Sie sind auf Seite 1von 8

Mesoamérica (en griego: μέσος [mesos], ‘intermedio’)?

es la región del continente


americano que comprende la mitad meridional de México, los territorios
de Guatemala, El Salvador y Belice, así como el occidente
de Honduras, Nicaragua y Costa Rica. No debe confundirse con la región
mesoamericana, concepto acuñado para denominar una región geoeconómica por
organizaciones internacionales tales como la OCDE;1 Mesoamérica, como se
define en este artículo, es un área definida por la cultura. Esta región vio el
desarrollo de una civilización indígena en el marco de un mosaico de gran
diversidad étnica y lingüística. La unidad cultural de los pueblos mesoamericanos
se refleja en varios rasgos que Paul Kirchhoff definió como elcomplejo
mesoamericano.2 La definición de lo que se acepta como mesoamericano es
objeto de discusión entre los estudiosos de esta civilización; sin embargo, con
frecuencia se menciona en el inventario la base agrícola de la economía, el cultivo
del maíz, el uso de dos calendarios (ritual de 260 días y civil de 365),
los sacrificios humanos como parte de las expresiones religiosas, la tecnología
lítica y la ausencia de metalurgia, entre otros. En su momento, la definición del
complejo mesoamericano sirvió para distinguir a los pueblos mesoamericanos de
sus vecinos del norte y el sur.
El desarrollo de Mesoamérica se extendió por varios siglos. Los especialistas
discuten sobre la época que puede considerarse el «inicio» de la civilización
mesoamericana. De acuerdo con algunas posturas, el hito inicial consiste en el
desarrollo de laalfarería. Otros consideran que el primer complejo mesoamericano
se desarrolla entre los siglos XV y XII a. C., período contemporáneo a la cultura
olmeca. A lo largo de su historia, los pueblos mesoamericanos construyeron una
civilización cuyas expresiones hablan de elementos compartidos por varios
pueblos y rasgos que los distinguen entre sí. En la medida que avanzó el proceso
civilizatorio, algunos rasgos se homogeneizaron por el contacto interétnico y otros
adquirieron especificidad en ciertos contextos. Este proceso fue continuo y
perduró hasta la colonización española. Algunos autores emplean indistintamente
los nombres nahuas para describir objetos y conceptos originales de
Mesoamérica,3 y otros destacan las diferencias entre los pueblos de la región. 4
Al ser éste un artículo introductorio, se privilegian los elementos culturales
compartidos por los pueblos mesoamericanos de acuerdo con el enfoque
adoptado en obras de acercamiento general a la realidad
mesoamericana.5 Aunque en este artículo no se deja de hacer referencia a las
particularidades, éstas pueden ser profundizadas en los artículos respectivos.
La mayor parte de los pueblos mesoamericanos hablaron lenguas pertenecientes
a las siguientes familias
lingüísticas:otomangueana, mayense, mixezoqueana, totonacana y utoazteca.
Otras lenguas están aisladas o no pudieron ser clasificadas porque
desaparecieron en el proceso de castellanización que comenzó con la
colonización española y continúa hasta la fecha. Este mosaico de lenguas y etnias
estuvo presente durante la época prehispánica y tiene su correlato en las
numerosas culturas indígenas que se desarrollaron en diversas zonas y tiempos
de Mesoamérica, entre las cuales las más estudiadas han sido la mexica, la maya,
la teotihuacana, la zapoteca, la mixteca, la olmeca o la tarasca. A pesar de la
concentración de estudios que se han dado en el caso de esas importantes
culturas, Mesoamérica fue escenario de muchos pueblos, algunos de los cuales
han apenas comenzado a ser investigados a partir de excavaciones recientes.

La historia de Mesoamérica se inició hace más de 3 500 años; es decir,


aproximadamente hacia el año 1 500 a.C., los distintos pueblos y grupos que allí
se asentaron, empezaron a desarrollar características propias que con el paso del
tiempo dieron origen a florecientes civilizaciones.

