Sie sind auf Seite 1von 10

TRABAJO ESCRITO

ESCRITO SÍNTESIS SOBRE AUTORES COGNITIVOS, CONDUCTUALES,


HUMANISTAS, EXISTENCIALITAS Y FENOMENOLOGICO.

PRESENTADO POR:
CHARLIE FABIÁN RODRÍGUEZ ISIDRO
ID: 639954

TUTOR:
CLAUDIA ISABEL ROJAS PATIÑO
DIFERENCIAS INDIVIDUALES
NRC: 17611

CORPORACIÓN UNIVERSITARIA MINUTO DE DIOS


UNIMINUTO
PSICOLOGÍA IV SEMESTRE
SEDE COLEGIO EL ROSARIO
BUCARAMANGA
2019
INTRODUCIÓN

Actualmente en psicología, existen muchas teorías que tienen como finalidad aumentar
nuestro bienestar emocional así como nuestra propia motivación para que llevemos a cabo
nuestro objetivos vitales y podamos experimentar los beneficios que trae consigo nuestro propio
desarrollo personal. Una de estas teorías es la de la motivación humana del psicólogo Abraham
Maslow quien identificó cuales son las principales necesidades de los seres humanos y las
clasificó en categorías de acuerdo a un orden jerárquico de importancia para la supervivencia y
nuestra propia capacidad de motivación.
Así como Bandura quien con su teoría se refiere a la conducta que adquiere el individuo
desde su niñez es por medio de observación e imitación, esto influido mediante la interacción
social. Es decir cuando un niño vive bajo un entorno de violencia al observar este tipo de acto los
imita, o por el contrario digamos que el niño viva bajo un entorno espiritual su conducta se ve
reflejada con una actitud más tranquila.
Albert Bandura.
Teoría Cognitivo-Social.

Albert Bandura. Nace Mundare, Canadá, 1925, Psicólogo y pedagogo canadiense.


Graduado en 1949 en la Universidad de Columbia Británica, estudió posteriormente psicología
clínica en la Universidad de Iowa y prosiguió luego su formación en Wichita y Stanford.

Desde el inicio de su formación de posgrado, Bandura se interesó por aproximarse a la psicología


como una disciplina empírica, a pesar de estar rodado de conductitas, no llego a convertirse en
conductista, nunca encajonen la ortodoxia conductual.

Bandura se ha destacado como teórico y experimentador de la teoría del aprendizaje


social. Se interesó en particular por las causas de la agresión en los niños y aportó datos para
contradecir a los defensores de la idea de que las agresiones son una manifestación patológica
emocional e impulsiva y un método para conseguir lo que el agresor desea cuando las demás
opciones han fracasado. De igual forma se opuso a los psicólogos que pensaban que había un
nexo de unión entre la frustración y la agresión (teoría de Dollar y Miller).

Sus trabajos han constituido la vanguardia en la investigación del aprendizaje basado en la


imitación y observación de modelos; de hecho, la teoría del aprendizaje social se ha erigido en
un complemento fundamental de la teoría del aprendizaje significativo de David Ausubel y de
los modelos de aprendizaje de Bruner, más orientadas a la adquisición de conocimientos que de
conductas y ligadas a los estadios de Piaget. Para Bandura, lo que determina a las personas a
imitar modelos son los reforzadores y los castigos (tanto los recibidos por el modelo como por el
imitador). Las investigaciones que se han realizado con posterioridad acerca de los modelos
sociales que generan el hogar, la televisión o los grupos de amigos fueron estimuladas por sus
experimentos.

Bandura fue el impulsor del denominado enfoque socio-cognitivo de la personalidad, según el


cual el ambiente tiene una influencia trascendental sobre factores personales como el autocontrol
y el concepto del yo. A este proceso de interacción entre la conducta, pensamientos y
sentimientos del individuo, Bandura lo denominó "determinismo recíproco". También se le debe
la estructuración de técnicas terapéuticas muy satisfactorias basadas en la observación de un
modelo para curar fobias

La teoría del aprendizaje social

La teoría del aprendizaje social tiene en efecto como principal representante a Albert
Bandura. Según la teoría del aprendizaje social, las pautas de comportamiento pueden aprenderse
por propia experiencia (aprendizaje directo) y mediante la observación de la conducta de otras
personas (aprendizaje vicario). Esta teoría considera que la conducta de otras personas tiene una
gran influencia en el aprendizaje, en la formación de constructos y en la propia conducta. Este
último tipo de aprendizaje es el más habitual. Las conductas de cierta complejidad sólo pueden
aprenderse mediante el ejemplo o la influencia de modelos. La introducción de modelos de
comportamiento adecuados simplifica el aprendizaje. Se trata de poner en contacto al individuo
con modelos válidos y apropiados, para que los imite o se sienta modelado por ellos.

