Sie sind auf Seite 1von 148

INDICE

Capítulo 1: Sexo, género y sexualidad

6

  • 1. El Sexo

6

  • 2. El Género

13

  • 3. La Sexualidad

17

Hoja de Evaluación

27

Capítulo 2: Violencia de género

29

  • 1. Definición

30

  • 2. Tipos de Violencia

31

  • 3. Ciclo de la Violencia Física

34

  • 4. Consecuencias Psicológicas para la Mujer Maltratada

35

  • 5. Tratamiento

42

  • 6. Tratamiento

44

Hoja de Evaluación

46

Capítulo 3: Maternidad y cultura

47

  • 1. ¿Qué es Cultura?

48

  • 2. ¿Qué es Maternidad?

48

  • 3. ¿Qué condiciones son necesarias para ser madre?

50

Hoja de Evaluación

54

Capítulo 4: Enfermedades propias de la mujer

55

  • 1. Diez causas de mortalidad hospitalaria en las mujeres

56

  • 2. Cáncer del cuello del útero o mátriz

57

  • 3. El Cáncer de mama o del pecho

61

  • 4. El auto examen de las mamas

63

  • 5. El Examen Clínico

65

  • 6. La Ultrasonografía

65

  • 7. La mamografía

65

  • 8. El Tratamiento

66

Hoja de Evaluación

67

2
2

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Capítulo 5: Infecciones de Transmisión Sexual

69

  • 1. ¿Cómo cuidas tu salud sexual?

70

  • 2. ¿Qué son las Infecciones de Transmisión Sexual? (ITS)

70

Hoja de Evaluación

90

Capítulo 6: VIH/Sida

91

  • 1. El VIH y el Sida

70

Hoja de Evaluación

103

Bibliografía

104

Diseño Metodológico para Desarrollar los Temas

105

Diseño Metodológico: Sexo, género y sexualidad

107

ANEXO 1

109

ANEXO 2

110

ANEXO 3

111

Diseño Metodológico: Violencia de género

113

ANEXO 4

115

Diseño Metodológico: Maternidad y cultura

117

ANEXO 5

119

Diseño Metodológico: Enfermedades propias de la mujer

121

ANEXO 6

123

Diseño Metodológico: Infecciones de Transmisión Sexual

125

ANEXO 7

127

Diseño Metodológico: VIH/Sida

129

ANEXO 8

131

ANEXO 8.1

132

ANEXO 9

133

ANEXO 10

136

DINÁMICAS

137

 

PRESENTACIÓN

En

las últimas décadas se ha hecho evidente la visualización de las consecuencias que en la salud de la mujer ha tenido la inaccesibilidad

a información y medios de prevención para el eejercicio real del auto cuidado de su salud, así como a sistemas sanitarios en el que históricamente se ha cronificado una atención biomédica cartesiana que condena a la mujer en un binomio indivisible con el (la) recién nacido )a).

Si la salud requiere la emancipación de los cuerpos y las mentes, las alertas que los diferentes organismos sanitarios mundiales han encendido a la hora de describir la problemática que muchos países sufren en morbi-mortalidades ligados a la salud sexual y reproductiva, no deberían de extrañarnos.

Difícilmente podemos corregir los penosos indicadores actuales de mortalidad materna o de incidencias de embarazos en adolescentes si no rompemos con prácticas sanitarias fundamentales en dogmas tradicionales de la medicina occidental que convierten a las personas en pacientes, o peor en clientes. Paradójicamente privilegiar coberturas sin modificar formas de prevención y atención pueden incrementar la inaccesibilidad de muchas mujeres, reforzando señales de estigma que las sociedades machistas contienen en su esencia y que los modelos sanitarios replican muchas veces de manera inconsciente.

Entonces ¿qué hacer?

El presente manual nace de muchas iniciativas -de ahí su carácter de compilación- que organizaciones sociales, especialmente las que están profundamente comprometidas en la lucha por cambiar actuales inequidades de género, que parten de un principio esencial: sea cual sea el camino a seguir, éste deberá ser recorrido con mujeres organizadas, conscientes de la casualidad no exclusivamente biológica de muchas de las enfermedades que padece, mujeres que, por lo tanto, se comprometan en abordar e incidir en los cambios sociales que explican la múltiple causa de lo que la enferma o mata. Sumándonos a estos esfuerzos, presentamos el “Manual de trabajo para la formación de mujeres en salud sexual y reproductiva”, manual dirigido a organizaciones de mujeres, personal sanitario que quiera iniciarse en el abordaje integral de la salud sexual y reproductiva y a todas aquellas personas que, de una u otra forma, quieran contribuir a un ejercicio responsable y libre de los derechos sexuales y reproductivos de hombres y mujeres.

4
4

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

5
5

Capítulo 1

Sexo, género y sexualidad

El derecho a la equidad sexual,

Refiere a las formas de discriminación por sexo, género, orientación sexual, edad, raza, clase social, religión o limitación fisica o emocional. No tiene que existir discriminación ni por ser mujer u hombre, ni por tener algún defecto físico o padecer determinada enfermedad.

6
6
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Capítulo 1: Sexo Género y Sexualidad

1. Sexo

El sexo clasifica a las personas

Se entiende por sexo a las diferencias biologicas entre hombres y mujeres (OMS)

6 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Capítulo 1: Sexo

Los genitales con los que nacemos nos marcan, son nuestro sexo y nos ubican como parte de un grupo: el de las mujeres si tenemos vulva o si tenemos pene, el de los hombres. A partir de ese momento empieza el aprendizaje de género, es decir, los valores, costumbres, comportamientos o papeles que cada sociedad o comunidad asigna al hombre y la mujer.

Vayamos a donde vayamos siempre nos hemos de ubicar en uno de los dos sexo: mujeres y hombres. Las diferencias de sexo explican que hombres y mujeres compartan muchas enfermedades, pero además tengan enfermedades que le son propias, como el cáncer de cuello del cérvix en mujeres y el de próstata en los hombres. Los cuerpos responden de manera diferente a determinadas enfermedades y es un hecho comprobado que las mujeres, en condiciones comunes, viven más que los hombres.

¿Cómo clasificamos a las personas?

Las personas se pueden clasificar de muchas maneras. Por la estatura, en personas bajitas, altas o medianas.

Por el color de piel, o algún aspecto de nuestro cuerpo.

Según la religión, el partido político, ideología, el equipo de fútbol que nos gusta, el estado civil, el número

de hermanos y hermanas que tenemos

en fin, si

... hiciéramos una lista de todos los grupos en los que nos

podemos ubicar llenaríamos un montón de paginas.

6 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Capítulo 1: Sexo

¿Niña o niño?

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

7
7

Qué es lo primero que se pregunta si ve a una mujer embarazada. ¿Verdad que nada más empezar la plática ya están averiguando si es niña o niño, qué prefiere usted o el padre o la abuela?

Seguro que más de una vez ha regalado zapatitos blancos para un bebé o le han obsequiado una batita amarilla para no equivocarse de color cuando no se sabe el sexo de la criatura. Porque en cuanto se conoce el sexo la ropa será rosada si es niña y celeste si es niño.

Antes había que esperar al momento del nacimiento para resolver la duda del sexo y ciertos sectores que no tienen al alcance las pruebas necesarias o quieren mantener el suspenso, hasta esperar el momento en que nazca.

Ahora, si se cuenta con los recursos económicos y se quiere saber el sexo, se puede conocer a partir del 5to. mes de embarazo por medio de una ultrasonografía.

¿Niña o niño? c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 7 Qué es lo primero

Por una función diferente

El cuerpo humano realiza muchas funciones necesarias para poder vivir: respira, come, duerme, orina. La naturaleza ha decidido que en las especies humanas existan 2 que son parecidos y a la vez distintos. Ambos cuentan con las mismas habilidades físicas para realizar cualquier tipo de tarea, trabajo, deporte, etc.

Pero existe a su vez 2 funciones que marcan la diferencia entre hombre y mujer.

Por sus órganos genitales externos e internos les asigna una función de reproducción distinta en la cual el hombre puede engendrar o embarazar y la mujer puede concebir o embarazarse y dar a luz en nuevo ser.

8
8

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

8 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva A pesar de

A pesar de que las mujeres y hombres estamos capacitados/as para realizar cualquier tipo de actividad hay una que es propia según el sexo: las mujeres podrán parir y los hombres podrán fecundar o engendrar.

Existen cuatro niveles que marcan las diferentes funciones entre hombre y mujeres

Nivel reproductivo.

Es la capacidad de la mujer de embarazarse, parir y amamantar; el hombre su capacidad de engendrar. Aunque existen algunas excepciones en las cuales las mujeres no pueden embarazarse, ni los hombres pueden engendrar.

Nivel hormonal.

Existen sustancias en nuestro cuerpo que a través de la sangre actúan en diversas partes de nuestro cuerpo y marcan diferencias en ambos sexos como: la forma de los huesos y músculos, la distribución de las grasas en el cuerpo, la cantidad de vello, el timbre de voz.

Esas diferencias son también fácilmente reconocibles al llegar a la adolescencia las jóvenes tendrán su menstruación, se ensancharán más de las caderas y les crecerán las mamas; en cambio a los jóvenes les cambiará la voz y les saldrá vello en la cara y área genital.

También a este nivel habrá mucha variedad y basta con observar que las caderas son distintas y hay caras que no necesitan afeitarse.

Nivel Psicológico.

El comportamiento, las maneras de aprender, el desarrollo de habilidades, la manera de expresar las emociones… no son totalmente femeninas ni totalmente masculinos.

Dando como resultado personas distintas, entre mujeres y los hombres.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

9
9
c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 9 Nivel social. Por último, a un cuarto

Nivel social.

Por último, a un cuarto nivel, las mujeres y hombres tendrán distintas realidades de vida, que marcarán las posibilidades para vestirse, trabajar, comportarse, salir a la calle, pasear de noche, ganar dinero, viajar, ser tratadas por la ley, ser vistas en la sociedad ...

Este nivel es muy arbitrario y poco tiene ya que ver con la naturaleza. Sin embargo, será un nivel muy fuerte de diferenciación del que dependerá que a un cuerpo se le hagan agujeros en las orejas si es de niña, o se vista de celeste si es niño; le pongan Esperanza, Milagro, Ana, María si tiene vulva o le dicen a la mamá que es una mujer afortunada y que se ganó la sopa de gallina si la criatura tiene pene. Esa distinta manera de relacionarse con los cuerpos según el sexo con que nacen forma parte de la cultura de una sociedad.

No es lo mismo en todas partes

Esta forma de relación con las personas según su sexo tiene sus diferencias en cada sociedad y ha cambiado a lo largo de los años, a veces fruto de mujeres que se organizaron para buscar un mundo de mayor igualdad.

10
10

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Por ejemplo, hace algunos años en China a las niñas les vendaban los pies para que no les crecieran porque las mujeres de pies pequeños eran muy atractivas; hace no tanto en El Salvador el cabello largo era muy apreciado por las mujeres. Si la abuelita hubiera visto a un muchacho de su época que traía un arito o el pelo largo hubiera pensado que era de otro planeta, ahora en cambio se puede ver a muchos muchachos que traen aritos en las orejas y unas largas melenas.

Todavía hay muchos países en los que las mujeres tienen que vestir ropa que les cubra todo el cuerpo porque se considera pecado que muestren una mano. También hay muchos lugares en el mundo donde se piensa que es más valioso tener un hijo varón y se deja a las niñas abandonadas. En muchos sistemas de salud la mujer es vista sólo como una parte indivisible de la niñez, sin que se aborde los problemas de salud que le son propios a la mujer.

Esas costumbres no son pura casualidad pues están construidas por las sociedades que definen diferentes comportamientos ¨ideales¨ para hombres y para mujeres. Lo que significa ser hombre o ser mujer es diferente de una sociedad a otra y de una época a otra.

La Diferencia Biológica: El Sexo

Hemos dicho antes que el sexo biológico es algo que no cambia y este es el momento de afinar un poco esta idea. Con los últimos adelantos de la ciencia una parte del sexo biológico se ha podido cambiar, de manera que personas que nacieron con genitales externos masculinos, puedan cambiarlos a femeninos y personas que nacieron con genitales externos femeninos, puedan cambiarlos a masculinos.

Habría muchas cosas que decir sobre cómo es esto, por qué se hace y cómo se pueden sentir las personas que realizan este cambio de su cuerpo, pero este no es el momento para explicarlo. Lo señalamos porque queremos comentar con más detalle cómo es que se va formando la diferencia sexual y qué parte de ese proceso se puede alterar y cuál todavía no.

El sexo como diferencia entre hombre y mujer está determinado por:

los cromosomas

las gónadas

las hormonas

los genitales externos

los genitales internos

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

11
11

La diferencia por los genitales externos:

Los genitales externos, que son los que se ven a simple vista y los que aparecen como primera medida de diferenciación aunque, en realidad, los genitales externos son la última parte del sexo que se forma.

El sexo, entonces, está determinado por los cromosomas, gónadas, las hormonas y los genitales. Hasta ahora la ciencia ha logrado transformar los genitales externos de las personas con la ayuda de las hormonas, pero todavía no puede hacer que con este cambio se adquieran las funciones reproductivas, o sea, un hombre que se cambia de sexo no podrá embarazarse y una mujer en ese caso tampoco podrá embarazar.

No sabemos si en el futuro eso cambiará, por lo pronto hay aspectos del sexo como la información genética de los cromosomas o las gónadas que no se pueden alterar.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 11 La diferencia por los genitales externos: Los
c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 11 La diferencia por los genitales externos: Los

La diferencia por los gónadas:

En la séptima semana

 

de

embarazo

en

los

niños

y

la

décima en las niñas, es cuando

empiezan

a

formarse

 

las

gónadas, o sea, los testículos en los hombres y los ovarios en las mujeres.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 11 La diferencia por los genitales externos: Los
c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 11 La diferencia por los genitales externos: Los

Las gónadas serán las responsables de poner a funcionar la capacidad reproductiva de unos y otras, y si hay problemas durante el desarrollo del embrión puede quedar afectada esa capacidad provocando, por ejemplo, la infertilidad, o sea, la imposibilidad de embarazar o embarazarse.

12
12

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Las diferencias por los cromosomas:

En el momento de la fecundación, es decir, cuando un espermatozoide, o semilla del hombre, alcanza un óvulo, o semilla de la mujer.

El espermatozoide del padre aportará su información genética y el óvulo de la madre, la suya, es decir la transmisión de los parecidos de padres y madres a hijos e hijas (esa información está encerrada en los cromosomas, una parte de nuestro organismo tan pequeñita que no se ve a simple vista pero que contiene toda la información física que una persona va a tener: el color de ojos, a forma del cuerpo, el color de la piel, etc.) En los cromosomas también está el dato que determina el sexo de la persona.

12 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Las diferencias por

Durante muchos años no se supo cómo se determinaba el sexo. Cuando la ciencia avanzó descubrió que es el padre el que aporta el cromosoma que define si un ser humano será niña o niño. Todavía hay mucha gente en el mundo que no sabe esto y sigue haciendo responsables a las mujeres del sexo de su descendencia.

En algunos países, el hombre puede abandonar a la mujer que no tiene hijos varones y a todo mundo le parecerá que está en su derecho. Y también en nuestra sociedad hay reclamos a las mujeres que solo paren niñas.

Hoy se sabe que la madre siempre tendrá dos cromosomas sexuales en forma de X mientras que el padre tendrá uno en forma de X y otro en forma de Y. Entonces las combinaciones posibles son las siguientes:

12 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Las diferencias por

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

13
13

La diferencia por las hormonas

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 13 La diferencia por las hormonas Las hormonas
c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 13 La diferencia por las hormonas Las hormonas

Las hormonas son esas sustancias que ayudarán a completar las funciones del sexo y que van a

intervenir de manera importante en el aspecto físico

de hombres y mujeres, es decir, en la cantidad de vello

en el cuerpo, en el desarrollo del pecho, en el tono de

la voz, etc.

Todas las personas tenemos las hormonas llamadas

testosterona y estrógenos aunque en distintas

cantidades. Dependiendo de qué hormona se active

durante el embarazo se desarrolla los testículos, si es testosterona u ovarios, si son estrógenos.

2. Género

Existe una diferencias entre lo biológico y las costumbres y para diferenciarlo es que aparece el concepto de género. Con esa palabra se quiere acabar con la confusión que causa nombrar de la misma manera a dos cosas tan diferentes.

El sexo es una palabra útil para identificar una característica biológica, la diferente función reproductiva de los hombres y mujeres.

El género nombra las ideas que cada sociedad tiene sobre esa diferencia biológica. Señala el hecho de que las diferentes conductas y actividades de las mujeres y los hombres son hechos sociales, construidos, que se pueden cambiar, aunque es una tarea difícil, y no formas biológicas con las que se nace.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 13 La diferencia por las hormonas Las hormonas
14
14

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Género se refiere a un concepto social de convenciones, papeles y comportamientos de carácter cultural asignados a las mujeres y hombres.

Entendemos por género a las características y diferencias sociales, psicológicas y culturales que la sociedad asigna por el hecho de ser hombres o mujeres, y que determinan cómo pensamos, nos comportamos, sentimos o actuamos. El género, pues, es algo aprendido, cambiante de una sociedad a otra y por lo tanto puede desaprenderse, cuando daña a las personas.

Las características humanas consideradas femeninas o masculinas son producto de un complicado y largo proceso de socialización y no se desprenden automáticamente del sexo biológico de una persona. En otras palabras, el que las mujeres puedan parir no significa que nazcan sabiendo cómo chinear un bebé, cómo preparar un atol de elote, o cómo hacer que las tortillas salgan redondas. Todo eso lo van a aprendiendo desde muy pequeñas.