Mesoamérica era un territorio que se extendía desde la parte media de México


hasta América Central. Quedaba limitada aproximadamente por los estados de
Sinaloa, Guanajuato, Querétaro y Tamaulipas, en nuestro país; y al sur llegaba
hasta El Salvador, Honduras, Nicaragua y Costa Rica, pasando por Guatemala y
Belize.

Las civilizaciones que crearon los pueblos de la región mesoamericana se basaron


en los progresos obtenidos a partir de la agricultura.

Lograron cultivos como el maíz, el jitomate, el frijol, el aguacate, el chile, el cacao,


el amaranto y otros más; y supieron aprovechar los recursos proporcionados por
lagos y ríos: peces, acociles, algas y larvas de mosco.

Entre las civilizaciones más importantes que se desarrollan en Mesoamérica están


la olmeca, maya, zapoteca, teotihuacana, tolteca y mexica.

Periodo Preclásico o Formativo

Los pueblos del Preclásico creían en la existencia de otra vida después de la


muerte y enterraban a sus difuntos con ofrendas. Rendían culto a la fertilidad.
Elaboraban y pintaban textiles. Dentro de los grupos sociales practicaban la
división del trabajo. Utilizaban diferentes técnicas en la cerámica. Veneraban los
fenómenos naturales; practicaron el comercio por trueque. Adornaban sus cuerpos
con narigueras, orejeras, collares, brazaletes y sandalias.

OLMECA
Ubicación geográfica: En la actual República Mexicana, en la región que
comprende la parte sur del estado de Veracruz y el oriente del estado de Tabasco,
entre el río Grijalva y el Papaloapa, ahí nació la cultura olmeca, ahí fundaron sus
ciudades y labraron sus esculturas.
Esta, es considerada como la cultura madre de la civilización en Mesoamérica.
Limitada al oriente por las montañas de los Tuxtlas, y por la Sierra Madre del Sur
se encuentra la región denomina "área metropolitana", "área clímax" o "zona
nuclear" debido a que en ella se encuentran las que fueron acaso, sus capitales:
La Venta, San Lorenzo, Laguna de los Cerros, Tres Zapotes.