Uno de sus trabajos más conocidos es este del muñeco Bobo en el que estudia cómo los
niños aprenden la violencia. Él proponía que los patrones agresivos se producen desde la infancia
por la imitación que los niños hacen de las personas que les sirven como modelos (ya sean estos
sus padres, hermanos, compañeros o incluso en los medios de comunicación).
Para este trabajo empleo al muñeco Bobo que es un muñeco de estos inflables que recupera
siempre la posición vertical, en este caso con la cara de un payaso. Cogió a un grupo de niños en
edad preescolar y los dividió en tres grupos: uno que veía como un adulto le pegaba al muñeco,
otro en el que el adulto no le agredía, sino que jugaba con otras cosas, y un tercer grupo que no
vio nada.
Bandura pensaba que los niños que habían visto la agresión harían lo mismo con el
muñeco, que los que vieron un modelo pacífico serían los más pacíficos y que los que no vieron
nada se situarían en un nivel intermedio. Los resultados indicaron que, aunque no había
diferencias entre el grupo control y los que habían sido expuestos a un modelo pacífico, los que
observaron el modelo violento sí que copiaron estas conductas, ejerciendo la violencia con el
muñeco. Además, los niños copiaban más cuando el modelo coincidía con su mismo sexo y
además, estas conductas fueron más frecuentes entre los niños que entre las niñas.
Así, cuando nosotros levantamos el tono de voz, les amenazamos, gritamos o empleamos
cualquier otra manifestación agresiva, lo que estamos haciendo en realidad no es más que
enseñarles a usar estas mismas herramientas.

El modelado o aprendizaje por imitación fue estructurado por Bandura de acuerdo,


fundamentalmente, con cuatro procesos: la atención, la retención, la reproducción motriz y,
finalmente, la motivación y el refuerzo. No se puede aprender por observación si no se presta
atención. La atención se canaliza a través de la frecuencia de la interacción social y el grado de
atracción personal. Se imitan, por tanto, las conductas de las personas más vinculadas con el
individuo y entre ellas, las que resultan más atractivas. Así, la elección profesional por imitación
se realiza mediante el influjo de los modelos que con mayor frecuencia se hallan en el contexto
perceptual del individuo (familiares, profesores, compañeros, personajes de ficción, etcétera),
siempre que ofrezcan un atractivo personal y que estén dotados de un cierto prestigio social.

Para poder reproducir una actividad una vez desaparecido el modelo es preciso que las
pautas de respuesta hayan sido almacenadas previamente en la memoria a largo plazo; a este acto
se le denomina retención. El aprendizaje por observación supone aceptar la intervención de
funciones cognitivas, como la asociación, la integración de imágenes y recuerdos, la codificación
de señales y principalmente, el lenguaje. Las actividades escolares, los juegos y las actividades
pre-profesionales son ejemplos de imitación de conductas vocacionales que contribuyen a la
retención.

Para lograr la reproducción motriz de una actividad imitada se deben tener de las
habilidades motrices necesarias. Las aptitudes mínimas necesarias son un requisito previo para
intentar imitar una conducta profesional. La motivación favorable hacia la conducta presentada
por el modelo es un factor decisivo para la reproducción de esa actividad. La motivación
favorece, además, la atención, la retención y la repetición de la conducta observada. El refuerzo
actúa, a su vez, de tres maneras: heterorrefuerzo de la conducta imitada por el sujeto,
autorrefuerzo y refuerzo vicario. Este último es el mejor estudiado por Albert Bandura. El
refuerzo vicario actúa sobre el modelo, y sólo indirectamente sobre el observador, en la medida
en que lo imagina como expectativa de refuerzo. Se trata de un refuerzo anticipado que recibe el
sujeto al inferir las ventajas remotas que obtendrá al imitar una conducta determinada.
Abraham Maslow.
Teoría Humanista

Abraham Harold Maslow; Nueva York, 1908 - California, muere en 1970) Psiquiatra y
psicólogo estadounidense. Impulsor de la psicología humanista, que se basa en conceptos como
la autorrealización, los niveles superiores de conciencia y la trascendencia, creó la teoría de la
autorrealización que lleva su nombre.

La teoría de la autorrealización de Maslow se sitúa dentro del holismo y la psicología


humanista y parte de la idea de que el hombre es un todo integrado y organizado, sin partes
diferenciadas. Cualquier motivo que afecta a un sistema afecta a toda la persona. Maslow llevó a
cabo una crítica a las teorías sobre la motivación de Sigmund Freud y Clark L. Hull. Según
Maslow, el modelo de Freud sólo describe los comportamientos neuróticos de sujetos que no
toleran las frustraciones, mientras que la teoría de Hull trata exclusivamente de organismos
movidos por una situación de déficit.

Pirámide de Maslow
Frente a ellos, Abraham Maslow propuso una teoría del crecimiento y desarrollo partiendo
del hombre sano, en la cual el concepto clave para la motivación es el de necesidad. Describe una
jerarquía de necesidades humanas donde la más básica es la de crecimiento, que gobierna y
organiza a todas las demás. A partir de aquí existen cinco jerarquías o niveles, desde las que
proceden de la necesidad de supervivencia, que es relativamente fuerte, de naturaleza fisiológica
y esencial para la homeostasis, hasta las que se originan en la necesidad de crecimiento,
relativamente débil y de naturaleza más psicológica.

