Sie sind auf Seite 1von 19

GESTION EN CONFLICTOS

SOCIALES.
Ing. Ingrind Mirna Diaz Vento
MSc. En Nutrición Vegetal
Jefe de Producción – AGROINCA PPX
Asesor y consultor de empresas públicas y
privadas.
CONTEXTO Y SITUACIÓN ACTUAL DE LA
MINERIA
 Mientras nuestra minería vive momentos de auge y
bonanza por los precios internacionales de los
minerales, creando gran impulso y desarrollo para la
economía nacional, regional, y local, que a todos no
alegra y satisface.
GESTION DE COMUNICACIÓN
 La actividad minera cumple un rol muy importante
en la economía de nuestro país pero se ha hecho un
mal uso de la misma, generando de esta forma
conflictos sociales. La población reclama más
presencia del Estado y de sus autoridades para
lograr así una solución a estos conflictos. Por tal
motivo se plantea como objetivo realizar un análisis
basado en la relación que existe entre gestión de la
comunicación y su impacto en el crecimiento
económico.
PROYECTOS MINEROS
 Los conflictos sociales relacionados a proyectos de gran
escala en minería han sido más visibles en gran parte debido
a que la sociedad civil está altamente movilizada en las zonas
mineras.
 Sin embargo, los conflictos surgen en todo el mundo y en
múltiples sectores.
 En todo el mundo hay disputas por el petróleo, el gas, los
proyectos mineros, las presas de agua y la adquisición a gran
escala de tierra para la agricultura.
 Un factor común en este amplio conjunto de países e
industrias es que las comunidades y los ciudadanos sienten
que están siendo excluidos de los procesos que los afectan
directamente y con frecuencia de manera negativa.
CONFLICTO SOCIAL
 La ejecución de proyectos importantes se van
deteniendo o retrasando debido a presiones sociales
o conflictos sociales, llegando a situaciones de crisis
socio-político; donde los mineros debemos adoptar
otras estrategias de gestión social preventiva para el
manejo de conflictos y crisis, siendo uno de los
principales aspectos para ello, el desarrollo de
capacidades de diálogo y concertación de todos los
actores, especialmente los mineros y el estado.
DEFINICION DE CONFLICTO SOCIAL
 El conflicto social se define como una
confrontación pública entre actores que buscan
influir en la organización de la vida social con el
fin de exigir una demanda específica: una
plataforma determinada, un pliego de reclamos o
un cumplimiento de acuerdos, Ante todo, el
diálogo.
CLASIFICACION DE CONFLICTO
 I. Conflicto activo: es aquel conflicto que se inicia cuando una
de las partes manifiesta públicamente alguna demanda o
reclamo.
 II. Conflicto latente: es el conflicto oculto o aparentemente
inactivo. En él se pueden observar la concurrencia de factores
que tienen una trayectoria de colisión pero que no se
manifiestan, o que habiéndose manifestado han dejado de
hacerlo durante un tiempo considerable.
 III. Conflicto resuelto: es el conflicto que ha llegado a un punto
de acuerdo entre las partes o que tiene algún tipo de
desenlace judicial o administrativo que no es impugnado por
alguna de las partes. Dada la restricción de la data y el
objetivo de medir la duración, en la presente investigación se
optó por trabajar con esta definición, que es la que utiliza la
Defensoría del Pueblo en sus Reportes de Conflictos.
PLANIFICACION ESTRATEGICA
 Cuando las empresas utilizan el enfoque correcto para
comprometerse de forma efectiva y temprana con las
comunidades, cuando el gobierno tiene la legislación
adecuada así como el deseo y la habilidad de regularla
local y nacionalmente; y cuando los ciudadanos y las
comunidades locales tienen una voz significativa en
todas las etapas del proceso de inversión que
determinará su futuro.
 Lograr todo esto no es poca cosa, puede parecer un
desafío astronómico identificar riesgos en etapas
tempranas y movilizar a varios niveles del gobierno,
comunidades y ciudadanos locales, y empresas cada
uno con visiones y agendas diferentes.
RIESGO SOCIAL
 De modo alentador, diversas empresas ahora entienden
la importancia de colocar el RIESGO SOCIAL a la par
del riesgo técnico y dar valor a los procesos de
participación de las comunidades afectadas; y están
trabajando para emplear ese mejor entendimiento en sus
procedimientos operativos. Sin embargo, el número de
estas empresas es aún muy pequeño e incluso las
empresas bien intencionadas pueden acabar cometiendo
errores. Los gobiernos también están trabajando en la
revisión de su legislación, en implementarla de manera
efectiva y en asumir mejor su responsabilidad. El desafío
es abrumador, la capacidad es limitada y a veces los
intereses particulares frustran el cambio.
