Sie sind auf Seite 1von 61

IMPUESTO A LA RENTA

GASTOS DEDUCIBLES
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

DEDICATORIA:

ESTE TRABAJO ESTA DEDICADO A TODA

PERSONA QUE BUSCA EL CONOCIMIENTO

CONTABLE Y LO HALLARÁ SI SE ESFUERZA,

YA QUE SU ESFUERZO SERA LA LLAVE

QUE LE ABRIRA LAS PUERTAS AL ÉXITO.

TRIBUTACIÓN I Página 2
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

INDICE

INTRODUCCIÓN 4

CAPITITULO I

PRINCIPIOS PARA ALA DEDUCCIÓN DE GASTOS

1.1. PRINCIPIO DE CAUSALIDAD 5


1.2. DEVENGADO 7
1.3. FEHACIENCIA DE LAS OPERACIONES 7
1.4. BANCARIZACIÓN 8

CAPITITULO II

PERDIDAS EXTRAORDINARIAS

2.1. ANALIZANDO LA NORMA 9


2.2. CASOS PRACTICOS 22
2.3. JURISPRUDENCIA DEL TRIBUNAL FISCAL RELACIONADA 33
2.4. INFORMES SUNAT RELACIONADOS 36

CAPITITULO III

GASTOS DE COBRANZA

3.1. ANALIZANDO LA NORMA 39


3.2. CONSIDERACIONES PARA LA DEDUCCIÓN 39
3.3. CASO PRÁCTICO 40
3.4 INFORME SUNAT RELACIONADOS 41

CAPITITULO IV

DEPRECIACIÓN, MERMAS Y DESMEDROS

4.1. DEPRECIACION 42
4.1.1ASPECTOS CONTABLES DE LA DEPRECIACION 43
4.2. MERMAS Y DESMEDROS 55
4.2.1. ASPECTOS GENERALES 55
4.2.2. TRATAMIENTO DE LAS MERMAS 55

TRIBUTACIÓN I Página 3
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

INTRODUCCION

En el primer plano se toca los principios y criterios que nos van ayudar
determinar si un gasto es deducible o no lo es.

En segundo plano detallamos todos las PERDIDAS EXTRAORDINARIAS que


se le ocasiona al contribuyente al momento del IMPUESTO A LA RENTA. Al
respecto cabe precisar que atendiendo a la crisis respecto a la seguridad
ciudadana por la que viene atravesando el país, es probable que alguno de
nosotros haya sufrido, o pueda sufrir un acto delincuencial, entre otros,
respecto de la mercadería de nuestras empresas, no excluyéndonos la
realización de dichos actos de pagar los impuestos pertinentes pero
permitiéndonos la norma tributaria poder

deducir dicho pago a la declaración siguiente, y con el propósito que dicha


deducción pueda ser aprobada por la SUNAT o por el Tribunal Fiscal, es que
hemos elaborado el presente boletín tomado como referencia las resoluciones
del Tribunal Fiscal N.º 01459 – 1 – 2006, 03066 – 1 – 2005, y 00016 – 5 – 2004,
haciéndoles llegar así los alcances necesarios.

En el tercer plano detallamos todos las los gastos ilimitados de gastos de


cobranza que se le ocasiona al contribuyente al momento del IMPUESTO A LA
RENTA.

En el cuarto plano detallamos todos los gastos de depreciación, mermas y


desmedros que se le ocasiona al contribuyente al momento del IMPUESTO A
LA RENTA.

TRIBUTACIÓN I Página 4
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

CAPITULO I

PRINCIPIOS Y CRITERIOS PARA LA DEDUCCIÓN DE GASTOS

1.1. CUESTIONES GENERALES

Todos sabemos que, en estos últimos meses, las empresas se


encontrarán en la obligación de efectuar la presentación de la
Declaración Jurada Anual del Impuesto a la Renta correspondiente al
ejercicio 2010. En ese orden de ideas, surge la duda sobre el tratamiento
de los gastos contables establecidos en la clase 6 (gastos por
naturaleza), los cuales deben ser discriminados para efectos de su
declaración en el PDT Renta Anual, de acuerdo con lo establecido en el
TUO de la Ley de Impuesto a la Renta (en adelante LIR). Como se sabe,
frente a la deducción de un gasto debemos recurrir a los supuestos
establecidos en el artículo 37° del TUO de la LIR; sin embargo, debemos
tener en cuenta que la dinámica de todo gasto debe estar relacionada
con una serie de principios que escapan de lo netamente establecido en
dicho artículo. Para ello se debe tener en consideración en lo establecido
no sólo en la LIR, sino además de otras normas como en TUO de la Ley
de Bancarización, el Reglamento de Comprobantes de Pago e incluso la
NIC.

1.2. PRINCIPIO DE CAUSALIDAD

En términos generales la causalidad puede definirse como la relación


existente entre un hecho y su efecto deseado. Es decir, para efectos
prácticos sería la incidencia existente entre los gastos y la generación
de renta gravada o el mantenimiento de la fuente. Es el principio
sustancial de todo gasto deducible ya que el mismo está contenido en
todos los supuestos señalados en el artículo 37º de la LIR.

TRIBUTACIÓN I Página 5
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

La causalidad no trata de establecer el carácter de indispensable de un


gasto, sino de demostrar que la adquisición de un bien o servicio tiene
como objeto final generar ingresos gravados o mantener la fuente.

1.2.1. CRITERIOS PARA OBSERVAR LA CAUSALIDAD DEL GASTO

1.2.1.1. Normalidad

Con respecto al Principio de Normalidad, consiste en un


criterio básico (aplicable a todo gasto). Es decir, se trata de
un criterio cualitativo el cual está estrechamente vinculado al
principio de causalidad en el sentido que ayuda a evaluar la
vinculación del gasto con el giro propio de la empresa. Por
este criterio los gastos deducibles son aquellos que resulten
vinculados (lógicos) para la actividad que genera la renta
gravada. Por ende, el principio de normalidad nos dice –en
sustancia– que son deducibles los gastos cuyo objetivo es la
obtención de beneficios de la empresa.

1.2.1.2. Razonabilidad

El Principio de Razonabilidad también está estrechamente


vinculado al principio de causalidad en la medida que ayuda
evaluar la vinculación del gasto con las actividades
económicas de la empresa. En ese sentido, es un criterio
cuantitativo donde se trata de relacionar el monto de los
gastos deducibles con el monto de los ingresos conocidos.
Es decir, los gastos deducibles son aquellos que resulten
proporcionales en relación con los ingresos del
contribuyente.

TRIBUTACIÓN I Página 6
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

1.2.1.3. Generalidad

Finalmente, el Principio de Generalidad, el cual está


relacionado directamente a la aplicación de los incisos l), ll)
y a.2) del artículo 37º de la LIR. Sobre el particular, la
jurisprudencia del Tribunal Fiscal señala que dicho principio
es relativo (no necesariamente se refiere a que un gasto
beneficie a todos los trabajadores de la empresa). Ello se ve
por ejemplo en un caso de seguro médico a trabajadores por
el cual la Administración cuestiona el carácter general del
gasto de seguro médico por haber sido otorgado sólo al
gerente de la empresa.

1.3. EL DEVENGO

Si revisamos el artículo 57º de la LIR, podemos observar que no existe


una definición legal en la Ley ni en el Reglamento sobre qué se debe
entender por “devengado”, vacío legal que genera dualidades
interpretativas que no han sido zanjadas por el Tribunal Fiscal en sus
resoluciones sino que, por el contrario, las mismas han sido
contradictorias en los últimos años, así como por el hecho que no existe
una jurisprudencia judicial que haya sentado las bases conceptuales del
“devengado”. Al respecto, las Normas Internacionales de Contabilidad
señalan que, el efecto económico de una transacción, se deberá
reconocer cuando esta ocurre o se realiza sin entrar a distinguir si se ha
cobrado o pagado por dicha transacción.

1.4. LA FEHACIENCIA DE LAS OPERACIONES

La fehaciencia es un principio que implica sustentar la operación, donde


no basta sólo la presentación del comprobante de pago. Por ejemplo, en
un caso referente a servicios de cuarta categoría, la RTF N°00317-5-
2004 (25.09.04) ha señalado que cuando se cuestiona la fehaciencia de

TRIBUTACIÓN I Página 7
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

una operación no basta la presentación del comprobante que la respalda,


sino que se requiere una sustentación adicional.

1.5. LA BANCARIZACIÓN

En la Ley N° 28194, Ley para la Lucha contra la Evasión y para la


Formalización de la Economía, también llamada Ley de Bancarización,
se regulan 2 temas por separado: Bancarización e ITF. Se señala que
para que un gasto sea deducible los pagos a los proveedores se deben
efectuar a través de los medios de pago establecidos por la legislación.
De lo anteriormente dicho se desprende que la bancarización implica la
cancelación de obligaciones con medios de pago. Con lo cual otro tipo
de operaciones, como las operaciones de redescuento de letras de
cambio, no obligan a utilizar los medios de pago15.

TRIBUTACIÓN I Página 8
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

CAPITULO II
PÉRDIDAS EXTRAORDINARIAS

La LEY DEL IMPUESTO A LA RENTA en su artículo 37° inciso d):

“Las pérdidas extraordinarias sufridas por caso fortuito o fuerza mayor en los
bienes productores de renta gravada o por delitos cometidos en perjuicio del
contribuyente por sus dependientes o terceros, en la parte que tales pérdidas no
resulten cubiertas por indemnizaciones o seguros y siempre que se haya
probado judicialmente el hecho delictuoso o que se acredite que es inútil ejercitar
la acción judicial correspondiente.”

2.1. ANALIZANDO LA NORMA


2.1.1. CUESTIONES PREVIAS
Así, por ejemplo, tratándose del Impuesto a la Renta, si bien la ley
de ese impuesto permite la deducción de este concepto, dicha
deducción está supeditado a una serie de condiciones, las cuales
dependerán fundamentalmente del origen de dicha pérdida: caso
fortuito, fuerza mayor o delitos cometidos en perjuicio del
contribuyente por sus dependientes o terceros.
De otra parte, para efectos del IGV, debe recordarse que la pérdida
extraordinaria también tiene un tratamiento particular, el cual está
vinculado fundamentalmente con el Reintegro del Crédito Fiscal.
No obstante, de cumplirse determinadas condiciones, es posible
que no sea obligatorio realizar dicho reintegro,
Como se observa, el tratamiento que merecen las pérdidas
extraordinarias amerita un especial cuidado y conocimiento
profundo. De no ser así, es posible que se esté realizando una
deducción indebida o se esté realizando un Reintegro del Crédito
Fiscal que no corresponde. Partiendo de esta premisa, a través del
presente capítulo desarrollaremos los requerimientos tributarios

TRIBUTACIÓN I Página 9
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

que se deberán considerar para tratar una pérdida de este tipo.


Para' esto, adicionalmente presentamos diversas situaciones
prácticas.

