aquellos espacios más estrechos, en el caso de que lo lograse y llegase hasta
un templo o el palacio real con el puesto podía recuperar su libertad.

La base de su economía giraba en torno al cultivo de maíz, las tierras eran trabajadas por toda una
comunidad, siendo algunas reservadas para el alimento del rey y sus súbditos.

En base a la cultura, tenemos que decir que desde pequeños los aztecas recibían una educación bastante
estricta, donde a las mujeres se les enseñaban a ser discretas y a realizar todas aquellas labores
relacionadas con el hogar. A los niños se les daba una vocación guerrillera, endureciéndoles el carácter
con castigos severos, también se les enseñaba ideales de justicia.

Debido al poder militar de este pueblo, lograron someter a otros pueblos de Mesoamérica y
constantemente les pedían un tributo que consistía en pagar parte de sus alimentos y otros
materiales entre los que figuraban el maíz, el chile, el cacao, el fréjol, el algodón, la miel, cerámicas, armas,
ropa, animales, entre muchas cosas más. Todas estas toneladas de alimentos y materiales eran enviados
al imperio azteca.
Cultivo

Cada hombre tenía el derecho de poder cultivar en un pedazo de tierra para poder sobrevivir él y su familia.
Es evidente que acto de cultivar en parcelas para los aztecas era obligación para la supervivencia de las
familias. En ellas se realizaban cultivos hechos de tabaco, porotos, cacao, maíz, mandioca, algodón, entre
otros. Dentro de sus costumbres podemos mencionar que cada cinco días realizan grandes ferias donde
en ellas se realizaban las transacciones comerciales de forma muy abundante con la peculiaridad que no
se pagaba con monedas, sino que se realizaban permutas o trueques.

Los aztecas realizaron un sistema de cultivos conocidos por ser llamados Cultivo en Chinampas se trata de
verdaderas islas flotantes que se encuentran justamente en el gran lago mexicano este tiene unos cinco
metros de fondo como máximo. Los aztecas amontonaban en las orillas todo el lodo posible del fondo
lacustre esto a su vez era protegido por con una empalizada, cuando esto ya estaba listo se procedía a
hacer la siembra donde se llegara a asegurar su irrigación.

¿Cómo construir una chinampa?

Para poder construir una chinampa, el primer paso es colocar arbustos y árboles en forma de hileras en el
agua constituyendo grandes espacios rectangulares. dichos espacios rectangulares se abarrotaban con
material vegetal y tierra, el mismo tiene que sobresalir alrededor de dos metros sobre el nivel de las aguas,
en este lugar se proceden a plantar varias especies de maíz y también otros productos de origen vegetal
Pudiendo alcanzar un beneficio de cuatro cultivos de forma anual.

Herramientas y equipo

Fabricaban una variedad de armas y herramientas a pesar de que no tenían acceso a hierro o cobre. En su
lugar, hicieron uso de la andesita, que era una forma de roca volcánica distinta de la obsidiana y más
adelante, del bronce. La obsidiana era un vidrio volcánico fuerte y quebradizo y tenía una gran importancia
en la tecnología azteca para la fabricación de herramientas y armas. Varios tipos de herramientas e
instrumentos eran fabricados con estos materiales incluyendo la vara de excavación llamada “uictli”, varas
para encender leña, hachas de cobre, un garrote madera que contenía trozos afilados de obsidiana
llamada macuahuitl y otros.

Uictli: El recurso de fabricación de herramientas era la madera, utilizada para fabricar una de las
herramientas de trabajo más tradicionales de México, todavía empleada hoy en día por los campesinos
pobres de todo el país, la clásica vara de excavación de madera. Llamada uictli en náhuatl, era vital para
las cosechas, y sin el uso de fósforos, la madera se usaba en su forma más simple para elaborar varas para
encender fuego, las cuales que se frotaban juntos vigorosamente y a gran velocidad.

Metalurgia: Cuchillo azteca. Fue solo en los últimos siglos antes de la conquista española que el trabajo
en metal llegó a México, probablemente por mar desde Sudamérica. Fueron los tarascos (que nunca
fueron derrotados por los aztecas y cuyas tierras al oeste del Imperio Azteca formaban el segundo estado
más grande de la época) quienes eran expertos en la fabricación de herramientas de cobre y bronce e
incluso de armas. Los ejes de cobre, así como los granos de cacao y las capas de algodón, eran valorados
por los aztecas como una especie de moneda.

