Sie sind auf Seite 1von 117

LA ABOMINACION

DESOLADORA
Que significa la palabra Abominación:
Cuantas veces aparece en la BIBLIA?
Que significa la palabra Desoladora?
SI UNIMOS LOS DOS SIGNIFICADOS TENEMOS:
ABOMINACION DESOLADORA ES:

• DETESTABLE REPUGNANTE IDOLATRICO Y


DESTRUCTOR DESOLADOR
LA SEÑAL
DESTINO DEL MUNDO PREDICHO
• Y el Salvador advirtió a sus discípulos: "Por tanto, cuando viereis la
abominación del asolamiento, que fue dicha por Daniel profeta, que
estará en el lugar santo (el que lee, entienda), entonces los que están
en Judea, huyan a los montes." (S. Mateo 24: 15, 16; S. Lucas 21: 20.)
Tan pronto como los estandartes del ejército romano idólatra fuesen
clavados en el suelo sagrado, que se extendía varios estadios más
allá de los muros, los creyentes en Cristo debían huir a un lugar
seguro. Al ver la señal preventiva, todos los que quisieran escapar
debían hacerlo sin tardar. Tanto en tierra de Judea como en la propia
ciudad de Jerusalén el aviso de la fuga debía ser aprovechado en el
acto.
• Cs.29
ABOMINACION DESOLADORA ERA ESTO
AÑO 67
•SUELO SAGRADO
•EXTENDIA A VARIOS ESTADIOS
•MAS ALLA DE LOS MUROS
•SEÑAL PREVENTIVA
•ESCAPAR SIN TARDAR
SITIO DE CESTIO GALO NI UN SOLO CRISTIANO
PERECIO
• Ni un solo cristiano pereció en la destrucción de Jerusalén.
Cristo había prevenido a sus discípulos, y todos los que creyeron sus
palabras esperaron atentamente las señales prometidas. "Cuando
viereis a Jerusalem cercada de ejércitos - había dicho Jesús, - sabed
entonces que su destrucción ha llegado. Entonces los que estuvieren
en Judea, huyan a los montes; y los que en medio de ella, váyanse."
(S. Lucas 21: 20, 21.) Después que los soldados romanos, al mando
del general Cestio Galo, hubieron rodeado la ciudad, abandonaron de
pronto el sitio de una manera inesperada y eso cuando todo parecía
favorecer un asalto inmediato.
• CS.33
• Ya estaba dada la señal a los cristianos que
aguardaban el cumplimiento de las palabras de
Jesús, y en aquel momento se les ofrecía una
oportunidad que debían aprovechar para huir,
conforme a las indicaciones dadas por el Maestro.
Los sucesos se desarrollaron de modo tal que ni los
judíos ni los romanos hubieran podido evitar la
huída de los creyentes.
• CS.34
SE REANUDA EL SITIO DE JERUSALEM CON
TITO HIJO DE VESPACIANO
• Espantosas fueron las calamidades que sufrió Jerusalén cuando el
sitio se reanudó bajo el mando de Tito. La ciudad fue sitiada en el
momento de la Pascua, cuando millones de judíos se hallaban
reunidos dentro de sus muros. Los depósitos de provisiones que, de
haber sido conservados, hubieran podido abastecer a toda la
población por varios años, habían sido destruídos a consecuencia de
la rivalidad y de las represalias de las facciones en lucha, y pronto los
vecinos de Jerusalén empezaron a sucumbir a los horrores del
hambre. Una medida de trigo se vendía por un talento. Tan atroz era
el hambre, que los hombres roían el cuero de sus cintos, sus sandalias
y las cubiertas de sus escudos.
• CS.34-35
"Dentro de los muros la carnicería era
aún más horrorosa que el cuadro que
se contemplaba desde afuera;
hombres y mujeres, jóvenes y viejos,
soldados y sacerdotes, los que
peleaban y los que pedían
misericordia, todos eran degollados en
desordenada matanza. Superó el
número de los asesinados al de los
asesinos. Para seguir matando, los
legionarios tenían que pisar sobre