2.1.2. GASTOS DEDUCIBLES


Como se ha señalado en las cuestiones previas de este artículo,
las pérdidas de carácter extraordinarias que sufra la empresa en el
desarrollo de sus actividades también pueden ser deducibles. Así
lo establece el inciso d) del artículo 370 de la Ley del Impuesto a la
Renta, según el cual a fin de establecer la renta neta de tercera
categoría, son deducibles de la renta bruta entre otros conceptos,
las pérdidas extraordinarias sufridas:
Por caso fortuito o fuerza mayor en los bienes productores de renta
gravada; o,
Por delitos cometidos en perjuicio del contribuyente por sus
dependientes o terceros, en la parte que tales pérdidas no resulten
cubiertas por indemnizaciones o seguros y siempre que se haya
probado judicialmente el hecho delictuoso o que se acredite que es
inútil ejercitar la acción judicial correspondiente.
Sobre el particular, puede entenderse por Pérdidas Extraordinarias
a aquellos hechos de carácter no usual, o que salen de lo común y
que derivan en una pérdida. Sin embargo, y a efecto de entender
estas deducciones en su real magnitud, es necesario verificar
cuándo estas pérdidas se originan por caso fortuito o fuerza mayor
y cuándo se originan por delitos. En ese sentido, a continuación
intentaremos realizar tal distinción.

2.1.3. ¿QUE SE ENTIENDE POR PÉRDIAS EXTRORDINARIAS


SUFRIDAS POR CASO FORTUITO O FUERZA MAYOR?
El artículo 13150 del Código Civil dispone que caso fortuito o fuerza
mayor es la causa no imputable, consistente en un evento
extraordinario, imprevisible e irresistible, que impide la ejecución de
la obligación o determina su cumplimiento parcial o defectuoso,

TRIBUTACIÓN I Página 10
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

En ese sentido, a la luz de lo señalado, podría afirmarse que ambos


conceptos tienen iguales características. Esta posición es
compartida por Felipe Osterlin Parodi, pues para él ambos hechos
consisten en acontecimientos extraordinarios, imprevisibles e
irresistibles para el deudor y desde luego, independientes de su
voluntad, pues hay necesariamente ausencia de culpa, dado que
definitivamente configuran causas no imputables, entendiéndose-
por acontecimiento extraordinario a todo aquel que sale de lo
común, que no es usual, en tanto que lo imprevisible se encuentra
referido a que los contratantes no tienen motivos atendibles para
presumir que el acontecimiento vaya a suceder y se aprecia
tomando en consideración todas las circunstancias de la
obligación, la rareza, el carácter anormal del evento y las remotas
posibilidades de realización, mientras que la irresistibilidad supone
la imposibilidad de cumplimiento.

Sin embargo, manifiesta el citado autor que, teóricamente se


considera que el caso fortuito alude a los accidentes naturales, lo
que en derecho anglosajón se denomina "Act of God" (hechos de
Dios), mientras que la fuerza mayor, involucra tanto los actos de
terceros como los atribuibles a la autoridad, denominados en el
derecho Anglosajón "Act of Price" (hechos del Príncipe).

De la misma forma, Guillermo Cabanellas" hace una distinción de


ambos conceptos, al efectuar estas definiciones:

2.1.3.1. CASO FORTUITO


Es el suceso inopinado que no se puede prever ni resistir
estando ante la ecuación de un incumplimiento en que la
culpabilidad personal se desvanece ante lo insuperable de
los hechos, pudiendo concretarse diciendo que se quiere
pero no se puede cumplir, señalando como circunstancias
para admitir el caso fortuito:

TRIBUTACIÓN I Página 11
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

• Que sea independiente de la voluntad humana el


hecho que haya dado lugar al acontecimiento Inesperado o
imprevisto.

• Que fuera imposible prever el suceso que motive el


caso fortuito y que en el caso de poder preverse, no haya
habido medio de evitarlo.

• Que a consecuencia del mismo, el deudor se


encuentre en la imposibilidad de satisfacer sus obligaciones;
y,

• No tener participación en los hechos, ni la agravación


del daño o perjuicio que haya resultado para el acreedor.

2.1.3.2. FUERZA MAYOR


Es todo acontecimiento que no ha podido preverse o que
previsto no ha podido resistirse y que impide hacer lo que se
debía o era posible y lícito, presentándose como un acto de
un tercero por el cual no ha de responder el deudor

De acuerdo a lo anterior, podríamos ensayar una definición de


estos conceptos que englobe las posiciones antes planteadas. Así
podríamos entender por:

SUPUESTO DETALLE

CASO El caso fortuito es un suceso extraordinario,


FORTUITO imprevisible e irresistible. Este tipo de hechos
alude a los naturales denominados por la
doctrina como "hechos de Dios".

TRIBUTACIÓN I Página 12
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

FUERZA La Fuerza Mayor se refiere a todo


MAYOR acontecimiento que no ha podido preverse o
que previsto no ha podido resistirse. Este tipo
de hechos involucra tanto los actos de terceros
como los atribuibles a la autoridad,
denominados doctrina como "Hechos del
Príncipe”.

En ese sentido, y de acuerdo a lo anterior, podríamos conceptuar a


la Pérdida Extraordinaria sufrida por Caso Fortuito y a la Pérdida
Extraordinaria por

Fuerza Mayor, As/, tratándose de la primera, podríamos afirmar que


es aquella' pérdida de carácter excepcional derivada de un hecho
de la naturaleza, tales como terremotos, inundaciones, entre otros.

En tanto que tratándose de Pérdidas Extraordinarias por Fuerza


Mayor, podríamos entender a aquellas pérdidas de carácter
excepcional derivadas de hechos provocados por el hombre, tales
como atentados terroristas, incendios, entre otros.

Cabe mencionar que la Administración Tributaria ha tomado el


mismo criterio, pues a través de su Oficio N° 3<13-2003-
SUNAT/2BOOOO, ha señalado

que "Las pérdidas extraordinarias sufridas por caso fortuito o fuerza


mayor en los bienes productores de renta gravada son deducibles
para la determinación de la renta neta; debiéndose entender como
la causa de las referidas pérdidas a todo evento extraordinario,
imprevisible e irresistible y no imputable al contribuyente que
soporta dicho detrimento en su patrimonio".

2.1.4. PERDIDAS EXTRORDINARIAS SUFRIDAS POR DELITOS


COMETIDOS EN PERJUICIO DEL CONTRIBUYENTE POR SUS
DEPENDIENTES O TERCEROS

TRIBUTACIÓN I Página 13
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

Estas pérdidas extraordinarias están vinculadas a delitos


cometidos por los dependientes al sujeto perjudicado o por terceros
independientes.
Sobre el particular, es preciso considerar que el Código Penal'
define al Delito como las acciones u omisiones dolosas o culposas
penadas por la ley. De acuerdo al citado código existen una serie
de delitos, sin embargo consideramos que cuando la Ley del
Impuesto a la Renta hace referencia a éstos lo haría principalmente
respecto de aquellos que perjudican económicamente al
contribuyente, es decir aquellos que afectan su patrimonio, De ser
asl, podríamos afirmar que los delitos que derivarían en una
pérdida extraordinaria al amparo de lo dispuesto por el inciso d) del
artículo 370 de la LIR, podrían ser fundamentalmente por:
• Hurto: A través de este delito, un sujeto se apodera ilegítima
mente de un bien mueble, total o parcialmente ajeno,
sustrayéndolo del lugar donde se encuentra,
• Robo: A través del robo, un sujeto se apodera ilegítimamente
de un bien mueble total o parcialmente ajeno, para
aprovecharse de él, sustrayéndolo del lugar en que se
encuentra, empleando violencia contra la persona o
amenazándola con un peligro inminente para su vida o
integridad física,
• Abigeato: A través del abigeato, un sujeto se apodera
ilegítima mente de ganado vacuno, ovino, equino, caprino,
porcino o auquénido, total o parcialmente ajeno, aunque se
trate de un solo animal, sustrayéndolo del lugar donde se
encuentra para obtener provecho,
• Apropiación Ilícita: En la apropiación ilícita, un sujeto se
apropia indebidamente de un bien mueble, una suma de
dinero o un valor que ha recibido en depósito, comisión,
administración u otro título semejante que produzca
obligación de entregar, devolver, o hacer un uso
determinado, en su provecho o de un tercero.

TRIBUTACIÓN I Página 14
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

• Estafa: En la estafa un sujeto procura para sí o para otro un


provecho ilícito en perjuicio de tercero, induciendo o
manteniendo en error al agraviado mediante engaño,
astucia, ardid u otra forma fraudulenta.

Como se observa en estos casos, la pérdida extraordinaria se


origina en un hecho delictivo que tiene como consecuencia el
menoscabo del patrimonio de un sujeto, ya sea que provenga de
un sujeto con el que el contribuyente tenga relación o de un sujeto
con el que no exista tal supuesto.

2.1.5. CONSIDERACIONES PARA DEDUCIR EL GASTO


Una vez definidas las situaciones que configuran las Pérdidas
Extraordinarias por Caso Fortuito o Fuerza Mayor o las Pérdidas
Extraordinarias sufridas por delitos cometidos en perjuicio del
contribuyente por sus dependientes o terceros, presentamos a
continuación las consideraciones a tener en cuenta para la
deducción del gasto correspondiente:
2.1.5.1. Pérdidas Extraordinarias sufridas por Caso Fortuito o Fuerza
Mayor
Para deducir las perdidas extraordinarias generadas por un
hecho que califique como caso fortuito o fuerza mayor, se
debe acreditar que las mismas efectivamente ocurrieron, lo
cual se podría realizar con fotos, informes de compañías de
bomberos o de Defensa Civil, valorizaciones de las pérdidas,
entre otros. Fíjese que en este caso, bastaría con acreditar
la pérdida ocurrida para deducir el gasto. Ello tiene lógica si
consideramos que no sería posible realizar acción judicial
alguna.

2.1.5.2. Pérdidas extraordinarias sufridas por delitos cometidos en


perjuicio del contribuyente por sus dependientes o terceros

TRIBUTACIÓN I Página 15
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

De otra parte, tratándose de las pérdidas extraordinarias


sufridas por delitos cometidos en perjuicio del contribuyente
por sus dependientes o terceros, para la deducción del gasto
se debe considerar lo siguiente:
• Pérdida no cubierta por seguros
La primera condición que establece la Ley del
Impuesto a la Renta para deducir este tipo de
pérdidas es que la misma no esté cubierta por
indemnizaciones o seguros. Sin embargo, debe
considerase que aun estando cubierta por éstos, es
posible deducir las pérdidas extraordinarias sufridas,
pero sólo en la parte que tales perdidas no resulten
cubiertas por dichos conceptos.
Así por ejemplo, asumiendo que un activo de la
empresa cuyo valor en libros era de 5(. 100,000 ha
sido objeto de hurto, y que el seguro contratado sólo
indemnizó 5(. 90,000, la diferencia no cubierta por el
seguro (5(. 10,000) sería deducible.
• Momento para deducir el gasto
Una segunda condición para deducir los gastos por
pérdidas extraordinarias sufridas por delitos
cometidos en perjuicio del contribuyente por sus
dependientes o terceros, está referido a que se haya
probado judicialmente el hecho delictuoso o que se
acredite que es inútil ejercitar la acción judicial
correspondiente. En el ejercicio en que se logre
cumplir con alguna de estas condiciones, el gasto
será deducible. Esto significa que si una pérdida
extraordinaria sufrida por delitos cometidos en
perjuicio del contribuyente por sus dependientes o
terceros ocurrió en el año 2009, la deducción del
gasto se realizará en el ejercicio en que se acredite
alguno de los dos supuestos señalados
anteriormente.

