Sie sind auf Seite 1von 2

Voces: CONSULTA DEL EXPEDIENTE ~ DELITOS CONTRA LA ADMINISTRACION PUBLICA ~

INSTRUCCION ~ PROCEDIMIENTO PENAL


Tribunal: Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional Federal, sala
II(CNFedCrimyCorrec)(SalaII)
Fecha: 05/05/2009
Partes: M., y B. s/queja por apelación denegada
Publicado en: LA LEY 04/06/2009, 04/06/2009, 7 - LA LEY2009-C, 598
Cita Online: AR/JUR/8645/2009

Sumarios:
1. En una causa en la cual se investiga la presunta comisión de hechos de corrupción, corresponde hacer lugar al
pedido formulado, a fin de tomar vista de la causa, por los representantes de una asociación civil dedicada a
lograr una mayor transparencia en el ejercicio de la función pública, pues el art. 131 del Código Procesal Penal
de la Nación autoriza el acceso a las actuaciones a aquellos terceros que acrediten un interés legítimo.

Jurisprudencia Relacionada(*)
Ver Tambien
Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional Federal, sala I, "Ezequiel, Nino y O. s/inc. de apel. en: Frente
por la Lealtad y O. s/encubrimiento y lavado de activos", 07/10/2008 La Ley Online; sala II, "L., F.", 14/12/2006, DJ 2007-I,
1061, con nota de Guillermo A. Ledesma.
(*) Información a la época del fallo

2. La posibilidad de abrir al público el expediente, en la etapa de instrucción, debe ser una contingencia que
cuente con el aval de quien sufre la persecución penal, y además debe requerirse la opinión del Ministerio
Público Fiscal a efectos de decidir acerca de la oportunidad y extensión de la información a suministrar.

Jurisprudencia Relacionada(*)
Ver Tambien
Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional Federal, sala I, "Ezequiel, Nino y O. s/inc. de apel. en: Frente
por la Lealtad y O. s/encubrimiento y lavado de activos", 07/10/2008 La Ley Online; sala II, "L., F.", 14/12/2006, DJ 2007-I,
1061, con nota de Guillermo A. Ledesma.
(*) Información a la época del fallo

Texto Completo: 2ª Instancia. — Buenos Aires, mayo 5 de 2009.


Considerando: I. Que los Dres. G.M. y P.B., en representación de la Asociación Civil por la Igualdad y la
Justicia (ACIJ) y el Centro de Investigación y Prevención contra la Criminalidad Económica (CIPCE), con el
patrocinio letrado del Dr. L.F.V., presentaron este recurso de queja contra la decisión del juez instructor que
rechazó la apelación interpuesta contra el auto que no hizo lugar a su solicitud de tomar vista de la causa.
Los Dres. Horacio Cattani y Martín Irurzun dijeron:
II. Que el art. 131 del Cód. Proc. Penal de la Nación autoriza el acceso a las actuaciones a quienes acrediten
un interés legítimo. De allí, que la denegatoria motivada en que el peticionante no es parte en el proceso provoca
a quien fundadamente invoca tal interés un gravamen irreparable que lo habilita a presentar el recurso de
apelación que fue denegado en la anterior instancia (art. 449 del Código de rito).
Por ello, corresponde hacer lugar a la presente queja y declarar mal denegada la apelación deducida.
Asimismo, y en la medida en que la cuestión de fondo debatida halla respuesta en reiterados precedentes de la
Sala, a fin de evitar innecesarias dilaciones habrá de hacerse excepción al trámite previsto en el artículo
478 del Código de rito y se ingresará directamente a su tratamiento (cf., entre otras, causa n° 25.812
"Piragini, Enrique s/ recurso de queja" del 27/9/07, reg. n° 27.389).
III. Conforme reiterada jurisprudencia de este Tribunal, un tercero que no es parte en un proceso judicial
puede tener acceso a los actos que, por principio, tienen carácter público pues estos no pueden ser alcanzados
por normas de la naturaleza del artículo 204 último párrafo del Código Procesal Penal de la Nación (cf., entre
otras, causa n°11.553 "Monner Sans" del 16/11/95, reg. n° 12.521 y causa n° 21.551 "Oficina Anticorrupción"
del 9/9/04, reg. n° 22.838).
Más recientemente se afirmó que es en casos como el presente -en los cuales se investigan posibles hechos
de corrupción- que aquella facultad cobra particular relevancia. Es razonable entonces -se dijo- admitir que, en
este tipo de supuestos, deba optarse por la publicidad de los contenidos generales que hacen a la cosa pública
sobre los que pueda versar el procedimiento, siendo secretas las partes de la investigación que comprendan
aquellos datos que de acuerdo a la prudente apreciación del Juez no deban ser divulgados a efectos de