La jerarquía de necesidades humanas ordenadas según la fuerza (las fisiológicas son las
que tienen más fuerza o "dominancia" y las de autorrealización tienen menos fuerza) es la
siguiente: necesidades fisiológicas, necesidades de protección o seguridad, necesidades sociales
de amor y pertenencia a un grupo, necesidades de estima y reconocimiento (autoestima, confianza
en sí mismo) y, por último, necesidad de autorrealización, entendida como la realización de todo
el potencial que encierra el individuo.

Esos elementos cambiantes de la necesidad y el valor humanos hacen pensar que un


desarrollo organizacional efectivo debe incluir una serie de valores relacionados con la naturaleza
compleja del hombre. De poderse establecer organizaciones que propicien la formación de
individuos creadores, autorrealizados y responsables, cuyo valor sea fácil de ver en relación a los
criterios que se han sugerido para la efectividad organizacional, hay esperanza de poder lograr
desarrollar al “hombre del futuro”. El hecho de modelar a tal hombre en la organización de hoy
día plantea desafíos para el individuo y la gerencia. La organización contemporánea incluye todo
el espectro de experiencias humanas complejas y ricas a las que puede aplicarse esas nuevas formas
humanistas y existencialistas de pensar. No sólo deben hallarse modos de ajustar al individuo
diferente, sino que debe fomentarse en éste el ser diferente, logrando su “yo épico”, en el sentido
que le daba BertoIt Brecht, según el cual el hombre épico amplía constantemente sus horizontes,
cambia su forma de vida y avanza por caminos innovadores y de renovación. Hemos de apreciar a
este hombre y aceptar esa diversidad como necesaria para satisfacer la creciente tasa de cambio
que de encarar las organizaciones y la sociedad del futuro.

Teoría de la personalidad de Maslow La personalidad de cada uno se basa en su


naturaleza interna, que es biológica e innata, en parte individual y única y en parte común a otros
individuos. Entre los elementos comunes hallamos ciertas necesidades naturales (motivaciones).
Estas necesidades naturales básicas son: fisiológicas, de seguridad, de afecto y aceptación, de
autoestima y valoración y de autorrealización.
Estas necesidades naturales no llevan a la maldad, por lo tanto, la naturaleza interna del
ser humano no es mala. La maldad y la crueldad humana no están en la naturaleza, sino que
surgen de la frustración (cuando uno no puede satisfacer sus necesidades). La naturaleza interna
de cada uno tiende a ocultarse por la presión social y familiar, las expectativas etc.
Pero para vivir bien hay que sacarla a la luz, esto es un proceso y se llama
Autorrealización.
Maslow descubrió necesidades de afiliación y Afecto, dos tipos de necesidades de estima, una
alta y una baja. La estima alta concierne a la necesidad del respeto de uno mismo, e incluye
sentimientos tales como, confianza, competencia, logros, independencia y libertad. La estima alta
concierne al respeto de las demás personas, la necesidad de atención, aprecio, reconocimiento,
reputación, estatus, dignidad, fama, gloria e incluso dominio. La pérdida de estas necesidades se
refleja en una baja autoestima y el complejo de inferioridad.
Necesidad de Estima, está relacionada con el desarrollo afectivo del individuo, son las
necesidades de, asociación, participación, aceptación se satisfacen mediante las funciones de
servicios y prestaciones que incluyen actividades deportivas, culturales y recreativas.
CONCLUSIÓN

Los nuevos puntos de vista sobre el hombre, introducidos por los psicólogos humanistas
y existencialistas contemporáneos, consideran a la naturaleza humana tal y como puede llegar a
ser en lugar de expresar el punto de vista negativo sobre el hombre, tan común en el pasado. la
necesidad de comprender al individuo saludable, capaz de logro y de realización; hacen hincapié
en el punto de vista optimista de que el hombre es potencialmente creador e innovador, por
ejemplo, Maslow caracteriza a su “hombre autorrealizado” como una persona con un elevado
nivel de aceptación de sí mismo y de otros, una percepción superior de la realidad, franco, con la
capacidad para apreciar y la habilidad de un estadista para tomar un punto de vista respecto al
mundo, sentirse parte de la raza humana y manifestar independencia. Si se agregara otra
dimensión al hombre autorrealizado, sería la capacidad de crear, que es distinta al concepto de
espontaneidad de Maslow.

Una de las críticas más validas de esta teoría, es que la autorrealización se puede
conseguir sin necesidad de bienes materiales, en medio del mundo que nos rodea podemos llegar
hacer felices, con todo aquello que nos llena y nos hace sentir satisfechos, como escribir un libro,
ir de viaje y conocer nuevas culturas, todas aquellas cosas que nos lleven a la autorrealización.
BIBLIOGRAFIA

SOLLOD, Robert N.; WILSON, John P. y MONTE, Christopher F. TEORÍAS DE


LAPERSONALIDAD (Debajo de la máscara) México, Mc Graw Hill editores. 2009. (Octava
edición).

BIBLIOGRAFIAS. Y vida.

www.biografiasyvidas.com/biografia/b/bandura.htm

CENTRO de psicología

https://www.albertosoler.es/experimento-del-muneco-bobo-bandura-modelo-agresion/