Sie sind auf Seite 1von 8

“Me parece muy importante recorder que la educación integral de los hijos es –obligación gravísima-, a la

vez que –derecho primario- de los padres. No es solo una carga o un peso, sino también un derecho
esencial e insustituible que están llamados a defender y que nadie debería pretender quitarles.” (AL 84)

La familia Cristiana:
Formadora de Personas
TEMA 14
OBJETIVOS:
 Identificar el amor auténtico, que se aprende en la familia, como
el principio y la fuerza fundamental que hace crecer a las
personas.
 Valorar la comunión conyugal, como el eje de la estabilidad y la
felicidad de la familia.
 Apreciar las relaciones familiares como el espacio ideal para la
formación personal de los hijos, los ancianos y todos los parientes.
VALOR:
 Las relaciones edificantes en la familia
ILUMINAR:
1 JUAN 4, 20-21
1. El amor, principio y fuerza de la
comunión

Que la familia sea una auténtica comunidad de personas, donde


éstas puedan crecer y desarrollarse adecuadamente, de manera
armónica y progresiva, sólo es posible si existe el AMOR.
El reto de la familia cristiana ahora no es solamente
entender el amor, sino VIVIRLO. Con el testimonio de la vida
diaria, difundir la alegría que da el amor verdadero.

Si no tengo
amor, no
soy nada. 1
Co 13:2
2. La familia nuclear
La acogida, el amor, la
estima, el servicio
múltiple y unitario,
El matrimonio es un afectivo, educativo y
pacto de amor espiritual- a los hijos
indisoluble, que basado deben distinguirse en
en una atracción las familias cristianas.
múltiple de la pareja y
Los cristianos tenemos en un proyecto de vida
que crear relaciones común, exige recíproca
conyugales equitativas donación total y
y democráticas, donde fidelidad creativa en la
ambos tengan la vida cotidiana.
oportunidad de crecer
como personas

El amor alegre y la fidelidad entre


esposos es el mejor regalo que pueden
hacer a sus hijos.
 Padres e hijos, hermanos y
hermanas, parientes y demás
familiares. Un tejido de relaciones
tan variado y extenso hace que la
familia sea ͞la escuela de humanidad
más completa y más rica͟.

3. La familia extensa:
Los adultos mayores deben ser acogidos y valorados integrándolos en su seno con
singular veneración y gratitud. Se debe aprender de su gran sabiduría de vida para
educar a las nuevas generaciones.

Los parientes: “La comunión conyugal constituye el fundamento sobre el cual se va


edificando la más amplia comunión de la familia: de los padres y de los hijos; de los
hermanos y hermanas entre sí; de los parientes y demás familiares”
Conclusión:
 La familia es una realidad amenazada pero necesaria, pues es un
lugar insustituible para el reconocimiento y la valoración de la
identidad personal. Es ahí donde se aprende el amor, la
autoestima, la comunicación, las actitudes, los valores, la
inteligencia, el trabajo, la disciplina, el servicio y la alegría.

La familia que vive el amor es un luminoso


signo del Reino
de Dios, por eso podemos afirmar:
!CREO EN LA FAMILIA!