El que los hombres puedan embarazar no significa, tampoco, que nazcan sabiendo jugar fútbol o que sepan cómo hablar en público o que no puedan aprender a cocinar. Todo eso también lo van a aprender y lo harán, al igual que las niñas, desde muy pequeños, sin que se den cuenta cómo. Piense por un momento cómo y cuándo aprendió lo que debía hacer y lo que significa ser niño o niña.

Ser niña o niño se aprende viviendo. Ese aprendizaje se hace en los primeros años de a vida, cuando todavía no se sabe hablar y nadie le dio clases sobre eso, lo fue viviendo. Vio los comportamientos de su padre, su madre y los otros hombres y mujeres que vivían cerca y los imitó.

Si era niña estuvo mucho tiempo con su madre, ayudándole y aprendió que no era niño y que tenía que comportarse distinto que ellos. Si era niño, su padre u otros hombres de la familia lo fueron metiendo a su mundo y preocupándose porque aprendiera que no era una niña. Por eso muchas personas dicen que la manera de ser hombre o mujer de esta sociedad es la natural, o sea que no se aprende sino que ya se nace con ella. Pero que no tengamos recuerdos de ese aprendizaje no quiere decir que no exista.

14 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Género se refiere

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

15
15

El comportamiento de personas adultas hacia niñas y niños

Se han realizado varios estudios sobre el comportamiento de las madres y padres con sus hijas e hijos recién nacidos y se ha visto que la mayoría le habla más a las niñas diciéndole cosas como “qué bonita mi niña”, “qué graciosa es”, “qué cariñosa” y otras frases semejantes. Además, se ha detectado que en cuanto hablamos con las niñas el tono de voz se hace más agudo.

A los niños, en cambio, se les habla menos pero se les anima más al movimiento, a que caminen, a que exploren su espacio y se les dice cosas como “qué grande es”, “qué fuerte”, “qué rápido aprende” y a ellos nos dirigimos con un tono más grave de voz. Todo eso lo hacemos sin darnos cuenta.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 15 El comportamiento de personas adultas hacia niñas

En realidad, los niños y las niñas se comportan de manera natural y son las personas adultas quienes interpretan sus conductas y las clasifican como masculinas o femeninas y según sea el caso, las estimulan o les prohíben de realizar ciertas cosas.

¿Cómo se adquiere el Género?

Las características asignadas a cada género se van aprendiendo en un proceso de educación a partir de las relaciones con otras personas.

Empieza desde el nacimiento y continúa a lo largo de la vida. La infancia es un momento clave porque niñas y niños absorben todo lo que ven y procuran seguir los comportamientos adecuados para ganarse el cariño y atención de las personas mayores.

Este es el proceso que se llama socialización, o sea, la integración en la sociedad siguiendo sus reglas.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 15 El comportamiento de personas adultas hacia niñas

Para que esta socialización sea efectiva no es suficiente con mirar los genitales de una persona y decir es niño o niña, es decir, asignarle un género. El siguiente paso en este proceso es lograr que cada persona se identifique con el género que le han asignado.

16
16

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

En la socialización interviene la familia, toda, no solo el papá y la mamá. Están también las abuelas, las tías, los abuelos, las hermanas, los primos. Interviene la vecina, la comadre, la curandera, el médico, el sacerdote.

Cuando llega la edad, la escuela va a ser otro lugar importante de socialización y las maestras y los maestros serán otras personas que marcarán mucho nuestro aprendizaje de lo que significa ser mujer y ser hombre.

¿Las mamás son las responsables?

Hay algo muy importante que queremos subrayar. Hemos escuchado muchas veces como se afirma rotundamente que las mamás son las responsables de que sus hijos sean machos o sus hijas sumisas porque son ellas las que educan. Eso no es cierto. Todos y todas somos responsables.

Las madres juegan un papel tan importante en la educación de sus hijas e hijos como el de los padres. ¿Y si no hay padre? Pues será una ausencia del padre la que eduque al niño y a la niña que aprenderán que los hombres pueden no estar y no solamente porque hayan muerto, sino porque no se hicieron responsables de su formación.

Como estamos viendo la construcción de las diferencias entre hombres y mujeres se producen con la participación de la familia, pero también de la escuela, la iglesia, los medios de comunicación y las políticas de los gobiernos entre otros.

¿Y el Padre Ausente?

El padre ausente deja una huella muy profunda ya que su ausencia deja una lección muy dura para alguien tan pequeño que aprende que su padre no le quiso y lo dejó.

Y aunque la madre diga “yo seré padre y madre a la vez” eso es algo imposible, nunca podrá borrar la ausencia paterna que educa tanto como la presencia materna. Las madres solas pueden educar adecuadamente a sus hijas e hijos, pero el aprendizaje que el padre aporta a la relación con sus hijos e hijas no las podrá sustituir la madre.

Hay otra lección que se aprende cuando el padre está presente pero no se ocupa de la educación de sus hijos e hijas y es que las criaturas son de la madre, ella es la principal responsable de su bienestar y el padre, cuando mucho, ayuda.

Padres y madres, hombres y mujeres somos igualmente responsables de lo que aprenden los niños y las niñas viendo y viviendo lo que pasa a su alrededor.

3. La Sexualidad

¿Qué es la sexualidad?

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

17
17

Existen varias definiciones de sexualidad algunas de ellas son:

Es el conjunto de condiciones anatómicas, fisiológicas y psicológico-afectivas que caracterizan cada sexo. También es el conjunto de fenómenos emocionales y de conducta relacionados con el sexo, que marcan de manera decisiva al ser humano en todas las fases de su desarrollo.

La sexualidad humana se define como la forma de expresión de la conducta, pensamientos y sentimientos que tenemos como seres humanos, incluye procesos biológicos, psicológicos, sociales y culturales que nos permiten comprender al mundo y vivirlo a través de nuestro ser como hombres o mujeres 2’’

3. La Sexualidad ¿Qué es la sexualidad? c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 17

La sexualidad es entonces, un término más amplio que abarca lo que somos físicamente, lo que sentimos y hacemos de acuerdo al sexo con el cual nacemos, es decir se refiere a lo que significa ser hombre o ser mujer en una sociedad particular.

3. La Sexualidad ¿Qué es la sexualidad? c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 17

La sexualidad está determinada por lo que la sociedad espera para las mujeres y para los hombres, con el propósito de moldear las relaciones entre ambos.

Es un elemento propio del ser humano y repercute durante toda su vida. A la vez, está influida por la sociedad en que crecemos y nos desarrollamos. Los factores que influyen en el desarrollo de la sexualidad son: biológicos, legales, políticos, religiosos, culturales, éticos, económicos, sociales, psicológicos.

Algunos de los componentes de la sexualidad son los siguientes:

3. La Sexualidad ¿Qué es la sexualidad? c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 17
18
18

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Componentes Biológicos y fisiológicos

La sexualidad y la capacidad reproductiva, es decir la capacidad de tener hijos e hijas, depende de diferentes factores propios del cuerpo, entre ellos los órganos sexuales y reproductivos y la presencia de hormonas que producen nuevas sensaciones; En este sentido el cuerpo va desarrollándose transitando un viaje que determina el final de la niñez y con este desarrollo de nuestro cuerpo nace la excitación, la curiosidad el descubrimiento del propio cuerpo y las fantasías sexuales son manifestaciones que nacen en la adolescencia, y que se mantienen a lo largo de la vida.

Componentes Psicosociales

Los cambios biológicos tienen repercusión en la vida emocional, afectiva y social de hombres y mujeres siendo mas evidente en la etapa de la adolescencia. Casi siempre existe en la sexualidad un vínculo afectivo, generalmente se trata de un lazo o unión entre dos personas. El cariño, el amor, el aprecio el respeto entre otros.

La comunicación es parte de la sexualidad. Esta incluye la forma como nos relacionamos con las demás personas. Puede ser verbal (hablada) y no verbal (sin palabras), que pueden incluir gestos, miradas, señas, caricias y besos.

Socioculturales

Existen normas que se van transmitiendo de generación en generación para vivir la sexualidad, las cuales vamos aprendiendo sin darnos cuenta. Muchas veces varían dependiendo si se es hombre o mujer y en diferentes culturas y países.

Nuestra sexualidad está íntimamente asociada con nuestra naturaleza reproductiva y nuestra capacidad de sentir placer, significa la posibilidad de tener hijos o hijas, Debemos considerar esta posibilidad como un extraordinario logro de dos personas que conscientes, libres y con responsabilidad compartida, asumen la reproducción de un nuevo ser humano. Esto constituye una gran responsabilidad; por lo tanto debe ser una decisión reflexionada, bien pensada por la mujer y el hombre y libre de presiones.

Erotismo

Por erotismo entendemos la capacidad para experimentar placer sexual. Es una potencialidad que los seres humanos pueden desarrollar en su sexualidad 3 .Todo vínculo o relación entre seres humanos requiere conductas responsables y, sobre todo, tomar en cuenta las necesidades y la libertad de decidir de la pareja. Para que las relaciones sexuales sean saludables, es importante que estén basadas en el afecto, la responsabilidad, el respeto, el cuidado mutuo.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

19
19

La actividad sexual, que va desde los besos y caricias hasta las relaciones sexo coitales, no sólo satisface una serie de necesidades físicas, sino también emocionales y sociales en las personas. Existen relaciones sexuales íntimas que incluyen: besos, caricias, excitación. Las más íntimas son las relaciones sexo coitales, el sexo oral, la estimulación del clítoris, el sexo anal, etc. La sexualidad, ejercida con respeto y responsabilidad es un acto humano que pude ser maravilloso y que debe ser entendido como un derecho esencial a la vida de las personas.

Como hemos visto anteriormente, la sexualidad es mucho más que la relación sexo coital. Es una forma integral de comunicación que se construye a lo largo de toda la vida ya que constituye una parte importante de nuestra identidad como personas.

En el siguiente cuadro se presentan las características de cada uno de los conceptos que nos
En el siguiente cuadro se presentan las características de cada uno de los conceptos que nos aclaran las
diferencias entre sexo, sexualidad y género.
La sexualidad es un campo donde las diferencias de género están muy marcadas. Es un terreno en
donde la discriminación de las mujeres es muy fuerte y donde impera una doble moral.

La Sexualidad y los Valores Morales Ligados al Género.

La pertenencia a uno u otro sexo no solo obliga a cumplir con ciertas normas, funciones o roles de género, sino que también exige de hombres y mujeres que sigan determinados comportamientos para contar con la aceptación social. Y en caso de no cumplirlos se presiona para que guarden las normas

y hagan como si ... culturales.

O sea, se acepta mejor la hipocresía que la desobediencia abierta a esas normas

20
20

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Las sociedades tienen muchas formas para justificar la manera como están organizadas -las ideas

religiosas son un ejemplo de estas justificaciones- pero también tienen muchas otras expresiones que forman parte de la cultura que refuerza las identidades y los roles femeninos y masculinos. Los valores morales, los mitos, el lenguaje, los prejuicios, los estereotipos, las tradiciones, las costumbres, los chistes,

los cuentos ...

Todas esas cosas expresan y mantienen las creencias de una población.

20 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Las sociedades tienen
20 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Las sociedades tienen

En nuestra sociedad, especialmente en el período de la adolescencia y la juventud, las muchachas aspiran a tener cuerpos extremadamente delgados, aunque pongan en peligro su vida y el desarrollo normal de sus cuerpos, producto de la influencia de los medios de comunicación.

En nuestra cultura una idea muy fuerte es que la mujer es “propiedad” del hombre o de la familia (y un ejemplo de esto es que cuando una mujer se casa, adquiere el apellido del marido y no al revés). Muchas mujeres son violentadas e incluso asesinadas porque sus vidas son consideradas propiedad del hombre. También es fuerte la creencia de que las mujeres deben ser cuidadas, los hombres (incluso si son sus hijos) deben velar porque anden por el “buen camino” y tienen derecho a recurrir a comportamientos violentos cuando consideran que ellas no lo siguen adecuadamente.

En muchas familias una de las cosas que más se vigila y

controla es la sexualidad femenina. La familia cuida la virginidad de la hija, el marido la fidelidad de la mujer; las

mujeres su buen nombre y la honra de sus hijas

Lo que a

... muchos hombres les preocupa de “eso del género” es que las mujeres rompan con tantos estereotipos de género, que lleguen a preguntarse si les gusta la manera como ahora viven la sexualidad.

Les parece que eso es pasarse de la raya y que todo lo que tenga que ver con los derechos de la mujer está bien pero que no hay que tocar los valores referidos a la sexualidad porque entonces sí que se corren muchos riesgos.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

21
21

Los valores morales ligados a la sexualidad juegan un papel muy importante para entender lo que significa ser hombre y ser mujer, también para entender por qué se tiene tanto miedo al concepto género.

La sexualidad ha jugado un papel fundamental para definir el valor de las personas, sobre todo el de las mujeres, y el control de la sexualidad femenina ha sido uno los pilares del dominio de los hombres sobre las mujeres.

Los comportamientos en el terreno de la sexualidad se aprenden.

Los comportamientos en el terreno de la sexualidad pueden ser variados y cambiar con el paso del tiempo. Eso es así porque la sexualidad es una conducta humana que no tiene que ver con una naturaleza “incontrolable”. sino que se ajusta a las costumbres, los prejuicios, la falta de información, la hipocresía, lo permitido y lo prohibido.

Como el género, la expresión de la sexualidad es algo que se aprende. En nuestra sociedad se aprende en un ambiente de control y represión que considera el placer sexual como algo malo, como un pecado y como algo que si se permite expresar libremente, acabará con las “buenas costumbres”.

Pero esa prohibición también tiene una doble medida porque es la sexualidad femenina la que más sé controla y prohíbe. Las mujeres deben reprimir y ocultar sus deseos sexuales, conservarse vírgenes hasta el matrimonio, ser fieles, y aceptar el objetivo de la sexualidad sea la reproducción, pero no como una actividad placentera.

A los hombres se les permite una conducta sexual más abierta, es más, se les anima a tener sus primeras relaciones sexuales llegadas a cierta edad. Se les dice que ellos son los que deben llevar la iniciativa en la relación sexual y sus conquistas serán una prueba de masculinidad. Se les compara con un volcán que regularmente tiene que “desahogarse” para no volverse loco.

La teoría de género aborda también la sexualidad y propone una educación donde la ignorancia y los prejuicios se sustituyan por la información y el derecho a decidir libremente el ejercicio de la sexualidad, como cada persona lo considere más conveniente y le guste más, sin que haya presión ni violencia.

Se ha estudiado la sexualidad por ser una expresión más de la diferencia entre hombres y mujeres pero no la única, ni necesariamente la más importante en todos los momentos de la vida.

Así que aunque sexualidad y género se hayan confundido y considerado una misma cosa, esa afirmación es más un prejuicio, una idea equivocada o una idea difundida con mala fe, que pretende echar por tierra la necesidad de revisar las relaciones injustas entre hombres y mujeres.

22
22

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

La sexualidad es uno de los aspectos de nuestra personalidad que más preocupa en nuestra sociedad. Se piensa mucho en ella, pero para prohibirla o controlarla, para clasificarla o castigarla.

Cuando miramos cómo las familias, el Estado y la sociedad tratan este tema y cómo quieren que manejemos nuestra sexualidad nos damos cuenta que las actitudes en torno a ella son fuertes:

  • A. Se piensa en la sexualidad como cosa sucia e impura, tolerable en los hombres, porque habla de la fuerza o potencia de el, y es mucho menos aceptable en las mujeres, que se supone tienen que ser limpias y puras.

22 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva La sexualidad es
  • B. Hablamos de la sexualidad como cosa privada, como si fuera algo que ocurre de manera totalmente independiente en la relación de pareja y no estuviera influenciada por todas las costumbres y reglas sociales. También porque se piensa que no tiene nada que ver con otros aspectos de nuestra persona: el trabajo, la relación con la gente, entre otros.

  • C. También vivimos la sexualidad como pecado, porque va contra las reglas morales que han impuesto algunas culturas y sus religiones, dado que muchas de ellas consideran que el cuerpo humano es indigno de disfrutar del placer.

  • D. Por todo ello, reconocer que vivimos nuestra sexualidad con alegría y con satisfacción, parece a los ojos de muchos como una actividad vergonzosa. El resultado de todo esto es que la sexualidad es como un secreto a voces, del que solamente pueden hablar algunas gentes, que se supone saben más que los demás, o que tienen alguna razón especial para decir a los otros qué hacer, es decir, para dictar normas y reglas.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

23
23
  • E. Por ejemplo, se admite que los y las médicas hablen de la sexualidad porque se supone que ellos saben cuándo es sana y cuándo necesita cura. Los y las psicólogas y psiquiatras también se atreven a hablar al respecto porque se consideran autoridad para determinar cuándo es normal o anormal, y por lo tanto, cuándo se supone que la persona debe cambiar. También a los sacerdotes y otros religiosos y religiosas se les permite hablar de ella para decir si es pecado o no. El hecho de que a los y las demás no se nos reconozca una autoridad para hablar de la sexualidad, y se piense que somos atrevidas, morbosas o dañinas si lo hacemos, da un poder especial al médico, médica, psicólogo, psicóloga o padre o madres, religiosos y nos resta poder a nosotras. Finalmente, entre la gente a la que se da autoridad para hablar, se tolera más a un hombre que a una mujer, por lo que ya hemos dicho. Asimismo, son más aceptados los comentarios de una mujer vieja que los de una mujer niña, adolescente o joven. Es decir, en aquella etapa en que las mujeres más necesitamos descubrir nuestra sexualidad, entenderla y expresarla, es cuando más tenemos que someternos al silencio; a la falta de información, a los ataques y acusaciones, y a los castigos por expresarla.