COMO RESOLVER LOS CONFLICTOS
SOCIALES
 Efectivamente, debemos salir de los modelos
tradicionales e ir preparándonos en nuevas
condiciones de inversión minera, nuevas maneras
de relacionamiento comunitario y con grupos de
interés; fundamentalmente crear espacios de
diálogo multi actores, desarrollando un liderazgo
transformativo, impulsando y apostando por el
diálogo transformativo para todas las partes.
SABER ESCUCHAR
 Como principio básico debemos aprender a
escuchar, entender realmente la situación y
expectativas de cada actor, que hay detrás de
las posiciones y su contexto social, político e
ideológico en la diversidad cultural,
desarrollando un diálogo genuino y participativo.
DIALOGO
 Debemos entender que los procesos de diálogo son
permanentes, inclusivos y transparentes, esto es
fundamental para crear o recuperar confianza entre
las partes, sin esta condición difícilmente podrá
avanzar un proceso de diálogo y menos solucionar
los problemas o buscar soluciones duraderas y
sostenibles.
PREPARACIÓN
 Es indispensable que todos los actores como las
empresas, estado y comunidades desarrollen
capacidades de relacionamiento y diálogo; para esto
se requiere preparación y entrenamiento ; de tal
manera de transformar los conflictos en
oportunidades de progreso social conjunto y el
desarrollo minero responsable.
MULTIDICIPLINARIO
 Los esfuerzos y acciones de relacionamiento y
diálogo corresponde a toda la organización de la
empresa o del estado, no sólo a las áreas de
relaciones comunitarias o responsabilidad social, es
multidisciplinario y principalmente liderado por la
gerencia general de la empresas y sus áreas de
operaciones o de proyectos, con la orientación y
facilitación de la gerencia de relaciones
comunitarias
MESA DE DIALOGO
 Hay que entender que el objetivo último de una mesa
de diálogo debería ser encontrar soluciones
beneficiosas para todos, mas no el de reducir la
intensidad del conflicto o hacerlo pasar a un estado
“latente”. Dado que el mecanismo de mesas de diálogo
es la estrategia más usada por los actores para resolver
un conflicto surge la siguiente pregunta ¿Por qué se
utiliza indiscriminadamente la “mesa de diálogo” para
resolver los conflictos, sin considerar que existen otros
mecanismos pacíficos? La respuesta está en las
ventajas intrínsecas que tiene este mecanismo
1. REDUCE LA INTENSIDAD DEL
CONFLICTO
En la etapa de crisis, no hay mejor opción que
plantear la conformación de una “mesa de diálogo”.
El Estado, representado en sus múltiples organismos,
utiliza este tipo de estrategia para reducir la intensidad
del conflicto, haciéndolo menos expuesto a la opinión
pública, sobre todo a la prensa.
Por ello, cabe preguntarse ¿cuál es la política actual
del Estado en cuanto al manejo de los conflictos
sociales? ¿La que prioriza la resolución o la que solo
busca bajar la intensidad de los conflictos?
2. ES UNA ESTRATEGIA DE RIESGO
REDUCIDO
participar en una “mesa de diálogo” implica menor
riesgo que otras estrategias, esto pues no está
reglamentada legalmente y no hay cláusulas judiciales
que obliguen a las partes a llegar a un acuerdo.
La conformación y la disolución de una mesa de
diálogo no es costosa y si bien demanda recursos
como tiempo, gastos en asesorías legales y esfuerzo
humano; es mucho más conveniente negociar cuando
el conflicto está en una fase de intensidad baja.
3. PUEDE USARSE COMO UNA
ESTRATEGIA DILATORIA
Dado que no hay compromisos legales de por
medio, es posible que una de las partes utilice la
“mesa de diálogo” para adormecer el conflicto y,
en paralelo, diseñar otra estrategia más efectiva.
La “mesa de diálogo” permite ganar tiempo.
SUSTITUYE LA DEBILIDAD
INSTITUCIONAL.
El uso indiscriminado de la “mesa de diálogo” puede ser
reflejo de la débil institucionalidad existente en el Perú.
No es novedad que las instituciones adolecen de
capacidad para canalizar las quejas de la población, y que
ello ha obligado a buscar formas alternativas de
representación.
El Estado, en lugar de atacar las raíces del problema a
través de la Fase del conflicto que implica un
enfrentamiento público entre las partes, incluye paros,
huelgas, bloqueos de carreteras y manifestaciones más
violentas.
Reduciendo su efectividad para solucionar
verdaderamente un conflicto.