Sie sind auf Seite 1von 2

proporcionalmente (supuesto no hay economías de escala), sin embargo al calcular el

coste unitario (coste total dividido por asistentes) el coste unitario, tendrá directamente un
comportamiento fijo, a ello se refieren los autores al decir que "Los costes variables totales
tienen un comportamiento fijo a nivel unitario e inversamente ocurre para los costes que
son fijos a niveles totales".
Ejemplos de costos variables:

 El consumo de combustible empleado en un vehículo.


 La depreciación de una maquinaria calculada en función de las horas de funcionamiento.
 Las comisiones de ventas pagadas a un vendedor.
 El alquiler de una dependencia en un centro comercial que tiene un pago en función de las
ventas que este realice.
Todos los ejemplos antes mencionados tienen en común que "hay algo que los hace variar",
en el caso del consumo del combustible varía en función de los kilómetros recorridos, la
depreciación en función de las horas empleadas, las comisiones en función de las ventas
realizadas al igual que el alquiler de la dependencia en el centro comercial.

 Coste fijo, estos costes son soportados por las empresas de manera independiente a la
cantidad producida, en consecuencia el coste no aumenta cuando sube la cantidad
producida, ni baja cuando lo hace la cantidad producida e incluso en el caso extremo hay
que soportarlos aun cuando la cantidad producida sea nula. En la realidad los costes solo
se comportan como fijos a corto plazo, pues a largo todos tienen carácter variable. En este
sentido el coste de alquiler de un local contratado por un año, será un coste fijo durante
ese tiempo anual que deberá ser pagado independiente de la cantidad fabricada o
vendida de un bien.
Ejemplos de costes fijos:

 La depreciación de un vehículo calculada en función de los años de vida útil.


 Cuota mensual por seguro de incendio
 Sueldo base de un vendedor de productos.
 Alquiler de un centro comercial sin componentes variables.
En todos los ejemplos anteriores el coste permanece independiente de que haya o exista un
nivel de actividad, es decir si la empresa cierra por vacaciones igualmente deberá asumir
estos costes.

Formulación de costes[editar]
El coste final en el método del coste completo[editar]
El método del coste completo parte de que todos los costes en que incurre una empresa
deben ser incorporados al coste final del producto. Los costes son en primer lugar clasificados
según su naturaleza, en una segunda fase los costes ya clasificados son distribuidos y
asignados a centros de coste que los aglutinan y posteriormente se imputan a los productos
que fabrica la empresa.
Coste básico o directo = Consumo de materias primas + Mano de obra directa + energía +
Otros costes directos
Coste industrial = Coste directo + Costos generales industriales de carácter indirecto + Mano
de obra indirecta de fabricación
Coste de explotación = Coste industrial + Costes generales de administración y venta + Mano
de obra indirecta de administración y ventas
Coste de la empresa = Coste de explotación + costes financieros

Véase también[editar]
 Armonía de los costos
 Contabilidad de costes
 Coste hundido
 Coste marginal
 Precio
 Presupuesto
 Valor económico