TRIBUTACIÓN I Página 16
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

Respecto de la primera condición, la misma básicamente se


refiere a que exista una sentencia judicial en la que se
pruebe el hecho delictuoso. De otra parte, en relación a la
segunda condición, debe considerarse que la forma más
usual de acreditar "que es inútil ejercitar la acción judicial
correspondiente", es con el documento emitido por el
Ministerio Público (Fiscalía), que ordena el archivamiento
(provisional o definitivo) de la denuncia realizada. Así lo ha
señalado el Tribunal Fiscal en variada jurisprudencia, tales
como en la RTF NO 03786- 4-2007, a través de la cual
señaló que "la resolución del Ministerio Público que dispone
el archivamiento provisional de la investigación preliminar
por falta de identificación del presunto autor del delito,
acredita que es inútil ejercitar la citada acción en forma
indefinida, mientras no se produzca dicha identificación".
Esto significa que la copia certificada de la denuncia policial,
no es suficiente para acreditar tal situación. Así también lo
ha reconocido el Tribunal Fiscal en la RTF N° 5509-2-2002
en la cual señaló que "La copia de la denuncia policial no es
prueba suficiente para acreditar la ocurrencia del hecho y de
esta manera sustentar la referida deducción".

Sin embargo, debe tomarse en cuenta que el Tribunal Fiscal


ha señalado que no sólo con el archivamiento de la denuncia
es posible acreditar que es inútil ejercer las acciones
judiciales. En efecto, en un caso en el que estaba
involucrada una empresa de distribución de agua, el Tribunal
Fiscal señaló que resultaba inútil ejercitar las acciones
judiciales debido a la dificultad de detectar las conexiones
clandestinas y a los agentes infractores e incluso en el caso
que se detectasen dichas conexiones, la demora en el
proceso judicial y los gastos por honorarios profesionales en
los que se incurriría, no se justificaría de acuerdo con el
retorno que se obtendría (ver RTF NO 07474-4-2005).

TRIBUTACIÓN I Página 17
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

SUPUESTO DETALLE CONDICION PARA


LA DEDUCCION

Por caso Acreditación de la


fortuito o pérdida extraordinaria
fuerza
mayor

Por delitos  Que no esté


cometidos cubierta por
PERDIDAS
en perjuicio seguros
EXTRAORDINARIA
del  Que se haya
S
contribuyent probado
e por sus judicialmente el
dependiente hecho
s o terceros delictuoso o
que se acredite
que es inútil
ejercitar la
acción judicial
correspondient
e.

2.1.6. TRATAMIENTO DE LAS PÉRDIDAS EXTRAORDINARIAS PARA


EFECTOS DEL IGV
Las Pérdidas Extraordinarias también tienen un tratamiento
específico para efectos del IGV. Éste tiene que ver con el Reintegro
del Crédito Fiscal del IGV, el cual en líneas generales, no es otra
cosa que aquella figura que obliga al contribuyente del impuesto,
que hubiera utilizado como crédito fiscal, el IGV de adquisición de
un bien, a devolverlo (reintegrarlo), por la ocurrencia de una serie
de supuestos, que imposibilita generar el débito fiscal que
corresponda por el bien adquirido.

TRIBUTACIÓN I Página 18
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

2.1.6.1. Supuesto por el que se obliga a Reintegrar el Crédito Fiscal


De acuerdo a lo previsto por el artículo 22° de la Ley del IGV,
existe la obligación de efectuar el Reintegro del Crédito
Fiscal cuando se producen entre otros supuestos, la
desaparición, destrucción o pérdida de bienes. Así lo
establece el tercer párrafo del artículo 220 de la Ley del IGV,
según el cual la desaparición, destrucción o pérdida de
bienes cuya adquisición generó un crédito fiscal, así como la
de bienes terminados en cuya elaboración se hayan utilizado
bienes e insumos cuya adquisición también generó crédito
fiscal, determina la pérdida del crédito, debiendo
reintegrarse el mismo.

2.1.6.2. Excepción a la obligación de efectuar el reintegro del Crédito


Fiscal
No obstante el supuesto señalado anteriormente, existen
otros a los que la Ley del IGV los ha excluido expresamente
de efectuar el Reintegro del Crédito Fiscal, en tanto se
cumplan ciertos requisitos. Así tenemos los siguientes:

2.1.6.2.1. Caso fortuito o fuerza mayor

Si como producto de un caso fortuito o fuerza mayor",


se produce la desaparición, destrucción o pérdida de
bienes, dicha situación no genera la obligación de
reintegrar el crédito fiscal previamente utilizado.
Para tal efecto, es necesario que el contribuyente:
• Acredite el hecho con el informe emitido por la
compañía de seguros, de ser el caso, y con el
respectivo documento policial el cual deberá
ser tramitado dentro de los diez (10) días
hábiles de producidos los hechos o que se

TRIBUTACIÓN I Página 19
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

tome conocimiento de la comisión del delito,


antes de ser requerido por la SUNAT, por ese
período. .

• Contabilice la baja de los bienes, la que deberá


realizarse en la fecha en que se produjo la
pérdida, desaparición, destrucción de los
mismos o cuando se tome conocimiento de la
comisión del delito.

2.1.6.2.2. Delitos de dependientes o terceros

Tampoco genera la obligación de reintegrar el crédito


fiscal, la desaparición, destrucción o pérdida de
bienes por delitos cometidos en perjuicio del
contribuyente por sus dependientes o terceros.
Al igual que en el caso anterior, el contribuyente
deberá:

 Acreditar el hecho con el informe emitido por la


compañía de seguros, de ser el', caso, y con el
respectivo documento policial el cual deberá
ser tramitado dentro de los diez (10) días
hábiles de producidos los hechos o que se
tome conocimiento de la comisión del delito,
antes de ser requerido por la SUNAT, por ese
período.

 Contabilizar la baja de los bienes, la que


deberá efectuarse en la fecha en que se
produjo la pérdida, desaparición, destrucción
de los mismos o cuando se tome conocimiento
de la comisión del delito

TRIBUTACIÓN I Página 20
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

2.1.6.3. ¿EN QUÉ MOMENTO SE EFECTÚA EL REINTEGRO?

El reintegro del crédito fiscal debe efectuarse en la fecha en


que corresponda declarar las operaciones que se realicen
en el periodo tributario en que se produzcan los hechos que
originan el mismo.
En ese sentido, para efectos de la declaración y pago, el
reintegro que se determine deberá ser deducido del crédito
fiscal que corresponda al período tributario en que se
produce dicha venta. Sin embargo, si el monto del reintegro
excede el crédito fiscal del referido período, el exceso
deberá ser deducido en los períodos siguientes hasta
agotarlo. Cabe anotar que la deducción, deberá afectar las
columnas donde se registró el Impuesto que gravó la
adquisición del bien cuya venta originó el reintegro.
Es importante precisar que para calcular el monto del
Reintegro del Crédito Fiscal, en caso que exista variación de
la tasa del Impuesto entre la fecha de adquisición del bien y
la de su venta, a la diferencia de precios deberá aplicarse la
tasa vigente a la de adquisición.

2.2. CASOS PRACTICOS


2.2.1. CASO N° 1: PÉRDIDA EXTRAORDINARIA POR DELITOS
COMETIDOS

La empresa "SAN JUDAS TADEO" S.A.C. ha sufrido el robo de la


computadora personal de su Gerente General, la que ha sido
sustraída de sus oficinas administrativas, y cuyo valor en libros era
de S/. 2,000 neto de una depreciación acumulada de SI. 6,000. Nos
piden que se determinen los efectos contables y tributarios de esta
pérdida, teniendo en consideración que a la fecha, la empresa sólo
ha efectuado una denuncia policial por tal hecho, y que el bien fue
adquirido en el 2009.

TRIBUTACIÓN I Página 21
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

SOLUCIÓN:

2.2.1.1. TRATAMIENTO CONTABLE


El párrafo 94 del Marco para la Preparación y Presentación
de los Estados Financieros, señala que los Gastos se
reconocen en el Estado de Resultados cuando en los
beneficios económicos futuros se produce una disminución
relacionada con la disminución de un activo o el aumento de
un pasivo, que pueda ser medida de manera confiable. Lo
anterior significa, que el reconocimiento de un gasto ocurre
simultáneamente con el reconocimiento del incremento de
un pasivo o la disminución de un activo, como por ejemplo
ocurre con la depreciación de un activo o la pérdida del
mismo.

De ser así, y tratándose del robo de la computadora personal


del Gerente General de la empresa "SAN JUDAS TADEO"
S.A.C., el haberse producido una disminución (eliminación)
de los beneficios que ésta produce, conllevaría a que dicha
partida sea reconocida como un gasto del ejercicio,
debiéndose efectuar el siguiente registro contable:

CTA DETALLE DEBE HABER

65 OTROS GASTOS DE GESTION 2000


659 Otros gastos de gestión
39 DEPREC., AMORT. Y 6000
AGOTAMIENTO ACUMULADO
391 Depreciación acumulada
3913 Inmuebles, maquinaria y
equipo - Costo
33 INMUEBLES, MAQ. Y EQUIPO 8000
336 Equipos diversos
3361 Equipo para procesamiento
de información (de computo)

TRIBUTACIÓN I Página 22
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

33611 Costo
x/x Por la baja en libros contables
de la computadora personal del
gerente de la empresa

2.2.1.2. TRATAMIENTO TRIBUTARIO


2.2.1.2.1. Impuesto a la Renta

Las pérdidas extraordinarias sufridas por caso fortuito


o fuerza mayor en los bienes productores de renta
gravada o por delitos cometidos en perjuicio del
contribuyente por sus dependientes o, terceros, son
deducibles de la Renta Bruta de Tercera Categoría.
Así lo establece expresamente el inciso d) del artículo
37° de la Ley del Impuesto a la Renta, en el que
precisa que dicha deducción es aplicable en la parte
que tales pérdidas no resulten cubiertas por
indemnizaciones o seguros y siempre que se haya
probado judicialmente el hecho delictuoso o que se
acredite que es inútil ejercitar la acción judicial
correspondiente.

Al respecto, debe tenerse que en el caso expuesto por


la empresa "SAN JUDAS TADEO" S.A.C. estamos
ante el segundo de los supuestos, es decir ante una
pérdida extraordinaria derivada de un delito cometido
en su perjuicio por sus dependientes o terceros. De
ser así debe recordarse que la sola denuncia policial
no cumple con los requisitos señalados en la ley para
la deducción de la pérdida, por cuanto, si no se
cumple con el requisito de probar judicialmente el
hecho delictuoso o sino se acredita que es inútil
ejercitar la acción correspondiente, el gasto generado

TRIBUTACIÓN I Página 23
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

no se puede deducir de la Renta Bruta hasta que se


cumpla con el requisito señalado.