La tecnología azteca utilizada para fabricar armas se basaba principalmente en el uso de la piedra y el
cobre. Esto se debía a que los aztecas no tenían acceso al hierro y el bronce. Antes del uso del cobre para
fabricar armas, ellos dependían básicamente de la obsidiana y el chert. Una de las armas más innovadoras
utilizada por los aztecas era la llamada macuahuitl, el cual era un garrote de madera con piezas afiladas de
cristal volcánico. Se utilizaba para incapacitar a un soldado enemigo sin matarlo.

Para cazar, usaban arcos y flechas en el lago Texcoco, que era muy rico en aves y pájaros de diferentes
especies. Aunque la caza era más un pasatiempo de la nobleza que una actividad económica. A diferencia
de la pesca que ayudaba como complemento de la economía casera. Los peces recogidos con redes o
arponeados se incluían en el menú y podían consumirse tanto crudos como cocidos.

Incas

El origen de la etnia incaica es sudamericano, concretamente del valle de Cuzco en Perú. Más tarde
abarcaría gran parte de la zona andina del subcontinente, dominando a todos los pueblos que hallaban a
su pasó. Surgió a finales del siglo XII (comienza 1101) y se prorrogó también hasta la conquista española.

Fue otra de las grandes civilizaciones en este caso precolombina (antes del descubrimiento de América)
que llegó a expandirse por gran parte de la meseta ecuatoriana, norte de Perú, una pequeña parte del
este Bolivia, Chile y la parte norte de Argentina.

Su inicio en el año 1438 cuando el inca Pachacutec junto a su tropa conquista unas tierras limítrofes a
Cuzco, hasta el 1572 cuando fueron vencidos por el ejército del Virrey Francisco de Toledo.

Se trataba al igual que el anterior de un imperio, pero en este caso teocrático donde el emperador era
considerado también un Dios (o más bien un trabajador de Dios) y como tal había que adorarlo como
cualquier otra divinidad. Era denominado hijo del sol.
El imperio a su vez estaba dividido en cuatro distritos conforme a los puntos cardenales con referencia a
Cuzco, Antisuyu (al este), Condesuyu (al oeste), Collasuyu (al sur), Chinchasuyu (al norte).

También había una especie de virreyes, llamados los cuatro copas, que gobernaban las cuatro regiones en
las que se dividía el imperio inca. Vivían principalmente de su producción agrícola. Utilizaban técnicas
avanzadas que se adecuaban a las dificultades de los terrenos andinos. Los productos que solían cultivar
eran los frijoles, el algodón y la papa.

Por lo que respecta a la sociedad, la base de esta era el ayllu, formada por un grupo de personas que se
creían descender de un antecesor común, este grupo estaba encabezado por un regidor que recibía el
nombre de curaca.

Su base principal económica era la agricultura, además fueron los primeros en utilizar fertilizantes para
las tierras. No conocieron ni la moneda ni el mercado por lo que los intercambios comerciales se daban a
través de lazos de familiaridad.

En base a la cultura se trató de una civilización muy avanzada en cuanto a sistemas de fortificaciones, con
la construcción de grandes templos y pirámides, también construyeron una gran red de caminos, canales
de regadío… Conocieron el calendario y sustituyeron la escritura por los quipus, un sistema de nudos y
cuerdas que los incas utilizaban para llevar la contabilidad y enviar mensajes.

Los Incas impusieron su modo de vida en las zonas que iban conquistando. Para cuando los españoles
llegaron, la mayoría del área de los Andes había sido totalmente controlado bajo las leyes de los Incas.

En la sociedad inca, las clases sociales estaban bien diferenciadas. El clan incaico nutrió la aristocracia
(grupo de personas que destaca de los demás), de la que procedían el alto clero y el alto mando militar y
político. Esta nobleza incluía a los miembros de la familia del inca, sus funcionarios y delegados y a los
oficiales del ejército.

El estrato social posterior estaba compuesto por una nobleza inferior, formada por los caciques locales y
por los funcionarios de baja categoría. Más tarde estaba el resto del pueblo, los artesanos y agricultores.
En el último estamento se situaban los esclavos. La unidad social fue la gran familia, llamada ayllu,
compuesta por los descendientes de un mismo antepasado común y constituía una unidad endogámica
en los aspectos económicos, militar y religiosos.