montones de cadáveres."- Milman,
History of the Jews, libro 16. 39
• No podemos saber cuánto debemos a Cristo por la paz y la protección de que
disfrutamos. Es el poder restrictivo de Dios lo que impide que el hombre caiga
completamente bajo el dominio de Satanás. Los desobedientes e ingratos
deberían hallar un poderoso motivo de agradecimiento a Dios en el hecho de
que su misericordia y clemencia hayan coartado el poder maléfico del diablo.
Pero cuando el hombre traspasa los límites de la paciencia divina, ya no cuenta
con aquella protección que le libraba del mal. Dios no asume nunca para con el
pecador la actitud de un verdugo que ejecuta la sentencia contra la
transgresión; sino que abandona a su propia suerte a los que rechazan su
misericordia, para que recojan los frutos de lo que sembraron sus propias manos.
Todo rayo de luz que se desprecia, toda admonición que se desoye y rechaza,
toda pasión malsana que se abriga, toda transgresión de la ley de Dios, son
semillas que darán infaliblemente su cosecha.
• CS.39-40
OTRO CUMPLIMIENTO
• La profecía del Salvador referente al juicio que iba a caer
sobre Jerusalén va a tener otro cumplimiento, y la
terrible desolación del primero no fue más que un pálido
reflejo de lo que será el segundo. En lo que acaeció a la
ciudad escogida, podemos ver anunciada la condenación de
un mundo que rechazó la misericordia de Dios y pisoteó su
ley.
LA HISTORIA SE REPETIRA
LA SEÑAL PARA SALIR DE LAS CIUDADES
• Por tanto, cuando veáis en el lugar santo la abominación desoladora de
que habló el profeta Daniel (el que lee, entienda), entonces los que estén
en Judea, huyan a los montes. (Mat. 24: 15, 16).
• No está lejano el tiempo en que, como los primeros discípulos, seremos
obligados a buscar refugio en lugares desolados y solitarios. Así como el
sitio de Jerusalén por los ejércitos romanos fue la señal para que huyesen
los cristianos de Judea, así la asunción de poder por parte de esta nación
[los Estados Unidos], con el decreto que imponga el día de descanso papal,
será para nosotros una amonestación. Entonces será tiempo de abandonar
las grandes ciudades, y prepararnos para abandonar las menores en busca
de hogares retraídos en lugares apartados entre las montañas.*
• MARANATA 178
• ¡Salid de las ciudades! ¡Salid de las ciudades! ¡Salid de
las ciudades! Este es el mensaje que el Señor me ha
dado. Se producirán terremotos e inundaciones; y no
debemos establecernos en las ciudades impías, donde
se sirve en todo sentido al enemigo, y se olvida con
tanta frecuencia a Dios. – Review and Herald, July,
1906
• Salid de las grandes ciudades
tan pronto como os sea posible.
– Testimonios para la Iglesia,
Tomo 6, p. 199
• Ha llegado el tiempo en que, a medida
que Dios abra el camino, las familias
deben salir de las ciudades. – El Hogar
Cristiano, p. 123
• Mi mensaje en este tiempo es: Salid de las
ciudades. Tened la seguridad de que la
instrucción para nuestro pueblo es de
radicarse a kilómetros de distancia de las
grandes ciudades. – Eventos de los Últimos
Días, p. 97
• ¿Quién será amonestado?
Volvemos a decir: ‘Fuera de las
ciudades’. – De la Ciudad al
Campo, p. 14
• ¿Es demasiado pronto? Al parecer, para Elena White no lo
era, ella no creía eso. Lo que es más, le dio una advertencia
urgente y preocupante a aquellos que no toman el llamado
de salir de las ciudades en serio…