Cabe indicar finalmente que si no se cumple con los


requisitos para la deducción del gasto al cierre del
ejercicio, se configurará una diferencia temporal, la
que será deducible en el ejercicio en que se cumpla
con lo señalado en la norma tributaria. De ser así, y
asumiendo que al 31: 12.2010 no se ha cumplido con
estos requisitos, la determinación del Impuesto a la
Renta sería de la siguiente forma, asumiendo una
utilidad contable de S/. 100,000.00

CALCULO DEL IMPUESTO A LA RENTA 2010

DETALLE BASE BASE DIFEREN


CONTABLE TRIBUTAR CIAS
IA

Utilidad contable S/. S/. S/. -


100,000.00 100,000.00
(+)Pérdida que no cumplen S/. - S/. S/.
con las condiciones para su 2,000.00 2,000.00
deducción
Renta Neta S/. S/. S/. -
100,000.00 102,000.00
IMPUESTO A LA RENTA S/. S/. S/. 600.00
30,000.00 30,600.00

CALCULO DEL IMPUESTO A LA RENTA 2011

DETALLE BASE BASE DIFERENC


CONTABL TRIBUTAR IAS
E IA

TRIBUTACIÓN I Página 24
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

Utilidad contable S/. S/. S/. -


100,000.00 100,000.00
(+)Pérdida que no cumplen S/. - (S/. (S/.
con las condiciones para su 2,000.00) 2,000.00)
deducción
Renta Neta S/. S/. S/. -
100,000.00 98,000.00
IMPUESTO A LA RENTA S/. S/. S/. 600.00
30,000.00 29,400.00

2.2.1.2.2. Impuesto General a las Ventas (IGV)

Tal como lo señala el tercer párrafo del artículo 220 de


la Ley del IGV e ISC, tratándose de la desaparición,
destrucción o pérdida de bienes cuya adquisición
generó un crédito fiscal. así como la de bienes
terminados en cuya elaboración se hayan utilizado
bienes e insumos cuya adquisición generó un crédito
fiscal, determina la pérdida del mismo, debiéndose
reintegrarse el referido crédito en la fecha que
corresponda declarar las operaciones que se realicen
en el período tributario en que se produzcan los
hechos que originan el mismo.

No obstante lo anterior, el citado artículo señala que


están excluidas del reintegro, entre otras, la
desaparición, destrucción o pérdida de bienes por
delitos cometidos en perjuicio del contribuyente por
sus dependientes o terceros, los cuales se
acreditarán debidamente con:

 El informe emitido por la compañía de seguros, de


ser el caso.
 El documento policial (entendemos denuncia
policial), el cual deberá ser tramitado dentro de los

TRIBUTACIÓN I Página 25
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

diez (10) días hábiles de producidos los hechos o


que se tome conocimiento de la comisión del
delito, antes de ser requerido por la SUNAT por
ese período.

Nótese que a diferencia de la Ley del Impuesto a la


Renta, la legislación del IGV, sólo condiciona el No
reintegro de este impuesto a que se cumplan con los
dos requisitos antes señalados.

En ese sentido, asumiendo que la empresa ha


efectuado la correspondiente denuncia policial por el
bien objeto de robo, dentro del plazo señalado,
entonces habrá cumplido con los requisitos para no
realizar el Reintegro del IGV.

2.2.2. CASO N° 2: PÉRDIDA DE DINERO

Con fecha 20.12.2009, la empresa "COMERCIAL YESSICA" S.R.L.


sufrió el robo de S/. 5,500, pérdida que no registró contablemente,
pues no podía deducir tributariamente el gasto, al no cumplir con las
condiciones establecidas en el inciso d) del artículo 370 de la Ley del
Impuesto a la Renta (Que se haya probado judicialmente el hecho
delictuoso o que se haya acreditado que es inútil ejercitar la acción
judicial correspondiente), situación que logra cumplir recién el
21.li.2010.

Sobre el particular, el contador de la empresa, nos consulta, ¿Qué


procedimiento debería seguir? Considerar que la empresa obtuvo
una utilidad de S/. 10,000 en el 2009 y de S/. 15,000 en el al 2010 Y
que el reconocimiento de la pérdida se regulariza en el 2011.

SOLUCIÓN:

2.2.2.1. TRATAMIENTO CONTALBE

De acuerdo a la información comentada por la empresa


"COMERCIAL YESSICA" S.R.L., podemos deducir que la

TRIBUTACIÓN I Página 26
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

información financiera que mostró la misma por los años


2009 y 2010 fue la siguiente:

ESTADO DE 2009 2010


GANANCIAS Y
PÉRDIDAS
Ingresos 89,000.00 98,000.00
Costos y Gastos (79,000.00) 83000.00
Utilidad Neta 𝟏𝟎, 𝟎𝟎𝟎. 𝟎𝟎 𝟏𝟓𝟎𝟎𝟎. 𝟎𝟎

BALANCE GENERAL

ACTI 2009 2010 PASIVO Y 2009 2010


VOS PATRIMONIO
Caja y 25,000 40,000.00Capital 15,00 15,00
Banc 0.00 0.00
os
Resultados 0 10,000.00
Acumulados
Utilidad del 10,00 15,000
ejercicio 0.00 .00

Total 𝟐𝟓, 𝟎𝟎𝟎.𝟒𝟎,


𝟎𝟎𝟎𝟎𝟎. 𝟎𝟎
Total 𝟐𝟓, 𝟎𝟎𝟎. 𝟎𝟎
𝟒𝟎, 𝟎𝟎𝟎. 𝟎𝟎
Activ
os

No obstante, si la empresa "COMERCIAL YESSICA" S.R.L.


sufrió el robo de S/.5,500 el 20.12.2009, este hecho debió
ser reconocido inmediatamente en los Estados Financieros
del año 2009, y no esperar a que se cuente con un
documento administrativo para efectuar tal reconocimiento.
Este procedimiento se desprende de lo señalado en el Marco
Conceptual para la Preparación y Presentación de los

TRIBUTACIÓN I Página 27
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

Estados Financieros, respecto del reconocimiento de los


gastos.

En ese sentido, al tratarse de una omisión contable, debe


seguirse el tratamiento dispuesto en la NIC 8, el cual indica
que tratándose de errores de ejercicios anteriores, una
entidad debe corregir los mismos, de forma retroactiva, en
los primeros estados financieros formulados después de
haberlos descubierto, re expresando la información
comparativa para el ejercicio o ejercicios anteriores en los
que se originó el error.

Cabe señalar que en este caso, en los libros contables del


2011 deberá efectuarse el siguiente registro, afectando los
resultados del ejercicio al cual correspondió la pérdida
extraordinaria.

CTA DETALLE DEBE HABER

59 RESULTADOS ACUMULADOS 5500


592 Pérdidas acumuladas
5922 Gastos de años anteriores
10 EFECTIVO Y EQUIVALENTE DE 5500
EFECTIVO
101 Caja
x/x Por el robo de S/. 5,500.00
(perdida extraordinaria) ocurrido el
20/12/2009 en el local de la
empresa, no reconocido
oportunamente.

Lo anterior significaría que si la empresa obtuvo una utilidad


de SI. 10,000 en el 2009 y SI. 15,000 en el año 2010, debería
reformularla información financiera de acuerdo a lo
siguiente:

TRIBUTACIÓN I Página 28
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

ESTADO DE 2009 2010


GANANCIAS Y
PÉRDIDAS
Ingresos 89,000.00 98,000.00
Costos y Gastos (84,000.00) 83000.00
Utilidad Neta 𝟒𝟓𝟎𝟎 𝟏𝟓𝟎𝟎𝟎. 𝟎𝟎

BALANCE GENERAL

ACTIVO 2009 2010 PASIVO Y 2009 2010


S PATRIMONIO
Caja y 19,500.0034,500.00
Capital 15,000 15,000.
Bancos .00 00
Resultados 0 4,500.00
Acumulados
Utilidad del 4,500. 15,000.
ejercicio 00 00

Total 𝟏𝟗, 𝟎𝟎𝟎 𝟑𝟒, 𝟓𝟎𝟎.Total


𝟎𝟎 𝟏𝟗, 𝟓𝟎𝟎 𝟑𝟒, 𝟓𝟎𝟎. 𝟎𝟎
Activos .00 .00

2.2.2.2. TRATAMIENTO TRIBUTARIO

En relación al tratamiento tributario de este hecho, debemos


considerar en principio que de acuerdo al inciso d) del
artículo 37° de la Ley del Impuesto a la Renta, son deducibles
corno gastos, las pérdidas extraordinarias sufridas por caso
fortuito o fuerza mayor en los bienes productores de renta
gravada o por delitos cometidos en perjuicio del
contribuyente por sus dependientes o terceros, en la parte
que tales pérdidas no resulten cubiertas por
indemnizaciones o seguros y siempre que se haya probado

TRIBUTACIÓN I Página 29
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

judicialmente el hecho delictuoso o que se acredite que es


inútil ejercitar la acción judicial correspondiente.

Como se observa, para la deducción tributaria de las


pérdidas extraordinarias por delitos cometidos en perjuicio
del contribuyente (como es el caso del robo), se requiere
inicialmente que dicha pérdida no esté cubierta por seguro
alguno y que además se pruebe judicialmente el hecho o que
se acredite que es inútil ejercitar la acción judicial
correspondiente, situación esta última que se puede dar con
el archivamiento de la denuncia por parte de la fiscalía.

Esto significa que independientemente de cuándo haya


sucedido el hecho, únicamente el gasto será deducible
cuando se cuente con este documento, situación que como
se observa es opuesta al tratamiento contable. En ese
sentido, el tratamiento dispar entre ellos, puede haber
generado diferencias temporales al determinar el Impuesto
a la Renta Contable del 2009 con aquel Impuesto a la Renta
determinado según las normas tributarias para dicho año.

En ese sentido, y tratándose del caso expuesto por la


empresa "COMERCIAL YESSICA" S.R.L. consideramos
que para que el gasto por la pérdida extraordinaria sea
deducible en el ejercicio en que se cumplió con las
condiciones para su deducción (año 2010), se debería
rectificar la Declaración Jurada Anual del Impuesto a la
Renta del 2009, incluyendo como gasto la citada pérdida
dentro del Estado de Ganancias y Pérdidas, y adicionando
simultáneamente el mismo, para que en la Declaración
Jurada Anual del Impuesto a la Renta del 2010, se incluya
este monto en la casilla de deducciones, pudiendo así
deducirse el gasto. Esta situación debería quedar reflejada
de la siguiente forma:

TRIBUTACIÓN I Página 30
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

AÑO 2009 CALCULO CLACULO DIFERENC


CONTABL TRIBUTAR IAS
E IR IO IR

Utilidad contable 2009 S/. S/. S/. -


100,000.00 100,000.00
(+)Gasto no deducible Robo del S/. - (S/. (S/.
dinero 5,500.00) 5,500.00)
Base para el IR S/. S/. S/. -
100,000.00 105,500.00
IR 2009 S/. S/. S/. 1650.00
30,000.00 31,650.00

AÑO 2010 CALCULO CLACULO DIFEREN


CONTABLE IR TRIBUTARIO IR CIAS

Utilidad contable 2010 S/. 100,000.00 S/. 100,000.00 S/. -


(+)Gasto no deducible Robo del S/. - (S/. 5,500.00) (S/.
dinero 5,500.00)
Base para el IR S/. 100,000.00 S/. 94,500.00 S/. -
IR 2010 S/. 30,000.00 S/. 28,350.00 S/.
1,650.00

2.2.3. CASO N°3: PERDIDA EXTRORDINARIA DEDUCIBLE

La empresa "CAMINOS DEL SOL" S.A. se dedica a la


comercialización de artefactos eléctricos en la ciudad de Lima. El 24
de octubre del 2010, dicha empresa sufrió un robo de 10 televisores
de 21" valorizados en SI. 12,000. Al respecto, la empresa nos
consulta, si dichos gastos son deducibles considerando que ha
cumplido con denunciar el hecho a la autoridad policial, quien
transfirió la denuncia a la fiscalía, entidad que luego de las
investigaciones efectuadas ha ordenado el archivamiento del caso
puesto que era inútil ejercer la acción judicial al no haberse logrado

TRIBUTACIÓN I Página 31
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

identificar a los autores del delito, hecho que se produjo el


30.12.2010.