  • F. Otra consecuencia de ello es que las mujeres difícilmente nos consideramos dueñas de nuestro propio cuerpo.

En esta situacion podriamos plantearnos las siguientes preguntas

· ¿De quién es nuestro cuerpo? ¿Será de nuestros padres cuando somos niñas o jóvenes, o del marido, cuando nos casamos? Tanto las creencias como las costumbres y las leyes así lo consideran y tienen medios para presionarnos y permitir que así ocurra.

· ¿A quién le da la sociedad poder sobre él?

Para ganar poder sobre nuestro cuerpo es necesario, primero, conocerlo y hacernos conscientes de las formas como es controlado. También tenemos que entender las razones por las cuales la sociedad ha pretendido controlarlo, así como reflexionar sobre las maneras de generar cambios.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 23 E. Por ejemplo, se admite que los

La consecuencia es que las mujeres vivimos con miedo, con

culpa y

vergüenza nuestra sexualidad y esto nos mantiene en segunda fila en

la sociedad.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad 23 E. Por ejemplo, se admite que los
24
24

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

La respuesta sexual humana

Desde el momento en que vemos a una persona que nos gusta, hasta el momento en que nos besamos y acariciamos, ocurren muchas cosas.

Surgen sentimientos y sensaciones muy agradables, y nuestro cuerpo comienza a reaccionar. Esta reacción orgánica es la que se conoce como respuesta sexual humana.

La respuesta sexual humana tiene un carácter integral, ya que conjuga aspectos biológicos, psicológicos, afectivos, culturales, junto a las vivencias, los valores y a la creatividad de cada persona.

Etapas de la respuesta sexual

Etapa de excitación, etapa de meseta, etapa orgásmica, etapa de resolución.

Las reacciones del cuerpo se dividen en cuatro fases o etapas: etapa de excitación, etapa de
Las reacciones del cuerpo se dividen en cuatro fases
o etapas: etapa de excitación, etapa de meseta, el
orgasmo y la etapa de resolución. La excitación es la
respuesta sexual orgánica, en la que ocurre la erección
del pene en el hombre y la lubricación vaginal en la
mujer.
Etapa de Meseta: En los hombres se da un aumento
de la intensidad de los cambios mencionados y en las
mujeres se presenta el rubor sexual sobre las mamas,
pared torácica anterior y cuello. Esta etapa puede durar
desde pocos minutos hasta 2 o 3 horas en ambos
sexos. El orgasmo, también conocido como clímax o
“irse”, como popularmente le llama la gente, puede
ocurrir como resultado de la masturbación o de la
manipulación de los órganos sexuales sin penetración,
o de relación sexo coital con la pareja. Es el momento
de mayor intensidad y se acompaña por contracciones
genitales muy placenteras, que en el hombre producen
generalmente la eyaculación o expulsión del semen.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

25
25

En las mujeres, el orgasmo se manifiesta a través de contracciones de la vagina, produciendo sensaciones placenteras de los órganos genitales y otras partes del cuerpo. Asimismo, en el caso de las mujeres, aumenta su lubricación vaginal. Estas sensaciones son únicas y personales. Algunas mujeres son capaces de tener muchos orgasmos durante el mismo acto sexual.

Etapa de resolución: en los hombres hay periodo refractario antes de que pueda ocurrir otra excitación y en las mujeres si no alcanzó el orgasmo los cambios resolutivos ocurren lentamente y el clítoris puede permanecer congestionado hasta tres horas.

Todas las personas del país y del mundo, independientemete de su clase social, sexo, edad, identidad, orientación y práctica sexual, gozan de DERECHOS SEXUALES, te mencionamos algunos de ellos:

DERECHOS SEXUALES

  • EL DERECHO A LA LIBERTAD SEXUAL
    Abarca la expresión del potencial sexual de los individuos sin coerción, explotación y abusos

sexuales. A nadie se puede exigir que tenga relaciones sexuales contra su voluntad.

  • EL DERECHO A LA AUTONOMÍA, INTEGRIDAD Y SEGURIDAD SEXUAL DE SU CUERPO
    Capacidad de tomar decisiones autónomas sobre la propia vida sexual dentro de la ética personal y social. Toda persona puede ejercer libremente su sexualidad y tomar las medidas de control de acuerdo a su libre elección.

  • EL DERECHO A LA PRIVACIDAD SEXUAL Puede decidir y actuar en el ámbito de la intimidad siempre y cuando no interfiera los derechos sexuales de otros. La vida íntima de la persona es de ella y nadie tiene que violentarla.

  • EL DERECHO A LA EQUIDAD SEXUAL
    Se opone a las formas de discriminación por sexo, género, orientación sexual, edad, raza, clase social, religión o limitación física o emocional. No tiene que existir discriminación ni por ser mujer u hombre, ni por tener algún defecto físico o padecer determinada enfermedad.

  • EL DERECHO AL PLACER SEXUAL
    El placer sexual, es fuente de bienestar físico, psicológico, intelectual y espiritual, incluyendo el autoerotismo y autosatisfacción. Este es privado de cada persona, nadie tiene que intervenir en ello.

  • EL DERECHO A LA EXPRESIÓN SEXUAL EMOCIONAL Expresar la sexualidad a través de la comunicación, el contacto, la expresión emocional y el amor. Puede expresarla por las diferentes formas que ella lo desee.

26
26

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

  • EL DERECHO A LA LIBRE ASOCIACIÓN SEXUAL
    La posibilidad de contraer o no matrimonio, de divorciarse y de establecer otros tipos de asociaciones sexuales responsables. Puede elegir la unión en pareja, permanecer o no con ella y el tiempo que

lo decida.

  • EL DERECHO A LA TOMA DE DECISIONES REPRODUCTIVAS, LIBRES Y RESPONSABLES

A decidir tener o no hijos, el número y el tiempo entre cada uno, y al acceso a los métodos de

planificación familiar. Toda persona bien informada puede tomar decisiones libre y responsablemente.

  • EL DERECHO A LA INFORMACIÓN BASADA EN EL CONOCIMIENTO CIENTÍFICO La información sexual debe ser científica y ética, dar a conocerla apropiadamente. La divulgación a la población debe ser responsable.

  • EL DERECHO A LA EDUCACIÓN SEXUAL INTEGRAL Inicia con el nacimiento y dura toda la vida e involucra a todas las instituciones sociales. Elegir si recibe educación sexual.

  • EL DERECHO A LA ATENCIÓN DE LA SALUD SEXUAL
    Se inicia con el nacimiento, dura toda la vida e involucra a todas las instituciones sociales. Las

instituciones como Ministerio de Salud y el Seguro Social responsablemente tienen que pfrecer los servicios de salud para que la población libremente pueda accesar a ellos.

c apÍtulo 1: s exo, género y sexualidad

27
27
28
28

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Capítulo 2

c apÍtulo 2: violencia de género

29
29

Violencia de género

El derecho a la libertad sexual.

Abarca la expresión del potencial sexual de los individuos sin coerción, explotación y abusos sexuales.

A nadie se le puede exigir que tenga relaciones sexuales contra su voluntad.

30
30
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Capítulo 2: Violencia de Género

La violencia hacia la mujer en nuestro país es un fenómeno social con profundas raíces en nuestras costumbres es por eso que la violencia que viven las mujeres diariamente en su casa, la calle y el trabajo, ha sido invisibilizada y en ocasiones pareciera que la vivimos como natural o no la reconocemos como tal; sin embargo es importante aprender a reconocerla y defenderla en nuestra propia vida, familia y comunidad.

30 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Capítulo 2: Violencia
30 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Capítulo 2: Violencia

1. Definición

¿Qué es Violencia?

La violencia es una acción ejercida por una o varias personas en donde se somete de manera intencional al maltrato, sufrimiento, manipulación u otra acción que atente contra la integridad tanto físico como psicológica de cualquier persona o grupo de personas”.

“La violencia, es ejercida contra una persona con el propósito de obtener fines, aun contra la voluntad de la víctima”.

¿Qué entendemos por Violencia de Género?

Es todo acto de violencia basado en la pertenencia de un sexo, afecta a mujeres u hombres pueden tener un daño o sufrimiento físico, sexual o psicológico, inclusive las amenazas, la obligación o la privación injusta de la libertad, tanto si se producen en la vida pública o privada, ademas de la discriminar, ignorar, someter y subordinar a las mujeres en los diferentes aspectos de su existencia; todo ataque material y simbólico que afecta su libertad, dignidad, seguridad, intimidad e integridad moral y/o física.

2. Tipos de Violencia

c apÍtulo 2: violencia de género

31
31

Violencia Física.

La violencia física es aquella que generalmente es percibida por otros, por que deja huellas externas. Es la más visible, y por ello es la más comúnmente reconocida social y jurídicamente, en relación a otro tipo de violencia.

Ejemplos: Golpes, palizas, bofetadas, tirones de cabellos, apretones dolorosos, pellizcos, empujones, patadas, intentos de ahorcamientos, mordeduras, cortes, quemaduras, abandono en un lugar peligroso.

2. Tipos de Violencia c apÍtulo 2: violencia de género 31 Violencia Física. La violencia física

Violencia Psicológica.

La violencia psíquica aparece inevitablemente siempre que hay otro tipo de violencia. Implica una manipulación en la que incluso la indiferencia o el silencio provocan en ella sentimientos de culpa y desamparo, incrementando el control y la dominación del agresor sobre la víctima, que es el objetivo último de la violencia de género.

2. Tipos de Violencia c apÍtulo 2: violencia de género 31 Violencia Física. La violencia física

Algunos Ejemplos son:

2. Tipos de Violencia c apÍtulo 2: violencia de género 31 Violencia Física. La violencia física
32
32

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Ejemplos:

Amenazas: De herir, matar, suicidarse, llevarse a los niños, golpearla, abandonar, revelar secretos a otras personas.

Aislamiento: controlar la vida de la otra persona mediante la vigilancia de sus actos y movimientos, escucha sus conversaciones impedimento de cultivar amistades, o relaciones familiares.

Desprecio: tratar a la otra persona como inferior, tomar decisiones importantes sin consultarle o tomar en cuenta su opinión.

Provocar confusión: mediante juegos de palabras, el agresor niega lo que hace, culpabiliza a la víctima, da órdenes contradictorias, manipula para hacer parecer a la mujer como mentirosa.

Abuso Verbal: Al comunicarse con la otra persona lo hace a través de insultos, ridiculizar.

Intimidación: asustar con miradas, gestos, objetos o gritos, arrojar objetos o destruir propiedad.

Imposición: vestirse o arreglarse de una forma determinada, adoptar una ideología religiosa.

Violencia Económica

32 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Ejemplos: • Amenazas:
32 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Ejemplos: • Amenazas:
32 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Ejemplos: • Amenazas:
32 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Ejemplos: • Amenazas:
32 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Ejemplos: • Amenazas:
32 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Ejemplos: • Amenazas:
32 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Ejemplos: • Amenazas:

Es la que el agresor hace lo posible por controlar el acceso de la víctima al dinero, tanto por impedirle trabajar y recibir pago, como por obligarla a entregarle sus ingresos, haciendo él uso exclusivo de los mismos (llegando en muchos casos a dejar el agresor su empleo y gastar el sueldo de la víctima de forma irresponsable obligando a esta a solicitar ayuda económica a familiares o servicios social.

32 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Ejemplos: • Amenazas:
32 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Ejemplos: • Amenazas:

Violencia Sexual

c apÍtulo 2: violencia de género

33
33

Consiste en la imposición de actos o conductas sexuales no deseados que limitan el libre ejercicio de la sexualidad.

Ejemplos:

Obligar a tener relaciones sexuales

Obligar a tener relaciones sexuales (sexo coitales) con otras personas Obligar a observar material erótico o pornográfico.

Realizar durante el acto sexual acciones que causen daño o humillen.

Obligar a exhibirse o desnudarse

Agarrar sus pechos, nalgas, u otras partes de su cuerpo contra su voluntad.

No hacer caso al uso métodos de planificación o de protección.

Obligar a tener hijos o a abortar

Obligar a escuchar sus aventuras sexuales con otras personas

Revelar a terceros la conducta sexual con la pareja.

Burlarse de su cuerpo, de sus deseos o de sus reacciones sexuales

Violencia Sexual c apÍtulo 2: violencia de género 33 Consiste en la imposición de actos o
Violencia Sexual c apÍtulo 2: violencia de género 33 Consiste en la imposición de actos o
Violencia Sexual c apÍtulo 2: violencia de género 33 Consiste en la imposición de actos o

Violencia Simbólica:

Son todas aquellas imágenes que nos presentan a las mujeres como objeto sexual y/o que reafirman la respuesta de superioridad del hombre sobre las mujeres.

Violencia Sexual c apÍtulo 2: violencia de género 33 Consiste en la imposición de actos o
34
34

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Violencia Patrimonial:

Es aquella que se da dentro de la familia cuando no se cumple con la obligación de satisfacer las necesidades de la misma; como alimentación, salud, educación, recreación, así como la distribución sustancial de los bienes personales y de la familia.

Otra forma de violencia patrimonial es la retención y apropiación de las cuotas laborales a trabajadores en lugares de trabajo.

3. Ciclo de la Violencia Física

34 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Violencia Patrimonial: Es
34 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Violencia Patrimonial: Es

El ciclo comienza con:

Primera fase de Acumulación de la Tensión

En la que la víctima percibe claramente cómo el agresor va volviéndose más susceptible, respondiendo con más agresividad y encontrando motivos de conflicto en cada situación.

La segunda fase

c apÍtulo 2: violencia de género

35
35

Supone el Estallido de la Tensión, en la que la violencia finalmente explota, dando lugar a la agresión.

La tercera fase

Denominada de “Luna de Miel” o Arrepentimiento, el agresor pide disculpas a la víctima, le hace regalos y trata de mostrar su arrepentimiento. Esta fase va reduciéndose con el tiempo, siendo cada vez más breve y llegando a desaparecer. Este ciclo, en el que al castigo (agresión) le sigue la expresión de arrepentimiento que mantiene la ilusión del cambio, puede ayudar a explicar la continuidad de la relación por parte de la mujer en los primeros momentos de la misma.

Este ciclo pretende explicar la situación en la que se da la violencia física, ya que la violencia psicológica no aparece de manera puntual, sino a lo largo de un proceso que pretende el sometimiento y control de la pareja.

4. Consecuencias Psicológicas para la Mujer Maltratada.

Las mujeres que sufren agresión por parte de sus esposos o compañeros con frecuencia comienzan a presentar ciertas características emocionales Ejemplo:

Culpa y vergüenza:

La mujer se culpa y se avergüenza debido a las ideas y creencias con las cuales fue educada, Ejemplo: Debo mantener a mi familia unida, no quiero fracasar en mi matrimonio, y por lo regular guardan silencio. Por otro lado el agresor la culpa de su ira como parte de su estrategia de abuso y control, Ejemplo: “es solo que con tus cosas me sacas de quicio”, “te gusta hacerme enojar”, “si tan solo hicieras lo que te pido”

La segunda fase c apÍtulo 2: violencia de género 35 Supone el Estallido de la Tensión,

Impotencia:

Este sentimiento surge cuando la mujer ha intentado parar la violencia de muchas maneras: ha insistido en la comunicación, ha intentado complacer a su agresor en todo lo que ha podido, prediciendo lo que puede llegar a molestarle pero la violencia sigue. En muchas ocasiones ha buscado ayuda

La segunda fase c apÍtulo 2: violencia de género 35 Supone el Estallido de la Tensión,
36
36

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

externa, con familiares o autoridades y no encuentra la comprensión ni el apoyo como ella quisiera, pareciera que nada funciona, llenándola de una gran impotencia y resignación.

Se siente amenazada y con miedo:

En muchos casos la mujer teme por su vida debido a las constantes amenazas y agresiones verbales, físicas o sexuales, por otro lado la exposición a la violencia constante en su espacio íntimo, ignorar el por qué y el cuándo de la siguiente golpiza, es causa inevitable de miedo y/o terror, tensión y estrés.

Aislada y Controlada:

Una de las características del agresor es que intentará alejar a la mujer de todo contacto con el exterior, distanciándola de familiares y amistades, controla el dinero, ella deja de trabajar. Por lo regular la mujer se siente tan mal consigo misma y la situación que tampoco tiene ganas de que la vean o de salir, por lo que va aceptando el aislamiento impuesto

Minimizada, sin Poder:

El maltratador intenta convencer a la mujer de que carece de cualidades y todo lo hace mal, a la vez que él se presenta como especialmente perfecto. Por ello la víctima nunca consigue su aprobación. No la valora en nada, ella se siente incompetente en todo lo que hace ya que ha sido descalificada constantemente.

Se olvida de sí misma, sumisión:

La mujer se olvida de sus propias necesidades para procurar satisfacer las de su agresor. Él se convierte en el centro de su vida, se vuelve sumisa, pasiva, dócil.

Confundida:

36 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva externa, con familiares
36 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva externa, con familiares
36 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva externa, con familiares
36 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva externa, con familiares

El agresor mostrará momentos de arrepentimiento que contribuirá a la desorientación de la víctima.

c apÍtulo 2: violencia de género

37
37

Dependencia:

La incapacidad de la victima para poner en práctica los recursos que conoce, tanto propios como externos (hablar, negociar, conceder, pedir ayuda, denunciar, etc.), para disminuir el riesgo de ser maltratada, la impulsa a adaptarse, sujetándose a la única persona que es muy importante (porque él se lo ha hecho creer así) su pareja violenta.

Depresión:

Una mujer constantemente lastimada, sin perspectivas y que ha acabado por creer que su vida no tiene alternativas, caerá en un estado depresivo que la imposibilita para tomar decisiones y/o acciones que la ayuden a salir de su situación actual.