Agricultura
Los andenes son terrazas agrícolas artificiales que sirven para obtener tierra útil para la siembra en las
laderas andinas. Permitían aprovechar mejor el agua, tanto en lluvia como en regadío, haciéndola circular
a través de los canales que comunicaban sus diversos niveles, con esta medida evitaban al mismo tiempo
la erosión hidráulica del suelo. Los andenes no sólo servían para el cultivo del maíz, sino para el cultivo de
diferentes productos agrícolas, y aún para diferentes usos: para sembradíos, para evitar la erosión, para
el lavado de la sal mineral.

Los antiguos peruanos del Cuzco, al no tener yunta por la falta de animales para realizar sus labores
agrícolas, utilizaron el arado de tracción humana que denominaban a tajlla o chaquitaqlla, que es un palo
puntiagudo, con una punta un tanto encorvada, que a veces era de piedra o de metal. Antes de su terminal
tenía esta herramienta otro palo transversal, el agricultor apoyaba su pie para hundirlo en la tierra y luego
hacer el surco. Las herramientas manuales incas empleadas en la agricultura no han podido ser superadas,
sobre todo cuando se trata de trabajar en las laderas andinas o en ámbitos limitados.

La importancia de la agricultura llevó a los incas a buscar fertilizantes para sus cultivos. La información que
poseemos sobre abonos procede de la costa y manifiesta el aprovechamiento de recursos naturales
renovables. Los principales abonos empleados son nombrados por los cronistas y fueron usados sobre
todo para la producción de maíz. Un primer abono consistía en enterrar junto con los granos, pequeños
peces como sardinas o anchovetas. Una representación de este sistema estaba pintada en los muros de
uno de los santuarios de Pachacámac donde figuraba una planta de maíz germinando de unos pececitos.
El segundo abono usado era el estiércol de las aves marinas que por millares anidan en las islas del litoral.
El recurso llamado guano se formaba por las deyecciones de las aves y los costeños tenían por costumbre
extraer el guano de las islas. El tercer recurso renovable provenía del mantillo de hojas caídas de
los algarrobos y guarangos utilizadas para mejorar los suelos.

En tiempos pre-hispánicos se crearon en las punas las llamadas cochas o lagunas artificiales usadas para
cultivar y para dar de beber al ganado. Estas lagunas pueden ser redondas, alargadas o rectangulares, y
están compuestas por un gran número de surcos simétricos que recolectan el agua de las lluvias y la
conducen entre los camellones de los surcos. El agua no debe empozarse más de un día por temor a podrir
los sembríos. En sus bordes crecen pastos consumidos por el ganado que actualmente aprovechan
las cochas abandonadas.

Mayas
En el caso de los mayas se distinguen tres periodos en su historia. Por un lado el formativo, entre el año
1500 y 300 A.C. Por otro, el clásico entre los 300 y el 900. Y por último el postclásico, desde el 900 hasta,
de nuevo, la llegada de los españoles.

La ubicación geográfica del Imperio Maya es Mesoamérica, zona que abarca las costas del Pacífico hasta
llegar a la península del Yucatán, territorio que cuenta con extensos bosques tropicales y que fue el lugar
en el que esta civilización precolombina se asentó para desarrollar su sociedad y cultura. Controlaron casi
28.000 kilómetros cuadrados de territorio en los que se incluían zonas de los actuales países de México,
Guatemala, Honduras y Belice. Gracias a las capacidades ofrecidas por el territorio en el que estaban
asentados, pudieron llevar a cabo un eficaz sistema de agricultura y desarrollar importantes ciudades-
estado como Tikal, Chichen-Itzá, Copán y Palenque.

La civilización maya clásica apareció en la parte central del norte de Guatemala y, desde allí, expandió su
influencia a otras poblaciones tribus precolombinas. El desarrollo y permanencia de este Imperio fue tan
importante gracias a que se encontraban en una posición geográfica estratégica, es decir, el territorio
estaba rodeado de altas montañas y grandes ríos que impedían el ataque o invasión de otras civilizaciones
colindantes.

Llegaron a su fin por circunstancias ajenas a la invasión española. Fueron un pueblo que lograron grandes
avances en el terreno tanto económico, como social y cultura siendo los creadores de los famosos
calendarios, una medición muy precisa del tiempo.