• “Dentro de no mucho tiempo habrá tal contienda y


confusión en las ciudades, que los que deseen salir de ellas
no podrán hacerlo.” – Boletín de la Conferencia General,
April 6, 1903
La ley dominical ya ha salido
en un grado limitado
• La historia se repetirá. La religión falsa será exaltada. El primer día de
la semana, un día de trabajo común, que no posee santidad, se
establecerá como fue la imagen en Babilonia. A todas las naciones,
lenguas y pueblos se les ordenará que adoren este sábado espurio.
Este es el plan de Satanás para no tener en cuenta el día instituido
por Dios, y dado al mundo como un memorial de la creación. {ST 6 de
mayo de 1897, par. 14} (EUD 138)
• El decreto que impone la adoración de este día ira a todo el mundo.
En un grado limitado, ya ha salido. En varios lugares, el poder civil
está hablando con la voz de un dragón, tal como el rey pagano le
habló a los cautivos hebreos. {ST 6 de mayo de 1897, par. 15 }
LA LEY DOMINICAL AHORA ESTA AQUI
• La crisis está ahora sobre nosotros. La batalla debe librarse entre el
cristianismo de la Biblia y el cristianismo de la tradición humana. ¿No
hay negligencia criminal en nuestra condición actual de sueño?
Debe haber un avance decidido entre nosotros. Debemos mostrarle al
mundo que reconocemos, en los eventos que ahora están teniendo
lugar en relación con el movimiento de Reforma Nacional, el
cumplimiento de la profecía. Lo que tenemos, durante los últimos
treinta o cuarenta años, proclamó que vendría, ahora está aquí; y la
trompeta de todo vigía sobre los muros de Sion debería dar la alarma.
• {RH 1 de enero de 1889, par. 3}
• Y porque la iniquidad abundará, el amor de muchos se enfriará. Pero el que perseverará
hasta el fin, ese será salvo. Y este evangelio del reino será predicado en todo el mundo
para testimonio a todas las naciones; y entonces vendrá el fin. Por tanto, cuando veáis la
abominación de la desolación, de la que habló el profeta Daniel, en el lugar santo (quien
lee, entienda), entonces los que estén en Judea huyan a los montes [que no haya
ninguna osadía presuntuosa] : que el que está en la azotea no descienda para sacar
nada de su casa; ni el que está en el campo regrese a tomar su ropa. ¡Y ay de los que
están encinta, y de los que crían en aquellos días! Pero ORA para que tu huida no sea en
el invierno ni en el día de reposo ". Cuarenta años después, en el asedio de Jerusalén,
los cristianos obedecieron esta advertencia; y ni un cristiano pereció en la destrucción
de la ciudad.RH 20 de diciembre de 1898, par. 8
• "Ora para que tu huida no sea en el invierno ni en el día de reposo". Cristo hizo el sábado
y nunca lo abolió. El Sábado no fue invalidado por la crucifixión, como muchos afirman.
La muerte de Cristo en la cruz es un argumento incontestable a favor del carácter
inmutable de todos los preceptos de la santa ley de Dios.RH 20 de diciembre de 1898,
parr. 9
• La piedad ceremonial de los judíos no tenía ningún valor para Dios, y se permitió
que la calamidad sobreviniera a la nación, porque rechazaron los únicos medios
que les proporcionarían luz y conocimiento. Cristo advirtió a Sus discípulos de la
destrucción de Jerusalén y de las señales que ocurrirían antes de la venida del
Hijo del hombre. El conjunto del capítulo veinticuatro de Mateo es una profecía
acerca de los eventos que preceden a este evento, y la destrucción de Jerusalén
se usa para tipificar la última gran destrucción del mundo por fuego. "Este
evangelio del reino", dijo, "será predicado en todo el mundo para testimonio a
todas las naciones, y entonces vendrá el fin". Cuando por lo tanto, veréis la
abominación de la desolación de la que habló el profeta Daniel, paraos en el lugar
santo, (quien lea, que entienda :) entonces los que estén en Judea huyan a los
montes. ... Pero reza para que tu huida no sea en el invierno, ni en el día de
reposo ".
• Ms77 1899/4
16 Razónes Para Salir de las Ciudades
• 1. En beneficio de Nuestra Vida Espiritual.
• “Es mucho más fácil obtener fe, esperanza, amor y felicidad en
lugares apartados, en medio del campo, de las montañas y los
árboles.” (Manuscrito 76, 29 junio 1905)

• 2. Para Mejorar Nuestro Estado Físico, Mental y Espiritual.


• “No hay una familia en cien que mejoraría física, mental o
espiritualmente por residir en la ciudad.” (Manuscrito 76, 29 junio
1905)
• 3. Favorece la obediencia a los Mandamientos de Dios.
• “En un tiempo como este, los que deseen guardar los mandamientos
de Dios deberían buscar lugares apartados, lejos de las ciudades.”
(Manuscrito 85, 1908)

• 4. Es Una Fuente de bendiciones.


• “No consideréis que es una privación el ser llamados a dejar las
ciudades para trasladaros al campo. Allí esperan abundantes
bendiciones para los que deseen aprenderlas.” (Mensajes Selectos,
t2, 408)
• 5. Por el Bien de Nuestra Salud.
• “El ambiente físico de las ciudades es muchas veces un peligro para la salud. La
exposición constante al contagio, el aire viciado, el agua impura, el alimento
adulterado, las viviendas oscuras, malsanas y atestadas de seres humanos, son
algunos de los muchos males con que se tropieza a cada paso.”
• (Ministerio de Curación, 281-282)
• “Algunos miembros de nuestro pueblo que viven en la atmósfera envenenada
de las ciudades, harían bien en conseguir unas pocas hectáreas de tierra.”
• (Carta 63, 1904; De la Ciudad al Campo, 31)

• 6. Se evitan Muchas Tentaciones.


• “Las ciudades están llenas de tentaciones.” (Mensajes Selectos, t2, 410)
• “Es cierto que en el campo (los jóvenes) no estarán totalmente libres de
• dificultades ni preocupaciones, pero podrán evitar muchos males y cerrar la
• puerta a una gran cantidad de tentaciones.” (Testimonios, t4, 136)
• 7. Para que Dios Obre Milagros en Nuestra Vida.
• “Si nos colocamos bajo influencias indeseables, ¿podemos esperar que
Dios obre un milagro que anule los resultados de un curso de acción
equivocado? Ciertamente, no. Salid de las ciudades tan pronto como sea
posible...”
• (General Conference Bulletin, 30 Marzo, 1903)

• 8. Para Beneficio de Los Hijos.