DETECTAR LA VIOLENCIA PSICOLÓGICA

La violencia psicológica la podemos de detectar en tres situaciones:

c apÍtulo 2: violencia de género 37 • Dependencia: La incapacidad de la victima para poner
c apÍtulo 2: violencia de género 37 • Dependencia: La incapacidad de la victima para poner
c apÍtulo 2: violencia de género 37 • Dependencia: La incapacidad de la victima para poner

la violencia que sufrimos como víctimas.

la violencia que sufren otras personas como víctimas.

La violencia que podemos ocasionar nosotros a otras personas.

LA VIOLENCIA QUE SUFRIMOS COMO VÍCTIMAS

Desde la posición de víctima, a veces es difícil detectar el padecimiento de violencia psicológica, porque en estas situaciones a menudo desarrollamos mecanismos psicológicos o de supervivencia que hacen ocultar o negar la triste realidad en la que nos encontramos. Estos mecanismos de defensa tienen la finalidad de preservarnos de la angustia y del hecho de aceptar que somos víctimas de una situación reiterada de maltrato psicológico, probablemente por parte de una persona a quien estimamos, situación que nos causa una enorme carga de angustia que no es fácil de sobre llevar.

Para defendernos de la angustia optamos por negar la situación en que nos encontramos y buscamos justificar la actitud del agresor, buscamos casos similares en nuestro entorno para comparar el nuestro y llegar a la conclusión de que no es una situación anómala, sino común y corriente e incluso, de que

38
38

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

hay situaciones muchísimo peores que la nuestra y otras veces recurrimos a culparnos de lo que sucede y buscamos en nuestras actitudes pasadas y presentes el motivo del maltrato, recorremos una a una nuestras palabras, nuestros gestos, nuestras acciones y nuestros resultados, para localizar la causa de la violencia que según entendemos hemos provocado.

Si esto te sucede, ya tienes un indicio clarísimo de que eres una víctima de la violencia psicológica.

38 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva hay situaciones muchísimo

Si das vueltas a situaciones incomprensibles que te producen padecimiento o malestar, intentando averiguar el porqué, no tengas duda de que eres una víctima de la violencia psicológica.

Si sufres en silencio una situación dolorosa y esperas que las cosas se solucionen por sí mismas, que tu agresor depongan espontáneamente su actitud, que alguien acuda en tu ayuda porque se dé cuenta de tu situación, no te quepa ninguna duda de que eres una víctima de la violencia psicológica.

Si te sorprendes a ti mismo haciendo algo que no quieres hacer o que va contra tus principios o que te repugna, considera que eres víctima de manipulación mental, es una forma de violencia psicológica.

Si te sorprendes haciendo algo que no quieres y te sientes incapaz de negarte a hacerlo, pensando y justificando de mil maneras tu sometimiento, no lo dudes, eres una víctima de la violencia psicológica.

38 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva hay situaciones muchísimo

Si haces cosas que no quieres y no puedes evitar hacerlas porque entrarías en pánico, porque te aterra negarte o porque algo te conduce a hacerlo, sabes que eres una víctima de manipulación mental.

Si has llegado a la conclusión de que la situación dolorosa que sufres no tiene solución porque te lo mereces, porque te lo has buscado, porque las cosas son así y no se pueden cambiar, porque no se puede hacer nada, porque es irremediable, no lo dudes ni un solo instante, eres una víctima de la violencia psicológica.

c apÍtulo 2: violencia de género

39
39

Y si te sientes mal frente a una persona, si te produce malestar, inseguridad, miedo, emociones intensas injustificadas, un apego o un afecto que no tiene justificación, una ternura que se contradice con la realidad de esa persona, si te sientes poca cosa, inútil, indefenso o tonto delante de esa persona, ya has identificado a tu agresor.

Ahora que lo sabes, sabe también que tienes que actuar. Y que no estás sola o solo. Que has dado los primeros pasos al tomar conciencia de tu situación y al identificar la agresión de que eres objeto y la persona del agresor o agresores. Que el siguiente paso es pedir ayuda.

Cuando la víctima es otra persona

Detectar la violencia psicológica que sufre otra persona es más fácil generalmente que detectarla que cuando somos la víctima, porque desde fuera, las cosas se ven mucho más claras. Pero, muchas veces, la violencia psicológica es transparente y solamente la siente la víctima sin que la situación trascienda.

Ése es muchas veces el caso de personas que han aprendido a no defenderse cuando sabe que no tiene defensa por parte de alguien dependen, y a quien no se atreve a delatar por temor a empeorar la situación. Y que, haga lo que haga, nadie la va a defender. Así, la persona maltratada desarrolla una sensación de continuo fracaso y, sobre todo, de impotencia, que la lleva a una actitud de pasividad, a dejar de reaccionar o controlar lo que sucede. Y así aprende a no hacer nada frente a lo que ocurre.

Desde fuera, pareracie una postura de indolencia, de pasividad o de indiferencia. Una especie de apatía o de sometimiento. Pero hay un deterioro íntimo y secreto que va erosionando su personalidad.

Otra causa por

el cual

la victima no

se defiende es la esperanza mágica de que las cosas se

van a solucionar por sí mismas, además la víctima se adapta a la situación, siendo un método, inconsciente, mecánico y de supervivencia. un mecanismo mental que todos tenemos y que se llama habituación. La habituación consiste en que nuestro cerebro deja de responder a un estímulo cuando éste se produce continuamente. Cuando vemos por primera vez una escena de guerra en la televisión, nos produce malestar y angustia. Pero cuando la misma escena o escenas similares se repiten una y otra vez, deja de producirnos malestar porque nuestro mecanismo de habituación funciona y nuestro cerebro deja de responder. Este mecanismo desempeña un papel muy importante en la violencia psicológica, porque la víctima llega a aceptar su situación como algo totalmente normal y la incorpora a su vida como una parte de su vida, sin darse cuenta del daño en su vida personal.

40
40

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Podemos detectar la violencia psicológica en estos casos, porque existen varios indicadores. La víctima se comporta de la forma siguiente:

Mantiene una relación con su agresor, al que agradece intensamente sus pequeñas amabilidades.

Niega que haya violencia contra ella y, si la admite, la justifica.

Niega que sienta ira o malestar hacia el agresor.

Está siempre dispuesta para tener contento al agresor. Intentando averiguar lo que piensa y desea. Así llega a identificarse con él.

Cree que las personas que desean ayudar están equivocadas y que su agresor tiene la razón.

Siente que el agresor la protege.

40 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Podemos detectar la

Le resulta difícil abandonar al agresor aún después de tener el camino libre.

Tiene miedo a que el agresor regrese por ella aun cuando esté muerto o en la cárcel.

Cuando el agresor somos nosotros mismos

Detectar

la

violencia

psicológica

que

ejercemos

nosotros

mismos

de

forma

inconsciente

no

es

tarea

fácil,

precisamente

porque

la

ejercemos

sin

tomar

conciencia

de

ello.

La

mejor

forma

de

saber

si

nos

estamos

comportando

con

alguien

como

maltratador

es

utilizar

toda

nuestra

capacidad

de

empatía

y

toda

nuestra

humildad,

ponernos

en

el

lugar

de

las

personas

que

nos

rodean,

cuando

exista

la

menor

sospecha

de

un

posible

maltrato,

y

sentir

lo

que

nosotros

sentiríamos

si

nos

hicieran

lo

que

nosotros

estamos haciendo.

Así podemos ponernos en el lugar de nuestros hijos, de nuestros mayores, de nuestras parejas o de nuestros familiares y analizar nuestra conducta frente a ellos. ¿Cómo te sentirías que tus padres te dejaran los fines de semana al cuidado de alguien mientras ellos se divertían en una excursión o salían a cenar fuera? ¿Cómo te tomarías los consejos que no has solicitado sobre un asunto que sólo a ti atañe? ¿Qué te parecería si alguien te diera su visto

40 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Podemos detectar la

c apÍtulo 2: violencia de género

41
41

bueno para que pienses como piensas? ¿Te gustaría que tu pareja te dijera cómo tienes que vestirte, que peinarte o que comportarte? ¿Y que te hiciera callar en público cuando tratas de dar tu opinión?

Hay una larga lista de preguntas que podemos plantearnos. A veces somos conscientes de la hostilidad que sentimos hacia una persona, pero no del maltrato que le estamos ocasionando. Sentir hostilidad, rabia, envidia, rencor o enojo contra otros es casi siempre irremediable, porque las emociones no se someten a nuestra razón. Lo que sí se puede someter al control de la razón las acciones que hacemos o actuamos.

¿Por qué no dejan al agresor? ¿Por qué regresan?

Hay razones por las que las mujeres maltratadas no dejan al agresor.

Miedo:

Una razón muy importante por la que las mujeres no dejan a su pareja o la dejan y luego vuelven es el miedo, de que cuando intenten irse se produzca un aumento de la violencia. Él le ha dicho y ella lo cree, que maltratará o se llevará a sus hijos e hijas o maltratará a otros miembros de la familia y amigos de ella si se marcha de la casa.

Minusvalía Aprendida:

Las mujeres violentadas aprenden a sentirse sin mérito, sin poder y sin escapatoria, aún y cuando se les

ofrezcan opciones para salir de la situación violenta. La mujer esta inmovilizada por el trauma físico y mental.

La violencia familiar genera víctimas incapaces de salir de ella, las secuelas de la violencia familiar aniquilan los recursos de la mujer.

Mitos:

Habitualmente se justifica y se trata de dar explicación a este tipo de violencia atendiendo a:

Pega cada día a tu mujer que ella ya sabrá por qué lo haces (refrán árabe)

Es peor para los hijos la separación de los padres que la violencia familiar. La violencia familiar es un asunto privado que no hay que ventilar. La familia es primero que la mujer

c apÍtulo 2: violencia de género 41 bueno para que pienses como piensas? ¿Te gustaría que
42
42

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

La misión de la mujer es tener unida a la familia. El amor todo lo perdona. Características personales del agresor (trastorno mental, adicciones), Características de la víctima (masoquismo, o la propia naturaleza de la mujer, que “lo busca, le provoca, es manipuladora…”), Circunstancias externas (estrés laboral, problemas económicos), Los celos (“crimen pasional”), La incapacidad del agresor para controlar sus impulsos, etc.

42 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva La misión de

Aquellos hombres que son alcohólicos y maltratan a sus mujeres, no tienen, en su gran mayoría, problemas o peleas con otros hombres, con su jefe o su casero. El estrés laboral o de cualquier tipo afecta realmente a mucha gente, hombres y mujeres, y no todos se vuelven violentos con su pareja.

En el fondo, estas justificaciones buscan reducir la responsabilidad y la culpa del agresor, además del compromiso que debería asumir toda la sociedad para prevenir y luchar contra este problema.

5. Tratamiento

Concientizar a la víctima

42 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva La misión de

Una vez que se ha detectado un caso de violencia psicológica, lo primero que hay que hacer es concienciar a la víctima, para que llegue a darse cuenta de que su situación no es normal ni tiene la culpa ni se lo ha buscado.

De

alguna

manera,

la

verdad

suele

hacerse

camino por entre

las

barreras

que

levantan

los

mecanismos de defensa y la

víctima

puede

llegar

a

asumir

su

situación

siempre

y

cuando

se le asegure que su supervivencia no corre peligro. Los mecanismos que la víctima desarrolla para negar su situación tienen el objetivo de proteger su supervivencia y librarla de la angustia.

Por tanto, la única forma de que la víctima llegue a tomar conciencia de lo que le está sucediendo y acepte que le están maltratando y que ella se está sometiendo por terror y no por amor o necesidad, es la garantia de alguna manera que su situación tiene remedio o que la toma de conciencia es el primer paso hacia la liberación. Y que ésta es factible. porque después de la toma de conciencia, viene el segundo paso que es la identificación del agresor y de la agresión. Y luego el tercero que es la búsqueda de ayuda profesional,

c apÍtulo 2: violencia de género

43
43

tanto psicológica como jurídica. La primera le devolverá la fortaleza que ha perdido y la conducirá de nuevo a la realidad y la segunda la ayudará a denunciar su situación y a defenderse de su agresor.

Un método importante para ayudar a la víctima a tomar conciencia es realizar la segunda lectura del mensaje de la agresión. La agresión es una conducta y, por tanto, ha de tener una finalidad. Si analizamos la conducta de quien agrede, podemos encontrar en ella un mensaje más o menos claro.

Si aprendemos a localizar el mensaje que el agresor quiere comunicar, nos resultará más fácil entenderle y, por tanto, defendernos. El manipulador está recibiendo un beneficio a costa del sometimiento de su víctima, el maltratador está satisfaciendo su necesidad de mostrarse fuerte a costa de la debilidad de su víctima, el acosador está siguiendo una estrategia para que su víctima se anule a sí misma y desaparezca de su camino.

En muchas ocasiones es necesaria para una intervención, evaluar cuáles han sido las secuelas concretas que ha dejado la situación vivida en esa persona, y graduarlas para establecer un orden para el tratamiento.

Algunas de las intervenciones más habituales y básicas para su recuperación serían:

Información sobre la violencia de género, causas y origen, mitos, etc.

Reducción de la activación y la ansiedad en las formas en que se manifieste (insomnio, retraimiento, crisis de pánico, etc).

Fomento de la autonomía, tanto a un nivel puramente psicológico, a través de un cambio de ideas distorsionadas sobre sí misma y el mundo, como a nivel social, económico, etc, orientándola en la búsqueda de empleo, recuperando apoyos sociales y familiares,…

Instituciones responsables de la aplicación de las leyes.

  • 1. Policía Nacional Civil: Proporciona la asistencia inmediata a las mujeres y niñas y niños víctimas de violencia y las remite a la entidad de atención médica y/o legal correspondiente. La atención inmediata puede consistir en facilitar el acceso a la atención médica de las víctimas, detención de la persona agresora, traslado a las víctimas a un

c apÍtulo 2: violencia de género 43 tanto psicológica como jurídica. La primera le devolverá la
44
44

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

lugar seguro fuera del lugar de residencia, informar a la víctima sobre sus derechos, e informar al juzgado correspondiente.

  • 2. Fiscalía General de la República. Recibe las denuncias sobre los diversos tipos de violencia contra las mujeres y las niñas(os), proporciona asistencia legal a las víctimas, recaba pruebas, ordena exámenes médicos forenses y remite el caso al juzgado correspondiente.

44 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva lugar seguro fuera
  • 3. Juzgados de Familia y de Paz. Ordena las medidas de protección a las víctimas que se consideren conveniente, da inicio el juicio por violencia intrafamiliar.

  • 4. Procuraduría General de la República: Remite lo diferentes casos al juzgado competente y tiene la obligación de aportar pruebas si se inicia el procedimiento judicial y también proporciona asistencia legal a las víctimas.

44 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva lugar seguro fuera
44 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva lugar seguro fuera
  • 6. Prevención

El principal camino para acabar con la violencia de género es la prevención. Esto incluye, por supuesto, un cambio global en la forma de ver las relaciones entre mujeres y hombres, un cuestionamiento de los roles sociales y estereotipos, del lenguaje, etc. Estos cambios deben partir de las personas adultas con el objetivo de que se transmitan eficazmente a niños y niñas.

Además, tú puedes prevenir y evitar implicarte en una relación que puede llegar a ser violenta:

44 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva lugar seguro fuera

En primer lugar, detectar manipulaciones, aproximaciones no solicitadas, desconfiar de promesas que no tienen sentido en un momento de la relación, tener claro que decir que “no” a algo no es negociable, alejarse cuando esa persona que se te acerca tratando de hacerte ver que tienes mucho en común o que le debes algo. Para todo esto es muy importante confiar en tu intuición, en las sensaciones de desasosiego que te producen.

c apÍtulo 2: violencia de género

45
45

Cuando conoces a alguien le evalúas igualmente, valoras si esa persona encaja contigo; solo es importante que a partir de ahora incluyas también estos puntos si quieres prevenir encontrarte en una relación violenta. Valora sus ideas sexistas, cómo fueron sus relaciones anteriores (si rompió él o no, cómo habla de ellas…), etc.

Además, valora tus propias ideas respecto al amor y la pareja, el papel de la mujer en la misma, a qué se

debe renunciar por amor

..

, etc.

Y ante todo, conociéndote a ti misma y teniendo claros tus valores. Si los valores de la otra persona entran en conflicto con los tuyos, debes saber reconocerlo y no aceptar en ningún caso renunciar a aquello que es importante para ti.

46
46

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

c apÍtulo 3: M aternidad y cultura

47
47

Capítulo 3

Maternidad y cultura

El derecho a la toma de deciciones reproductivas, libres y responsables.

Decidir a tener o no hijos, el numero y el tiempo entre cada uno, y al acceso a los métodos de planificación familiar. Toda persona bien informada puede tomar decisiones libre y responsablemente.

48
48
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Capítulo 3: Maternidad y Cultura

  • 1. ¿Qué es Cultura?

Cultura: Es el conjunto de los conocimientos, saberes y practicas acumulados por la humanidad a lo largo de sus milenios (miles de años) de historia 1 .

  • 2. ¿Qué es Maternidad?

48 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Capítulo 3: Maternidad

Maternidad es la capacidad específicamente femenina para gestar (Llevar y sustentar en su seno el embrión o feto hasta el momento del parto) y parir; mientras que el maternaje es la practica aprendida para “la crianza, el cuidado y la responsabilidad de los hijos e hijas”

Todas y todos transmitimos cultura y educamos en nuestro día a día, no solo con lo que decimos, sino especialmente con nuestras actitudes, incluso con lo que aprobamos y/o permitimos que pase en nuestro entorno. La mayoría no somos conscientes, que estamos trasmitiendo, ni quien aprende generalmente, es consciente de cómo y en qué momento aprende e incorpora nuevos conocimientos y practicas. A veces los hábitos, practicas y conductas aprendidas son dañinas para quien los aprende y puede causar una vida de sufrimiento en general, como en el caso de la salud pueden presentar enfermedades frecuentemente, que le ocasionara perdida de tiempo y dinero, además de secuelas, incapacidades o incluso la muerte.