© Thomson La Ley 1
resguardar los aspectos que, por diversos motivos, pudieran resultar reservados o de evitar un entorpecimiento
en el éxito de la pesquisa (cf. causa n° 26.469 "Dres. E. N. y P. B. s/acceso a las actuaciones" del 11/4/08, reg.
n° 28.291, y causa n° 26.461 "Dres. E.N. y P.B. s/acceso a las actuaciones" del 15/4/08, reg. n° 28.306).
Este criterio halla sustento en lo establecido en el artículo 1 ° de la Constitución Nacional y más
específicamente en el artículo 8 inciso 5 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos (cf. Fallos
320:484) y responde a los lineamientos fijados por la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción
(aprobada por ley n° 26.097), conforme los cuales el Estado debe fomentar la participación activa de personas y
de grupos que no pertenezcan al sector público, tales como la sociedad civil, las organizaciones no
gubernamentales y las organizaciones con base en la comunidad, en la prevención y lucha contra la corrupción
(art. 13 primer párrafo), mencionándose allí expresamente la necesidad de adoptar medidas que tiendan a
garantizar el acceso eficaz del público a la información (art. 13 inciso 2).
Llevadas estas consideraciones al caso que nos convoca, se advierte que las organizaciones que por esta vía
reclaman acceder al contenido de la causa poseen entre sus principales objetivos colaborar para lograr un mejor
funcionamiento y mayor transparencia de las instituciones públicas, y desarrollar instrumentos concretos para la
prevención e investigación de la criminalidad económica (ver copias de los estatutos constitutivos a f. 206/227).
Surge así del marco expuesto el interés legítimo invocado (artículo 131 del Código de formas), razón por la
cual corresponde hacer lugar a la pretensión formulada con los alcances que se señalaran a continuación.
En tal sentido -y conforme se viene afirmando-, corresponderá al Juez a quo discernir, dentro de su
discrecionalidad como director del proceso, cuáles son los aspectos que por relacionarse con el interés público
deban darse a conocer y el modo en que ha de cumplirse con este cometido (cf. causas n° 26.469 y 26.461, ya
citadas).
El Dr. Eduardo Farah dijo:
Coincido con el voto que antecede acerca de que corresponde revocar el auto que denegó la petición
efectuada por las organizaciones no gubernamentales mencionadas, pero quiero expresar la siguiente aclaración
acerca de la forma en que -a mi modo de ver- debe proceder el magistrado instructor ante este tipo de
presentaciones, de conformidad con la decisión que he tomado sobre esta misma cuestión en otro proceso
radicado ante la Sala I de esta Cámara de Apelaciones (conf. Sala I, causa n° 41.673 "Incidente de apelación de
E.N. y P.B. en autos: M., F. s/abuso de autoridad y viol. deberes de funcionario público", reg. 1121 del 25/9/08).
Así, y por los fundamentos expuestos en esa oportunidad a los que me remito por razones de brevedad,
entiendo que frente a un reclamo legítimo de participación ciudadana, la posibilidad de abrir al público el
expediente en la etapa de instrucción debe ser una contingencia que cuente con el aval de quien sufre la
persecución penal; y además se debe requerir opinión al Ministerio Público Fiscal con el objeto de decidir
acerca de la oportunidad y extensión de la información a suministrar, con el objeto de resguardar el fin de
descubrimiento de la verdad que persigue el proceso penal.
Tal es mi voto.
Por lo expuesto, el Tribunal resuelve: I- Hacer lugar al recurso de queja presentado, declarar mal denegada
y, en consecuencia, conceder la apelación deducida contra el rechazo de la solicitud formulada para tomar vista
de las actuaciones.
II- Revocar esa última decisión con los alcances establecidos en la presente, debiendo el magistrado
instructor proceder de la manera indicada.
Regístrese y remítase a su procedencia, donde deberán practicarse las notificaciones a que hubiere lugar. —
Horacio Rolando Cattani. — Martín Irurzun. Eduardo G. Farah.

© Thomson La Ley 2