Fue una gran civilización antigua que, pese a que no tenía escritura, adquirió grandes avances y
conocimientos relacionado con la observación astronómica, algo que les permitió crear toda una creencia
religiosa y filosófica sobre los orígenes del ser humano y la vida tras la muerte.

Organización económica del Imperio Maya

Al principio la economía del Imperio Maya era muy simple, pero a medida que el imperio se va
expandiendo comienzan a aparecer diferentes trabajos y, por tanto, la división de los mismos produce una
división, también, de la sociedad en diferentes clases sociales.

De todas formas, la agricultura y la ramadería era la principal base de la economía maya y, de hecho, se
cree que su propio sistema agrícola fue el causante de que la civilización llegara a su fin. El motivo es que
su agricultura se basaba en derribar árboles y arbustos para quemarlos y poder sembrar las tierras cuando
comenzaban las lluvias. Se han descubierto obras hidráulicas en el territorio Maya que nos indica la gran
explotación que conseguían hacer a la tierra.

Organización social del Imperio Maya

Al inicio, la sociedad maya estaba compuesta por diferentes familias que compartían un mismo territorio,
cultura y lengua. Pero, con el tiempo, con la expansión del Imperio, fueron admitiendo a más personas
que no fueran de la misma familia y que, además, también pudieran trabajar en diferentes sistemas
derivados de la agricultura: el cultivo del cacao, del algodón, etcétera.

Así fue como se fueron formando las ciudades-estado Maya que se multiplicaron durante la época clásica
y en cuyo centro vivía la clase gobernadora que dirigía el territorio. Los profesionales especialistas en algún
campo (artistas, constructores, artesanos, etc.) vivían también en la ciudad pero no en el centro y, en
cambio, los campesinos estaban relegados al mundo campestre. También existía otro estrado social, los
esclavos, que eran delincuentes, prisioneros de guerra o huérfanos.

El Imperio Maya comenzó a desvanecerse a finales del VIII hasta el IX; durante este periodo, las zonas
habitadas en el sur se habían ido abandonando y, poco a poco, toda la zona que antiguamente había
ocupado el Imperio fue desapareciendo progresivamente. Sus construcciones y templos quedaron
abandonados y cuando llegaron los cristianos ya no había rastro de aquel esplendoroso pueblo.

De todas las teorías sobre el fin del Imperio Maya la que más fuerza está cogiendo es que en el periodo
mencionado hubo una fuerte sequía que dificultó la agricultura y la vida en esta región. Además no
debemos olvidar que la economía Maya se basaba en quemar los árboles para poder crear campos de
cultivo y, por tanto, agotaron al máximo los recursos que su tierra podía llegar a ofrecerles hasta que ya
no pudieron sustentar a la población que se había adherido al Imperio.

Hay otros expertos que creen que la desaparición de los mayas se debe a las guerras constantes entre las
diferentes ciudades del territorio. Pero en lo que la mayoría de los historiadores coinciden es que lo más
probable es que fuera una mezcla de estas tres circunstancias (es decir, la sequía, el agotamiento de los
recursos y las guerras) lo que provocó el fin de la civilización Maya.

Cuando los españoles llegaron a las tierras que habían sido habitadas por los maya se encontraron
únicamente con algunos habitantes que vivían de forma agrícola y con ruinas enterradas bajo vegetación
de lo que, antes, había sido un gran imperio.
los mayas nunca lograron tener una organización política organizada por lo que generalmente podríamos
decir que estuvieron constituidas por ciudades estados con gobiernos independientes, siendo la ciudad
principal Yucatán.

La sociedad sí que estaba mejor jerarquizada, Halach Uinic se traba de la autoridad política, un cargo
totalmente hereditario de género masculino, encargado de delegar las responsabilidades a las autoridades
menores (bataboob) a cargo de un poblado; también nos encontramos con una corte dominante donde el
sacerdote recibía el nombre de Alma Kan.

La base económica era la agricultura, con el cultivo del maíz, pero también del algodón, camote, frijoles,
cacao, yuca. Como unidad de cambio utilizaban sobre todo las semillas de cacao y otros materiales como
el oro, la plata, plumas de colores y conchas de mar.

Por lo que respecta al tema de la cultura podríamos decir que los mayas se destacaron sobre todo por la
construcción, siendo su principal hallazgo un sistema de falsa bóveda para cubrir los espacios más
alargados, además contaban un calendario muy conocido hasta la creación del gregoriano y un sistema
de escritura donde reflejaban sus tradiciones y mitología.