Históricamente las mujeres de acuerdo al papel que han realizado, han sido subvaloradas y permanecido relegadas a ser amas de casa, desempeñando principalmente actividades de la casa y oficios domésticos, las cuales no han sido “pagadas” y por ello su trabajo es visto de menos; sin dar el valor que tal trabajo merece. Pero el valor que se les dé a las mujeres depende de las creencias, las ideas o conocimientos aprendidos a lo largo de la vida a través de la familia, los medios de comunicación, la iglesia, la comunidad o un país y son transmitidos de una época a otra y de un grupo de personas a otras (Cultura); es así que dependiendo del tipo de cultura que se tenga se le dará o no el verdadero valor a una mujer, en todas sus áreas como: la familia, el trabajo, la iglesia, la comunidad entre otras mas.

c apÍtulo 3: M aternidad y cultura

49
49

¿Por qué motivo una mujer llega a ser madre?

Existen diferentes situaciones en las cuales una mujer llega a ser madre, en muchas de esas situaciones ellas no tuvieron la oportunidad de decidir si serlo o no; es el caso de aquellas mujeres que por la falta de acceso a informacion, desconocimiento sobre metodos de planificación, violacion, engaño de la pareja, etc; quedaron embarazadas. Otras su motivo fue conocer su descendencia, perpetuar su linaje , necesidad y/o deseo de sentirse importante, oportunidad de forjar a un nuevo ser, escalar una mejor posicion social o economica, satisfaccion personal, sentirse realizada como mujer, asegurarse una pareja,formar una familia, asegurarse que haya alguien que la cuide en su vejez, presion de la pareja que lo mira como una “prueba de amor”; existen diversos motivos por los cuales se llega a ser madre lo importante es saber cuan preparados estamos, como padres y madres para asumir la responsabilidad que implica el cuido, la alimentacion, el tiempo, la educacion…etc. De este nuevo ser; ademas de tener claro que ni un hijo, ni una pareja nos asegurara la felicidad.

c apÍtulo 3: M aternidad y cultura 49 ¿Por qué motivo una mujer llega a ser

¿El derecho de ser madre?

Sabemos y conocemos que la mujer es la única que puede quedar embarazada y traer a la vida a un nuevo ser. Este hecho le otorga a la mujer el derecho y la responsabilidad de decidir tener o no hijos, el numero y el espacio entre cada uno de ellos, asi como el derecho al uso de metodos de planificacion familiar y a una atencion en salud sexual y reproductiva de calidad; en acuerdo con la pareja.

Pocas veces se llega a la maternidad de una forma libre y consciente. La mujer es la unica con derecho de decidir si desea o no ser madre y dependera de las condiciones que se tengan para poder serlo y a su vez disfrutarlo a plenitud, por el contrario podria ser un momento traumatico y dificil para toda su vida y la del niño o niña.

c apÍtulo 3: M aternidad y cultura 49 ¿Por qué motivo una mujer llega a ser
50
50

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Algunas mujeres no pueden o deciden no ser madres siendo fuertemente criticadas o consideradas fracasadas por la sociedad; sin embargo, la mujer es capaz de alcanzar sus sueños y metas propuestas que le permitan obtener el exito personal, independiente de si es o no madre.

3. ¿Qué condiciones son necesarias para ser madre?

Existen diferentes condiciones que se tienen que tomar en cuenta al momento de decidir ser madre, las cuales debieran ser optimas y necesarias que garanticen una mejor vida, para el nuevo ser, estas se mencionaran acontinuacion: Aspectos biologico o fisico, emocional o psicologico, pareja, cultural, religioso, social- politico y economico.

BIOLÓGICO

Se necesita haber alcanzado la madurez o el desarrollo total de nuestros organos reproductores ( utero, ovarios, vagina, pelvis -hueso que cubre o protege a los organos antes mencionados-), que se alcanza alrededor de los 21 años de edad, por que si nos embarazamos y nuestro cuerpo no ha madurado, se pueden tener complicaciones tales como ruptura de: utero o matriz, vejiga urinaria, recto, vagina, y fracturas de la pelvis; ademas de posibles malformaciones del feto, bajo peso al nacer del bebe, prematurez que le puede causar padecer de otras enfermedades frecuentemente a la niña o niño, entre otros problemas más.

EMOCIONALES O PSICOLÓGICAS

50 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Algunas mujeres no
50 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Algunas mujeres no

El goce o disfrute de una salud mental, el vivir en armonia con la pareja, la familia y/o la sociedad, nos permite elegir el momento preciso para ser madres.

Aunque algunas mujeres ven la maternidad como una situacion para aumentar su autoestima, hay que tener en cuenta, que si el autoestima esta baja, no se superará con un hijo/a, sino que tendrá que tratarse de forma particular para superar esta situación; recordemos que la felicidad

c apÍtulo 3: M aternidad y cultura

51
51

depende de cada persona, de la forma en que cada hombre o mujer enfrente las diversas situaciones de la vida y no de otras personas, cuando logremos ser felices nosotras/os mismo podemos dar felicidad a los demas y en especial a nuestros hijos e hijas creando un ambiente de paz, amor, felicidad y tranquilidad.

PAREJA

Cuan importante es poder elegir aquella pareja que nos ayude, apoye, nos respete,nos ame y que no nos cause daño, dolor o sufrimiento tanto para nuestras vidas como para la de nuestros hijos e hijas, que nuestros niñas y niños puedan crecer en ambiente familiar lleno de amor, cuido, respeto y apoyo; que le permita crecer en armonia y con las condiciones necesarias, libres de violencia, maltrato, abuso sexual, vicios o adicciones que puedan interferir con la superacion o realizacion personal de nuestros hijos e hijas.

CULTURALES

Desde que nacemos inicia un proceso de aprendizaje que es dado por la familia, la iglesia, la comunidad y otros, proceso en el cual se le atribuye o asignan habilidades, destrezas, tareas, responsabilidades, valor y un significado para lo que es ser “mujer” y “hombre” de acuerdo a las creencias, ideas o costumbres que se tengan en una comunidad; de tal manera que si se establecen relaciones de poder y subordinacion, ocasionara discriminacion, prohibicion, falta de limites e irrespeto en las relaciones de pareja, permitiendo asi la aparicion de la violencia (fisica, psicologica,social…etc.) que podria ser vista en la comunidad como algo “normal” y por lo tanto dificultar la denuncia o penalizacion. Es asi que las creencia e ideas que se tengan marcaran el tipo de relaciones entre hombres y mujeres, que influyen de manera positiva o negativa para la vida de un niño/a; por lo que nosotros como hombres o mujeres tenemos la responsabilidad de promover y educar sobre el mantener relaciones de equidad que permitan alcanzar el desarrollo integral individual, de pareja y comunidad gozando de una mejor calidad de vida en las presentes y futuras generaciones.

c apÍtulo 3: M aternidad y cultura 51 depende de cada persona, de la forma en

Las relaciones equitativas entre el hombre y la mujer nos permite una participación por iguales en las actividades del hogar, trabajo y toma de decision en las necesidades personales y de la pareja, igualdad en derecho y politica, que nos permitan vivir sin prejuicios y con respeto a la dignidad humana.

52
52

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

RELIGIOSO

Es necesario que existan ideas religiosas que nos orienten a planificar el momento preciso de tener o no una hija/o, para que este nuevo ser pueda gozar del amor en armonia con sus padres y en la satisfaccion de sus necesidades básicas alimentación, educación, salud, vestuario, etc) que le permita al niño/a gozar de una vida con buena nutrición, salud, realización personal, profesional y familiar.

SOCIAL Y POLÍTICO

52 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva RELIGIOSO Es necesario
52 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva RELIGIOSO Es necesario

ECONÓMICO

La existencia de una sociedad, comunidad o pais, que brinde igualdad de oportunidades a hombre y mujeres en educacion, trabajo, salud, deporte, recreacion, arte o manualidad, nos conducira a adquirir habilidades, capacidades y competencias, que nos permitiran tener mejores oportunidades de trabajo, una realizacion personal placentera y satisfactoria, en la que podamos alcanzar un desarrollo humano integral y el estar mejor preparados para ser padres o madres.

La construccion de la economía mundial, en general, nos ubica a la mayoría de la población en una situacion de desventaja para poder satisfacer nuestras necesidades basicas, motivo por el cual se hace necesario ahorrar y gastar unicamente en estas necesidades, esta situacion, nos tiene que hacer reflexionar si se cuenta o no con el dinero suficiente y necesario para el pago de vivienda, luz electrica, agua, telefono, escuela o colegio, instituto o universidad, compra de comida, pañales, vestuario, zapato, cama, muebles, televisor, etc.

52 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva RELIGIOSO Es necesario

Por ello es importante reflexionar si se cuenta con el dinero necesario para decidir tener o no un hijo e hija; por que un hijo/a se puede tener pero darle lo que ella o él necesita es responsabilidad nuestra como padres.

c apÍtulo 3: M aternidad y cultura

NUESTRO PAPEL DE PADRES-MADRES

53
53
c apÍtulo 3: M aternidad y cultura NUESTRO PAPEL DE PADRES-MADRES 53 Recordemos lo importante que

Recordemos lo importante que somos como madres y padres en la formación, la educación, las creencias e ideas que se enseñen a nuestros hijos e hijas, de nosotros dependerá el tipo de cultura que ellos aprendan, si estará basado en el respeto como seres humano, en apoyo, colaboración o participación en las tareas del hogar, el trabajo, la comunidad y si serán realizados de forma igualitaria, si enseñaremos a nuestros hijos e hijas a cocinar, lavar, planchar, hacer la limpieza de la casa, a cambiar un foco, a pegar ladrillos, pintar, arreglar cosas de la casa, a solidarizarnos con aquellas personas que necesitan de nuestra ayuda. En fin tantas cosas que podrán hacer que este niño o niña pueda construir un futuro mejor para sus vidas y en las demás personas de nuestro país. Si logramos tomar en cuenta el papel de personas cambiantes y transformadoras podremos juntos construir una mejor sociedad o comunidad en la cual ya no exista, la violencia familiar, el abuso sexual, el robo, el asesinato y cuantas cosas más, que podríamos disminuir o eliminar, si educamos a nuestros hijos e hijas con amor, respeto y sana convivencia entre seres humanos.

54
54

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Capítulo 4

Enfermedades propias de la mujer

El derecho a la educación sexual integral.

Inicia con el nacimiento y dura toda la vida e involucra a todas las instuciones sociales. Elegir libremente si recibe educación sexual.

56
56
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Capítulo 4: Enfermedades Propias de la Mujer

1. Diez causas de mortalidad hospitalaria en las mujeres

Para Conocer sobre las enfermedades que afectan a las mujeres es importante conocer cuáles son las causas de muertes en la mujer y es así que el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MSPAS), reporta, dentro de las 10 primeras causas de muerte en Hospitales, de todas las edades del sexo femenino, para diciembre del 2009, las siguientes:

56 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Capítulo 4: Enfermedades

Por lo anterior se hace importante que conozcamos acerca de las enfermedades que más muertes de mujeres ocasionan en El Salvador, como son el cáncer de cuello de la matriz y de mamas. ¿Qué es?, ¿Cómo se detecta?, ¿Cómo se trata? y sobre todo ¿Cómo prevenirlo?, pues como mujeres tenemos un compromiso importante con nuestra salud.

El conocer sobre estas enfermedades nos da las herramientas de cómo combatirlo y tratarlo, para no ser una más de la lista de muertes por cáncer, aprendamos a conocerlo y compartamos esta información con otras mujeres.

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer

57
57

2. Cáncer del cuello del útero o Matriz

¿Qué es el cuello uterino?

El cuello uterino o cuello de la matriz se encuentra ubicado en la parte inferior de la matriz y al final de la vagina.

¿Qué es el cáncer del cuello de la matriz?

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer 57 2. Cáncer

Es el crecimiento anormal, sin control ni orden de las células en el cuello de la matriz, que a su si no se detecta tempranamente puede afectar a otros órganos.

vez

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer 57 2. Cáncer

La zona de transformación del cuello de la matriz (donde comienza la matriz) es la región donde surgen la mayor parte de tumores pre malignos (casi cánceres) y cánceres.

La zona de transformación es más grande durante la adolescencia y el embarazo. Así como en las mujeres que han tomado anticonceptivos orales (pastillas de planificar) durante largo tiempo (más de 5 años), lo cual puede aumentar la exposición al virus del papiloma humano que se puede adquirir a través de una relación sexo-coital y posteriormente dar Cáncer del cuello de la matriz.

¿Cómo una mujer puede llegar a tener cáncer de cérvix?

Existen condiciones o situaciones que contribuyen o aumentan las posibilidades de presentar cáncer de cérvix llamados factores de riesgo o de peligro; entre estos tenemos:

Relaciones sexo-coitales antes de los 18 años. Al no haber madurado completamente sus genitales, se expone a cambios en las células del cuello uterino más tempranamente.

Edad Arriba de 40 o 45 años. Se puede dar a más temprana edad dependiendo del inicio de las relaciones sexuales, pero su aparecimiento es más frecuente en esta edad de la vida.

Infecciones con el virus del papiloma humano (VPH). Se adquiere por una relación sexo- coital con una persona que sea portador o portadora del virus, la cual no presenta síntomas y es detectable, solo por exámenes de citología o en sangre para detectar la presencia de anticuerpos contra este virus.

58
58

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Múltiples parejas sexuales en la mujer o su pareja. Se da por el mayor riesgo a exposición con el virus del papiloma humano u otro tipo de virus que pueden producir cambios en las células del cuello de la matriz.

Multípara (Que tenga muchos hijos e hijas). El tener muchos hijos, conlleva a un daño constante de las células del cuello de la matriz, inflamaciones y mayor exposición en la zona de transformación.

Antecedentes familiares (que tenga herencia para cánceres). El tener familiares que hayan padecido de cáncer de cuello de la matriz u otro tipo de cáncer, me pone en mayor riesgo de presentar esta enfermedad.

El fumar. Por los daños que produce en todo el cuerpo.

El uso de Anticonceptivos Orales (Las pastillas de planificar). Su uso por tiempo muy largo ha sido asociado a esta enfermedad; por lo que siempre se recomienda el cambio de método de planificación cada cierto tiempo.

Portadoras del virus de inmunodeficiencia adquirida (El VIH o SIDA) Por sus defensas bajas están más expuestas al aparecimiento de esta enfermedad.

Deficiencia de Vitamina A. La vitamina A ofrece protección sobre las células.

Evolución del cáncer

En el momento en que las células del cuello uterino son infectadas con el virus del papiloma humano, se menciona que tarda en promedio de 10 a 15 años hasta llegar a la etapa de cáncer, por lo cual es importante realizarse la citología (examen del cáncer de la matriz) tempranamente.

58 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva • Múltiples parejas

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer

Síntomas o señales de la Enfermedad

59
59

Los síntomas o señas aparecen cuando el cáncer se encuentra en estado avanzado. Algunos de estos síntomas o signos son los siguientes:

Flujo por la vagina que no se quita, que puede ser pálida, clara, rosada, café marrón y de mal olor.

Sangrado por la vagina anormal entre la regla, después de la relación sexual o después que la regla se ha quitado.

La regla es más fuerte y dura más tiempo de lo normal.

Los síntomas del cáncer de cuello de la matriz avanzado comprenden:

Pérdida del hambre y peso

Cansancio o decaimiento.

Dolor en las piernas, vientre y espalda

Hinchazón en una sola pierna

Sangrado por la vagina abundante

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer Síntomas o señales

Salida de orina o excremento por la vagina.

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer Síntomas o señales
c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer Síntomas o señales
c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer Síntomas o señales
c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer Síntomas o señales

¿Cómo podemos prevenir el cáncer de cérvix o de la matriz?

a) Toma de citología o prueba de papanicolaou

Para la prueba de citología de Papanicolaou o la prueba del cáncer. La mujer se coloca acostada en posición de parto, luego se le introduce un espéculo por la vagina (un instrumento de metal o plástico parecido al pico de un pato) para ver el cuello de la matriz, se toma la muestra raspando suavemente con una espátula o paletita y un hisopo, luego se observa la muestra al microscopio y se da un resultado.

b) Recomendaciones para la toma del examen de prueba del cáncer del cuello de la matriz.

Trate de no hacerse la prueba durante el periodo menstrual.

• Evite duchas vaginales 48 horas, o sea dos días antes de la prueba.

60
60

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

No tenga relaciones sexuales vaginales 48 horas antes de la prueba.

• No use tampones, espuma espermicida, gelatinas, u otras cremas vaginales o

medicamentos vaginales 48 horas antes de la prueba.

  • c) Inspección visual con ácido acético (IVAA)

La mujer se coloca acostada en posición de parto, se le introduce un espéculo por la vagina para ver el cuello de la matriz, se aplica solución de ácido acético a una concentración de 3-5 %, con un aplicador de algodón (hisopo), se espera un minuto y luego se observa en busca de zonas de color blanco que indican la presencia de lesiones precancerosas.

  • d) Prueba de deteccion del virus del papiloma Humano en sangre.

Este es otro examen complementario, pero que NO sustituye a los anteriores. La prueba del virus del

papiloma Humano en sangre se realiza solamente en laboratorios privados.