Orígenes: La gran cultura Olmeca fue la primera en formarse en territorio


mesoamericano, se ubicó en la región costera del golfo de México,
aproximadamente en el 1800, cuando nace la que hoy es considerada como
la "Cultura Madre" del México antiguo, cuyos orígenes y aspectos peculiares
constituyen hoy en día un enigma. El término náhuatl "olmeca" significa
"habitantes de olman", es decir "habitantes del país del hule".
Organización social: Los Olmecas estaban organizados en tribus dirigidas por un
solo jefe llamado Chichimecatl. Tenían un tipo de organización comunitario
conocido como "ciudad dispersa", en la que cada comunidad o granja estaba
dirigida por un rey o sacerdote y en ella vivían algunas familias, cerca de las
milpas. El pueblo se encargaba de la construcción de los centros ceremoniales,
que estaban rodeados por las aldeas de campesinos, quienes se encargaban del
cultivo de la tierra, mientras que las mujeres elaboraban figuras y utensilios de
barro, tejían telas y cuidaban a los hijos.
Organización política: Su gobierno era teocrático, porque estaban dirigido por
sacerdotes. Gobierno de transición o formativo de los gobiernos teocráticos.
La sociedad de los Olmecas, es una sociedad patriarcal, es decir, el hombre es
quien se preocupa de todos los problemas que pudieran estar afectando a la
civilización, y el hombre es quien controla y maneja a la familia.
Actividades económicas: La economía de los olmecas estaba basada en
la agricultura, el principal cultivo fue el maíz, además del frijol, calabaza, cacao,
etc. Además, éstos formaban parte de su dieta y se incluían la carne de pescado,
tortugas, venados y perros domesticados.
Religión: se cree que la religión de los olmecas era de tipo chamánico. Es decir,
dentro de la comunidad había un hechicero o "chamán" que mediante ciertos
rituales entraba en trance y de este modo podía comunicarse con los espíritus. El
chamán, se pensaba, podía convertirse en un animal (nahual) con poderes
sobrenaturales. Asimismo, por las ofrendas ceremoniales encontradas en tumbas
enterradas en la tierra, se piensa que los olmecas creían en algún tipo de
existencia después de la muerte.
En la cultura olmeca se dio el culto a ciertos animales de su entorno natural, como
el jaguar y la serpiente. A partir de éstos, inventaron un animal fantástico, una
especie de serpiente con garras. También hay representaciones de cocodrilos y
otros animales de la selva, como aves rapaces y tiburones.
Ciencia y arte: En el arte Olmeca se encuentran desde figurillas, hachas
y cuentas de jade así como esculturas de colosales dimensiones, cuyo tamaño
resulta aún más impactante cuando se sabe que el uso de la rueda era totalmente
desconocido entre los pueblos precolombinos y que las piedras que constituyen
estas cabezas --que pueden llegar a pesar hasta 50 toneladas-- fueron
transportadas desde lugares alejados de los emplazamientos donde fueron
halladas.
Los olmecas adquirieron también conocimientos astronómicos, estudios
de planetas y ciclos del calendario, entre otras contribuciones el ritual del juego de
pelota, se cree también que la escritura, la más antigua descripción de tres
Zapotes, Veracruz, grabada en una estela, refleja una fecha correspondiente al 31
a.C.. El problema del uso de la escritura sigue siendo aún hoy controvertido,
algunos atribuyen la invención a los zapotecas y es posible que se adoptara una
forma de escritura mediante glifos en la época olmeca tardía.
Aportaciones culturales: Aportaron los primeros grandes conocimientos técnicos
y científicos y la idea de lo divino, representada por el jaguar. Destacaron como
escultores y orfebres. La aportación más importante en escultura son las
gigantescas cabezas monolíticas encontradas en La Venta. También es
importante señalar la existencia de una estela donde aparece por primera vez el
cero. En la agricultura utilizaron elsistema de tala y quema.
Cultura maya
Ubicación geográfica:La civilización maya habitó una vasta región ubicada
geográficamente en el territorio del sur-sureste de México, específicamente en los
cinco estados de Campeche, Chiapas (lugar donde se ubica la ciudad principal),
Quintana Roo, Tabasco y Yucatán; y en los territorios de América Central de los
actuales Belice, Guatemala, Honduras y El Salvador, con una historia de
aproximadamente 3.000 años.
Mesoamérica fue siempre un territorio fértil favorecido por los temporales y por su agradable
clima, situación que propició la aparición de la agricultura como forma de vida sedentaria en
este territorio. Ningún cultivo tuvo tan estrecha relación con el desarrollo de la vida
mesoamericana como el maíz, que se extendió desde Canadá hasta las pampas chilenas. El
maíz se empezó a cultivar en el valle de Tehuacán, en lo que hoy es Puebla, hace alrededor
de siete1 u ocho mil años,2 sobre el 5000 a. C.

La coa, un palo con extremo puntiagudo, fue uno de los primeros instrumentos empleados
para el cultivo de maíz. En ocasiones era necesario talar la vegetación y algunos árboles
maduros, a fin de conseguir una mejor cosecha. Existían diversas técnicas de cultivo utilizadas
hasta la fecha, como la roza, que consistía en limpiar la tierra, y las terrazas, áreas cultivadas
sobre una ladera retenidas por un pequeño muro. En cambio, las chinampas usadas en
el valle de México tenían un sofisticado sistema que permitía a los campesinos aprovechar el
suelo de las zonas lacustres de forma intensiva. La propiedad de la tierra fue en un principio
comunal, antecedente directo de los actuales ejidos, aunque posteriormente pasó a propiedad
del Estado teocrático. Los calpullis mexicas eran habitados por los macehuales, quienes
tenían la obligación de trabajar la tierra para su subsistencia y pagar tributo al jefe de cada
barrio.