SOLUCIÓN:

2.2.3.1. TRATAMIENTO TRIBUTARIO

Para efectos tributarios, el robo que ha sufrido la empresa


será un gasto deducible del ejercicio 2010 para efectos del
Impuesto a la Renta, puesto que se ha probado que es inútil
ejercer la acción judicial correspondiente.

2.2.3.2. TRATAMIENTO CONTABLE

En el presente caso, el asiento contable que se debe


efectuar para reflejar el robo de mercaderías es el siguiente:

CTA DETALLE DEBE HABER

65 OTROS GASTOS DE GESTION 12000


659 Otros gastos de gestión
20 MERCADERIAS 12000
201 Mercaderías manufacturadas
20111 Costo
x/x Por el robo de mercaderías.

2.3. JURISPURDENCIA DEL TRIBUNAL FISCAL RELACIONADA


2.3.1. ¿Cuándo SE DEDUCEN LAS PÉRDIDAS EXTRAORDINARIAS?

RTF: N° 01272-4-200 08.13.2022

Si bien la comisión del delito en mención ocurrió en el año


1997 de lo cual deja constancia la copia certificada de la
denuncia policial, también lo es que recién en Junio del 1998
es cuando se acredita con el parte policial que es inútil iniciar
acción judicial por el robo sufrido por la recurrente por lo que
toda vez que el indicado inciso d) del artículo 37° de la Ley del

TRIBUTACIÓN I Página 32
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

Impuesto a la Renta señala que las pérdidas extraordinarias


son deducibles recién cuando entre otros supuestos se
acredite que iniciar la acción judicial es inútil procedía que la
recurrente deduzca dicha pérdida en el ejercicio 1998 y no en
1997 por lo que procede que se mantenga el reparo.

2.3.2. ¿Cuándo SE DEDUCEN LAS PÉRDIDAS EXTRAORDINARIAS?

RTF: N°13783-5-2006 13.07.2006

Las pérdidas por robo son deducibles recién en el ejercicio en que


se acredite que iniciar la acción judicial es inútil.

2.3.3. ¿PARA LA DEDUCCION DE LAS PÉRDIDAS


EXTRAORDINARIAS, ¿CUÁNDO RESULTA INÚTIL EJERCITAR
LAS ACCIONES JUDICIALES?

RTF: N°07474-4-2005 09.012.2005

Resulta inútil ejercitar las acciones judiciales debido a la dificultad


de detectar las conexiones clandestinas y a los agentes infractores
e incluso en el caso que se detectasen dichas conexiones, la
demora en el proceso judicial y los gastos por honorarios
profesionales en los que se incurriría no se justificaría de acuerdo
con el retorno que se obtendría.

2.3.4. ¿PARA LA DEDUCCION DE LAS PÉRDIDAS


EXTRAORDINARIAS, ¿CUÁNDO RESULTA INÚTIL EJERCITAR
LAS ACCIONES JUDICIALES?

RTF: N°03786-4-2007 25.04.2007

La resolución del Ministerio Público que dispone el archivamiento


provisional de la investigación preliminar por falta de identificación
del presunto autor del delito, acredita que es inútil ejercitar la citada
acción en forma indefinida, mientras no se produzca dicha
identificación.

TRIBUTACIÓN I Página 33
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

2.3.5. ¿CUÁL ES EL MONTO DE LA PÉRDIDA EXTRAORDINARIA EN


SINIESTROS?

RTF: 0523-5-2001 25.05.2001

La copia del Certificado Policial del accidente de tránsito donde se


acredita la ocurrencia del siniestro, señala que el incidente se
produjo en la modalidad "choque y fuga ", el recurrente alega que
era inútil ejercitar la acción judicial correspondiente al
desconocerse al causante del daño; sin embargo, es evidente que
la pérdida sufrida con ocasión de dicho accidente' no fue total, ya
que inclusive el automóvil fue vendido posteriormente, por lo tanto,
el monto que podía cargarse como gasto no debía ser mayor a la
diferencia entre el costo neto de adquisición y el valor de venta
siniestrado; en consecuencia, por no haberse sustentado el valor
de venta del bien siniestrado, tampoco puede determinarse el
monto de la pérdida que finalmente correspondería ser deducida
como gasto por la recurrente, por lo que procede mantener el
reparo efectuado por la Administración.

2.3.6. ¿ES SUFICIENTE LA COPIA DE LA DENUNCIA POLICIAL


PARA CREDITAR LA PÉRDIDA EXTRAORDINARIA?

RTF: N° 5509-2-200220.09.2002

La copia de la denuncia policial no es prueba suficiente para acreditar


la ocurrencia del hecho y de esta manera sustentar la referida
deducción.

2.3.7. ¿ES NECESARIO SUSTENTAR LAS PÉRDIDAS


EXTRAORDINARIAS?

RTF: N° 0569-03-2003 03.02.2003

Si bien la recurrente ha incurrido en pérdidas extraordinarias, las


mismas que están reconocidas como deducibles dentro del inciso d)
del Artículo 37° del la Ley del Impuesto a la Renta, debe manifestarse
que durante el proceso de fiscalización, no exhibió ninguno de los

TRIBUTACIÓN I Página 34
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

documentos que sustenten el gasto correspondiente, en


consecuencia, corresponde confirmar los reparos referidos a Cargas
Excepcionales sin sustento.

2.3.8. ¿EN QUÉ CASOS ESTAMOS ANTE “CASO FORTUITO” O


“FUERZA MAYOR”?

RTF: N° 06972-4-2004 15.09.2004

De lo expuesto puede inferirse que el "caso fortuito o fuerza mayor,


consistiría en un evento inusual, fuera de lo común, e independiente
de la voluntad del deudor (proveniente de la naturaleza o terceros),
que resulta ajeno a su controlo manejo, no existiendo motivos
atendibles de que éste vaya a suceder y que imposibilite el
cumplimiento de la obligación por parte del deudor, no obstante
configura una ausencia de culpa. En tal sentido, la pérdida de la
mercadería sufrida por el recurrente (envases de gaseosas y cerveza
y sus contenidos) como producto de su caída precipitada del
almacén, no constituye un caso fortuito, toda vez que tal situación
resultaba previsible por el recurrente, dado lo inapropiado del local
donde se encontraba la misma y la inexperiencia de aquel en el
apilamiento de cajas y el desnivel de terreno, como lo reconoce el
propio contribuyente.

2.4. INFORMES SUNAT RELACIONADOS


2.4.1. ¿EN QUÉ CASOS LAS PÉRDIDAS EXTRORDINARIAS SON
DEDUCIBLES?

OFICIO N° 343-2003-SUNAT/280000

Las pérdidas extraordinarias sufridas por caso fortuito o fuerza


mayor en los bienes productores de renta gravada son deducibles
para la determinación de la renta neta; debiéndose entender como
la causa de las referidas pérdidas a todo evento extraordinario,
imprevisible e irresistible y no imputable al contribuyente que
soporta dicho detrimento en su patrimonio,

TRIBUTACIÓN I Página 35
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

Toda vez que la calificación de extraordinario, imprevisible e


irresistible respecto de un evento sólo puede efectuarse en cada
caso concreto; en la medida que la norma que dispone la
transferencia gratuita de los bienes de un sujeto gravado con el
Impuesto a la Renta de tercera categoría a un tercero, pueda ser
calificada como un hecho que además de irresistible sea
extraordinario e imprevisible, el costo computable de los bienes
transferidos en virtud de dicho mandato legal constituirá un gasto
deducible para efecto de la determinación de la renta imponible.

2.4.2. ¿CUÁL ES EL TRATAMIENTO DE LAS PÉRDIDAS


EXTRAORDINARIAS CUBIERTAS POR SEGUROS?

INFORME N° 009-2006-SUNAT/280000

Tratándose de operaciones de importación de productos a granel


transportados al país por vía marítima, en las cuales existen
diferencias entre la cantidad del producto comprado y embarcado en
el exterior y recibido en el país, considerando que dicha diferencia
detectada al momento del desembarque corresponde a condiciones
de humedad propias del traslado se tiene que:

1. La pérdida física sufrida en productos a granel, que corresponda


a condiciones del traslado que afectan los bienes por las
características de estos como ocurre con la humedad propia del
transporte por vía marítima, califica como merma.

2. La pérdida extraordinaria cubierta por indemnización o seguro no


es deducible para efecto de la determinación del' Impuesto a la
Renta del importado.

3. El deducible del seguro que se contrate para indemnizar al


importador por la pérdida constituye un gasto contenido en el
artículo 37° del TUO de la Ley del Impuesto a la Renta.

TRIBUTACIÓN I Página 36
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

CAPITULO III

GASTOS DE COBRANZA

3.1. ANALIZANDO LA NORMA

Los gastos de cobranza que incurra la empresa en el desarrollo de sus


actividades también pueden ser deducibles a efecto de determinar la
renta neta del ejercicio. Así lo establece el inciso e) del artículo 37º de la
ley del Impuesto a la Renta, según el cual a fin de establecer la renta
neta de tercera categoría, son deducibles de la renta bruta entre otros
conceptos, los gastos de cobranza de rentas gravadas.

3.2. CONSIDERACIONES PARA LA DEDUCCION

3.2.1. CAUSALIDAD

En relación a este criterio debe tomarse en consideración que


deberá demostrarse la conveniencia de contratar los servicios de
cobranza (causalidad), debiéndose acreditar los servicios
prestados a través de contratos, comprobantes de pago e informes
con los resultados de la prestación, entre otra información.

3.2.2. DEVENGO

Un segundo criterio a efecto de deducir los gastos de cobranza, es


que los mismos correspondan al ejercicio que haya nacido la
obligación de pago. Sobre el particular , debe indicarse que la
obligación de pago puede surgir de acuerdo a los servicios
prestados, independientemente que exista un resultado, o también
puede surgir de acuerdo a los resultados obtenidos, por lo que en
este último caso, solo si existen resultados, se abonarán los pagos.

TRIBUTACIÓN I Página 37
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

3.2.3. BANCARIZACIÓN

Finalmente debe considerarse que para la Deducción de estos


gastos, la cancelación de los mismos debe realizarse utilizando los
medios de pago cuando el valor de los servicios haya superado los
S/ 3,500.00 ó US$1,000.00.

3.2.4. LIMITE PARA LA DEDUCCIÓN

En relación a este tipo de gastos cabe mencionar que no existe un


límite para la deducción, no obstante, debemos considerar que el
gasto debería ser razonable y proporcional a la cobranza
efectuada.