  • e) Vacuna contra el virus del papiloma humano

La vacuna contra el VPH protege contra la infección por ciertos tipos del virus del papiloma humano (VPH) que pueden causar cáncer de cuello uterino y verrugas genitales.

El VPH se disemina principalmente a través del contacto sexual y casi todos los cánceres de cuello uterino son causados por este virus. Se espera que la vacunación contra el VPH prevenga aproximadamente el 70% de los casos de cáncer de cuello uterino.

60 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva • No tenga

El VPH es un virus común que se propaga a través de las relaciones sexuales. Hay muchos tipos diferentes de este virus y muchos de ellos no causan problemas. Sin embargo, ciertos tipos de VPH pueden llevar al cáncer de cuello uterino (y verrugas genitales).

Dos vacunas se encuentran actualmente disponibles para prevenir el cáncer de cuello uterino en niñas y mujeres jóvenes; sin embargo, estas vacunas no son tratamiento para dicho cáncer.

Ambas vacunas protegen contra el VPH-16 y el VPH-18, los dos tipos de VPH que causan la mayoría de los casos de cáncer de cuello uterino.

Una de ellas también protege contra el VPH-6 y el VPH-11 que causan la mayoría de los casos de verrugas genitales y ha sido aprobada para su uso en niños varones u hombres jóvenes hasta los 26 años.

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer

61
61

Las vacunas no protegen contra todos los tipos de VPH causantes de cáncer de cuello uterino.

f) Recomendaciones actuales para la vacunación:

La vacuna contra el VPH de rutina se recomienda para las niñas de 11 – 26 años y se aplican 3 dósis durante un período de 6 meses. (La segunda y tercera dosis se aplican a los 2 y 6 meses después de la primera dosis.)

Las mujeres embarazadas no deben recibir esta vacuna.

g) Efectos Secundarios

Los efectos secundarios más comunes son desmayo, vértigo, náuseas, dolor de cabeza y reacciones cutáneas en el sitio donde se aplicó la vacuna.

3. El Cáncer de mama o del pecho.

El cáncer de mama es la causa más común de muerte por cáncer en las mujeres de todo el mundo. En nuestro país ocupa el segundo lugar; en el cual la primera causa de muerte es el cáncer de cuello uterino. Cada año, se diagnostica por primera vez cáncer de mama en más de 1,1 millones de mujeres, y estos casos aumentan las defunciones de mujeres en todo el mundo.

¿Qué es la mama?

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer 61 • Las

Son dos órganos constituidos internamente por glándulas y conductos cuya función principal es la de elaborar leche para proveer alimento al bebe durante la lactancia materna.

¿Qué es el cáncer de mama?

Es un crecimiento anormal y desordenado de las células de la mama; que puede invadir otros órganos.

¿Qué me pone en menos riesgo de presentar esta enfermedad?

El Sexo: Es más frecuente en un 99% en mujeres que hombres con un 1%.

La edad: El 60% es más frecuente en mujeres a partir de los 40 años de edad, y aumenta después de los 75 años.

62
62

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Que alguien de mi familia hubiese padecido de alguna enfermedad mamaria ya sea maligna o no.

La Raza: Esta enfermedad es más frecuente en mujeres Blancas o en latinas.

Número de embarazos: Existe un aumento con aquellas mujeres que no han tenido hijos o los han

tenido después de los 30 años de edad y sobre todo en aquellas que no han dado de mamar.

Los Hábitos: no muy saludables que influyen negativamente en la salud como, el tabaco, el alcohol, el café, etc. Aumento de peso.

¿Cómo se manifiesta esta enfermedad?

La formación de bultitos o pequeñas masas en la mama, Presencia de masas en las mamas no dolorosas a la palpación. Cambios de color en la piel. Inversión o hundimiento del pezón. Salida de algún tipo de líquido del pezón de color amarillenta o sanguinolenta que puede ser de olor desagradable. Cambios en la textura de la piel que adopta la forma como “de piel de naranja”.

62 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva • Que alguien

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer

¿Cómo se descubre esta enfermedad?

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer ¿Cómo se descubre
c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer ¿Cómo se descubre
63
63
c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer ¿Cómo se descubre

4. El Auto Examen de las Mamas

Es la evaluación que se realiza la mujer misma a través de la observación y la palpación de sus mamas, siguiendo los pasos que a continuación se detallan:

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer ¿Cómo se descubre

Teniendo cuidado de examinar toda la zona señalada en el dibujo.

64
64

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

SE COLOCA FRENTE A UN ESPEJO: “INSPECCIONAS”

¿Qué vamos a buscar?: Observaremos si ambas mamas s on de similar tamaño, si hay alguna deformidad, presencia de hundimientos o cambios de color.

64 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva SE COLOCA FRENTE

Luego vamos a palpar así: con los tres dedos

64 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva SE COLOCA FRENTE

Lo haremos de 3 formas diferentes:

64 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva SE COLOCA FRENTE

1-Circular.

64 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva SE COLOCA FRENTE

2- Estrellada

64 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva SE COLOCA FRENTE

3-Arriba abajo.

c apÍtulo

4: en F er M edades propias de la M ujer

65
65

LA PALPACIÓN: Al finalizar la palpación se termina presionando el pezón para buscar salida de líquido.

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer 65 LA PALPACIÓN:
  • 5. El Examen Clínico

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer 65 LA PALPACIÓN:

Es el examen clínico que realiza el profesional de salud, el cual se realiza de forma conjunta con el examen de citología, cuya finalidad es detectar casos nuevos, que presentan síntomas o no de alguna enfermedad mamaria, generalmente se realiza 1 o 2 veces por año.

  • 6. La Ultrasonografía:

Este procedimiento se realiza cuando existe sospecha sobre alguna masa, ya sea sólida o de forma quística para evaluar la profundidad de una lesión, muy útil en casos donde la paciente está embarazada y no puede realizarse la Mamografía.

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer 65 LA PALPACIÓN:
  • 7. La Mamografía:

Es un examen radiológico esencial ante la presencia de una masa solida y su importancia radica en que detecta canceres aunque estos no sean percibidos con la simple palpación; también se complementa con otros exámenes como la aspiración de masas para definir el tratamiento a seguir.

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer 65 LA PALPACIÓN:
66
66

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

8. El Tratamiento:

Dependerá del tipo de lesión y de los resultados de exámenes realizados, es así como puede ser la simple extracción de la tumoración o habrá que dar otro tipo de tratamiento como:

Cirugía Hormonas. Quimioterapia. Radioterapia.

c apÍtulo 4: en F er M edades propias de la M ujer

67
67
68
68

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual

69
69

Capítulo 5

Infecciones de Transmisión Sexual

El derecho a la autonomia, integridad y seguridad sexual del cuerpo.

Capacidad de tomar decisiones autónomas sobre la propia vida sexual dentro de la ética personal y social. Toda persona puede ejercer libremente su sexualidad y tomar las medidas de control de acuerdo a su elección.

70
70
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Capítulo 5: Infecciones de Transmisión Sexual

  • 1. ¿Cómo cuidas tu salud sexual?

Tu cuerpo es especial, unico, el cuidar de él es tu responsabilidad, por lo que es necesario que lo alimentes, protejas, cuides contra toda situacion que pueda ocasiónarle daño, deterioro o discapacidad fisica.

Hay muchas cosas que debes saber para mantenerte saludable y proteger tu salud sexual.

Entre ellas debes de conocer de la existencia de algunas infecciones que se adquieren a través del contacto sexual, que luego enfermaran tu cuerpo.

  • 2. ¿Qué son las Infecciones de Transmisión Sexual (ITS)?

Las ITS son infecciones que causan enfermedades, que se transmiten de una persona infectada a otra por medio de relaciones sexuales sin protección (ya sea vaginal, oral o anal) a través del contacto de los fluidos corporales entre dos personas:

Semen en el hombre

Fluidos vaginal en la mujer

Sangre.

Las ITS pueden ser transmitidas de hombre a mujer, de mujer a hombre y entre personas del mismo sexo.

Las ITS son infecciones muy graves que si son identificadas y tratadas debidamente pueden curarse, pero que pueden ocasionar serios problemas de salud si no son diagnosticadas y reciben tratamiento médico oportuno. Por ejemplo, pueden causar infertilidad (tanto en los hombres como en las mujeres).

¿Conoces los Distintos Tipos de Infecciones de Transmisión Sexual?

Existe una diversidad de ITS y enseguida mencionaremos algunas de las más frecuentes:

Clamidia

Tricomoniasis

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual

Chancroide Gonorrea Sífilis Herpes Virus del Papiloma

Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH)--SIDA

CLAMIDIA

71
71

Es una enfermedad causada por la bacteria: Clamidia trachomatis y se transmite con mayor frecuencia por vía sexual.

Causas, incidencia y factores de riesgo La infección por clamidia es la enfermedad de transmisión sexual muy común en personas sexualmente activas y aquellas que tienen múltiples compañeros sexuales son quienes están en mayor riesgo de adquirirla.

Síntomas

En los hombres, la clamidia puede producir síntomas similares a la gonorrea. Los cuales s pueden ser:

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual • Chancroide •

Sensación de ardor al orinar

Secreción del pene o del recto

Dolor o sensibilidad testicular

Dolor o secreción rectal

En las mujeres síntomas por clamidia son:

Sensación de ardor al orinar

Relación sexual dolorosa

Dolor o secreción rectal

Síntomas de enfermedad inflamatoria de la pélvis,

Salpingitis(inflamación de las trompas de Falopio)

inflamación del hígado parecida a la hepatitis.

Secreción vaginal.

72
72

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Signos y exámenes

El diagnóstico de la infección por clamidia incluye muestras de secreción uretral en hombres o secreciones

cervicales en mujeres. En caso de que una persona tenga relaciones sexuales anales, pueden también requerirse muestras del recto.

El tratamiento oportuno con antibióticos es muy efectivo y puede prevenir el desarrollo de complicaciones a largo plazo.

Complicaciones

La infección sin tratamiento, puede llevar a que se presente enfermedad inflamatoria pélvica, la cual puede provocar la cicatrización de las trompas de Falopio y ocasionar esterilidad. La cicatrización de las trompas también incrementa las probabilidades de embarazos ectópicos (embarazo tubárico).

Si una mujer se infecta con clamidia mientras está embarazada, la infección puede causar trabajo de parto y parto prematuro. Además, es posible que el bebé desarrolle conjuntivitis clamidial (infección ocular) y neumonía por clamidia.

TRICOMONIASIS

Es una enfermedad de transmisión sexual causada por el parásito Trichomonas vaginalis.

Causas, incidencia y factores de riesgo

La tricomoniasis se encuentra en todo el mundo, el mayor número de casos se observa en mujeres entre los 16 y 35 años de edad. La Trichomonas vaginalis se disemina a través de la relación sexual del pene a la vagina o por medio del contacto de vulva a vulva con una pareja infectada. El parásito no puede sobrevivir en la boca ni en el recto.

72 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Signos y exámenes

La enfermedad puede afectar tanto a hombres como a mujeres, pero los síntomas difieren entre los dos grupos. La infección generalmente no causa síntomas en los hombres y desaparece espontáneamente en unas cuantas semanas.

Síntomas

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual

73
73

Mujeres:

Molestia o dolor durante la relación sexual

Prurito(picazón) en el interior de los muslos

Secreción vaginal (amarillenta, verdosa o espumosa)

Prurito vaginal

Hinchazón de los labios o prurito vulvar

Olor vaginal (olor fétido o fuerte)

Hombres:

Ardor después de orinar o eyacular

Prurito o picazón en la uretra

Ligera secreción de la uretra

Ocasionalmente, algunos hombres con tricomoniasis pueden presentar prostatitis( inflamación de la próstata) o epididimitis(inflamación del epidídimo) a raíz de la infección.

Signos y exámenes

En mujeres:

Un examen pélvico revela ronchas rojas en la pared vaginal, cuello uterino o cerviz. Evaluación microscópica de la secreción, muestra los organismos causantes de la infección en los flujos vaginales. La afección también se puede diagnosticar con una citología vaginal.

En hombres:

La enfermedad puede ser difícil de diagnosticar. Los hombres se tratan si la infección se diagnostica en cualquiera de las compañeras sexuales. Los hombres también se pueden tratar si presentan síntomas como continuos ardores o picazón en la uretra.

Tratamiento

Con antibiótico cura la infección. Se recomienda evitar las relaciones sexuales hasta terminar el tratamiento. Las parejas sexuales deben recibir tratamiento al mismo tiempo, incluso si no presentan síntomas.

74
74

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Complicaciones

La infección prolongada puede causar cambios en el tejido de la superficie del cérvix que de no recibir

tratamiento pueden producir lesiones cancerigenas

En tales casos, debe darse inicio al tratamiento y

.. repetir la citología de tres a seis meses más tarde. A demás prevenir la diseminación de la enfermedad

a los compañeros sexuales. La tricomoniasis es común entre personas con VIH.

Situaciones que requieren asistencia médica

Consulte con el médico si se observa una irritación o secreción vaginal inusuales.Igualmente, consulte con un médico si sospecha haber estado expuesto a la enfermedad.

Prevención

Una relación sexual monógama con una pareja sana y conocida puede ayudar a reducir el riesgo de contraer enfermedades de transmisión sexual, incluyendo la tricomoniasis.

A excepción de la abstinencia total, los condones siguen siendo la mejor protección y la más confiable contra las enfermedades de transmisión sexual y se deben usar de manera constante y correcta.

CHANCROIDE

El chancroide causado por un tipo de bacterias llamadas Haemophilus ducreyi. El chancroide es un factor de riesgo para contraer el virus del VIH. Síntomas

En un período de 1 día a 2 semanas después de contraído la bacteria, una persona desarrollará una protuberancia pequeña en los genitales, la cual se convierte en una úlcera o llaga.

La úlcera:

Varía en tamaño desde los tres milímetros (1/8 de pulgada) hasta los cinco centímetros o 2 pulgadas

de ancho Es dolorosa

Es suave

Tiene bordes definidos de forma muy nítida

Tiene bordes irregulares o desiguales

Tiene una base recubierta de un material gris o amarillo-grisáceo

Tiene una base que sangra fácilmente si se lesiona o rasca

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual

75
75

Aproximadamente la mitad de los hombres afectados presenta una sola úlcera, mientras que las mujeres afectadas presentan con frecuencia cuatro o más úlceras, las cuales aparecen en partes específicas.

Los lugares comunes en los hombres son:

Prepucio(piel que recubre el glande) Surco detrás de la cabeza del pene (surco coronal) Cuerpo del pene Cabeza del pene (glande) Abertura del pene (meato uretral) Escroto

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual 75 Aproximadamente la

En las mujeres, la ubicación más común de las úlceras es en los labios externos de la vagina (labios mayores). Pueden presentarse las “úlceras besadoras”, las cuales aparecen en superficies opuestas de los labios genitales. Otras áreas, como los labios internos de la vagina (labios menores), el área entre los genitales y el ano (área perianal) y la parte interna de los muslos también pueden resultar comprometidas. Los síntomas más comunes en las mujeres son:

Dolor al orinar y en las relaciones sexuales.

Aumento de tamaño de los ganglios linfáticos (Secas) anivel de la región

inguinal y si progresan llegan al punto de producir abscesos que supuran

Pronóstico

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual 75 Aproximadamente la

El chancroide puede mejorar por sí solo. Sin embargo, algunas personas pueden tener úlceras dolorosas

que supuran durante meses. El tratamiento con antibióticos por lo general elimina las lesiones rápidamente dejando muy poca cicatrización.

Posibles complicaciones

Las complicaciones abarcan fístulas uretrales y cicatrices en el prepucio del pene en los hombres incircuncisos. A los pacientes afectados por el chancroide también se los debe examinar en busca de sífilis, VIH y herpes genital.

76
76

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

GONORREA

La gonorrea, también denominada blenorragia, blenorrea y uretritis gonocócica, es una infección de transmisión sexual provocada por la bacteria neisseria gonorrhoeae o gonococo.

Transmisión

76 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva GONORREA La gonorrea

Ocurre durante el acto sexual no necesariamente durante la eyaculación; en el parto si la madre estuviese infectada; o por contaminación indirecta si, por ejemplo, una mujer usara artículos de higiene íntima de otra persona

Gonorrea en el hombre

Síntomas Los síntomas aparecen entre los 2 y 21 días después de haber adquirido la enfermedad. El síntoma más frecuente es una excreción uretral mucosa blanquecina o clara o purulenta (gruesa, amarillenta), ubicada en la punta del pene. Otros síntomas son dolor al orinar, sensación de quemazón en la uretra, dolor o inflamación de los testículos. En el hombre este germen provoca uretritis y prostatitis.

Gonorrea en la mujer

Síntomas En las mujeres, la infección suele cursar de forma asintomática. Sin embargo, pueden presentarse signos y síntomas tales como una excreción vaginal, aumento de ganas de orinar y dolor o ardor al orinar. La expansión del germen hacia las trompas de Falopio puede producir dolor en la zona baja del abdomen, fiebre, náusea y los síntomas generalizados de cuando se tiene una infección

También produce enfermedades como vaginitis(inflamación de la vagina) y cervicitis(inflamación del cérvix), pero también endometritis(Inflamacion del endometrio), salpingitis(inflamación ed las trompas de Falopio) y enfermedad inflamatoria pélvica aguda. Caracterizada por enrojecimientos en el área genital.

Consecuencias

Puede causar daño a los órganos reproductores.

Tanto hombres como mujeres pueden quedar estériles. En las mujeres causa Enfermedad Pélvica Inflamatoria o EPI que causa infertilidad. Los hombres con la epididimitis también pueden verse afectado el transporte de espermatozoides e igualmente esterilidad.