• “Enviad a los niños a las escuelas ubicadas en la ciudad, donde cada faceta
de tentación está lista para atraerles y desmoralizarlos, y la tarea de
edificar su carácter a la semejanza divina será diez veces más difícil.”
• (Fundamentos de la Educación Cristiana, 326)
• “Siempre que sea posible, los padres tienen la obligación de establecer su
hogar en el campo para el bien de sus hijos.” (Carta 268, 1906).
• 9. Para Proteger a Nuestros Hijos.
• “Hay que proteger cuidadosamente a los niños tanto como a los jóvenes. Debería
mantenérselos alejados de los centros de iniquidad que hay en nuestras ciudades.”
• (Carta 268, 1906)
• “Los creyentes que viven en las ciudades tendrán que trasladarse al campo para
• salvar a sus hijos de la ruina.” (Carta 25, 1902)

• 10. Evitamos el Riesgo de Perder Nuestra Salvación.


• “De acuerdo a la luz que se me ha dado, estoy urgiendo a la gente a salir de los grandes
centros de población. La maldad se está incrementando en nuestras ciudades, y cada vez
es más evidente que aquellos que se queden en ellas innecesariamente lo hacen con el
peligro de perder su propia salvación.” (Manuscrito 115; 1907; Vida en el Campo, 9)
• “(Dios) quiere que su pueblo no se concentre en las ciudades. Quiere que ellos
• lleven sus familias fuera de las ciudades, para que se puedan preparar mejor para
• la vida eterna.” (General Conference Bulletin, 30 marzo, 1903)
• 11. La Dispersión Favorece la Predicación del Evangelio.
• “Cuando los discípulos cedieron a su deseo de permanecer
agrupados en Jerusalén, Dios permitió que fueran perseguidos, y
tuvieron que dispersarse por todas las regiones del mundo.”
• (Testimonies, t8, 215; De la Ciudad al Campo, 36)

• 12. Satanás Mora en Ellas.


• “Las ciudades están llenas de toda clase de impiedad: huelgas,
asesinatos y suicidios. Satanás mora en ellas...”
• (Mensajes Selectos, t2, 409)
• 13. Evitamos la Contienda que Habrá en las Ciudades.
• “Dentro de no mucho tiempo habrá tal contienda y
confusión en las ciudades, que aquellos que deseen salir de
ellas no podrán hacerlo.”
• (Mensajes Selectos, t2, 162-163)

• 14. Será Difícil Comprar y Vender en Ellas.


• “En el futuro el problema de comprar y vender será muy
serio.”
• (Mensajes Selectos, t2, 161)
• 15. Cosechar Nuestros Propios Productos.
• “Veo la necesidad de que las familias del pueblo de Dios se trasladen fuera de las
ciudades, a lugares apartados del campo, donde puedan cultivar la tierra y
cosechar los productos que ellos mismos siembren...”
• (Mensajes Selectos, t2, 412)

• 16. Las Grandes Ciudades serán Destruídas.


• “Se me pide que declare el mensaje de que las ciudades llenas de trasgresión y
• pecaminosas en extremo, serán destruidas por terremotos, incendios e
inundaciones.” (Evangelismo, 24)
• “Las ciudades impías de nuestro mundo serán destruidas. Mediante las
catástrofes que ocasionan actualmente la ruina de grandes edificios y barrios
enteros, Dios nos muestra lo que ocurrirá en toda la tierra.”
• (Joyas Testimonios, t3, 114-115)
• “¡Ojala que el pueblo de Dios tuviese un sentido de la destrucción que amenaza
a miles de ciudades ahora casi entregadas a la idolatría!” (Hogar Cristiano, 120)
Testimonios para los ministros, p. 55

• "Desconfíen tos nuestros hermanos y hermanas de


cualquiera que quisiera fijar una fecha en que el
señor ha de cumplir su palabra con respecto a su
venida, o con respecto a cualquier otra promesa de
significado especial que haya hecho. 'No os toca a
vosotros saber los tiempos o las sazones, que el Padre
puso en su sola POTESTAD.
• Pueden los falsos maestros parecer muy celosos por la
obra de Dios, y gastar recursos en presentar sus teorías
al mundo y a la iglesia; pero como mezclan el error
con la verdad, su mensaje es engañoso, y extraviará
las almas por senderos falsos. Es necesario hacerles
frente y oponérseles, no porque sean hombres malos,
sino porque enseñan errores y procuran poner sobre la
mentira el sello de la verdad"