3.3. CASO PRÁCTICO.

La empresa “COMERCIAL TACNA SRL”. Dedicada a la venta de


automóviles, tiene cuentas por cobrar vencidas por un monto de S/
140,000.El 01 de julio del 2010 decide contratar los servicios de la
empresa de cobranza “COBRAX S.A.” encargándoles el cobro a los
clientes morosos. En tal sentido las empresas acuerdan que la
retribución por este servicio será de 5% del total del monto
recaudado. Suponiendo que en el mes de Noviembre del 2010 la
empresa “COBRAX” S.A. realizó cobranzas por la suma de
S/90,000, se requiere conocer el tratamiento contable y tributario.

SOLUCIÓN:

TRATAMIENTO CONTABLE

En este caso procederemos a efectuar el cálculo de las comisiones


correspondientes:

Comisión 5% (monto cobrado)


Comisión 5% (S/ 90,000) = S/ 4,500

En consecuencia, las comisiones por este servicio ascienden a S/


4,500 en el mes de Noviembre del 2010.

TRIBUTACIÓN I Página 38
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

DEBE HABER
4,500.00
63 GASTOS POR SERVICIOS PRESTADOS POR
TERCEROS
639 otros servicio. Prestados por terceros
40 TRIB.CONTRAP .Y APORTES AL SIST DE 855.00
PENSIONES Y DE SALUD POR PAGAR.
401 Gobierno central
4011 IGV 5,355.00
40111 IGV
42 CTAS. POR PAGAR COMERCIALES -
TERCEROS
421 Facturas, boletas y otros comprobantes por
pagar
4212 Emitidas

X/x Por la retribución a la empresa “COBRAX” S.A.


por su labor en la cobranza de nuestras facturas.

------------------------------X----------------------------
4,500
95 GASTOS DE VENTA
4,500
79 CARGAS IMP. A CUENTA DE COSTOS Y
GASTOS
X/x Por el destino de los servicios de cobranza.

TRATAMIENTO TRIBUTARIO

De conformidad con el inciso e) del artículo 37º de la Ley del


Impuesto a la Renta, los gastos de cobranza son aceptados como
gastos deducibles, en tanto sean causales.

3.4. INFORMES SUNAT RELACIONADOS

El servicio de cobranza de facturas ¿está sujeto a la detracción?

INFORME Nº 154-2006-SUNAT/280000
El supuesto en que una empresa contrata con otra para que le
preste el servicio de cobranza de sus facturas, pactándose como
retribución un determinado porcentaje de la cobranza realizada no
configurará el servicio de comisión mercantil a que se hace
referencia el numeral 6 del anexo 3 de la Resolución de
Superintendencia Nº 183-2004/SUNAT, en la medida que el
encargo de la cobranza no implique la posibilidad de realizar uno o
más actos jurídicos de contenido comercial o mercantil, en nombre
propio o en el del comitente, por cuenta y en interés de este último.

TRIBUTACIÓN I Página 39
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

CAPITULO IV

DEPRECIACIÓN, MERMAS Y DESMEDROS

4.1. DEPRECIACIÓN

El reconocimiento de la depreciación es un aspecto muy importante que


deben considerar las empresas, porque de su determinación dependerá
que los activos fijos reflejen un valor estimado más o menos razonable a
una determinada fecha. Por ello, efectuar un análisis de los elementos
que intervienen en el cálculo de la misma es de naturaleza fundamental.
No obstante, muchas veces efectuamos la depreciación de un activo sin
tomar en cuenta los criterios establecidos en las normas contables para
su determinación, imposibilitando que se logre efectuar una estimación
correcta de la misma.
Para efectos tributarios, las reglas para la depreciación no van de la mano
del tratamiento contable, sino que en principio admiten una depreciación
limitada a determinados porcentajes máximos según lo establecido en el
artículo 22º del reglamento de la ley del impuesto a la renta. Aún más,
debemos recordar que la legislación tributaria ha contemplado
paralelamente a estas reglas, diversos regímenes de depreciación
acelerada, los cuales evidentemente generan un distanciamiento del
tratamiento contable. Tal es el caso de la depreciación acelerada para
las pequeñas empresas, la depreciación acelerada en los contratos de
arrendamiento financiero y la depreciación acelerada de edificios cuya
construcción se hubiera iniciado a partir del ejercicio 2009.
Sobre el particular, a través del presente capitulo efectuaremos un repaso
de los principales criterios establecidos en la normatividad contable, para
efectuar la depreciación. Asimismo, se analizarán las reglas tributarias
para deducir la misma, detallándose cada uno de los regímenes
especiales de depreciación previstos en nuestra legislación tributaria.

TRIBUTACIÓN I Página 40
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

4.1.1. ASPECTOS CONTABLES DE LA DEPRECIACION

4.1.1.1. Definición

La depreciación puede ser definida como la distribución


sistemática del importe depreciable de un activo a lo largo
de su vida útil. Es decir:

Depreciacion = Importe Depreciable


Vida útil

En donde:

IMPORTE Es el costo de un activo o el importe que lo


DEPRECIABLE haya sustituido, menos su valor residual.
Es el importe estimado que la empresa
VALOR podría obtener actualmente por vender el
RESIDUAL activo, después de deducir los costos
estimados de tal venta, si el activo ya hubiera
alcanzado la antigüedad y las demás
condiciones esperadas al término de su vida
útil.
Es:
 El periodo durante el cual se espera
VIDA UTIL utilizar el activo depreciable por parte
de la entidad.
 El número de unidades de
producción o similares que se espera
obtener del mismo por parte de la
entidad.

De lo antes expuesto, podemos resumir la siguiente


fórmula:

Depreciacion = Costo del Activo - Valor Residual


Vida útil

TRIBUTACIÓN I Página 41
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

Es importante mencionar que tanto el valor residual como la


vida útil de un activo se deben revisar, como mínimo, al
término de cada ejercicio anual y, si las expectativas difieren
o cambian de las estimaciones inicialmente efectuadas, los
cambios se contabilizaran como un cambio en la estimación
contable.
Es decir, si fruto de la relación anterior, surgen nuevos
elementos que hacen prever un cambio en las estimaciones
reconocidas inicialmente, la depreciación será ajustada en
los ejercicios futuros.

4.1.1.2. Factores para determinar la vida útil


Para determinar la vida útil de un bien perteneciente al rubro
inmuebles, maquinaria y equipo, se deben tomar en cuenta,
los factores siguientes:

 La utilización prevista del activo, el cual debe estimarse


por referencia a la capacidad o al rendimiento físico que
se espere del mismo.
 El deterioro natural esperado, que dependerá de factores
operativos tales como el número de turnos de trabajo en
los que se utilizara el activo, el programa de reparaciones
y mantenimiento, así como el grado de cuidado y
conservación mientras el activo no está siendo utilizado.
 La obsolescencia técnica o comercial derivada de los
cambios o mejoras en la producción, o bien de los
cambios en la demanda del mercado de los productos o
servicios que se obtienen con el activo.
 Los límites legales o restricciones similares sobre el uso
del activo, tales como las fechas de caducidad en los
contratos de servicio relacionados con el activo.

No obstante lo anterior, para determinar la vida útil de un


activo también se debe tomar en cuenta, la política de

TRIBUTACIÓN I Página 42
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

gestión de activos que lleva la empresa, la cual podría


implicar por ejemplo la venta o enajenación de los activos
después de un periodo especifico de utilización, o en todo
caso, tras haber consumido una cierta proporción de las
utilidades económicas del bien.
En resumen, podríamos afirmar que para determinar la
vida útil de un activo, se deben tener en cuenta, factores
de utilidad del activo que se espere aporte a la empresa,
así como también las políticas internas de la empresa.
No obstante, la estimación de la vida útil de un activo, es
una cuestión de criterio, basado en la experiencia que la
entidad tenga con activos similares.

4.1.1.3. Métodos de Depreciación

Pueden utilizarse diversos métodos de depreciación para


distribuir el importe depreciable de un activo de forma
sistemática a lo largo de su vida útil. Así tenemos, el método
lineal, el método de amortización decreciente y el método de
las unidades de producción.

 Método lineal
Bajo este método, la depreciación se determinara en
función a un cargo constante a lo largo de la vida útil del
activo, siempre que su valor residual no cambie.
 Método de amortización decreciente
El método de depreciación decreciente implica reconocer
un cargo por depreciación que irá disminuyendo a lo
largo de su vida útil.

 Método de las unidades de producción.


El método de las unidades de producción reconoce un
cargo por depreciación basado en la utilización o
producción esperada.

TRIBUTACIÓN I Página 43
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

Respecto de los tres métodos y otros que se puedan


considerar, es conveniente considerar que la empresa
debe elegir el método que más fielmente refleje el patrón
esperado de consumo de las utilidades económicas
futuras incorporadas al activo. Cabe agregar que al elegir
un determinado método, este se aplicará uniformemente
en todos los ejercicios, a menos que se haya producido
un cambio en el patrón esperado de consumo de dichas
utilidades económicas futuras.

4.1.1.4. Tratamiento aplicable a los terrenos y a los edificios


Para efectos contables, los terrenos y los edificios son
activos independientes, y se contabilizan por separado,
incluso si han sido adquiridos de forma conjunta. Con
algunas excepciones, tales como minas, canteras y
vertederos, los terrenos tienen una vida ilimitada y por tanto
no se deprecian, en tanto que los edificios tienen una vida
limitada, por lo que, son activos depreciables. En el caso que
se produzca un incremento en el valor de los terrenos en los
que se asienta un edificio, éste no afectará la determinación
del importe depreciable del edificio.

TRIBUTACIÓN I Página 44
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

4.1.1.5. ¿Debo depreciar el activo en su conjunto o de forma


separada?
De manera general un activo debe depreciarse de forma
conjunta. Sin embargo, tratándose de partes que tengan un
costo significativo con relación al costo total del activo, la
depreciación se efectuará de forma independiente por cada
parte de un activo.
Para tal efecto, la empresa debe distribuir el importe
inicialmente reconocido del activo entre sus partes
significativas y depreciar de forma independiente cada una
de estas partes. Un ejemplo de lo expuesto, consiste en la
conveniencia de depreciar por separado la estructura y los
motores de un avión, tanto si se tiene en propiedad como si
se tiene en arrendamiento financiero, por cuanto por las
características propias de esos elementos, la vida útil y los
elementos que se tomen para depreciar, variarán para cada
uno de ellos.

DEPRECIACION INDEPENDIENTE POR CADA


PARTE SIGNIFICATIVA

PARTE PARTE PARTE PARTE PARTE


SIGNIFICATIVA SIGNIFICATIVA SIGNIFICATIVA SIGNIFICATIVA SIGNIFICATIVA

ACTIVO

No obstante lo anterior, si una parte significativa de un activo


tiene una vida útil y un método de depreciación que
coincidan con la vida y el método utilizados para otra parte
significativa del mismo elemento, ambas partes pueden
agruparse para determinar el cargo por depreciación.
Asimismo, y en la medida que la empresa deprecie de forma
independiente algunas partes de un activo, también
depreciará de forma separada el resto del mismo, el que
estará integrado por las partes del activo que
individualmente no sean significativas.