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual

Una madre que tiene gonorrea puede contagiar a su bebé durante el parto causando ceguera. Puede causar daños al pene, enfermedades de la piel, articulaciones artritis. Hay una alteración

77
77

inmunológica que desencadena la bacteria llamada Síndrome de Reiter que afecta a los ojos con

conjuntivitis o uveítis, articulaciones (artritis reactiva) y genitourinarias (uretritis o cervicitis).

Tratamiento

Es sensible a una gama variada de antibióticos.

SÍFILIS

Es una enfermedad de transmisión sexual infecciosa crónica producida por la bacteria espiroqueta Treponema pallidum.

¿CÓMO SE ADQUIERE ESTA ENFERMEDAD?

Por medio de relaciones sexuales vaginales, anales u orales sin proteccion. La sífilis no se propaga por el contacto con los inodoros o servicios sanitarios, las manijas de las puertas, las piscinas, las bañeras normales o de hidromasaje, ni por compartir ropa o cubiertos. Las mujeres embarazadas que tienen esta enfermedad pueden pasársela a los bebés que llevan en el vientre.

¿CUÁLES SON LOS SIGNOS Y SÍNTOMAS?

Muchas personas que tienen sífilis no presentan síntomas durante años, pero aun así enfrentan el riesgo de tener complicaciones en la fase avanzada si no se tratan la enfermedad. La sífilis tiene 3 fases durante la enfermedad si nose trata oportunamente.

Fase primaria: Se distingue por la aparición de una sola úlcera ò llaga (llamada chancro), pero puede que haya muchas. El tiempo que transcurre entre el contacto con una persona que tiene sífilis y la aparición del primer síntoma puede variar de 10 a 90 días (con un promedio de 21 días). Por lo general, el chancro es duro, redondo, pequeño y sin dolor; aparece en el lugar por donde la sífilis entró al cuerpo y dura de 3 a 6 semanas; si no se administra el tratamiento adecuado la infección avanza a la fase secundaria.

Fase secundaria: Se manifiesta por ronchas no dolorosas con aspecto de puntos rugosos, de color rojo o marrón rojizo, tanto en la palma de las manos como en la planta de los pies (llamado clavo sifilítico). Algunas veces, las erupciones asociadas a la sífilis secundaria son tan leves que pasan desapercibidas.

78
78

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Sífilis Primaria Sífilis Secundaria Sífilis Terciaria
Sífilis Primaria
Sífilis Secundaria
Sífilis Terciaria

Además, puede que se presenten otros síntomas durante la fase secundaria de la sífilis, como fiebre, inflamación de los ganglios linfáticos, dolor de garganta, caída del cabello en algunas áreas, dolor de cabeza, pérdida de peso, dolores musculares y fatiga; estas ronchas desaparecen aun si no son tratados, pero si no se administra tratamiento la infección progresará a la fase latente y posiblemente hasta la última fase de la enfermedad.

Fases latente y terciaria: Llamada también oculta, comienza con la desaparición de los síntomas de las fases primaria y secundaria que no recibieron tratamiento, esta infección permanece en el cuerpo puede durar años; pueden aparecer de 10 a 20 años después de haberse adquirido, en esta fase puede afectar a órganos internos como el cerebro, los nervios, los ojos, el corazón, los vasos sanguíneos, el hígado, los huesos y las articulaciones. Los signos y síntomas de la fase terciaria de la sífilis incluyen dificultad para movilizar los músculos del cuerpo, rigidez, parálisis, ceguera gradual y demencia o pérdida del

conocimiento; el daño puede ser grave que podría ocasionar la muerte.

¿Qué efectos tiene la sífilis en la mujer embarazada y en su bebé?

La bacteria de la sífilis puede infectar al bebé durante el embarazo. Dependiendo del tiempo que tenga la madre de tener la enfermedad, el bebé puede nacer muerto o de dar a luz un bebé que muere poco después de haber nacido. También podría nacer con problemas de salud graves como:

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual

79
79

Ausencia del puente de la nariz(Nariz en silla de montar)

Dientes anormales ( Dientes de Hutchinson)

Disminución de la audición o sordera.

Daño en la cornea o ceguera.

Puede sufrir de retraso mental o el crecimiento.

Convulsiones que podrían ocasionar la muerte.

¿Cómo se Diagnóstica la Sífilis?

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual 79 • Ausencia

Algunos médicos pueden diagnosticar la sífilis mediante el análisis de una muestra líquida del chancro (la úlcera infecciosa) en un microscopio especial llamado microscopio de campo oscuro. Si las bacterias de la sífilis están presentes en la úlcera, se observarán en el microscopio.

Otra manera de determinar si una persona tiene sífilis es mediante un análisis de sangre. Poco después de que una persona se infecta comienza a producir anticuerpos contra la sífilis que pueden ser detectados mediante una prueba de sangre segura, precisa y económica. El cuerpo presentará niveles bajos de anticuerpos en la sangre durante meses o incluso años después de que se haya completado el tratamiento de la enfermedad. Dado que la sífilis no tratada en una mujer embarazada puede infectar y posiblemente provocar la muerte de su bebé, toda mujer embarazada debe hacerse un análisis de sangre para detectar la sífilis.

¿Cuál es el tratamiento para la sífilis?

La sífilis es fácil de curar en sus fases iniciales. Si una persona ha tenido sífilis durante menos de un año, la enfermedad se curará con una sola inyección intramuscular de penicilina, que es un antibiótico, y si ha tenido sífilis por más de un año, necesitará dosis adicionales. Existen otros antibióticos para tratar la sífilis en personas que son alérgicas a la penicilina. La sífilis no puede curarse con remedios caseros ni con medicinas que se venden sin receta médica. El tratamiento matará la bacteria que causa la sífilis y evitará futuras lesiones en los órganos ya mencionados, pero no remediará las lesiones ya ocasionadas.

Ya que existe un tratamiento eficaz contra la sífilis, es importante que periódicamente las personas se hagan las pruebas de detección de esta enfermedad si practican conductas sexuales que las ponen a riesgo de contraer ITS.

80
80

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Las personas que estén tratándose contra la sífilis deben abstenerse de tener contactos sexuales con parejas nuevas hasta que las úlceras sifilíticas se hayan curado por completo. Las personas que tienen sífilis deben avisar inmediatamente a sus parejas para que se sometan a pruebas y reciban tratamiento si es necesario.

¿Cómo puede prevenirse la sífilis?

La manera más segura es evitar tener relaciones sexuales sin protección, tener una relación estable y mutuamente monógama con una pareja que se haya hecho las pruebas y que se sabe que no tiene ninguna infección.

El Virus del Papiloma Humano

El VPH es un virus común que se propaga a través de las relaciones sexuales. Hay muchos tipos diferentes de VPH pero los de mayor riesgo, son: Los VPH 16, 18, 31 y 45, por que pueden desarrollar cáncer cervical u otros tipos de cáncer.

Las infecciones genitales de VPH pueden distribuirse ampliamente sobre piel genital y superficies mucosas, y la transmisión puede ocurrir aunque no se tengan síntomas visibles.

Signos y sintomas

Algunos de los síntomas más importantes que sugieren la presencia de virus del papiloma humano son:

80 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Las personas que
80 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Las personas que
80 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Las personas que

Irritaciones constantes en la entrada de la vagina con ardor y sensación de quemadura durante las relaciones sexuales (se denomina vulvodinia)

Pequeñas verrugas en el área ano-genital: cérvix, vagina, vulva y uretra (en mujeres) y pene, uretra y escroto (en hombres).

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual

81
81

Pueden variar en apariencia (verrugas planas no visibles o acuminadas si visibles), número y tamaño por lo que se necesita de la asistencia de un especialista de salud.

Tratamiento

El tratamiento de las infecciones con VPH se basa en la actualidad depende del tipo de lesión que se

presente, podrían ser desde la aplicacacion de algunas cremas tópicas o tratamientos de crioterapia.’

Prevención.

La única forma segura de prevenir la infección, aparte de la abstinencia de contacto sexual, el uso del condón aunque no lo evita con toda seguridad, si se tiene el virus no contagiar a personas no infectadas,

pero no todos los infectados conocen su condición.

La aplicación de la vacuna reducen el numero de canceres relacionados con estos virus. (visto en capitulo de enfermedades propias de la mujer).

Hepatitis B

Es causada por el Virus de la hepatitis B. entre un mes y 45 días después del contacto infectante la persona puede presentar fiebre, malestar general, sudoraciones, ictericia (color amarillo de la piel u otras areas), orina oscura, falta de apetito y nauseas. No siempre las personas que se infectan presentan estos síntomas. Esta enfermedad No es curable.

Virus del Herpes

El herpes es causado por dos virus:

Virus del herpes simple tipo 1 (VHS-1)

Virus del herpes simple tipo 2 (VHS-2) El VHS-1, el virus responsable del herpes labial o boqueras o fuegos, se puede transmitir a través de las secreciones orales, y es responsable de algunos casos de herpes genital. El VHS se puede diseminar desde la boca a los genitales durante el sexo oral.

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual 81 Pueden variar

El VHS-2 causa la mayoría de los casos de herpes genital y se puede transmitir a través de secreciones orales o genitales.

82
82

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Entre los síntomas generalizados se pueden mencionar:

Fiebre Malestar general Dolores musculares Erupciones en la piel repetitivas de tipo ampollas pequeñas y dolorosas, llenas de un líquido claro.

Sensibilidad de la piel, tipo hormigueo, con mucho ardor y prurito (picazón) o dolor en el sitio donde

aparecerán las ampollas.

Los sitios de infección en los hombres son:

Ano

Cara interna de los muslos

• • Escroto Cuerpo y cabeza del pene

Los sitios comunes de infección en las mujeres son:

Ano

Cuello uterino

Cara interna de los muslos

Labios

Vagina

82 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Entre los síntomas

Tratamiento

El herpes genital no se puede curar, sin embargo, el tratamiento antiviral puede mejorar los síntomas.

Existen tres formas de evitar o prevenir las ITS y el VIH-SIDA

  • 1. No tener relaciones sexuales: retrasar el inicio de las relaciones sexuales, si es que nunca se han tenido o dejar de tenerlas.

  • 2. Uso correcto y consistente del Condón: Si tenemos relaciones sexuales, usar siempre y correctamente el condón o preservativo desde el principio hasta el final de la relación sexual. El condón debe usarse, sin importar si ya se están usando otros métodos anticonceptivos, pues es el único método que nos protege de las ITS y el VIH.

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n

sexual

83
83

ni nuestra pareja tiene una ITS antes de iniciar la relación sexual, y permanecer fiel a la pareja y la pareja también (es decir, mantener relaciones sexuales sólo con ella o él) también puede protegernos de las ITS.

Hay estas tres maneras de protegerte; sin embargo, debemos tomar en cuenta muchas otras cosas. Por ejemplo, si hemos tenido relaciones sexuales y hemos decidido parar (dejar de estar sexualmente activos), debemos ser examinados. Puede que tengamos una ITS y que no lo notemos.

Si tú y tu pareja usan condón todo el tiempo, ¡están haciendo lo mejor para protegerse! Sigan así. Muchas personas usan condón cuando empiezan a tener relaciones sexuales con una pareja, pero luego de un tiempo, empiezan a pensar:

“Yo confío en mi pareja

así que podríamos dejar de usar el condón”. ¡Esto no funcional El uso del condón

... no debe ser sinónimo de desconfianza en la pareja. Aun si ambos se hacen exámenes de ITS y salen negativos, lo mejor es seguir utilizando condones para evitar cualquier riesgo de infección en el futuro. De hecho, podría ocurrir que uno de los dos tuviera relaciones con otra persona que si esté afectada por una ITS, y transmitirla a la pareja. Lo más seguro es usar siempre el condón.

Tanto los hombres como las mujeres pueden contraer una ITS. Si no se utiliza el condón durante la relación sexual (ya sea vaginal, anal u oral) y el hombre eyacula dentro del cuerpo de la mujer, el semen entra en el cuerpo de la mujer, pero aunque no se eyacule adentro, el riesgo siempre existe. Esto incrementa los riegos de desarrollar una infección en la matriz, en las trompas de Falopio o en los ovarios, en el caso del sexo vaginal con una persona que tiene una ITS. También el sexo anal y oral pueden transmitir una ITS:

el sexo anal desprotegido puede ocasionar la aparición de ITS como el papiloma virus en el ano (que puede causar cáncer de colon). Por medio del sexo oral puede transmitirse un herpes y algunas otras ITS, a través del contacto de fluidos y de la piel.

Todos estamos en riesgo de contraer una ITS, incluyendo al VIH, pero vulnerables

...

las

mujeres son más

Por razones tanto fisiológicas como sociales las mujeres jóvenes están en situación de especial peligro de contraer una ITS incluso el VIH:

84
84

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Las chicas tienen mayor riesgo porque el cuello uterino y la vagina de una mujer joven son más delicadas que las de una mujer adulta. La vagina puede rasgarse con más facilidad durante la relación sexual, lo cual incrementa las posibilidades de contraer una ITS.

Algunas mujeres no tienen las posibilidades, la información o la confianza necesarias para exigir a sus parejas el uso del condón en cualquier relación sexual (vaginal, oral o anal). O se encuentran en situaciones en que no pueden ni sugerirlo, porque su pareja no quiere dialogar sobre el uso del condón.

En los casos de violación o de abuso sexual obviamente una mujer no puede parar al agresor para pedirle que utilice un condón. Todas estas situaciones vienen dadas por la cultura machista, que de manera injusta considera que la última palabra en las relaciones sexuales la tiene el hombre, y que desempodera a la mujer para tomar y ejecutar sus propias decisiones (como la de protegerse de ITS). El condón femenino es el mejor método anticonceptivo que puede emplear la mujer que se encuentre en esta difícil situación, para protegerse de ITS y de un embarazo no deseado. Sin embargo, por el momento este método no está disponible en todos los países o tiene altos costos, lo que los hace de difícil acceso para la gente joven.

El trabajo sexual pone en un alto riesgo de infección a las mujeres jóvenes, cuando no se usan o no se tiene acceso a condones, ya sean femeninos o masculinos.

Exámenes para identificar una ITS

Si hemos tenido relaciones sexuales sin protección, debemos hacernos exámenes para identificar las ITS, aunque no tengamos síntomas. Es probable que tengamos que contar algo sobre nuestras prácticas sexuales a algún o alguna proveedor/a de salud.

No hay nada de qué avergonzarse, pues tu cuerpo y tu sexualidad no deben ser motivo de pena. Es nuestro derecho acceder a servicios y recibir la mejor atención y para ello debemos proveer la información necesaria.

En los servicios de salud puede que nos encontremos con personal sanitario que nos escucha y nos atiende bien. Pero puede que haya profesionales de la salud que después de contarle el motivo de nuestra visita, nos juzgue o nos regañe. En los servicios de salud debemos exigir calidad de atención. Es decir:

Los servicios deben estar abiertos a todas las personas: casadas, unidas, con pareja o solteras,

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual

85
85

muchachos y muchachas, cualquiera que sea nuestra religión, raza o etnia, orientación sexual o capacidad física y mental.

En el centro de salud deben darnos información de los servicios que el centro ofrece. Si nos solicitan que pidamos una cita previa y nuestra visita es urgente, tenemos que insistir en que nos atiendan a la brevedad posible.

Un servicio que atiende con calidad debe darnos a elegir entre que nos atienda personal de salud masculino o femenino, y deben darnos la opción de que nos atienda siempre la misma persona. Deben permitirnos que si queremos, nuestra pareja o amigo o amiga de confianza nos acompañe durante la visita. Deben darnos información completa sobre cualquier método anticonceptivo y/o sobre el tratamiento que vamos a recibir. Si en el centro de salud al que lleguemos no pueden atender nuestro caso, deben referirnos a otra clínica o puesto de salud.

En muchos centros de salud o clínicas de planificación familiar podremos obtener consejería y respuestas a preguntas tan importantes como:

¿Debo hacerme el examen de VIH?

¿Cómo puedo hablar con mi pareja acerca del uso del condón?

¿Debo usar anticonceptivos? ¿Qué método es el método adecuado para mí?

¿Qué debemos hacer si descubrimos que tenemos una ITS?:

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual 85 muchachos y

Debemos tomar todos los medicamentos que nos dé el proveedor de salud.

86
86

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Debemos asegurarnos de que nuestra pareja también reciba el tratamiento adecuado ya que si no recibe tratamiento puede volver a infectarnos. Aunque ya hayamos roto con esa persona, debemos avisarle para que se examine y busque tratamiento. Si no se lo decimos y no muestra síntomas, nuestra ex pareja no sabrá si tiene una ITS. Si la tiene y no lo sabe, no hará nada para evitar que la infección le cause lesiones, ni para proteger a otras personas. Puede ser bien difícil hablar con nuestra pareja o ex pareja sobre ITS pero debemos encontrar el valor para hablarle y sugerirle que se examine.

Decir a nuestra pareja que tenemos una ITS puede ser difícil, pero es muy importante hacerlo.

Debemos evitar tener relaciones sexuales hasta que el proveedor de salud nos lo indique, y seguir al pie de la letra sus indicaciones.

Es fundamental hablar sobre salud sexual con nuestra pareja para que ambos nos protejamos.

Debemos desinfectar nuestra ropa interior y la de nuestra pareja (la podemos hervir o remojar en agua con cloro).

Nunca debemos auto-medicarmos contra una ITS. Debemos conseguir los medicamentos correctos de manos del proveedor de salud. Si utilizamos el medicamento de forma incorrecta o no terminamos el tratamiento, podemos provocar que el virus que causó la infección se vuelva resistente a los tratamientos, y nos va a ser más difícil curarnos. No debemos compartir los medicamentos con nuestros amigos o amigas.