Cada terreno cultivable era otorgado a los naturales del barrio, pero podían rentarse con la
condición que los arrendatarios fueran naturales de la misma localidad. La nobleza heredaba a
sus hijos las tierras de su posesión y al extinguirse la línea pasaba a manos del tlatoani. Las
tierras fueron:

1. Teopantlalli, para la manutención de los sacerdotes.


2. Tlatocatlalli, para los gastos del palacio.
3. Tecpantlalli, para pagar a los criados del palacio.
4. Tecuhtlatoque, de cuyo producto se pagaba a los jueces.
5. Michmalli, para abastecer a las tropas en campaña.
6. Yoatlalli, tierras ganadas en la lucha.
7. Tlatocanlli, destinada a los nobles.
8. Tlamilli, para la familia del macehual.
9. Altepetalli, para la comunidad en general.

Mesoamérica es un término geohistórico para referirse al territorio que ocupaban


las civilizaciones prehispánicas comprendidas en la mitad sur del actual México,
Guatemala, El Salvador, Belice y eloeste de Honduras y Nicaragua. En algunos
casos también se incluye Costa Rica. Esta palabra se forma con el prefijo griego
meso (en medio).

Mesoamérica está considerada como una de las seis cunas decivilización


temprana del mundo. Sin embargo, se trata de un término abierto a debate, ya que
se intenta abarcar distintas épocas y pueblos dentro de un mismo territorio. Para
establecer esta zona,se tienen en cuenta aspectos culturales comunes dentro de
los pueblos llamados mesoamericanos. Se puede dividir en varias áreas: la zona
Norte, Occidente, del centro de México, el área Maya, Oaxaca,Guerrero,
Centroamérica y el área del Golfo de México.

Mesoamérica (griego: μέσος [mesos], 'intermedio' )? es la región


del continente americano que comprende la mitad meridional de México; los
territorios deGuatemala, El Salvador y Belice; así como el occidente
de Honduras, Nicaragua yCosta Rica. No debe confundirse con la región
mesoamericana, concepto acuñado para denominar una región
geoeconómica por organizaciones internacionales tales como la OCDE.

Mesoamérica es un área definida por la cultura. Esta región vio el desarrollo


de una civilización indígena en el marco de un mosaico de gran diversidad
étnica y lingüística.La definición de lo que se acepta como mesoamericano
es objeto de discusión entre los estudiosos de esta civilización; sin
embargo, con frecuencia se menciona en el inventario la base agrícola de la
economía, el cultivo del maíz, el uso de dos calendarios (ritual de 260 días y
civil de 365), los sacrificios humanoscomo parte de las expresiones
religiosas, la tecnología lítica y la ausencia demetalurgia, entre otros.El
desarrollo de Mesoamérica se extendió por varios siglos. Los especialistas
discuten sobre la época que puede considerarse el "inicio" de la civilización
mesoamericana. De acuerdo con algunas posturas, el hito inicial consiste en
el desarrollo de la alfarería. Otros consideran que el primer complejo
mesoamericano se desarrolla entre los siglos XV y XII a. C., período
contemporáneo a la cultura olmeca.

A lo largo de su historia, los pueblos mesoamericanos construyeron una


civilización cuyas expresiones hablan de elementos compartidos por varios
pueblos y rasgos que los distinguen entre sí. En la medida que avanzó el
proceso civilizatorio, algunos rasgos se homogeneizaron por el contacto
interétnico y otros adquirieron especificidad en ciertos contextos. Este
proceso fue continuo y perduró hasta lacolonización española.
La mayor parte de los pueblos mesoamericanos hablaron lenguas
pertenecientes a las siguientes familias
lingüísticas: otomangueana, mayance, mixe-zoqueana,totonacana y uto-
azteca. Otras lenguas están aisladas o no pudieron ser clasificadas porque
desaparecieron en el proceso de castellanización que comenzó con la
colonización española y continua hasta la fecha. Este mosaico de lenguas y
etnias estuvo presente durante la época prehispánica y tiene su correlato en
las numerosas culturas indígenas que se desarrollaron en diversas zonas y
tiempos de Mesoamérica, entre las cuales las más estudiadas han sido
la mexica, la maya, lateotihuacana, la zapoteca, la mixteca, la olmeca o
la tarasca. A pesar de la concentración de estudios que se han dado en el
caso de esas importantes culturas, Mesoamérica fue escenario de muchos
pueblos, algunos de los cuales han apenas comenzado a ser investigados a
partir de excavaciones recientes.