TRIBUTACIÓN I Página 45
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

4.1.1.6. ¿Siempre se debe reconocer la depreciación como


gasto del periodo?
De manera general, el cargo por depreciación de un ejercicio
debe reconocerse habitualmente en el resultado del mismo.
No obstante en ocasiones las utilidades económicas futuras
incorporadas a un activo se incorporan a la producción de
otros activos, por lo que en todo caso, el cargo por
depreciación formará parte del costo del otro activo y se
incluirá en su importe en libros. Es decir, en principio el cargo
por depreciación debe reconocerse en el resultado del
ejercicio, salvo que se haya incluido en el importe en libros
de otro activo.
Un ejemplo de lo expuesto anteriormente ocurre en el caso
de la depreciación de las maquinarias y equipo de una planta
industrial que se incluye en los costos de producción de las
existencias. De forma similar, la depreciación del activo fijo
utilizado para actividades de desarrollo podrá incluirse en el
costo de un activo intangible.

RECONOCIMIENTO DE LA DEPRECIACION

Si tiene como destino las ES


actividades operativas GASTO
de la empresa.
CARGO POR
DEPRECIACION
Si tiene como destino la
ES
produccion de otros COSTO
bienes.

4.1.1.7. Inicio del cómputo de la depreciación


Para efectos contables, de un activo comienza cuando el
mismo esté disponible para su uso, esto es, cuando se
encuentre en la ubicación y en las condiciones necesarias
para ser capaz de operar de la forma prevista por la
dirección.

TRIBUTACIÓN I Página 46
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

4.1.1.8. Termino de la depreciación


La depreciación de un activo cesa en la fecha en que se
produzca la baja en cuentas del mismo (baja contable).
De lo anteriormente señalado podemos afirmar que la
depreciación no cesa cuando el activo esté sin utilizar o se
haya retirado del uso activo, a menos que se encuentre
depreciado por completo.
No obstante esto, es pertinente considerar que si utilizan
métodos de depreciación en función del uso, como por
ejemplo, el método de las unidades de producción, el cargo
por depreciación podría ser nulo cuando no tenga lugar
ninguna actividad de producción.

INICIO Y CESE DE DEPRECIACION

Cuando esté disponible para su uso, esto es,


cuando se encuentre en la ubicación y en las
Se inicia condiciones necesarias para ser capaz de
operar
DEPRECIACION
DEL ACTIVO
cuando ocurra primero lo siguiente:
Cesa - Se clasifique como mantenido para la venta
- Se produzca la baja en libros

4.1.2. REGIMEN TRIBUTARIO DE LA DEPRECIACION

Respecto del tratamiento que nuestra legislación tributaria otorga a


la depreciación, es pertinente considerar en principio que el inciso
f) del artículo 37º de la ley del impuesto a la renta, dispone que la
misma es deducible para estos efectos, en tanto cumpla con el
principio de causalidad previsto en el referido artículo. De la misma
forma, el artículo 38º de la referida norma confirma lo señalado
anteriormente, al establecer que, el desgaste o agotamiento que
sufran los bienes del activo fijo que los contribuyentes utilicen en
negocios, industria, profesión u otras actividades productoras de
rentas gravadas de tercera categoría, se compensará mediante la

TRIBUTACIÓN I Página 47
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

deducción de las depreciaciones admitidas en la ley. No obstante


lo anterior, la norma establece que cuando los bienes del activo fijo
sólo se afecten parcialmente a la producción de rentas, las
depreciaciones se efectuarán en la proporción correspondiente.
Otro aspecto que debe considerarse en relación a la depreciación,
es que tributariamente éstas se computan anualmente, sin que en
ningún caso puedan hacerse incidir en un ejercicio gravable
depreciaciones correspondientes a ejercicios anteriores. Descritas
estas consideraciones, a continuación se presentan algunos
aspectos importantes de la depreciación que se efectúa para
efectos tributarios.

4.1.2.1. Para efectos tributarios, ¿existe vida útil?


Con excepción de los edificios y construcciones, los cuales
se deprecian en línea recta a razón del 5% anual, el resto de
activos fijos no está sujeto a condicionamientos respecto de
lo métodos de depreciación o plazos de vida útil, pues la ley
tributaria sólo se limita a establecer los siguientes
porcentajes máximos de depreciación:
PORCENTAJE ANUAL
BIENES DE DEPRECIACION
HASTA UN MAXIMO DE
1 Ganado de trabajo y 25%
reproducción; redes de pesca.
2 Vehículos de transporte 20%
terrestre (excepto ferrocarriles);
hornos en general
3 Maquinaria y equipo utilizados 20%
por las actividades minera,
petrolera y de construcción;
excepto muebles, enseres y
equipos de oficina.
4 Equipos de procesamiento de 25%
datos.

TRIBUTACIÓN I Página 48
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

5 Maquinaria y equipo adquirido a 10%


partir del 01.01.91
6 Otros bienes del activo fijo 10%
7 Gallinas 75%

4.1.2.2. ¿Qué requisitos se debe cumplir para que la


depreciación sea deducible?
Para que la depreciación sea aceptada tributariamente se
debe cumplir con lo siguiente:
 Debe encontrarse contabilizada dentro del ejercicio
gravable en los libros y registros contables.
 No debe exceder el porcentaje máximo establecido en la
tabla anterior para cada unidad del activo fijo, no
importando en este caso, el método de depreciación
aplicado por el contribuyente.

En relación a este punto, es pertinente tener en cuenta que


la norma tributaria indica que en ningún caso se puede
admitir la rectificación de las depreciaciones contabilizadas
en un ejercicio gravable, una vez cerrado éste, sin perjuicio
de la facultad del contribuyente de modificar el porcentaje de
depreciación aplicable a ejercicios gravables futuros.

4.1.2.3. ¿A partir de qué momento se inicia el cómputo de la


depreciación?
A diferencia de lo que sucede con la norma contable en
donde la depreciación se inicia cuando el activo esté
disponible para su uso, esto es, cuando se encuentre en la
ubicación y en las condiciones para ser capaz de operar de
la forma prevista, para la norma tributaria la depreciación se
inicia a partir del mes en que los bienes sean utilizados en la
generación de rentas gravadas.
Cabe señalar que la aplicación de estos criterios, podría
traer como consecuencia la generación de diferencias

TRIBUTACIÓN I Página 49
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

temporales, que la empresa deberá reconocer


contablemente.

4.1.2.4. ¿Sobre qué valor se calcula la depreciación tributaria?


A diferencia de la depreciación contable, la que se realiza
sobre el importe depreciable (costo del activo menos su valor
residual), para efectos tributarios, la depreciación se calcula
sobre el costo computable, entendiéndose por éste al costo
de adquisición, producción o construcción, o, en su caso, el
valor de ingreso al patrimonio.
De acuerdo a lo anterior, podrían surgir diferencias entre la
depreciación contable y la tributaria, las que generarán de
ser el caso, un impuesto a la renta diferido.

IMPORTANTE:
Se entiende por costo de adquisición a la contraprestación
pagada por el bien adquirido, incrementada en las mejoras
incorporadas con carácter permanente y los gastos
incurridos con motivo de su compra tales como: fletes,
seguros, gastos de despacho, derechos aduaneros,
instalación, montaje, comisiones normales, incluyendo las
pagadas por el enajenante con motivo de la adquisición o
enajenación de bienes, gastos notariales, impuestos y
derechos pagados por el enajenante y otros gastos que
resulten necesarios para colocar a los bienes en condiciones
de ser usados, enajenados o aprovechados
económicamente. En ningún caso los intereses formarán
parte del costo de adquisición.

TRIBUTACIÓN I Página 50
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

`
CRITERIOS TRATAMIENTO CONTABLE TRATAMIENTO
TRIBUTARIO
La Todos los activos fijos con Todos los activos fijos
depreciación excepción de terrenos. con excepción de
es aplicable terrenos.
a:
Porcentajes De acuerdo a la vida útil, Bienes Inmuebles: 5%
de aplicando la siguiente (tasa fija)
depreciación fórmula: Bienes muebles: de
anual Costo activo – Valor residual acuerdo a los
Vida útil porcentajes máximos
previstos en el artículo
22º del reglamento de la
LIR.
La depreciación se
determina sobre el costo
computable.
Inicio de la Cuando el activo esté
depreciación disponible para su uso, esto
es, cuando se encuentre en la
ubicación y en las
condiciones necesarias para
ser capaz de operar de la
forma prevista por la
dirección.
Cese de la Cuando se produzca la baja
depreciación en libros
Obligaciones La depreciación
contables deducible debe estar
contabilizada

4.2. MERMAS Y DESMEDROS

4.2.1. ASPECTOS GENERALES

Los gastos por mermas y desmedros debidamente acreditados


también serán deducibles. Así lo establece el inciso f) del artículo
37º de la ley del impuesto a la renta (Decreto Supremo Nº 179-
2004-EF), según el cual a fin de establecer la renta neta de
tercera categoría, son deducibles de la renta bruta entre otros

TRIBUTACIÓN I Página 51
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

conceptos, las mermas y desmedros de existencias debidamente


n acreditados.

4.2.2. TRATAMIENTO DE LAS MERMAS

4.2.2.1. Definición de Mermas

Es la pérdida natural que cabe esperarse en productos


transportados a granel, ya sean sólidos o líquidos. En el
primer caso se producirá por la pérdida de humedad, polvo
o residuos que acompañan a la mercancía, y en el segundo
por evaporación o filtración. Desde el punto de vista
asegurador, se asimila a vicio propio y se considera un
riesgo comercial, aún cuando en algunas ocasiones y bajo
coberturas específicas pudiera ser asegurable.

Las mermas también son definidas por el inciso c) del


artículo 21º del reglamento de la ley del impuesto a la renta
(D.S. Nº 122-94-EF) como la perdida física, en el volumen,
peso o cantidad de las existencias, ocasionada por causas
inherentes a su naturaleza o al proceso productivo.

Pérdida Física:

- En Volumen
- En Peso
- En Cantidad
MERMA

Por causa inherentes a su


naturaleza del bien o al proceso
productivo

TRIBUTACIÓN I Página 52
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

Dentro de los ejemplos más comunes de mermas podemos


citar los siguientes:

 La pérdida por fermentación en la industria de


panificación.
 La pérdida de peso de una res en el traslado de una
ciudad a otra.
 La perdida de gasolina, ocurrida en su
almacenamiento o distribución desde la refinería
hacia los grifos, por efecto de la evaporación o
volatilidad de la misma
 La pérdida de peso del hielo por efecto climáticos
 La pérdida de alcohol, por efecto de la evaporación.
 La pérdida de cuero en la elaboración de zapatos,
asimismo, la perdida de retazos de tela en la
confección de prendas de vestir, entre otros.

No obstante lo anterior, el Tribunal Fiscal ha señalado que


las mermas también pueden generarse por el manipuleo de
bienes. En efecto, según la Resolución del Tribunal Fiscal
Nº 03722-2-2004 (28.05.2004) esta entidad considero que
las mermas, además de ocurrir en el proceso productivo,
también pueden producirse por el manipuleo de los bienes
contenidos en envases de vidrio, constituyendo mermas,
las perdidas ocurridas por la naturaleza frágil de vidrios
comercializados y trasportados por la recurrente desde el
puerto de embarque hasta su entrega al consumidos final.