Una vez nos hemos curado, debemos asegurarnos de utilizar siempre un condón para no volver a infectarnos durante una relación sexual.

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual

87
87

PRESERVATIVOS MASCULINOS O FEMENINOS

Son un implemento con forma de funda que impide el contacto de líquidos sexuales y sangre con las mucosas de la boca, genitales, ano y recto. Son una alternativa eficaz para prevenir el VIH/SIDA y otras enfermedades de transmisión sexual como sífilis, gonorrea. Herpes genital, condilomas, etc. Así mismo como medio de planificación familiar y evitar embarazos no deseados

El preservativo masculino

El preservativo o condón es de látex, elástico y se adapta a las dimensiones del pene, existen de diferentes colores, y texturas, lubricados y no lubricados, con o sin aroma, etc.; recubre el pene erecto durante el coito y retener el semen eyaculado con lo que los espermatozoides no entran en la vagina y se evita el embarazo. En general, el preservativo está recubierto con una sustancia lubricante para facilitar tanto su colocación sobre el pene como la penetración.

Sólo

debe

utilizarse

lubricantes

solubles

en

agua.

Ya

que

los

elaborados

a

base

de

derivados

de

petróleo

deterioran

el

látex

y

provocan

el

rompimiento

de

los

condones.

 

Manejo del Condón Masculino *

 
 

Pasos Previos:

 

1. Verificar la fecha de caducidad del condón (CAD O EXP). Si dice MFD o MFG, es la fecha de fabricación y pueden durar hasta 5 años.

 

2. Revisar que el empaque no este maltratado y que al oprimirlo forme una bolsa de aire.

 

Abrir el empaque del condón con cuidado (no usar uñas, dientes o utensilios punzo cortantes).

Colocar el condón en el pene cuando esta erecto, presionado la punta para sacarle el aire.

 

Sin soltar la punta del condón, ir desenrollando suavemente hasta que llegue a la base del pene.

 
Sólo debe utilizarse lubricantes solubles en agua. Ya que los elaborados a base de derivados de
Sólo debe utilizarse lubricantes solubles en agua. Ya que los elaborados a base de derivados de
Sólo debe utilizarse lubricantes solubles en agua. Ya que los elaborados a base de derivados de

Una vez puesto se debe verificar que no quede inflada la punta, porque si queda

Después de eyacular, tome papel higiénico o toalla limpia y sujetar la base del condón para retirarlo antes de que

Después de utilizarlo efectúe un nudo y deséchelo a la basura, nunca deposite el

inflado se puede romper durante la relación.

inflado se puede romper durante la relación.

el pene pierda su rigidez. Esto evita que se derrame el contenido (semen) o se quede adentro el condón.

el pene pierda su rigidez. Esto evita que se derrame el contenido (semen) o se quede

condón usado en el inodoro( el látex es un material que no es biodegradable)

condón usado en el inodoro( el látex es un material que no es biodegradable)
88
88

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

No use un condón si:

  • 1. El condón ya cumplió con su fecha de caducidad.

  • 2. El envase está roto

  • 3. El condón está seco o débil

  • 4. El color del condón es desigual o ha cambiado

  • 5. El condón está de alguna manera pegajoso

El preservativo femenino.

Es de poliuretano, material que se adhiere a las paredes vaginales. No es elástico y es de un solo tamaño. Permite a la mujer la auto aplicación, es distinto, físicamente al preservativo masculino este es cilíndrico con dos anillos flexibles en los extremos, uno más grande que el otro. También unitalla, no puede causar reacciones alérgicas, no hay riesgo de alterar la flora vaginal ni de causar infertilidad. Puedes ponértelo incluso 8 hrs antes del coito, caminar con él y no irrita para colocarlo.

88 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva No use un
88 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva No use un

Efectividad contra embarazo: 97%

¿Cómo se utiliza?

¡Ojo mujer! Bien limpias tus manos, recuéstate, abre tus piernas e introdúcelo por tu orificio vaginal el anillo interno que es el más pequeño, lo más profundo que puedas, lo ideal es que alcances hasta

la altura de tu cérvix o matriz. El anillo más grande es el que queda fuera, protegiendo los labios. Para quitártelo, inmediatamente al terminar tu activad, toma papel higiénico o una toallita limpia para retirarlo y no tener contacto con las secreciones, luego gira el anillo externo de manera que se cierre

el cilindro y jálalo lentamente, enróllalo en papel y tíralo a la basura. RECUERDA uno por cada relación.

c apÍtulo 5: in F ecciones de trans M isi Ó n sexual

89
89

Manejo del Condón Femenino

Verificar la fecha de caducidad del condón (CAD O EXP). Si dice MFD o MFG, es la fecha de fabricación.

Sostenga el condón con el anillo externo colgado hacia abajo. Tome el anillo de la parte cerrada del preservativo (interno) y presiónelo entre los dedos pulgar e índice de forma que quede largo y estrecho.

Manejo del Condón Femenino Verificar la fecha de caducidad del condón (CAD O EXP). Si dice

Empuje el aro interno (metiendo el dedo índice en el condón) lo más profundamente posible. Estará bien colocado cuando usted ya no se lo pueda sentir y el anillo exterior debe cubrir los genitales externos de la mujer.

Manejo del Condón Femenino Verificar la fecha de caducidad del condón (CAD O EXP). Si dice

Elija una posición cómoda para su colocación. Puede ser de pie con el otro pie encima de una silla; sentada con las rodillas separadas, agachada o acostada. Introduzca el aro interno en la vagina.

Manejo del Condón Femenino Verificar la fecha de caducidad del condón (CAD O EXP). Si dice

Guíe el pene evitando que se introduzca entre la pared de la vagina y la parte exterior del preservativo. Para sacar el condón tome papel higiénico o una toalla limpia, apriete y dé vuelta al anillo externo para mantener el semen en el interior de la funda. Sáquelo con cuidado y deséchelo a la basura (nunca en el inodoro).

Manejo del Condón Femenino Verificar la fecha de caducidad del condón (CAD O EXP). Si dice

Use más lubricante si:

  • 1. El pene no se mueve libremente en el interior.

  • 2. El anillo externo es empujado hacia dentro.

  • 3. Se genera ruido por el condón.

  • 5. El condón se sale de la vagina durante la relación.

*http://www.buscate.com.mx/sexualidad/condones-uso-adecuado.htm

90
90

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Capítulo 6

VIH/Sida

Tania 19 años

Sólo tengo un cuerpo que para mí es muy especial. Por ello me protejo de ITS y del VIH, y me cuido de no embarazarme hasta que esté segura de que quiero ser madre.

92
92
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva
Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Capítulo 6: VIH y el Sida

1. El VIH y el Sida

¿Qué es el VIH?:

El VIH es una infección causada por un virus, y

...

¿Qué significan las letras (siglas) VIH?

92 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva Capítulo 6: VIH

Y ...

¿Por qué se dice que es un Virus de Inmunodeficiencia Humana?

A continuación se explica que significa el término “Virus de Inmunodeficiencia Humana”

c apÍtulo 6: vih/sida 93
c apÍtulo 6: vih/sida
93
94
94

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

El VIH es el virus que causa el SIDA, enfermedad que se desarrolla en la última etapa de infección por

el virus y progresivamente destruye las defensas del cuerpo contra las enfermedades; debido a que

ataca a las defensas del cuerpo o sistema inmunológico, el cual normalmente protege el cuerpo contra

infecciones, con el tiempo, el organismo de una persona infectada se vuelve incapaz de luchar contra las

infecciones e inclusive contra las enfermedades comunes que en otras circunstancias no serian graves.

Durante las tres semanas después de haberse infectado por VIH, una persona es altamente infecciosa

y puede transmitir el virus con mucha facilidad (fase de infección aguda), sin saber que la persona esta

infectada, luego de las tres semanas, se pasa a la fase de infección asintomática o sin ningun sintoma,

que puede durar meses o años.

El período de tiempo que le toma a una persona desarrollar señales de la presencia del VIH depende

del estado de su sistema inmunológico y de la agresividad del tipo de virus. No todas las personas

infectadas por el VIH presentan la enfermedad del SIDA, aunque muchas desarrollan la enfermedad a

la larga. Lo más frecuente es que si no ha recibido tratamiento, al cabo de unos cinco o diez años, una

persona que vive con el VIH padezca los síntomas de la enfermedad.

Algunos de los síntomas más comunes son:

• Inflamación de las ganglios linfáticos; (como las secas en los encajes)

• Severa pérdida de peso y fatiga;

• Sudoración, especialmente en la noche;

• Fiebres recurrentes;

• Diarrea severa y persistente;

• Nauseas y vómito;

• Tos persistente; y

• Salpullidos en la piel y llagas en la boca.

94 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva El VIH es

c apÍtulo 6: vih/sida

95
95

Aunque no existe cura para el VIH, hay algunas medicinas que ayudan a las personas a vivir con el VIH

por muchos años y mejoren la calidad de vida de las personas que ya han desarrollado el SIDA.

¿Cómo se transmite el VIH?

Transmisión sexual

c apÍtulo 6: vih/sida 95 Aunque no existe cura para el VIH, hay algunas medicinas que

Las relaciones sexuales con penetración vaginal, anal, u oral ya se con el sexo opuesto(heterosexuales) o

un del mismo sexo( homosexuales), y son la principal forma de transmision del virus del VIH-Sida.

Todas las prácticas sexuales que favorecen las lesiones y las irritaciones aumentan el riesgo

de transmisión.

Las relaciones anales son las más peligrosas porque son las más traumáticas y la mucosa

anal es más frágil que la mucosa vaginal.

El riesgo aumenta si la mujer tiene la regla (a causa del flujo de sangre)

Transmisión sanguínea

c apÍtulo 6: vih/sida 95 Aunque no existe cura para el VIH, hay algunas medicinas que

La transmisión del VIH por la sangre puede ser por las jeringas y agujas contaminadas que son

compartidas además los objetos que se utilizan para la preparación de la droga también pueden estar

contaminados.

La transmisión del VIH por transfusiones o inyecciones de productos derivados de la sangre es en la

actualidad prácticamente es nula ya que existe la obligatoriedad de detectar anticuerpos anti-VIH en

todas las muestras de sangre desde 1987 y para estos fines sólo se utilizan muestras sin presencia del

virus.

96
96

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Toda persona que piense que ha tenido un comportamiento de riesgo en los últimos meses

debe de abstenerse de donar sangre u órganos.

Los elementos de cuidado corporal (tijeras, hojas de afeitar, cepillo dental, etc.) presentan un

riesgo teórico de transmisión del VIH ya que pueden entrar en contacto con la sangre. Su empleo

exige la limpieza con una solución desinfectante o su calentamiento.

Transmisión madre – hijo.

96 Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva • Toda persona

Puede producirse durante el embarazo, a través de la placenta, o en el momento del parto.

Amamantar al recién nacido es una potencial vía de transmisión; por lo tanto también se le indica

a la madre no dar lactancia materna a su hijo.

El tratamiento con antirretrovirales reduce el riesgo de transmisión del VIH de la madre al hijo /a durante

el embarazo.

Por lo tanto se aconseja que todas las embarazadas sean informadas y se solicite su consentimiento para

realizarle la prueba VIH-SIDA. De esta forma garantizaremos que nuestros hijos e hijas tengan menos

riesgos de contraer el virus del VIH-SIDA.

¿Cómo prevenimos el VIH?

  • a) No tener relaciones sexuales (Abstinencia): retrasar el inicio de las relaciones sexuales, si es que nunca se han tenido o dejar de tenerlas.

  • b) Uso correcto y consistente del Condón: Si tenemos relaciones sexuales, usar siempre y correctamente el condón o preservativo desde el principio hasta el final de la relación sexual. El condón debe usarse, sin importar si ya se están usando otros métodos anticonceptivos, pues es el único método que nos protege de las ITS y el VIH.

  • c) Fidelidad mutua: antes de empezar a tener relaciones sexuales, ir con nuestra pareja a hacer- nos una revisión médica, incluyendo el examen de VIH. Asegurarnos de que ni nosotras ni nues- tra pareja tiene una ITS antes de iniciar la relación sexual, y permanecer fiel a la pareja y la pareja

c apÍtulo 6: vih/sida

97
97

también (es decir, mantener relaciones sexuales sólo con ella o él) también puede protegernos

de las ITS.

Nunca podemos saber si una persona tiene o no tiene el VIH o el SIDA por su apariencia física. No debe -

mos tener relaciones sexuales desprotegidas con una persona porque “nos parece que no es del tipo de

gente que tiene el SIDA”. No hay tipo de gente que tiene el SIDA y tipo de gente que no. Todos nosotros

y todas nosotras podemos contraer el VIH si hemos estado expuestos a situaciones de riesgo, como las

relaciones sexuales no protegidas.

¿Cómo sabes si tienes VIH?

No podemos saber si tenemos el VIH o el SIDA por nuestra apariencia física, no

nos daremos cuenta, a menos que seamos profesionales de la salud con mu-

cha experiencia. Esto se debe a que la mayoría de enfermedades oportunistas

que surgen con el SIDA, también surgen en personas que no viven con SIDA.

Por ejemplo, podemos desarrollar tuberculosis sin tener el VIH.

¿Sabes que se analiza en el examen de VIH?

c apÍtulo 6: vih/sida 97 también (es decir, mantener relaciones sexuales sólo con ella o él)

Nuestro organismo reacciona frente a la presencia del VIH produciendo anticuerpos o defensas para

atacar al virus. La prueba de VIH detecta estos anticuerpos que en general aparecen entre cuatro y

seis semanas después de producirse la infección.

La única manera de saber si tenemos el VIH es haciéndonos un examen, llamado prueba de ELISA o

pruebas rápidas para el VIH ..

Si crees que podrías tener el VIH, recuerda que…

La infección por VIH puede no presentar ningún síntoma durante varios años; si tienes dudas busca

un centro donde puedas recibir consejería y hacerte la prueba.

La consejería te ayudará a tomar una decisión sobre si hacerte la prueba o no, y también a manejar

los resultados, ya sean positivos o negativos.

98
98

Manual para M ujeres en s alud s exual y r eproductiva

Es probable que tengas miedo de enfrentar estos resultados, pero recuerda que permanecer en la

ignorancia no es una solución y puede tener graves consecuencias:

 

o

Puedes infectar a otras personas sin saberlo; y

o

Puedes estar perdiendo un tiempo precioso para tu tratamiento. Las personas con el VIH

 

pueden hacer vida normal pero es necesario que tomen algunas medidas para mejorar su

sistema inmunológico y su vida en general. Cuanto antes tomen estas medidas, mejor.

Los resultados de la prueba son confidenciales: solamente los consejeros y tú los conocerán.

Sin importar si tienes el VIH o no, debes conocer y ejercer tus derechos sexuales y reproductivos.

El examen es confiable y no duele. El proveedor de salud nos extraerá una pequeña muestra de sangre

del brazo. Ésta será examinada para ver si hay presencia de los anticuerpos que produce nuestro

organismo para luchar contra el VIH. Sabremos los resultados de la prueba o examen entre una hora y

una o dos semanas después de hacérnosla (dependiendo del tipo de examen).

Generalmente, nuestro cuerpo tarda entre un mes y seis semanas hasta que produce suficientes

anticuerpos (proceso de seroconversión) para poder ser detectados en el examen de sangre. Por ello,

para estar seguros del resultado del primer examen, debemos volvernos a hacer la prueba al cabo

de tres meses. Si sospechamos que podemos haber contraído el VIH es muy importante que durante

este periodo (llamado “de ventana”) seamos muy cuidadosos y sigamos usando el condón en nuestras

relaciones sexuales, para evitar transmitir el VIH a otras personas.

Para asegurar que estamos totalmente libres del VIH, nos pedirán que regresemos al centro de salud

dentro de tres o seis meses, hasta que se cierre el “periodo de ventana”.

Hacernos el examen de detección de VIH es una decisión personal. Ignorar la infección puede poner

en peligro nuestra salud y la de nuestra pareja sexual. Por esto, es recomendable que nos hagamos la

prueba si estamos en alguna de estas situaciones:

Si hemos tenido relaciones sexuales desprotegidas con una persona que tiene o podría tener

el VIH o el SIDA.

Si hemos compartido jeringas con otras personas.

c apÍtulo 6: vih/sida

Si pensamos o sospechamos que podemos habernos infectado recientemente o en el pasa-

do, y queremos asegurarnos de si tenemos el VIH o no.

99
99

NO podemos “suponer” o intentar deducir si estamos infectados o no: lo mejor es

hacernos el examen para estar seguros, cuál es nuestra situación. Antes y después

de hacernos el examen, debemos exigir a los proveedores de salud que traten con

confidencialidad la información y los datos sobre nuestro examen de VIH.

Hacernos el examen es una decisión voluntaria. Como tal no debemos permitir que nos hagan la prueba

de VIH sin nuestro consentimiento; tampoco debemos permitir que nos hagan la prueba de forma

rutinaria en un puesto de trabajo. Las personas que viven con el VIH pueden y de hecho trabajan tanto

como cualquier otra persona. Es ilegal discriminar a una persona de un puesto de trabajo por tener el

VIH.

Cualquier persona puede estar infectada del VIH aunque no presente síntomas ni señales claras. No

confíes en la apariencia física para adivinar si alguien, o tú mismo/a, está(s) libre del VIH.

Vivir Positivamente con el VIH

Si descubres que tienes el VIH, puedes aprender a llevarlo bien aunque no sea fácil. La consejería puede

ayudar mucho. Es una buena idea contarle la situación a una persona de confianza para no lidiar a solas

con la situación.

En muchas personas la enfermedad progresa muy despacio y si se cuidan bien pueden vivir con el virus

<