Asimismo, esta entidad ha previsto que en los casos de la


producción de cervezas, las mermas también pueden
generarse por la pérdida de productos en el proceso de
elaboración y envasado de cerveza, la rotura de botellas
llenas dentro del almacén de la planta y en el manipuleo de
embarque del depósito a los medios de transporte y las
perdidas susceptibles en operaciones que se realizan

TRIBUTACIÓN I Página 53
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

normalmente, tales como la cerveza enlatada que no reúne


la condiciones formales para su venta como igualdad de
niveles o contenido, etc. Que se suele entregar al personal
o gratuitamente al público (Ver RTF Nº 16274-4-2000)

De la misma forma, el tribunal fiscal ha señalado que en el


caso de entidades que comercializan bebidas
embotelladas, las roturas de los envases como
consecuencia del manipuleo, también constituyen mermas.
Así los ha señalado en al RTF Nº 06972-4-2004 en la cual
preciso que “en el caso de autos, el recurrente comercializa
bebidas embotelladas en envases de vidrio, que por su
naturaleza son frágiles, delicadas, fácilmente quebradizas y
tiene un alto riesgo de rotura como consecuencia, del
manipuleo de dichos bienes hasta su entrega al consumidor
final, por lo que las pérdidas de botellas del recurrente
constituya una de orden cuantitativa por causas inherentes
a la naturaleza de los envases que califica como merma”.

Igualmente, cabe precisar que la perdida física sufrida en


productos a granel, que corresponda a condiciones del
traslado que afectan los bienes por las características de
estos como ocurre con la humedad propia del transporte
por vía marítima, califica como merma. Así lo ha
interpretado la administración tributaria a través de su
informe Nº 009-2006-SUNAT/2BOOOO en el que ha
indicado que “tratándose de operaciones de importación de
productos a granel transportados al país vía marítima, en
las cuales existen diferencias entre la cantidad del producto
comprado y embarcado en el exterior y recibido en el país,
considerando que dicha diferencia detectada al momento del
desembarque corresponde al condiciones de humedad
propias del traslado se tiene que la perdida física sufrida
en productos a granel, que corresponda a condiciones del

TRIBUTACIÓN I Página 54
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

traslado que afectan los bienes por las características de


estos como ocurre en la humedad propia del transporte
por vía marítima, califica como merma.

4.2.2.2. CLASES DE MERMA

Existen dos clases de merma

4.2.2.2.1. Mermas Normales

Son aquellas mermas inevitables que tienen una


relación directa con el proceso productivo o de
comercialización y que dependen principalmente de
las características del bien o material utilizado.

4.2.2.2.2. Mermas Anormales

Son aquellas mermas que se producen por


negligencia en el manipuleo, utilización o en la
conservación de los bienes. En tal sentido estas
mermas pueden ser evitadas si existe una buena
y eficiente utilización de los materiales o bienes.

Es importante mencionar que para efectos contables, las


mermas normales serán incluidas en el costo de producción
en tanto las mermas anormales serán incluidas en el
resultado del ejercicio como un gasto.

Para efectos tributarios el Tribunal Fiscal en la


RTFNº6597-5-2005 (28.10.2005) también ha considerado el
mismo tratamiento al señalar que “las mermas
consideradas como perdidas normales e inevitables del
negocio se integran al costo del bien o servicio producido,
mientras que las anormales (evitables) y las que se generan
fuera del proceso productivo se registran como un gasto”:

TRIBUTACIÓN I Página 55
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

4.2.2.3. ACREDITACIÓN DE LAS MERMAS PARA EFECTO


TRIBUTARIOS

El inciso f) del artículo 37º de la ley del impuesto la renta


establece como condición que las mermas estén
debidamente acreditadas, para que sean deducibles. Sobre
el particular, deben indicarse que dicha acreditación deberá
efectuarse través de un informe técnico emitido por un
profesional independiente, competente y colegiado o por el
organismo técnico competente, el cual deberá contener
por lo menos la metodología empleada y las pruebas
realizadas. En caso contrario. No se admitirá la deducción.
Al respecto, en necesario recalcar que el informe técnico
deberá ser efectuado necesariamente por un profesional
por un profesional independiente a la empresa, puesto de
lo contrario, dicho informe carecería de de valor para efecto
de sustentar la merma. Este criterio también fue observado
por el Tribunal Fiscal en la RTF Nº 00536-3-2008
(15.05.2008) en donde resolvió mantener el reparo por
mermas pues en el informe presentado por la recurrente
se apreciaba que no se había precisado en que había
consistido la evaluación realizada, ni se indicaba, en forma
específica, cuales habían sido las condiciones en que esta
fue realizada, advirtiéndose más bien que se sustentaba en
el primer informe técnico elaborado por trabajador y no por
un profesional independiente.

De la misma forma, en la RTF Nº 02312-5-2004 (21.04-


2004) el colegiado mantuvo el mismo criterio al confirmar
el reparo efectuado por la administración tributaria, pues
las mermas no tenían informe técnico.

En relación a este tema, es importante recordar que


además de ser emitido por un profesional independiente y

TRIBUTACIÓN I Página 56
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

colegiado o por el organismo técnico competente, el


informe técnico deberá contener por lo menos la
metodología empleada y las pruebas realizadas.

REQUISITOS PARA EL INFORME TECNICO PARA LA CREDITACION DE MERMAS

Debe ser emitido por un profesional


independiente competente colegiado
o por el organismo técnico competente
INFORME TÉCNICO
(para la acreditación de
mermas)
El informe técnico deberá contener
por lo menos la metodología empleada
y las pruebas realizadas

4.2.3. TRATAMINETO DE LOS DESMEDROS

4.2.3.1. Definición de Desmedros

Es la pérdida de orden cualitativa e irrecuperable de las


existencias, haciéndolas inutilizables para los fines a los que
estaban destinados.
Se entiende por desmedro al deterioro o pérdida del bien de
manera definitiva, así como a su pérdida cualitativa, es decir
a la pérdida de lo que es, en propiedad, carácter y calidad,
impidiendo de esta forma su uso ya sea por obsoleto,
tecnológico, cuestión de moda u otros.

Dentro de los ejemplos más comunes de desmedros


podemos citar los siguientes.

 Las computadoras obsoletas para la venta.


 Las agendas o libros desfasados, entre otros.

TRIBUTACIÓN I Página 57
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

 La gaseosa “abc” cuya fecha de vencimiento en la


botella dice 15.Jun.2002, en la industria de bebidas
gaseosas.
 La caja de piña para la fabricación de mermelada, en
estado de descomposición, en la industria de
conservas de frutas.
 Los pantalones acampanados para hippies de 1970,
en la industria textil.

4.2.4. Acreditación de los Desmedros para efectos tributarios.

El inciso f) del artículo 37º de la ley del Impuesto a Renta establece


como condición que los desmedros estén debidamente
acreditados, para que sean deducibles. Sobre el particular, debe
indicarse que a estos efectos, la SUNAT aceptara como prueba la
destrucción de las existencias efectuadas ante el Notario Público
o Juez de Paz, a falta de aquel, siempre que se comunique
previamente a la SUNAT en un plazo no menor de seis (6) días
hábiles anteriores a la fecha en que llevara a cabo la destrucción
de los referidos bienes. En ese caso, dicha entidad podrá designar
a un funcionario para presenciar dicho acto; también podrá
establecer procedimientos alternativos o complementarios a los
indicados, tomando en consideración de la naturaleza de las
existencias o la actividad de la empresa.

Sobre el particular, cabe considerar que la administración


Tributaria ha confirmado estas condiciones en su informe Nº 290-
2003-SUNAT/2B0000, en el cual ha establecido que:

 Para que proceda la deducción de los desmedros, los


mismos deben ser acreditados con la destrucción de los
bienes, según el procedimiento establecido en el inciso c)
del artículo 21º del reglamento de la ley del Impuesto a la

TRIBUTACIÓN I Página 58
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

Renta. A la fecha, no existe norma jurídica que haya


aprobado un procedimiento distinto al señalado.
 Tratándose de bienes que habiendo sufrido una perdida
cualitativa e irrecuperable, haciéndolas inutilizables para
fines a los que estaban destinados, son enajenados por el
contribuyente, en aplicación del artículo 20º del TUO de la
Ley del Impuesto a la Renta, el costo de estos bienes podrá
ser deducido.

4.2.5. CASO PRÁCTICO.

Acreditación de los desmedros

La empresa “Santa Rosa de Lima” S.R.L. dedicada a la


comercialización de agendas, ha percatado que 2000.00 de esos
productos ya no se pueden vender, pues pertenecen a años
anteriores. Estas mercancías tenían un costo de S/. 8000.00.
Sobre el particular, nos comentan que la empresa ha decidido
destruir dichas mercaderías, la cual se realizara en presencia del
Notario Público, comunicando dentro del plazo establecido, a la
SUNAT dicha destrucción. En ese Sentido, nos piden determinar
el tratamiento contable y tributario de esta operación.

SOLUCION:

a) TRATAMIENTO TRIBUTARIO

Para efectos tributarios, la destrucción de las agendas de


periodos anteriores será un gasto deducible como un
desmedro, en la medida que se cumpla con los requisitos
para su deducción, es decir que la destrucción se efectué
en presencia de un Notario Público, Y se cumpla con
comunicar a la SUNAT dentro de los plazos establecidos,
la realización de este hecho.

TRIBUTACIÓN I Página 59
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

b) TRATAMINETO CONTABLE

Para efectos contables, la perdida de los bienes deberá


ser registrada de la siguiente forma

65 OTROS GASTOS DE GESTION 8000.00


659 Otros Gastos de Gestión
20 MERCADERIAS 8000.00
201 Mercaderías Manufacturadas
2011 Mercaderías Manufacturadas
20111 Costo

4.2.6. JURISPRUDENCIA DEL TRIBUNAL FISCAL

¿Cuál es la naturaleza de las mermas y desmedros?

RTF Nº 07164-2-2002 (31.12.2002)


Ahora bien, atendiendo a la definición que ofrece el
Diccionario de Derecho Usual de Guillermo Cabanellas
sobre términos de “merma” y “desmedro”, así como a la
naturaleza propia de los mismos, podemos señalar que se
trata de la perdida de cantidad o calidad de un bien,
respectivamente, que se produce en el curso de las
actividades ordinarias de la empresa como consecuencia de
producir y destinar un bien a la venta o consumo, perdida
que según los principios contables se efectúa por su valor
neto realizable (NIC 2)

En ese sentido, la perdida que da origen a una reducción o


eliminación del valor neto realizable del bien como
consecuencia de una alteración de la cantidad o calidad del
bien, es considerada contablemente como un gasto y
representa disminuciones en los beneficios económicos y
como tales son diferentes en cuanto a su naturaleza de
otros gastos

TRIBUTACIÓN I Página 60
IMPUESTO A LA RENTA GASTOS DEDUCIBLES

¿Las perdidas por mortalidad de pollos deben considerarse


como?
RTF Nº 09579-4-2004
Las pérdidas por mortalidad de pollos deben considerarse
como mermas, toda vez que implican una pérdida de orden
cuantitativo del número de aves como consecuencia del
proceso productivo de la recurrente. Sin embargo, el descarte
de aves por enfermas, débiles o de poco tamaño se debe
considerar desmedros.

4.2.7.

TRIBUTACIÓN I Página 61